Portada :: Cultura
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-11-2018

Artculos y notas de Eduard Rodrguez Farr en la revista Mientras tanto

Salvador Lpez Arnal
Rebelin


Colaborador desde el primer nmero de la revista, el nombre de este gran y concernido cientfico franco-barcelons (nudo esencial del CANC y del movimiento antinuclear espaol e internacional) aparece como miembro del consejo de redaccin desde el nmero 3, junto a los de Giulia Adinolfi (ya entonces fallecida), Rafael Argullol, Mara Jos Aubet, Ezequiel Bar, Miguel Candel, Antoni Domnech, Paco Fernndez Buey, Ramn Garrabou, Enric Prez Nadal, Vctor Ros y Manuel Sacristn Luzn. All figura hasta el nmero 33.

Fueron cinco sus aportaciones, artculos y notas que siguen sorprendiendo por su calidad, su informacin, su inters, su novedad, su argumentacin crtica y su coraje poltico.

Son estas:

Nmero 1, noviembre-diciembre de 1979

Incidencia de la industria nuclear sobre la salud, pp. 45-58 (marzo de 1979).

Nmero 3, marzo-abril de 1980

Nuevos mitos para cosas viejas. Algunas consideraciones sobre ideologas en medicina y ecologismo, pp. 5-12.

Nmero 4, mayo-junio de 1980.

La circulacin mundial de materiales radiactivos, pp. 78-96 (junio de 1980)

Nmero 6, 1980.

Ingeniera gentica: Prometeo o Pandora?, pp. 17-22.

Nmero 8, 1981

El sndrome de Tsuruga (Energa nuclear y violencia institucional), pp. 15-16 [se interrumpe, por problemas de edicin en la pgina 16]

(Para los editores y dicho sea entre parntesis: no sera una mala idea recoger en un libro breve estos artculos y notas que tanto interesaron y a tanta gente).

Este gran cientfico republicano e internacionalista, este viajero infatigable nacido en el campo de concentracin de Argels, dej de publicar desde entonces no por distanciamiento de la lnea editorial de m.t. sino, ms que probablemente, por verse inmerso en mil tareas cientficas y sociales complementarias. Entre ellas su participacin en el comit cientfico que investig en Espaa la preocupante y terrible intoxicacin por el aceite de colza.

Su aportacin al nmero 6 sobre la ingeniera gentica, la abra con estas palabras:

Es probable que la ingeniera gentica sea una de las ms originales y significativas innovaciones tecnolgicas del siglo XX. Su naturaleza y posibles aplicaciones apasionan a unos mientras preocupan a otros, yendo desde su nacimiento acompaada de notorias polmicas sobre sus riesgos, finalidades e implicaciones.

La cerraba con esta llamada, entonces no muy frecuente, al principio de atencin, prudencia, precaucin y vigilancia crtica:

El problema ms inquietante lo constituye el resurgimiento actual de los defensores del eugenismo de la higiene social, junto con la aparicin de las teoras sociobiolgicas. Estas ideologas reaccionarias encuentran en la ingeniera gentica una posible herramienta para sus fantasas de intervencin, preconizando ya, en los EEUU, futuras polticas de poblacin para, mediante biotecnologa, mejorar la calidad de los genes (es de suponer que segn la perfecta forma wasp: white-anglosaxon-protesant). Ante la importancia de las cuestiones ideolgicas y polticas y de las repercusiones sociales que plantean las manipulaciones genticas, conviene seguir atenta y reflexivamente la evolucin de esta innovacin biotecnolgica.

Manuel Sacristn (1925-1985) insisti siempre en la decisiva importancia de las aportaciones de cientficos naturales, ingenieros y tcnicos en la revista que l dirigi. Una arista que era necesario cuidar, mejorar, ampliar. Es una lstima, una verdadera lstima, que alguien de la altura cientfica, humana y poltica del coautor de Ciencia en el gora y de Crtica de la (sin)razn nuclear, un gran conocedor y admirador de la obra de Henning Mankell, un cientfico de currculum inabarcable con numerosos artculos en publicaciones de importancia mundial y reconocimiento unnime, no pudiese colaborar con ms frecuencia en mientras tanto, una revista de nombre tan lorquiano y tan decisiva en la formacin de ciudadanos y activistas de izquierda de varias generaciones en nuestro pas.


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter