Portada :: Feminismos :: Violencias
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 29-11-2018

#NoSomosVasijas & Gestacin Subrogada
Alicia Miyares: "La gestacin subrogada es una trampa en la que no deberamos caer"

Carolina Abelln
www.huffingtonpost.es

Portavoz del movimiento 'No somos vasijas': "Nadie te va a decir que lo hace por dinero".


Alicia Miyares es filsofa y escritora feminista. Desde que hace un par de aos se implic en el movimiento No somos Vasijas, junto a otras filsofas como Amelia Valcrcel y Victoria Camps, dedica buena parte de su tiempo a luchar contra la gestacin subrogada. De momento, recurrir a un vientre de alquiler para tener un hijo es una prctica prohibida en Espaa, aunque su posible regulacin ha entrado de lleno en el debate poltico. Miyares no ahorra crticas a lo que entiende que no es ms que un eufemismo bajo el que se esconde un negocio degradante para las mujeres al rebajarlas a meras mquinas reproductivas.

La semana pasada Miyares y 50 organizaciones de mujeres y colectivos LGTBI presentaron, en una rueda de prensa en Madrid, la Red Estatal contra el Alquiler de Vientres en cuya pgina web dejan clara su postura: "No somos incubadoras, ni vasijas, ni teros o vientres de alquiler: somos mujeres, vidas humanas con las que pretenden montar un nuevo negocio que lucrar al ms fuerte y someter a las ms dbiles". Das despus de ese acto, Miyares atiende por telfono a El HuffPost.

Pregunta: Por qu creen necesaria esta Red Estatal contra el Alquiler de Vientres?

Respuesta: Este es un momento en el que hay que trasladar a la ciudadana que son muchas voces las que estn en contra de una prctica absolutamente lesiva para los derechos de las mujeres y para la imagen que se da del embarazo, el parto y la cosificacin que ello comporta de las mujeres embarazadas y de los menores que estn por nacer.

P: Por qu piensa que la maternidad subrogada en una prctica lesiva para la mujer?

R: Si se regulara esta prctica, dara como resultado un primer contrato que es el contrato mal llamado de gestacin subrogada por el cual a una de las partes se le exige la renuncia a un derecho fundamental de manera taxativa. Se pide a las mujeres que renuncien a un derecho fundamental que es el de filiacin y custodia, una barbaridad en trminos jurdicos. En un contexto de sociedades democrticas es inasumible que se nos pida la renuncia, por contrato, a derechos cuya conquista ha llevado mucho tiempo.

P: Hay pases en los que esa prctica s es legal si se hace de manera altruista. Reino Unido, por ejemplo.

R: En el Reino Unido apenas hay mujeres que se estn sometiendo a esta prctica para ceder a su hijo porque no hay compensacin econmica. Sabemos, porque los datos estn ah, que en el Reino Unido el ao pasado hubo 20 casos nada ms.

P: Por qu cree que hay personas que quieren regular la gestacin subrogada en Espaa?

R: En el momento en el que en un pas se regula de manera favorable, lo que eso permite es que se registre de manera automtica a los nios nacidos por maternidad subrogada en otro pas. Esto es, lo que permitira es que los padres salieran al turismo reproductivo a terceros pases para conseguir un beb y, despus, regularizarlo en Espaa. Es un subterfugio, es una trampa en la que no deberamos caer. Luego hay salvedades, como siempre, pero las salvedades no necesitan una legislacin.

P: Me deca que en el Reino Unido hay pocas mujeres que lleven a cabo una maternidad subrogada porque no se recompensa econmicamente. Cree, entonces, que la motivacin tras esta prctica es el dinero?

R: Esto es un negocio, es mercantilismo puro del que no se libra ninguna de las partes contratantes. Las personas no pueden ser objeto de transaccin mercantil ni contractual. El lmite del comercio y del contrato, de lo que se puede comprar y vender, son las personas. Esto no es algo espaol sino que est presente en buena parte de los corpus legislativos de las sociedades.

P: En El HuffPost publicamos el caso de Nikki Kuska, una mujer norteamericana que fue gestante de una pareja espaola. Segn nos explic, aunque recibi una compensacin de 25.000 dlares, decidi gestar por un motivo altruista, por ayudar a formar una familia a quien no poda crearla.

R: Estamos hablando de una mujer estadounidense, donde las prestaciones pblicas bsicas no son precisamente algo a lo que quiere acceder la clase media. La clase media quiere acceder a colegios privados cuanto mejores, mejor. Y a seguros sanitarios cuanto ms amplios, mejor. Dicho de otra manera, los 25.000 dlares que ella percibe le garantizan un ao de matrcula en la universidad de Yale a uno de sus hijos . El trmino monetario hay que ponerlo en relacin con el pas del que hablamos. Igual que 6.000 dlares para una mujer ucraniana es una fortuna que le permite durante unos aos cubrir las necesidades de su familia. O 2.000 dlares para una mujer india.

Nadie te va a decir que lo hace por dinero. Incluso en programas que hemos visto en televisin, ellas no te confesaban que lo hacan por dinero, sino por ayudar a terceras personas. Nadie quiere reconocer que tiene cierta necesidad econmica.

El centro del debate es que, aunque una persona decida individualmente hacer eso, yo no voy a aceptar una prctica en la que se pide que se renuncie a un derecho fundamental porque una barbaridad en sociedades democrticas. Igual que no aceptamos que las personas, que las hay, quieran vender un rin. Eso no lo aceptamos, ponemos un lmite. Pues el lmite que ponemos en ese caso es absolutamente extrapolable, si no ms, a lo que estamos hablando.

P: Usted cree que la paternidad es un deseo o es un derecho?

R: Pretenden convertir el deseo en un derecho pero eso es un esperpento en trminos jurdicos. Si la paternidad o la maternidad fuera un derecho, el Estado tendra que garantizar que todas las personas pudieran acceder a ese derecho. Si la paternidad fuera un derecho en un hipottico futuro, adis a las leyes de interrupcin del embarazo porque alguien siempre podra invocar el derecho a tener a ese hijo frente a la mujer que desea interrumpir el embarazo.

P: En los medios vemos con cierta frecuencia a personajes famosos que han sido padres mediante gestacin subrogada. Cree que eso contribuye a normalizar esa prctica?

R: S, ayuda a normalizar el asunto. Pese a ser un contrato nulo de pleno derecho, eso no impide que esas personas salgan en los medios haciendo alarde de cmo han conseguido a esa criatura. Hay un ejemplo que para m es muy clarificador. El de una afamado millonario, que ha hecho sus millones pegando patadas a un baln, en el que le preguntaba a su hermana sobre el sobrino que iba a tener y le preguntaban por la madre y responda: "La madre no existe". Y eso es en el fondo lo que subyace a esa prctica.

P: Se refiere a Ronaldo, no?

R: Claro. Cmo no va a conmoverse la gente ante la presentacin de un menor. Mire, somos seres humanos primarios. T te emocionas, empatizas pero, solamente cuando entramos en el fondo del asunto y en lo que conlleva, es cuando la gente empieza a tomar conciencia. Cul es el problema? Pues que nunca ests en igualdad de condiciones a la hora de trasladar que eso es una barbaridad moral y jurdica. Claro, a todo el mundo nos encanta la felicidad, pero hay que pensar cmo la obtenemos.

P: Dicen ustedes que en Espaa existe un lobby que amenaza los derechos de las mujeres. A qu lobby se refieren?

R: Mientras unas trabajamos todo el da y necesitamos vivir de nuestro trabajo, aqu hay un lobby evidente. Esto es un negocio porque explotan el deseo de unas personas de tener hijos. Les ofrecen un medio para alcanzar ese deseo. Son las agencias de intermediacin, los despachos de abogados que son los que realizan la gestin y los que se quedan con la parte nuclear del asunto. Trabajan en Espaa con total impunidad y que tienen un lucro muy llamativo y muy sustancial. Hace un mes, un banco muy potente estaba pensando en sacar una lnea de crdito para familias que quisieran recurrir a la gestacin. Exactamente igual que una hipoteca.

P:Tienen ustedes contactos con los partidos polticos para hacerles llegar su postura?

R: Como el debate ya se ha iniciado en los partidos polticos, nos estn llamando. Cuando sali la plataforma de No somos Vasijas, ya aceler el debate. Y, de hecho, yo voy a partidos polticos y agrupaciones para hablar de esta prctica. Porque lo cierto es por qu los polticos van a tener una visin ms preclara que el resto de la ciudadana? Necesitan informacin

Tambin est pasando que cuando escuchan las razones que les damos, las entienden. Dicho de otra manera, si un partido poltico, por poner un ejemplo, el PSOE o IU, estn en contra de la regulacin de la prostitucin como un trabajo porque es explotacin sexual, lo cierto es que, si mantienen un principio de coherencia, deberan estar en contra de la explotacin reproductiva de las mujeres. El trabajo est ah y lo estamos haciendo.

P: Estn siendo receptivos los partidos?

R: Bastante, porque todo el mundo necesita argumentos de peso y escapar un poco del magma emocional y de esa adhesin primaria que consiste en decir: "Bueno, si ella lo quiere". Eso no es una justificacin que articule el mundo. Porque eso es la ley de la selva, que gane el ms fuerte.

P: Creen ustedes que, en el futuro, se aprobar una regulacin a favor?

R: Creo que la ley se mantendr como est. Este asunto est regulado, no desde la poca del cavernario, sino desde 2006, diciendo que es un contrato nulo de pleno derecho.

P: En Espaa, con una tasa de natalidad de las ms bajas del mundo, va a haber mujeres dispuestas a gestar bebs para otras parejas?

R: Es evidente que no. Si ya las mujeres tenemos problemas para llevar a cabo un embarazo y un parto porque las condiciones laborales no ofrecen seguridad alguna... Habr todo lo ms 5 6 mujeres. Lo que va a permitir es que se puedan ir al mercado reproductivo y registrar automticamente a los bebs nacidos fuera de Espaa por subrogacin.

P: La maternidad subrogada es un problema de demanda social?

R:No solo no lo es sino que creo que los nmeros estn hinchados. Los datos supuestos de nios nacidos por subrogacin son datos poco fiables porque los ofrecen las asociacin favorables a la regulacin. Carecemos de datos oficiales. Se ha preguntado al Gobierno en esta legislatura y la respuesta ha sido que no es posible ofrecer datos porque no figura en el registro civil el procedimiento por el que ha nacido cada criatura.


Foto Tribuna Feminista/
Alicia Miyares, primera por la derecha, durante la presentacin de la Red Estatal contra el Alquiler de Vientres

Fuente:https://www.huffingtonpost.es/amp/2017/04/30/alicia-miyares-la-gestacion-subrogada-es-una-trampa-en-la-que_a_22054736/?ncid=other_twitter_cooo9wqtham&utm_campaign=share_twitter&__twitter_impression=true



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter