Portada :: frica :: Sahara: 40 aos de exilio y lucha
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 17-01-2019

No te olvides del Sahara Occidental!

Francirosy Campos Barbosa
Rebelin


Incluso si eres una minora de uno solo, la verdad sigue siendo la verdad.

Mahatma Gandhi


Ya hace algunos aos vengo siguiendo la situacin del Shara Occidental, que tiene su pueblo y territorio dividido por el muro minado ms grande del mundo (se estima que fueron enterradas en el desierto entre 7 y 10 millones de diversas minas) con una extensin de 2.720 km. El muro de arena, conocido como The Berm fue construido por el gobierno de Marruecos que se apoder de la regin en 1975 durante la llamada Marcha Verde, que fue una ocupacin militar camuflada que oblig a la poblacin a exiliarse en el territorio argelino, donde vive desde entonces en condiciones climticas completamente adversas y en una situacin de enorme crisis humanitaria. Los campamentos de refugiados saharauis son conocidos por ser los nicos en los que la temperatura puede superar los 50 grados con vientos constantes.

Los territorios ocupados del Shara Occidental se transformaron en una prisin a cielo abierto bajo el control de Marruecos. Hasta el momento no ha habido ningn referndum de autodeterminacin que fue la base del acuerdo de cese el fuego de 1991 y cont con la intermediacin de la ONU. Se estableci en este perodo la Misin de las Naciones Unidas para el Referndum en el Shara Occidental (MINURSO), que tena como objetivo elaborar un referndum para la cuestin poltica del territorio, sin embargo, el cronograma irreal establecido acab por no concretar el objetivo estipulado, que sera la eleccin de la poblacin por la autodeterminacin. Extraamente la MINURSO es la nica Misin de la ONU que no tiene ninguna accin en lo que se refiere a la violacin de los derechos humanos.

En los campamentos, la poblacin sigue en condiciones precarias, faltan alimentos, medicinas, lugares donde la ayuda humanitaria es decisiva para la supervivencia de una poblacin que gira en torno a 300 mil saharauis. Sin embargo, ellos continan resistiendo a la ocupacin marroqu, teniendo las mujeres un papel de extrema importancia en la organizacin interna y externa al grupo, al estructurarse en frentes de resistencia y colaboracin.

Movida por la historia de sufrimiento de este pueblo, pero sobre todo por su resistencia, organic en 2015 una mesa discusin en la USP con la presencia del entonces Embajador del Shara Occidental en Brasil, Mohamed Zrug, de la presidenta del Consejo Mundial de la Paz, Socorro Gomes y la profesora Denise Dias Barros directora de la Casa de las fricas - Amanar con el fin de que pudiramos construir un debate en la academia sobre la temtica y as movilizar miradas interesadas por la causa. En la mesa el documental "Quin? - Entre muros y puentes" dirigido por Cacau Rhoden fue uno de los puntos para iniciar nuestras conversaciones y contribuir a una discusin crtica sobre el tema.

Desde entonces, lo que viene siendo realizado todava tiene poca visibilidad en Brasil. En el caso de las redes sociales, sigo principalmente por Twitter a varios grupos de apoyo del exterior y escucho la historia de personas que han pasado por all. Lo que se evidencia todava es la falta de conocimiento de la causa tanto por acadmicos, como por profesionales de la prensa entre otros. Hay un silencio, un vaco, cuando se trata de este tema. Este artculo no consigue explicar este silencio, y no tiene esa pretensin, pero procura ser un canal de comunicacin para que lectores diversos conozcan un poco de esta historia, pues los procesos decoloniales estn cada vez ms latentes y deben ser desmenuzados si realmente queremos un mundo diferente para las futuras generaciones.

Es importante destacar inicialmente para entender este contexto que el pueblo saharaui es descendiente de los Sanhajas, grupo nmada de berberes que se adapt al clima desrtico de la regin hacia el siglo V D.C. Este pueblo es heredero de las tribus beduinas Beni Hasan, que emigraron a travs del Sahara desde Yemen, hacia el siglo XIII, perodo probable de la incorporacin de la religin islmica tanto de los pueblos bereberes, como de los Sanhajas, as como de la adopcin de la lengua rabe. Sin embargo, las fronteras del Shara Occidental slo se definieron en la Conferencia de Berln a finales del siglo XIX, colocndolo como un protectorado espaol y as abriendo camino al proceso de colonizacin.

Este territorio situado al norte de frica es considerado por la ONU como un non-self-governing territory , que es entendido como un territorio no autnomo, pendiente de descolonizacin. Incluso teniendo un gobierno proclamado el 27 de febrero de 1976, ste an no tiene total autonoma sobre su territorio. El Shara Occidental fue colonia de Espaa durante un siglo y actualmente es sometido al poder poltico, econmico y militar de Marruecos.

Cules son los motivos de esta tardanza para el reconocimiento de su Estado? Qu lleva a la represin actual? Y la construccin de un muro inmenso y minado?

Las cuestiones son diversas y atraviesan el proceso de colonizacin de este territorio. La colonizacin espaola est presente en este territorio desde 1884, cuando este pas nombra a un funcionario para supervisar el rea. Era comn, durante el proceso de colonizacin, que los pases europeos ocuparan con sus funcionarios determinadas regiones, principalmente en frica y Amrica Latina. Slo en 1970 se present el primer movimiento nacionalista, sin xito, coordinado por jvenes saharauis, que haban estudiado en universidades marroques. Es evidente que estos jvenes en contacto con otros grupos se dieron cuenta de la realidad que vivan y del estigma que su grupo cargaba siendo otro grupo colonizado por un pas europeo.

La intencin era finalizar el dominio espaol, pero la lucha toma otra dimensin de enfrentamiento contra el colonialismo solamente cuando se constituy el Frente Polisario en 1973. Dicho Frente era un movimiento poltico-revolucionario a favor de la autonoma del territorio del Sahara Occidental y por la autodeterminacin del pueblo saharaui, mediante la institucin de la Repblica rabe Sarahui Democrtica (RASD).

Se sabe que para comprender la dimensin de los responsables de la actual situacin del Shara Occidental no se puede centrar el anlisis slo en el proceso colonial promovido por el gobierno espaol, sino que hay que considerar el papel desempeado actualmente por el gobierno de Marruecos que ha ejercido tambin un rol relevante ante entidades como la ONU y la Unin Africana, de la que la RASD es uno de los fundadores.

Si nos encontramos con las fotos del territorio saharaui tenemos la impresin de que se trata de un territorio pobre, desprovisto de recursos, una regin desrtica. Craso error. Se trata de un territorio con una gran riqueza natural que comienza por su costa martima en el Atlntico, que favorece la actividad pesquera por ser el mayor banco pesquero del norte de frica, adems de ser poseedor de una de las mayores reservas de fosfatos en el mundo. El territorio, como es posible encontrar en algunas referencias, tiene reservas de petrleo y gas natural.

Podemos confirmar que una vez ms lo que moviliza esta ocupacin cruel es, sobre todo, el inters econmico sobre el territorio. Las comunidades, a su vez, no tienen acceso a estas riquezas debido a la construccin de este inmenso muro. Muro este extremadamente militarizado, que moviliza a miles de militares con un costo de un milln de dlares al da!

Las imgenes que nos llegan va documentales, fotografas, o incluso reportajes publicados en redes sociales destacan la situacin de familias y sus formas de combatir esta dominacin. Hay muchos activistas presos -algunos condenados a prisin perpetua- torturados por las fuerzas de represin marroques. Es posible seguir de cerca informes, y noticias sobre la situacin de esas persecuciones, prisiones, as como noticias diarias en pginas como: https://porunsaharalibre.org/es/; https://noteolvidesdelsaharaoccidental.org/, esta ltima mantenida por uno de los defensores de la causa, el espaol Carlos Cristbal, que fue homenajeado por los saharauis en 2018.

Otra fuente de gran importancia para entender la causa de los saharauis y la lucha para poner fin a la ltima colonia de frica, es el documental dirigido por los brasileos Rodrigo Duque Estrada y Renatho Costa, "Un hilo de esperanza - independencia o guerra en el Sahara Occidental", que puede ser visto a travs del enlace: https://www.projetonomos.com/umfiodeesperanza.

El Frente Polisario acusado de militarizarse para combatir las violaciones de su pueblo no encontr otra forma de responder a los ataques sufridos cotidianamente, para reconocer su autonoma. La nica forma de defender a su pueblo, en este momento, es buscar responder con la misma moneda, pero es perceptible que estamos hablando de fuerzas muy dispares. De todos modos, aunque no sea la violencia, por va del enfrentamiento militarizado el mejor camino, -ciertamente nunca lo ser-, queda la inquietud: por qu no dar a este pueblo la libertad de ser quines son? De ejercer su autonoma? Por qu continuar con este aislamiento, dificultando la vida de esas comunidades?

La causa del Shara Occidental est en los registros de conflictos olvidados, pero no se equivoquen, hay mucha resistencia y lucha debajo de las arenas del desierto que parecen cubrir la realidad, pero al contrario, de la fuerza y paciencia este pueblo que aprendi que "[] con la adversidad est la facilidad!" (Corn 94: 6) y que no se trata de agarrar el desierto con la mano, sino comprender que ste es la extensin de su vida, de su cuerpo, de su familia y de sus antepasados. Se hace imperativo que organismos internacionales de derechos humanos, derecho internacional y otros puedan ver esta realidad ms all de las arenas del desierto, que les impiden advertir la importancia de un pueblo que clama por su identidad y su autonoma.

Si quisiereis agarrar el desierto con la mano cerrada, la arena escurrir entre vuestros dedos. Pero si dejis vuestra mano abierta, entonces tendris todo desierto en la palma de vuestra mano.

Proverbio beduino.

Francirosy Campos Barbosa. Antroploga, Docente de planta del Departamento de Psicologia, FFCLRP/USP, coordinadora de GRACIAS (Grupo de Antropologia en Contextos Islamicos y rabes). Autora del libro: Performances Islmicas em So Paulo: entre arabescos, luas e tmaras. So Paulo, Ediciones Terceira Via, 2017; directora del documental: Allah, Oxal na trilha Mal (30 min, LISA/USP, 2015).

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de la autora mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter