Portada :: EE.UU.
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 28-01-2019

Pese a sus fracasos, EE.UU. sigue la ofensiva internacional contra Venezuela

Aram Aharonian
CLAE / Rebelin


Donald Trump, entrampado en su propia crisis poltica provocada por mltiples investigaciones por corrupcin, colusin con intereses extranjeros y obstruccin de justicia que podra poner en duda su legitimidad, intervino en la crisis en Venezuela mediante un plan desarrollado en semanas recientes con gobiernos aliados y la oposicin venezolana, coordinado a los ms altos niveles en Washington.

Pero mientras la escalada golpista contina y Trump debi abdicar de lograr 5.700 millones de dlares para construir su muro en la frontera sur con Mxico para romper el cierre administrativo, Venezuela y EEUU establecern una Oficina de Intereses en cada capital tras la ruptura de las relaciones bilaterales, que podr atender trmites migratorios y otros temas de inters bilateral en apego al derecho internacional.

Con miras a este objetivo, Venezuela inform que se ha autorizado la permanencia de personal remanente de cada misin, quienes durante el plazo acordado (30 das) continuarn amparados por las prerrogativas diplomticas.

Como un golpe de Estado han sido calificados dos hechos polticos que ocurrieron en forma casi simultnea -evidentemente estaban previamente acordados por sus factores determinantes- lo que no permite saber cul pudo ser primero, si la autojuramentacin de Guaid o las garantas de reconocimiento inmediato ofrecidas por Estados Unidos.

Sea un golpe de nuevo tipo que experimenta EE.UU. o un golpe en desarrollo, lo que tambin es cierto es que se trata de un golpe chucuto (mocho, incompleto), pues no lograron derrocar al gobierno legtimo y constitucional que presidir Maduro hasta el 2025, seala l director de ltimas Noticias, Eleazar Daz Rangel.

En caso de no alcanzarse el acuerdo en el plazo perentorio de treinta das, ambas misiones cesarn actividades y ambos Estados procedern a designar el ente que cada cual escoger para confiarle sus respectivos intereses, debiendo el personal remanente abandonar el territorio de cada pas dentro de las siguientes setenta y dos horas posteriores al vencimiento del referido plazo.

Venezuela vive tiempos de incertidumbre pero tambin de indignacin ante lo sucedido. A pesar de los llamados e intentos de dilogo, en el corto plazo luce derrotada esa estrategia. La realidad virtual mostrada por los grandes medios hegemnicos cartelizados (grandes marchas, resistencia activa al gobierno) dista mucho de la realidad-real. La confrontacin parece haber saltado a una delicada fase de violencia (contenida an), tanto por razones internas como por la injerencia externa.

En tan graves momentos, nadie puede ser indiferente, ni practicar la indignacin pasiva desde una superioridad crtica, ni evadir o negar su responsabilidad poltica, al igual que las consecuencias de sus actos, seala la sociloga Marycln Stelling. Es muy grave la estrategia de sectores polticos de oposicin que se acogen a que no hay alternativa, apostando irresponsablemente a salidas violentas promovidas desde el exterior; avalando un golpe de Estado, promoviendo una guerra civil, anhelando una invasin.

Pero tambin es igualmente peligroso cobijarse cmodamente en la cultura de la indiferencia en relacin a lo pblico, y hacer de la banalizacin de la poltica una ley de vida o de sobrevivencia, basada en el desprecio al otro y a los supuestos perdedores. El enemigo no es necesariamente externo o se resume al adversario poltico. El enemigo tambin est en casa y ello ha producido un desgaste en la legitimidad, la credibilidad, la esperanza y en la confianza, aade la prestigiosa sociloga.

Ante la profunda crisis de carcter multidimensional, se ha impuesto la lgica econmica y la muy invasiva lgica transmedia que ha colonizado el espacio pblico. La crisis traspasa preintencionalmente los lmites nacionales y alcanza dimensiones geopolticas, complejizando la situacin interna y la solucin de la misma, dejando la sensacin de que qued en manos de potencias extranjeras y no de los venezolanos.

El plan Pompeo-Abrams

Para continuar con ese plan contra el gobierno constitucional de Caracas, el secretario de Estado Mike Pompeo nombr como emisario para restaurar la democracia a un veterano del intervencionismo: Elliot Abrams, quien fue una de las figuras centrales del escndalo conocido como Irn-contra durante la presidencia de Ronald Reagan, y acusado de ocultar informacin al Congreso de esa iniciativa ilegal para trasladar fondos de ventas secretas de armas a los contra en Nicaragua (recibi un indulto presidencia).

Abrams tambin fue clave en la poltica intervencionista de apoyo a los regmenes de El Salvador y Guatemala y sus escuadrones de muerte, justificando o negando las graves violaciones de derechos humanos. Aos despus ocup altos puestos de relaciones exteriores como asesor de George W. Bush. Durante ese periodo l saba y envi mensajes de apoyo al intento de golpe contra Hugo Chvez en 2002, report ese ao The Observer.

El ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergui Lavrov, denunci que la poltica estadounidense con Venezuela, as como con otros pases, es tan destructora que no necesita pruebas... Los llamamientos abiertos a un alzamiento estn a la vista de todos. Son acciones inadmisibles y socavan los principios de la Carta de la Organizacin de Naciones Unidas (ONU).

La agencia estadounidense de noticias AP narra la epopeya del cowboy Guaid, quien viaj a mediados de diciembre silenciosamente a Washington, Colombia y Brasil se escabull a travs de la frontera sin ley con Colombia- para informar a los funcionarios sobre la estrategia de la oposicin de manifestaciones masivas para que coincidiera con el esperado juramento de Maduro para un segundo mandato el 10 de enero, segn el exalcalde de Caracas (fugado y exiliado) Antonio Ledezma.

Las largas sesiones de mensajes de texto cifrados se convirtieron en la norma, dijo Ledesma, una rutina que era usada para comunicarse con el mentor poltico de Guaido y Leopoldo Lpez (en arresto domiciliario, acusado de ser autor intelectual de varias personas en el terrorismo callejero de 2014).

Esta es la primera vez en al menos cinco aos que la oposicin ha demostrado su capacidad para unirse de alguna manera significativa, dijo un funcionario canadiense de alto rango a la AP, que obviamente no revela su fuente (de existir). La decisin de confrontar directamente a Maduro solo fue posible gracias al fuerte apoyo de la administracin Trump, que dirigi a un coro de gobiernos latinoamericanos mayoritariamente conservadores que reconocieron de inmediato a Guaido.

Trump personalmente ha provocado mucho de esto, dijo Fernando Cutz, ex asesor snior de seguridad nacional en Amrica Latina tanto para el presidente Barack Obama como para Trump y ahora con Cohen Group, una firma consultora de Washington. Literalmente, en cada interaccin que ha tenido con los lderes latinoamericanos desde que asumi el cargo, menciona a Venezuela. Eso ha forzado muchas manos.

El ministro para la Comunicacin, Jorge Rodrguez, mostr este viernes 25 de enero un video como "prueba" de la reunin que sostuviera Juan Guaid, quien se proclam presidente encargado de Venezuela el pasado mircoles, con el presidente de la Asamblea Nacional Constituyente, Diosdado Cabello y el coordinador de los Clap, Freddy Bernal, en la entrada del Hotel Lido. Asegur que la oposicin se encuentra realizando "falsos positivos" como parte de una guerra psicolgica.

Toda esta operacin que han montado de falsos positivos, de guerra psicolgica, de invisibilizacin no es ms que una inmensa mentira (...) No pueden sostener el montaje que hicieron ante el pas y el mundo", apunt.

Un condenado halcn mentiroso

El jefe de la diplomacia estadounidense y exdirector de la CIA, Mike Pompeo, nombr a Elliott Abrams como emisario para "restaurar la democracia" en Venezuela. Abrams, un diplomtico que trabaj con los presidentes republicanos Ronald Reagan y George W. Bush, es recordado por haber sido condenado el escndalo IrnContras en 1985-86, mientras serva a Reagan, pero fue indultado por George H. W. Bush

El nombramiento de Abrams soreprendi a los analistas en Washington: Trump rechaz su candidatura en 2017 para ser subsecretario de Estado, no por sus antcedentes criminales, sino despus de enterarse de que Abrams lo haba criticado. Es ferozmente pro-israel y como asesor adjunto de seguridad nacional en el gobierno de George W. Bush fue fundamental en la poltica de Washington para Medio Oriente, incluido el apoyo a la invasin de Estados Unidos a Irak.

Abrams es uno de los miembros del proyecto neoconservador del Think Tank para el nuevo siglo americano, adalid de la supremaca norteamericana y el planeamiento de la guerra en Irak. Y si le faltaba alguna mancha, es tambin director de la Fundacin Nacional para la Democracia (NED), financista de las operaciones de desestabilizacin de la oposicin venezolana, pero tambin de la nicaragense, la boliviana y la cubana.

Pompeo dijo que la primera tarea de Elliot ser acompaarlo a la reunin de urgencia del Consejo de Seguridad de la ONU para intentar que el organismo reconozca la autoridad de Guaid. No me sorprendera que terminara viajando por la regin", amenaz el secretario de Estado.

Aram Aharonian: Periodista y comuniclogo uruguayo. Magster en Integracin. Fundador de Telesur. Preside la Fundacin para la Integracin Latinoamericana (FILA) y dirige el Centro Latinoamericano de Anlisis Estratgico (CLAE, www.estrategia.la )

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes. 

 



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter