Portada :: Conocimiento Libre
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 04-02-2019

Nueve de las diez compaas que ms ayudas econmicas han recibido para proyectos en salud de 2010 a 2016 son grandes empresas farmacuticas
El Estado es el que ms invierte en I+D en salud, pero no garantiza el retorno social de esa inversin

Redaccin
Salud por derecho


Madrid, 29 de enero de 2019. En Espaa, la mayor parte de la inversin en investigacin y desarrollo en salud la realiza el sector pblico, principalmente en los centros de investigacin dependientes de la Administracin y en las universidades, pero esa inversin pblica se invisibiliza en el momento que se transfiere a la industria, principalmente farmacutica. Esta es una de las principales conclusiones del informe Inters pblico en la innovacin biomdica, que publicamos hoy desde Salud por Derecho. El estudio analiza cmo, aunque gran parte de la inversin es del sector pblico -un 62% frente al 38% de las empresas-, ste pierde el control sobre ella cuando el producto o la tecnologa resultante de la investigacin se transfiere al sector privado. De esta forma, la Administracin no tiene capacidad de influir en asuntos tan importantes como el precio o la gestin de la propiedad intelectual, a pesar de ser el principal comprador de los medicamentos y productos sanitarios que resultarn de esa investigacin pblica.

El informe analiza, adems, en qu condiciones se da esa transaccin desde las universidades y los centros de investigacin a las empresas. Constata cmo las invenciones desarrolladas en estos centros pblicos son habitualmente protegidas por una patente y posteriormente se traspasan a las compaas a travs de una licencia de explotacin de la tecnologa o cediendo su titularidad a cambio de una contraprestacin econmica. En este proceso, la gran mayora de los centros de investigacin y las universidades cuenta con polticas para la gestin y transferencia de su propiedad industrial e intelectual. Sin embargo, segn revela el estudio, no contemplan criterios de inters pblico.

Estos criterios seran medidas que ayuden a visibilizar la inversin pblica cuando pasa a manos privadas; criterios de trasparencia que faciliten el acceso a toda la informacin sobre los proyectos e invenciones que han recibido fondos pblicos; medidas que aseguren que los productos finales tendrn precios asequibles que contribuyan a la sostenibilidad del sistema; o alternativas al modelo actual de gestin del conocimiento y de la propiedad industrial e intelectual. Todo lo contrario, las licencias de explotacin suelen ser en exclusividad, que dan lugar a futuros monopolios. Son muy habituales los acuerdos de confidencialidad, cerrando as la puerta al conocimiento compartido y a la transparencia en lo que respecta a la accesibilidad en los registros y resultados de la investigacin biomdica generados a partir de la actividad cientfica financiada con fondos pblicos.

Menos presupuesto estatal, ms autonmico

A nivel presupuestario, el informe recoge los recortes en investigacin de los ltimos aos, sobre todo a nivel estatal, lo que ha provocado una reduccin del nmero de proyectos, el abandono de lneas de investigacin y una precarizacin de las condiciones laborales del personal investigador. Destaca que, de 2010 a 2016 y en trminos globales, han sido clave tanto las aportaciones del conjunto de las comunidades autnomas como la financiacin procedente de programas europeos, principalmente Horizonte 2020. No obstante, estas nuevas fuentes de financiacin no sustituyen la responsabilidad de la Administracin del Estado de incrementar la inversin y su compromiso con la investigacin cientfica.

El informe pone de manifiesto la necesidad de disponer de mejores mecanismos para conocer la inversin pblica en la innovacin biomdica, el destino de estas inversiones y la necesidad de visibilizar su contribucin a la cadena de valor de la I+D.

La estrategia de las compaas

El sector farmacutico es el principal beneficiario de las ayudas y prstamos concedidos en el mbito de la salud y la biotecnologa por el Centro para el Desarrollo Tecnolgico e Industrial (CDTI), organismo encargado de la concesin de ayudas al sector industrial. Nueve de las diez empresas que ms financiacin han recibido en el periodo 2010-2016 son farmacuticas. Se trata, adems, de compaas muy significativas en el sector y, en algunos casos, filiales de grandes multinacionales, la mitad de ellas interesadas en proyectos de oncologa, enfermedades neurodegenerativas y enfermedades mentales.

Propuestas

El informe recoge una serie de propuestas que podran ponerse en marcha para invertir esta situacin lo antes posible y permitir un mayor seguimiento e impacto social de la inversin pblica en I+D, tomando como referencia las experiencias en otros pases. Entre ellas, detalla medidas concretas sobre gestin de propiedad intelectual, transferencia de conocimiento o rendicin de cuentas, que tendran como resultado disponer de informacin pblica y completa de lo que se financia, cmo se financia, qu resultados se obtienen, qu resultados se patentan y a quin se transfieren y/o licencian.

Adems, el estudio aboga por consensuar una definicin de inters pblico y a partir de ah establecer una serie de criterios que aseguren la transparencia, el acceso y los precios asequibles de los medicamentos y productos sanitarios resultantes de la inversin pblica en I+D. Estos criterios se aplicaran a subvenciones, acuerdos que regulen la participacin de universidades y organismos de investigacin pblicos en proyectos pblico-privados, la participacin de centros sanitarios pblicos en ensayos clnicos, o incentivos fiscales, entre otros. De hecho, en Espaa, la Ley de Economa Sostenible ya incorpora aspectos de inters pblico y podra servir de punto de partida.

Por ltimo, recoge la necesidad de impulsar polticas e iniciativas que permitan gestionar con transparencia los conflictos de inters en la innovacin biomdica y apuesta por desarrollar guas y recomendaciones consensuadas que permitan delimitar mejor las relaciones entre actores pblicos y privados.

Fuente: www.saludporderecho.org/el-estado-es-el-que-mas-invierte-en-id-en-salud-pero-no-garantiza-el-retorno-social-de-esa-inversion/



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter