Portada :: Cultura
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 01-03-2019

Bauhaus: un siglo de diseo moderno

Carolina Velasco
El Salto


 

Rimbaud afirm en cierta ocasin la necesidad de ser absolutamente moderno, y, aunque la Bauhaus no se mova (nicamente) con ese afn, un siglo ms tarde su legado est presente no solo en los objetos y edificios que dejaron para la posteridad, sino en la obra de cientos de diseadores y arquitectos que les copian de forma directa o indirecta.

La mujer enmascarada en la silla de Breuer, una imagen mtica de la Bauhaus.

Al poco de mudarme a Berln recuerdo haber topado en uno de mis paseos con un edificio de lneas puras, sencillo, sin estridencias y que habra pasado totalmente desapercibido de no ser por un pequeo detalle: las molduras de puertas y ventanas estaban pintadas de rojo, amarillo y azul, y los balcones mirando siempre a algn jardn tenan esquinas redondeadas. Recin instalada, cuando todas las strasse parecan llamarse igual, era imposible localizar el edificio en internet. No fue hasta muchos meses ms tarde cuando descubr que se trataba de uno de los edificios de Bruno Taut. El artfice de las viviendas de Onkel Toms Htte y Carl Legien ambas declaradas patrimonio de la UNESCO sigue a rajatabla los principios de la Bauhaus: sencillez, funcionalidad y el afn por humanizar la arquitectura e integrarla con el paisaje.

Alemania no es el nico lugar del mundo en el que se puede encontrar uno con la Bauhaus: Tel Aviv y Estados Unidos, a donde emigraron buena parte de sus integrantes huyendo del nazismo, cuentan con numerosas construcciones ideadas por miembros del grupo, pero tambin est presente en los cientos de edificios construidos en todo el mundo segn sus cnones y muchos de los objetos que usamos a diario, desde las sillas inspiradas cuando no plagiadas en el trabajo de Marcel Breuer a las cocinas modulares de Margarete Schtte-Lihotzky, pasando por la lmpara de Wagenfeld, las mesas nido de Albers o la celebrrima silla Barcelona de Mies van Der Rohe y Lilly Reich. Todo es culpa del sueo de un solo hombre: Walter Adolph Georg Gropius.

Hijo y nieto de arquitectos, Gropius no se complic mucho la existencia a la hora de estudiar y sigui los pasos de su familia, pero le obsesionaba algo que cambiara para siempre el curso de su vida y de la historia del diseo: la necesidad de mantener viva la artesana dentro de las formas de produccin industrial. Esa visin que desarroll durante el tiempo que trabaj con el arquitecto Behrens culmin cuando en 1919 fue nombrado director de las escuelas de Bellas Artes y de Artes y Oficios de Sajonia, que unific bajo el nombre de Staatliches Bauhaus Weimar. Acababa de nacer oficialmente la Bauhaus, con un breve manifiesto que se puede resumir en los siguientes puntos:

1. Todas las artes plsticas deben tener la arquitectura como
objetivo final
2. Vuelta a la artesana
3. Negacin de la existencia del artista profesional
4. Necesidad de aunar todas las disciplinas artesanales

De alguna manera, Gropius se propona unificar dos formas de entender las artes aparentemente antagnicas: por un lado, esa artesana manual que se dej de lado y que solo se reivindic brevemente durante el movimiento Arts and crafts, y, por otro, la imparable produccin en masa. En definitiva, evitar una deshumanizacin que pareca inevitable: Gropius quera construcciones que se integrasen con la naturaleza, que tuvieran espacios verdes, que resultaran agradables y que, de paso, contuvieran un arte que no tena por qu ser elitista. Con esa visin global en mente, no es de extraar que a la Bauhaus acudieran artistas de todas las disciplinas imaginables y que se convirtiera en la precursora de las escuelas de diseo tal y como hoy las conocemos.

La visin de Gropius probablemente habra fracasado o no habra tenido el alcance que tuvo de no ser por la fe que mostraron en l no solo los profesores que le acompaaron en su aventura, sino la de unos alumnos que se embarcaron en unos estudios absolutamente revolucionarios en pleno periodo de entreguerras, en una Alemania derrotada, pauprrima y en la que, por muy privilegiado que se fuera e ir a la Universidad era un privilegio, el sentido comn dictaba estudiar para mdico antes que para artista.

Entre el profesorado, a los que Gropius llamaba maestros, figuraban nombres que ya entonces eran conocidos, como Kandinsky, Moholy-Nagy o Paul Klee, pero Gropius tambin acogi y dio alas a Oskar Schlemmer (bailarn y creador del Ballet Tridico), Lilly Reich (la segunda maestra que nombr la escuela), el ceramista Otto Lindig (al que an hoy se sigue imitando), la tejedora Otti Berger (que no pudo huir a tiempo y perdi la vida en Auschwitz) o Anni Albers, que dio rienda suelta en su obra a la abstraccin gracias a la libertad de la que gozaba en la Bauhaus. Pero all no solo se enseaba cermica, diseo, pintura, costura o danza: la gimnasia ocupaba tambin un lugar importante, junto al ballet, la msica y las artes escnicas.

El gran acierto de la Bauhaus con sus alumnos es que se les dej hacer, se les alent y se les dej crecer. Lis Beyer-Volger, por ejemplo, fue una alumna que destac por sus diseos geomtricos y que present una falda por encima de la rodilla en 1928, mucho antes de que Mary Quant se hiciera clebre como creadora de la minifalda. Las formas geomtricas de Beyer-Volger ahora son normales en desfiles de Issey Miyake o Junya Watanabe, pero entonces la moda estaba a aos luz de permitirse esas libertades. Otro estudiante clave es Peter Keler, que cre la ya icnica cuna geomtrica en amarillo, azul y rojo. O Margaret Camilla Leiteritz, que gan el concurso de diseo de papel de pared y cuyas creaciones an se imprimen y comercializan. Si los nombres de muchos de ellos no son archiconocidos es precisamente porque Gropius logr lo que se propuso: dejar de lado el ego y centrarse en una forma de producir global en la que primaban el trabajo en comn y la funcin sobre la forma un principio, dicho sea de paso, profundamente alemn.

Tras varios cambios de sede, la Bauhaus tuvo que cerrar la escuela de Berln en 1933. Para entonces la diriga Mies Van Der Rohe, que prefiri acabar con el proyecto antes que cambiar el plan de estudios para amoldarlo al ideario nazi y cesar, como peda el rgimen, a Kandinsky y Hilbersmeier. Mies eligi cerrar la escuela para siempre, pero no lo hizo sin antes descorchar una botella de champn en la misma sede.

Es imposible no preguntarse hasta dnde habra llegado la Bauhaus de no haber tenido tan abrupto final. Basta con mirar alrededor, fijarse en los objetos que llamamos de diseo, en los edificios que nos rodean, para ver que las ideas de Gropius y sus discpulos siguen muy vivas. Hasta una visita al Museo Reina Sofa, donde se pueden ver algunos de los trajes del Ballet Tridico, pone de manifiesto que, un siglo ms tarde, los artesanos de la Bauhaus eran mucho ms modernos y avanzados que algunos de los modistos que muestran sus creaciones en las pasarelas. No son pocos los arquitectos y diseadores industriales que no dudan en sealar, a menudo sin pizca de irona, que hasta Ikea no deja de ser un fruto bastardo de las ideas de la Bauhaus. Ni siquiera podramos concebir a David Bowie sin la figura de Schlemmer. La grandeza de la Bauhaus es que se col en la vida diaria, a menudo incluso a travs de pequeos objetos, y lo hizo tan bien que an hoy nos acompaa.

GRAN TOUR DEL MODERNISMO

Alemania rinde homenaje a la Bauhaus por todo lo alto: basta con salir a las calles de muchas de sus ciudades para encontrarse con carteles que pretenden hacer sombra incluso a la Berlinale, no hay librera que no haya puesto en el escaparate todos los libros de Mies Van Der Rohe, que andaban cogiendo polvo en el almacn, y ser cuestin de tiempo que los cafs desempolven teteras inspiradas en la escuela de Gropius. Por una vez, hasta los partidos polticos han aparcado sus diferencias y los elogios ante el micro y las cmaras son unnimes.

Pero, adems, tenemos por delante todo un ao de exposiciones, festivales y conferencias en las que se profundiza en el impacto de la Bauhaus en Japn, en la extinta RDA y hasta en el mundo de la moda. Enero inaugur este tributo con un fin de semana de performances y DJ en Berln y la representacin del Ballet Tridico, que podr verse de nuevo en Dresde. El calendario de eventos llega hasta 2020, pero en El Salto hemos seleccionado algunos de los ms destacados.

BERLN

Bauhaus imaginista: Still Undead. Del 15 de marzo al 10 de junio, y con la colaboracin de comisarios de todo el mundo, la HKW mostrar la influencia de la Bauhaus ms all de las fronteras alemanas.

Original Bauhaus. Desde el 6 de septiembre hasta enero de 2020, mostrar algunos de los objetos emblemticos y otros menos conocidos de la Bauhaus, mientras tratar de explicar por qu la mtica imagen de la mujer enmascarada en una silla de Breuer se convirti en una de las imgenes mticas del movimiento.

MNSTER

Bauhaus y Amrica. Hasta el 10 de marzo, el Museo para el arte y la cultura de Mnster se hace eco de la influencia que los miembros de la Bauhaus que emigraron a EE UU tuvieron en el cine, el teatro y la escenografa. Habr incluso una rplica de la habitacin reguladora de luz de Lszl Moholy-Nagy.

WEIMAR

La Bauhaus viene de Weimar. Durante los prximos cinco aos (hasta el 1 de abril de 2024 nada menos) la ciudad de Weimar acoger simposios en los que se va a estudiar cmo debe ser la ciudad del futuro.

Trienal del modernismo. Entre el 26 y el 29 de septiembre, la casa de Horn ser uno de los enclaves en los que se podr disfrutar tanto de conciertos como de la coleccin ms antigua de la Bauhaus.

DESSAU

Apertura del Museo de la Bauhaus. El 8 de septiembre se dar a conocer la ampliacin del museo realizada por los arquitectos espaoles Addenda. En ms de 1.500 metros cuadrados se mostrarn muchos de los objetos cotidianos de los aos 20 en Dessau, desde telas a tipografas pasando por lmparas Y, por supuesto, los prototipos que se disearon en la escuela.

Festival de arquitectura Radical. Durante tres das (del 31 de mayo al 2 de junio) se analizar el papel de la arquitectura en la vida diaria y cmo esta puede y debe ayudar a la gente. La eleccin como sede de una oficina de empleo diseada por Gropius no es balad.

Festival Stage Total. Entre el 11 y el 15 de septiembre, Dessau se convertir en un gran escenario en el que se podr ver desde danza en metal al drama cromtico Violet, de Kandinsky.

FRANKFURT

Modernismo en Frankfurt. Hasta el 14 de abril, la capital financiera de Alemania acoger una gran muestra que rastrea la huella del modernismo en Frankfurt entre 1919 y 1933. Puede que no se trate de la ciudad con ms edificios de la Bauhaus por metro cuadrado, pero el programa New Frankfurt se propuso crear una sociedad moderna. El patrocinio de algunos habitantes de la ciudad fue clave.

Fuente: https://www.elsaltodiario.com/culturas/bauhaus-un-siglo-de-diseno-moderno



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter