Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 02-03-2019

En un magnfico ejercicio de democracia directa
Cuba adopta una nueva constitucin socialista

Charles McKelvey
Counterpunch

Traducido para Rebelin por Paco Muoz de Bustillo


El 24 de febrero de 2019, el pueblo cubano aprob por abrumadora mayora una nueva constitucin. El 84,45 % de los residentes votaron s, el 9 % no, hubo un 2,5 % de votos en blanco y 1,6 % fueron nulos.

Desde el triunfo de la Revolucin Cubana en 1959, el pas ha luchado por construir una base constitucional socialista. Los cambios en la constitucin cubana incluyen la reformulacin de de los conceptos burgueses liberales de derechos polticos y civiles, entre ellos el desarrollo de la democracia popular; la proteccin universal de los derechos econmicos y sociales; la proclamacin de los derechos de las naciones a la soberana y al control de sus recursos naturales, en oposicin al imperialismo; y la definicin del necesario papel del Estado en la proteccin de los derechos del pueblo y de la nacin. La constitucionalidad socialista cubana se ha desarrollado a partir de una gran participacin popular. Y con plena conciencia de sus antecedentes histricos: la constitucin de Guimaro del 10 de abril de 1869, que cre la Repblica de Cuba en Armas; y la constitucin de 1940, una ley avanzada y progresista que no fue implementada por los gobiernos democrticos y fue ignorada por la dictadura de Batista.

La constitucin socialista revolucionaria fue anunciada el 2 de septiembre de 1960, cuando la Asamblea Nacional General del Pueblo de Cuba emiti la Declaracin de La Habana. En ella se afirmaba el derecho de los campesinos a la tierra y el derecho del pueblo a un salario justo, educacin gratuita y atencin mdica. Y declar plenos derechos polticos, civiles y sociales para los negros, los indgenas y las mujeres. La Asamblea Nacional General del Pueblo de Cuba reuni a un milln de personas, el 20 % de la poblacin adulta cubana. Junto con las organizaciones de masas obreras, campesinas, estudiantiles, de mujeres y de vecinos, la Asamblea Nacional General del Pueblo de Cuba fue un primer paso en el desarrollo de la democracia directa.

Las estructuras de la democracia popular se garantizaron mediante la Constitucin de 1976, desarrollada mediante consulta popular y aprobada en referndum por el 95 % de los ciudadanos. En ella se establecen 169 asambleas municipales, cuyos delegados son elegidos por el pueblo en pequeos distritos de votacin, mediante elecciones directas y secretas en las que participan dos o tres candidatos nombrados por los ciudadanos en las pequeas asambleas de barrio, sin la participacin de partidos polticos. Posteriormente, las 169 asambleas municipales eligen a los diputados de la Asamblea Nacional del Poder Popular, la suprema autoridad de la nacin, responsable de la eleccin de los miembros de las ramas ejecutiva y judicial del Estado. La Constitucin de 1976 asigna adems un papel fundamental a las organizaciones de masas de obreros, campesinos, mujeres, estudiantes y vecinos en las elecciones que llevan a cabo las asambleas municipales y en los comits legislativos de la Asamblea Nacional. Adems, dicha constitucin establece que el Partido Comunista Cubano es la mayor autoridad educativa y moral. A diferencia del papel de los partidos polticos en las democracias representativas, el Partido dirige desde la educacin y el ejemplo, carece de autoridad administrativa y legislativa, y no tiene funciones electorales. Adems, desde la Declaracin de La Habana de 1960, la Constitucin de 1976 afirma los derechos sociales y econmicos del pueblo y declara el derecho de Cuba y de todas las naciones a la soberana.

La reforma constitucional de 1992, redactada sobre la base de consultas populares, declar la propiedad del Estados de los principales medios de produccin, permitiendo as la propiedad privada, incluyendo la propiedad extranjera, de conformidad con un plan de desarrollo dirigido por el Estado. Esta modificacin sent la base constitucional para adoptar las polticas econmicas necesarias para afrontar la cada del bloque socialista.

Una nueva reforma constitucional en 2002 declar el carcter irrevocable del socialismo cubano, en respuesta al plan de Bush para restablecer el capitalismo en Cuba. La Asamblea Nacional del Poder Popular aprob las enmiendas constitucionales tras la ratificacin de prcticamente todos los ciudadanos.

Cuando consider que la constitucin de 1976 ya no se corresponda con la realidad cubana, el Partido propuso la elaboracin de una nueva constitucin. La Asamblea Nacional del Poder Popular nombr una comisin constitucional encargada de redactar un borrador y presentarlo a la Asamblea, la cual realiz modificaciones y aprob el borrador para presentar al pueblo. Entre el 13 de agosto y el 15 de noviembre de 2018 se realiz una exhaustiva consulta popular sobre el contenido de dicho borrador. Se celebr un total de 133.680 reuniones en los barrios y en los centros de estudio y de trabajo. A ellas asistieron casi 9 millones de participantes (8.945.521), de los cuales se estima que unos dos millones asistieron a ms de una reunion, por lo que el ndice de participacin fue de alrededor de las tres cuartas partes de la poblacin. Estas personas realizaron un total de 1.706.872 comentarios y 783.174 personas propusieron modificaciones, adiciones o eliminaciones. A partir de estas opiniones y propuestas del pueblo, la Comisin Constitucional revis el borrador. Ms del 50 % de las propuestas populares fueron incluidas en las modificaciones; casi el 60 % de los artculos fueron modificados de alguna manera. La Comisin present un informe a la Asamblea Nacional, que procedi a modificar de nuevo el texto antes de someterlo a votacin mediante referndum popular.

La amplia, vibrante, digna y muy cualificada participacin en la consulta popular inspir a un diario cubano a escribir: Todo un pueblo ha elaborado su constitucin; fue una asamblea constitucional del pueblo. La televisin y los peridicos le dedicaron una gran cobertura, lo que foment an ms la conciencia ciudadana, la participacin, la discusin y el debate.

En los 1.706.872 comentarios surgidos de las 133.680 reuniones, la gente expres su aprobacin de la senda revolucionaria socialista iniciada el 1 de enero de 1959. En torno al 62 % de las intervenciones inclua algn tipo de expresin favorable con respecto al proceso constitucional en marcha. Al mismo tiempo, se produjo un escaso 30 % de expresiones de rechazo al carcter socialista de la revolucin; y solo hubo 262 propuestas (el 0,03 %) que rechazaban que se definiera al Partido Comunista como la fuerza que gua a la nacin. Por otro lado, hubo 4.802 propuestas para cambiar el nombre del pas al de Repblica Socialista de Cuba. Y ms de 400 propuestas favorables a la eliminacin de la propiedad privada, un reflejo del rechazo de la extrema izquierda de la direccin tomada por el partido y el gobierno en 2012.

Con diferencia, el tema que ms comentarios suscit fue el del matrimonio. El borrador propona cambiar el trmino usado en la constitucin de 1976, que lo defina como la unin entre un hombre y una mujer por el de la unin entre dos personas. El 24,56 % de las propuestas abordaban este asunto, ms del doble que cualquier otro; y el tema surgi en el 66 % de las reuniones. La abrumadora mayora de las propuestas era contraria al cambio propuesto. Sin embargo, la afirmacin de la igualdad de derechos de todos, con independencia de su orientacin sexual o identidad de gnero, propuesta por el borrador no provoc controversia.

De conformidad con los sentimientos predominantes y la conviccin expresada por la gente en la consulta popular, la constitucin cubana de 2019 mantiene los principios y estructuras que han ido evolucionando en Cuba desde el triunfo revolucionario en 1959. El prembulo de la nueva constitucin se identifica con la lucha histrica del pueblo cubano contra la esclavitud, el colonialismo y el imperialismo para lograr una nacin libre, independiente, soberana y democrtica, con justicia social. Declara que los ciudadanos estn decididos a llevar adelante la revolucin que triunf en 1959, guiados por los ideales y los ejemplos de Mart y de Fidel as como por las ideas de Marx y Lenin.

La nueva constitucin afirma el carcter socialista de la revolucin y de la nacin. Proclama a Cuba como una nacin socialista, democrtica y soberana. Proclama que su socialismo y su sistema revolucionario social y poltico son irrevocables. Al igual que la de 1976, la nueva constitucin menciona al Partido Comunista como el partido de vanguardia que organiza, educa y dirige al pueblo en la construccin del socialismo.

La nueva constitucin conserva las estructuras del Poder Popular establecidas por la constitucin de 1976. Adems, reafirma los derechos socioeconmicos a la educacin, la atencin mdica, la vivienda y la nutricin; y los derechos civiles y polticos de garantas procesales as como la libertad de religin, expresin y reunin. Tambin declara, como la de 1976, el deber del Estado de proteger el medio ambiente adems de afirmar el principio de la igualdad de gnero.

Reafirma el derecho de Cuba a la soberana en sus relaciones internacionales, establecido por la constitucin de 1976, as como su antiimperialismo. Reconoce la necesidad de unidad del Tercer Mundo, en oposicin al colonialismo, neocolonialismo e imperialismo. Reafirma su compromiso con la integracin y la solidaridad entre las naciones de Amrica Latina y el Caribe.

Todas las revoluciones y todas las sociedades evolucionan, y la Revolucin Cubana ha evolucionado hacia una mayor inclusin de todas las personas, con independencia de su orientacin sexual o de gnero, sus creencias religiosas o su discapacidad. Esta ampliacin de la clusula de proteccin de la constitucin est en consonancia con las tendencias internacionales y refleja los cambios producidos en la sociedad cubana desde 1976.

En los ltimos aos, la direccin revolucionaria ha adoptado la tendencia internacional que afirma los derechos de homosexuales y personas transgnero. No obstante, su orientacin es educar ms que imponer; ha buscado el consenso con la intencin de evitar una divisin conflictiva entre las personas. En su bsqueda de consenso, la nueva constitucin afirma los derechos de todas las personas, con independencia de su orientacin sexual o identidad de gnero. Elimina la definicin tradicional de matrimonio tal y como figura en la constitucin de 1976, como la unin entre un hombre y una mujer; pero debido al respeto por los sentimientos de la gente, la redaccin final de la nueva constitucin no define a los sujetos que constituyen la relacin marital. En vez de eso, instruye para la celebracin de una consulta popular sobre un nuevo cdigo familiar, lo que permitir la oportunidad de profundizar el debate y la educacin popular, que deber desembocar en un referndum para asegurar que las nuevas leyes y regulaciones sobre la familia, aunque no sean aceptadas por la mayora, no sean impuestas.

La mayor inclusividad de la Revolucin Cubana tambin tiene en cuenta a los trabajadores autnomos y los pequeos capitalistas, legitimando as la tendencia existente a participar informalmente en el comercio de bienes y servicios a pequea escala. Esta evolucin refleja la necesidad de mejorar la capacidad productiva de la nacin, en respuesta a la creciente insatisfaccin popular con el nivel material de vida. En este sentido, el partido ha desarrollado un Nuevo Modelo Social y Econmico, modificado mediante una extensa consulta popular y aprobado en 2012 por la Asamblea Nacional. En esencia, el nuevo modelo amplia el empleo por cuenta propia, la propiedad privada a pequea escala, las cooperativas y la inversin extranjera, al tiempo que mantiene la propiedad estatal como principal forma de propiedad; preserva el rol del Estado como gestor y regulador de la economa.

La constitucin de 2019 otorga legitimidad constitucional al Nuevo Modelo Social y Econmico de 2012. Tanto la constitucin de 1976 como la de 2019 declaran que la economa de Cuba es de carcter socialista, bajo la direccin del Estado, en concordancia con sus planes de desarrollo socioeconmico. No obstante, la constitucin de 1976 reconoca la propiedad no estatal solo como una excepcin, y la reforma de 1992 no menciona las formas de propiedad no estatales. Por el contrario, la nueva constitucin reconoce diversas formas de propiedad que coexisten con la estatal, entre ellas las cooperativas, las sociedades mixtas y la propiedad privada. En todo caso, la nueva constitucin afirma claramente que el Estado desempea un papel fundamental en la formulacin y direccin de los planes de desarrollo y en la regulacin de las distintas formas de propiedad.

El abrumador respaldo recibido por la nueva constitucin en el referndum del 24 de febrero supone un voto por la soberana y afirma el derecho de la nacin a decidir las caractersticas de su sistema poltico y econmico. Es un voto por la democracia, que confirma las estructuras de la democracia popular que se han venido desarrollando desde comienzos de los aos sesenta. Y es un voto por la continuidad que proclama que la salida de la escena poltica de la generacin que hizo la revolucin solo supone la continuacin por parte de una nueva generacin de la lucha histrica del pueblo cubano por una soberana y una justicia social definitivas.

Charles McKelvey es profesor emrito del Presbyterian College de Clinton, Arizona del Sur. Autor de varios libros sobre marxismo, panafricanismo y la revolucin cubana, escribe el blog The view from the south:Commentaries on world events from the Trird World perspective, accesible en http://www.globallearning-cuba.com/blog-umlthe-view-from-the-southuml.

El presente artculo puede reproducirse libremente a condicin de que se respete su integridad y se nombre a su autor, su traductor y a Rebelin como fuente del mismo.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter