Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 06-03-2019

Un proceso constitucional ejemplarizante

Andrs Gmez
Rebelin


El 24 de Febrero pasado 6 millones 816 mil 169 electores cubanos votaron a favor de refrendar la nueva Constitucin de la Repblica, cifra que representa el 86.85% de los electores que votaron.

La Comisin Nacional Electoral en su dictamen final del Referendo Constitucional hizo saber lo siguiente: la lista nacional actualizada se compone de 8 millones 705 mil 723 electores. Ejercieron el derecho al voto 7 millones 848 mil 343 electores para el 90.15% de la lista actualizada. De esta cifra depositadas en las urnas se declararon vlidas por reunir los requisitos establecidos en la Ley, 7,522,569 lo que representa el 95.85% de las mismas.

Aquellos 6,816,169 cubanos y cubanas que votaron por el S, representan el 78.30% del total nacional de electores en la lista actualizada y, como se dijera anteriormente, el 86.85% de los electores que votaron.

Votaron en contra de ratificar la Constitucin 706,400 electores quienes representan el 8.11% del total nacional de electores en la lista actualizada y el 9% de los electores que votaron.

Fueron habilitados 25,348 colegios electorales en 12,635 circunscripciones que estuvieron abiertos desde las 7 de la maana hasta las 6 del tarde. Adems fueron habilitados 195 colegios electorales en lugares de alta concentracin de personas, como aeropuertos, terminales de autobuses y trenes y hospitales. 122 colegios electorales fueron habilitados en el extranjero donde votaron especficamente los diplomticos cubanos y los colaboradores y becarios cubanos en el extranjero.

Si el elector no se encontrara en su lugar de residencia el da del Referendo pudo ejercer su derecho al voto en cualquier colegio electoral del pas. 594,580 electores as lo hicieron ese da.

Ese da 200,000 pioneros estudiantes de primaria y secundaria, hasta el noveno grado- custodiaron en sus uniformes estudiantiles las urnas en todos los colegios electorales, de dos en dos y turnndose cada dos horas.

Es por todo esto y ms que el 24 de Febrero pasado fue un da de jbilo para el pueblo cubano ya que millones de cubanas y cubanos pudieron ejercer su derecho al voto libremente en sosiego, en paz. Noblemente la naturaleza se sum al propsito nacional al no haberse reportado ningn chapuzn de consecuencia en todo el territorio nacional.

Esta contundente victoria que el pueblo cubano se dio a s mismo es resultado de un profundo proceso revolucionario de sesenta aos de continuo batallar para establecer, contra viento y marea, una sociedad mejor.

Doce compaeras y compaeros de las organizaciones que en Miami integramos la coalicin Alianza Martiana podemos atestiguar directamente de la tranquilidad reinante ese da durante la votacin. Estuvimos presentes, todos como electores votando por el S, en el Cotorro, pueblo a las afueras de La Habana; en Placetas, localizado en la provincia de Villaclara, en la ciudad de Sancti Spritus, capital de la provincia de igual nombre; en la ciudad de Regla, cruzando la baha de La Habana; en tres zonas de El Vedado en la capital de la Repblica; en el reparto Almendares, en el municipio capitalino de Playa. Adems tres de nosotros fuimos tambin ese da en carro a una de las zonas ms afectadas por el reciente tornado en la zona de Regla, donde vimos a tantos involucrados en la reconstruccin de viviendas, hospitales y escuelas, y votando; donde nos bajamos y visitamos un colegio electoral.

Nadie nos puede hacer cuentos.

Pero este no ha sido proceso constitucional de un slo excepcional da. El 24 de Febrero pasado, el da que el Soberano decidi, como reza el ttulo de un reciente estudio sobre estos asuntos, es el resultado de aos de estudio y de debates sobre el nuevo Proyecto de Constitucin, el cual durante los meses de agosto a noviembre pasados involucraron a millones de cubanos y cubanas en su estudio, debate y modificacin.

Durante esos tres meses se efectuaron 133 mil y pico de reuniones en las que se discuti por casi 9 millones de cubanos ese Proyecto de Constitucin en las que hubo ms de un milln 700 mil intervenciones y ms de 783 mil propuestas al mismo.

760 cambios fueron hechos al Proyecto de Constitucin original; fueron analizados, explicados y aprobados en las sesiones de la Asamblea Nacional del pasado mes de diciembre convocadas con ese propsito, y transmitidas en directo en toda su extensin por la televisin nacional.

Vuelvo a preguntar: es as como fueron o son aprobadas las constituciones polticas en Estados Unidos, en Colombia, en Brasil, Argentina, Chile, Per, Paraguay, Espaa, Inglaterra, Francia, Estonia, Polonia o Alemania, para nombrar algunos de esos gobiernos que siempre osan darnos lecciones sobre democracia y derechos?

Como era de esperarse porque as siempre ha sido por los ltimos sesenta aos, especialmente despus de una multimillonaria fallida y aviesa campaa meditica y en las redes sociales durante los ltimos 9 meses, en contra del Referendo, el 26 de febrero pasado el Secretario de Estado de Estados Unidos, el seor Michael R. Pompeo --quien an no se autoproclamado presidente de Venezuela, ni de Estados Unidos ni de Italia--, afirm en una declaracin oficial: El 24 de febrero, el rgimen comunista cubano llev a cabo lo que llam unreferendo constitucional sobre revisiones a su constitucin [sic]. Nadie debe llamarse a engao por este ejercicio. [] Todo ese proceso se ha caracterizado por un muy bien dirigido teatro poltico y una represin absoluta en el debate poltico. [] Ese documento (la nueva Constitucin) no le garantiza al pueblo cubano sus derechos fundamentales.

As de ignorantes siempre son en su habitual prepotencia los imperialistas.

En un muy prximo trabajo tratar sobre las graves e innumerables violaciones al derecho al voto de los pobres, especialmente las minoras afroamericanas y latinoamericanas, en el estado de Kansas, donde se origina y tiene su base poltica, el seor Pompeo, (Pompeo ocup un escao en la Cmara de Representantes federal por 6 aos por el 4 distrito de ese estado de la Unin) donde sus incondicionales aliados polticos de extrema derecha, ahora trumpistas todos, han sido derrotados en sus viles propsitos.

Ah! No poda faltar en este trabajo las declaraciones oficiales de Luis Almagro, el chihuahua del gobierno del Seor Presidente Donald Trump, que para intentar robarle el show a su Jefe emiti las mismas el 13 de febrero, 11 das anteriores al Referendo en Cuba, declarando el mismo nada menos que ilegtimo.

Lo que ha sorprendido a todos, menos a su pareja, es que de acuerdo a un despacho de CNN-Hny, fechado el 4 de marzo pasado, el chihuahua Almagro se proclam Emperador del Celeste Imperio, a ser conocido oficialmente desde ahora como Su Majestad Imperial Png nrn comenzando una nueva dinasta china con el nombre de Pnt.

Para los lectores que no dominan el chino mandarn CNN-Hny, se traduce como CNN-China. Png nrn, el nombre que escogi Su Majestad Imperial para ser conocido se traduce como Gorda. Y Pnt, el nombre que Su Majestad Imperial le dio a su nueva dinasta se traduce en nuestro idioma como Traidor.

Aunque volviendo a lo nuestro, en este proceso constitucional ejemplarizante el pueblo cubano ha garantizado la Repblica del presente y del futuro, la que nos da la estabilidad para lograr un mejor orden poltico, econmico y social. Ms democrticos, para el disfrute de una sociedad ms solidaria, ms equitativa, ms digna y ms humanista, lo que nos permitir la profundizacin de nuestro proceso socialista. Porque los cubanos hemos aprendido a ser mejores personas y a hacer mejor nuestra labor como ciudadanos en estos sesenta aos de proceso revolucionario, y lo aprendido est plasmado en esta nueva Constitucin.

Quisiera terminar este trabajo volviendo a citar del reciente trabajo sobre estos asuntos del respetado politlogo cubano Daro Machado, Decidi el soberano: De lo que no hay duda es que el proceso que condujo al texto votado no fue formal. Tampoco se puede afirmar que a partir de la presentacin al pas del anteproyecto aprobado por la Asamblea Nacional del Poder Popular y sometido a criterio de la poblacin se haya logrado un conocimiento cabal de la Constitucin por parte de la ciudadana. Pero es indiscutible que nunca antes la sociedad cubana haba aprendido tanto del significado de una Carta Magna. Nunca antes los medios de comunicacin haban socializado un proceso poltico del modo conque lo hicieron esta vez transparentando los ms dismiles criterios y propuestas, nunca antes un asunto jurdico-poltico haba sido tan explicado, argumentado, analizado con la profundidad con la que se hizo en esta ocasin.

Andrs Gmez, director de Areitodigital

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter