Portada :: Ecologa social :: El genocidio industrial del amianto
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 12-03-2019

El amianto, una batalla a golpe de sentencias

Montse Llorente
El Heraldo de Aragn

El peligro latente del amianto sigue vivo 18 aos despus de prohibirse su uso en Espaa. Un reguero de 210 muertes en Aragn atribuibles al trabajo con este material evidencia la necesidad de seguir luchando contra esta lacra.


Imagen de archivo de 2014 de dos trabajadores retirando amianto del cine Avenida de Huesca para su derribo. Javier Blasco

El amianto est prohibido en Espaa desde diciembre de 2001 . Sin embargo, casi dos dcadas despus sigue cobrndose vctimas . En Aragn , desde 1999 hasta 2016 suman 210 las muertes atribuibles al mesioteloma maligno, un tumor con rpida mortandad causado por haber estado trabajando con el amianto . "El problema es que muchas de estas muertes no se declaran. Por ejemplo, de 2009 a 2013 en la Comunidad se han contabilizado 57 y, sin embargo, en el sistema para la comunicacin y registro de enfermedades profesionales del Ministerio de Trabajo (Cepros) solo aparecen 4 , lo que demuestra la debilidad del sistema de informacin que tenemos en Espaa", asegura Luis Gascn, jefe del servicio de Promocin de la Salud del Gobierno de Aragn .

"Hay que mejorar mucho la metodologa", reconoce. "El largo periodo de latencia de la enfermedad hace muy complicado establecer relaciones de causalidad con la exposicin al amianto", aade. Desde 2010 existe Pivistea, un programa de vigilancia de la salud de trabajadores expuestos al amianto y postexpuestos no activos . Se ha enviado carta de inclusin a 2.245 en Aragn con el resultado de que 1.099 acabaron el examen de salud en primera ronda (la segunda comenz en 2017) y de ellos el 65% sali sin patologa y s se detectaron tumores relacionados con amianto en 19 casos. Aunque el registro de empleados expuestos est en permanente actualizacin, "se declara muy poca patologa para la que existe y sigue habiendo un recorrido de mejora importante en nuestro pas", alerta Luis Gascn.

"La deteccin precoz es fundamental", asegura Luis Clarimn, secretario de salud laboral de CC. OO. Aragn . "Las ltimas sentencias han demostrado que cualquiera que haya trabajando en talleres arreglando zapatas de freno y respirando polvo del amianto ha estado expuesto y, por tanto, debera someterse a vigilancia". Sin embargo, algunos la rechazan.

La abogada Susana Tirado explica que para un trabajador no es fcil porque "saben que cuando les diagnostican un mesotelioma maligno les quedan pocos meses de vida y se sienten muy desamparados". Por eso cree vital establecer un protocolo de actuacin comn para evitar que solo a golpe de sentencias se consiga hacer justicia. Crear en Espaa un fondo de compensacin para las vctimas ayudara, pero con la disolucin de las Cortes se ha quedado en va muerta. Prcticamente estaba acordada, el 21 de febrero, la propuesta de ley impulsada por el Parlamento vasco, recuerda Jos Rodrguez Valds, de la Secretara Confederal de Salud Laboral de CC.OO. "Hemos trabajado mucho por conseguirlo, pero se ha parado pese a tener 60.000 trabajadores en Espaa en el programa de vigilancia de la salud por exposicin al amianto", dice

Otro problema, aade Clarimn, es la falta de un inventario de edificios en Aragn con amianto y que no haya ni obligatoriedad ni fecha lmite para desamiantarlos . En enero, la Fundacin Ibercivis, CC.OO. y la DGA presentaron la aplicacin Stopamianto para configurar dicho mapa, pero queda mucho por hacer. " Tenemos que convivir con el amianto", asegura Natividad Badules, de Higiene Industrial del Instituto de Seguridad y Salud de Aragn (Issla). "Lo que necesitaramos es que hubiera ms subvenciones porque es caro retirarlo", aade M Jos Garca-Gutirrez, jefa de Seguridad e Higiene del Issla, y miembro de la Comisin Nacional de Amianto.

Pese a que hay 141 empresas inscritas en el RERA (Registro de empresas con riesgo de amianto) "a las que supervisamos los planes de trabajo", aade Garca-Gutirrez, el riesgo no est tanto en ellas como en "muchsimo trabajo de mantenimiento que hacen fontaneros o electricistas contratados para poner una antena o un aparato de aire acondicionado en naves con amianto en sus cubiertas y que desconocen los riesgos".

El director del Issla, Antonio Barrachina, aplaude el Decreto ley que incluye a los autnomos en la cobertura de contingencias profesionales. " En Aragn puede haber en torno a 90.000 que van a tener a partir de ahora una proteccin aadida (hasta ahora era voluntaria) y que podrn declarar la enfermedad profesional a efectos de amianto", seala. Adems, dice, "habra que incrementar los controles de productos importados a travs de terceros pases donde no est prohibido y vigilar que no llegue a las empresas espaolas".

"Hacen falta ms recursos y que se ponga en marcha la red de mdicos centinela que en atencin primaria puedan detectar patologas laborales como esta", concluye Clarimn, de CC.OO., que critica que la Seguridad Social tenga que hacerse cargo de muchas enfermedades profesionales que deberan asumir las mutuas, precisamente por esta falta de deteccin e infradeclaracin de las mismas.

Fuente: https://www.heraldo.es/noticias/economia/2019/03/10/el-amianto-una-batalla-a-golpe-de-sentencias-1302171.html



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter