Portada :: Mxico
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 12-03-2019

Cien das incomovibles para el rgimen

scar Garca Gonzlez
Rebelin


Lo viejo no termina por morir y lo nuevo no acaba de nacer

Gramsci 


La aprobacin, casi por unanimidad en el Congreso de la Unin, de la Guardia Nacional es objetivamente el mayor logro alcanzado hasta el momento por la 4T? Durante los dos sexenios en los que AMLO se mantuvo como lder de la oposicin, critic el empleo del Ejrcito y la Marina para combatir al crimen organizado. La llamada guerra del huachicol y la supuesta desintegracin del Crtel de Santa Rosa de Lima en Guana juato, aparecen como puntos intermedios para llegar a la misma meta. Se puede ser reformista sin modificar la Constitucin? El presidente piensa que s y presenta como su logro mayor, algo no prometido en campaa, lo que inevitablemente conduce a preguntarnos si La modificacin de algunos artculos de la carta magna, como en este caso, sern la excepcin o la regla durante su sexenio?

El estilo y el discurso presidencial han cambiado, nadie puede negarlo. Pasamos de la democracia del teleprnter, a la del plpito matutino. Tampoco es que deban ignorarse medidas simblicas como su propia disminucin salarial, los intentos de austeridad en la casta poltica, la conversin de la residencia presidencial de Los Pinos en un recinto cultural o la cancelacin de la faranica obra aeroportuaria en la capital del pas; sin embargo, lo anunciado y prometido como cambio de rgimen y la lucha contra del neoliberalismo, son signos an no son visibles en la 4T. Por el contrario, la poltica econmica anunciada y los megaproyectos representan, ms la continuidad que la transformacin enarbolada y repetida ininterrumpidamente en todas y cada una de sus casi cien conferencias madrugadoras.

Para algunos de los movimientos sociales que luchan por la defensa de sus territorios, por el agua y por la vida, bastaron menos de tres meses del nuevo gobierno para descubrir el engao, la decepcin y la realidad; entre el candidato en campaa y las razones de estado que pretenden legitimar negocios transnacionales, a travs de supuestos mecanismos de democracia directa, llamados eufemstica y demaggicamente consultas populares.

La popularidad, las enormes expectativas o la necesidad de satisfacer las esperanzas colocadas de manera religiosa en la persona del presidente han sido utilizadas para imponer, en nombre del desarrollo, una serie de megaproyectos extractivistas que no slo daan el medio ambiente, sino que representan el despojo, el oportunismo y el etnocidio.

Tal es el caso del comunicador Samir Flores, quien en vida se opuso al proyecto de la Termoelctrica de Huexca desde los inicios de su construccin. Se ha dicho que es exagerado o por lo menos ideolgico, denominar como proyecto de muerte al sistema capitalista que es hegemnico en el planeta. Que nada puede hacerse y que es ingenuo pretender que otro mundo es posible. Tambin se argumenta que los proyectos polmicos como el del NAIM, el Corredor Transstmico, el Tren Maya, o la siembra de rboles frutales y maderables en el Sureste y la pennsula de Yucatn, ya fueron sometidos a consulta. Aunque stas se realizaran antes de que el presidente asumiera funciones y no se hicieran de acuerdo al espritu de convenios como el 169 que Mxico ha firmado. Los nuevos intelectuales orgnicos que ayer llamaban a la revolucin, hoy se conforman con justificar la tesis del menos peor.

El presidente ha estigmatizado a los pueblos que luchan como radicales y conservadores y los ha equiparado con la oposicin de derecha afirmando que los extremos se juntan. Los ha puesto en el mismo saco. Su nivel de aceptacin y la demoscopia le dan manga ancha para afirmar en el da internacional de la mujer que la despenalizacin del aborto en todo el pas no es tema ms importante que el de la corrupcin!, de manera magnnima ha sugerido que se consultar ms adelante uno de los derechos ms elementales, de ellas. Tambin son las encuestas las que muestran que en la percepcin de las familias nada ha mejorado su situacin desde que la autodenominada 4T gobierna el pas. Es evidente que las inercias del neoliberalismo siguen vigentes en los prematuros 100 das que llevamos. Los fantasmas de Madero, Zapata y Huerta, que tanto le encantan citar al presidente, recorren el pas. Ojal en esta ocasin, sean los movimientos sociales quienes terminen inclinando la balanza.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter