Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 25-03-2019

Eduardo Alberto y Carlos, dos Prncipes de Gales, en un lapso de 150 aos de la historia de Cuba

Wilkie Delgado Correa
Rebelin


"Seora: Las dolorsimas impresiones que durante la grave y larga enfermedad de vuestro muy amado hijo, el Prncipe de Gales, experiment vuestro maternal corazn, hallaron profundo eco en el pueblo cubano.
[Carta del primer Presidente de Cuba, Carlos Manuel de Cspedes a la Reina Victoria de Inglaterra, el 15 de enero de 1872]

 

El primer Prncipe de Gales fue Eduardo Alberto, hijo primognito de la Reina Victoria, nacido el 9 de noviembre de 1841. Tuvo que esperar 59 aos, dos meses y trece das para ascender al trono el 22 de enero de 1901, despus de la muerte de su madre, con el nombre de Eduardo VII del Reino Unido. Muri el 6 de mayo de 1910.

En 1871 enferm gravemente a consecuencia de fiebre tifoidea. Su recuperacin tuvo repercusin mundial en su poca. A eso se refiere el Presidente cubano Cspedes en su carta a la Reina.

Estas son las dos cartas redactadas por Carlos Manuel de Cspedes, primer Presidente de la Repblica de Cuba desde abril de 1969. En la primer carta a la Reina Victoria su propsito es fundamentalmente obtener la beligerancia de la nacin europea, y le expresa: "Nada puede ser mas lisonjero a esta naciente Repblica como merecer las generosas simpatas de V.M. y del pueblo clsico a cuyo frente os ha colocado la Divina Providencia. La Libertad, smbolo de vuestro gobierno y el de Cuba, y por otra parte, las grandes relaciones mercantiles, que los dos pases estn llamados a estrechar, son lazos que deben unir a la poderosa Albin y a la Perla de las Antillas. No dudo por tanto invocar estos vnculos a vuestra alta consideracin, para atreverme a enviar un Agente Diplomtico cerca del gabinete de V.M. no slo con objeto de que promueva y gestione el reconocimiento de la Independencia de Cuba, sino cuanto concierna a los grandes intereses recprocos de ambas naciones. Tengo pues el honor de acreditar a V.M. al ciudadano Juan Manuel Macas, en calidad de Comisionado Especial y Ministro Plenipotenciario de esta Repblica con la fe, que me inspira la genial magnanimidad de V.M., de que se dignar recibirlo en su corte con el carcter oficial que representa, y bajo la seguridad de que slo se consagrar en ese Reino Unido a los objetos de su misin y al bien de los dos pases. Me es satisfactorio aprovechar la presente ocasin para ofrecerme a V.M. con la ms alta consideracin. Patria y Libertad." [Carta a la Reina de Gran Bretaa, Sabanic, 17 de junio de 1869, CMC, E, II, 57‑58]

En la segunda carta del ao 1872, se refiere al Prncipe de Gales, y expresa asuntos concernientes a la lucha en Cuba, Este es su contenido: "Seora: Las dolorsimas impresiones que durante la grave y larga enfermedad de vuestro muy amado hijo, el Prncipe de Gales, experiment vuestro maternal corazn, hallaron profundo eco en el pueblo cubano. Grato me es hoy, cumplir para con Vuestra Majestad con dos sagrados deberes, envindoos la ms sincera y respetuosa felicitacin por el restablecimiento de la salud del Prncipe, y el mayor agradecimiento por las deferencias y carioso trato de que, por parte de vuestras dignsimas autoridades de Jamaica, han sido objeto las familias cubanas que all se han acogido. Obligadas a emigrar, unas huyendo de la barbarie de la guerra, expulsadas otras voluntariamente, y por ello impelidas a demandar la caridad pblica, no han podido esas escenas modificar en nada las crueldades que caracterizan nuestra lucha a pesar de todos mis esfuerzos. ltimamente y con ese fin exped un indulto y di instrucciones adecuadas a mis jefes militares, de las que no me atrevo a esperar mejores resultados. La triste necesidad en que me colocara una guerra sin cuartel, de recurrir al derecho de represalias, siempre por nosotros con lenidad ejercido, hace indescriptible sus horrores. Cuntas madres, tanto cubanas como espaolas, lloran hoy la muerte de sus hijos escapados de los azares del combate para ser luego inmolados a sangre fra! Cuntas mujeres, nios y ancianos han sido asesinados sin piedad, sacrificados sin razn, mutilados horrendamente! Dispensad (Vuestra Majestad) Seora, que hoy, y en ocasin de dirigirme a vos para daros mis plcemes, asalte a mi mente la consideracin de que tan crueles excesos, de que tan sangrientos cuadros pudieran cesar, si las poderosas naciones europeas y americanas reconocieran nuestra justa beligerancia. Con la mas alta consideracin y el mayor respeto, soy de Vuestra Majestad, Seora. El Presidente de la Repblica de Cuba, Carlos Manuel de Cspedes. Residencia del Ejecutivo, Enero 15, 1872, 5 to de la Independencia.". [Carta a la Reina Victoria de Gran Bretaa, de 15 de enero de 1872, CMC‑E, II, 360‑361]

Como as son las circunstancias de la historia, 150 aos despus arribar a la Ciudad de La Habana, Cuba, el Prncipe de Gales Carlos, nacido el 14 de noviembre de 1948, e hijo de la reina Isabel II del Reino Unido. Esta vez este Prncipe entrar en contacto con instituciones, autoridades del gobierno cubano y el pueblo cubano. Por lo tanto, es una visita de hondo simbolismo histrico, que esperamos trascienda por su significacin prctica y sentimental, y que sirva, la presencia de este alto representante del Reinado, como una especie de respuesta real y la vez simblica a la primera carta que remitiera el primer Presidente de Cuba al Reino Unido en el siglo XIX. Los misterios de la historia merecen ser descifrados y valorados en el sentido de que quizs lo imposible antes o mucho antes, puede ser posible y alcanzable en los tiempos presentes o futuros.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter