Portada :: Iraq
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 28-07-2004

Favorecen electoralmente a Bush
La CIA y agentes israeles detrs de los secuestros en Irak

Manuel Freytas
IAR Noticias


El lder espiritual de Irn, ayatol Al Jamenei, seal la semana pasada que agentes estadounidenses e israeles estn detrs de los secuestros y ejecuciones de extranjeros en Irak. Otras hiptesis sitan esas operaciones en el marco de una maniobra de inteligencia orientada a "sacar de escena" la ocupacin militar de EEUU e instalar la "guerra contraterrorista" de Bush en el escenario meditico internacional. Drogas, armas, prostitucin, dinero negro, los clsicos condimentos de infiltracin de la CIA en el mundo islmico, estaran jugando un papel fundamental para la constitucin de estos nuevos grupos operativos que, disfrazados de organizaciones fundamentalistas dedicadas al "secuestro terrorista", sirven a los objetivos electorales del gobierno de Bush.

Los secuestros de extranjeros en Irak han pasado a ser la "estrella" en las grandes cadenas informativas internacionales que los mantienen en primera plana, en tanto que los ataques y atentados de la resistencia han adquirido una suerte de "stau quo" burocrtico en la jerarquizacin de las noticias.

En las dos ltimas semanas, las noticias sobre el secuestro de varias decenas de extranjeros, fue el dato ms significativo que desplaz a las escaladas de ataques de la guerrillas por un fenmeno que el gobierno ttere de Irak pas a denominar "la crisis de la inseguridad en Irak".

Haciendo de propagandista de Allawi, el diario La Opinin de Los Angeles, EEUU, (muy ledo por la poblacin latina) afirma que "los secuestros siguen poniendo en evidencia la inseguridad que reina en el pas, donde tambin ayer fueron amenazados de muerte el presidente Ghazi al-Yauar y el primer ministro interino Iyad Allawi, por un grupo armado desconocido hasta ahora que se hace llamar "Brigada de los cohetes de Tabuk".

Los rehenes extranjeros, entre otras cosas, licuaron o hicieron desaparecer de escena a la ocupacin militar de EEUU -un dato a tener en cuenta-, instalando como problema central el "peligro del secuestro" ejecutado por grupos islmicos contra los civiles y militares extranjeros que hacen negocios o colaboran con la coalicin ocupante.

Incluso, en las dos ltimas semanas las grandes cadenas informativas destinaron ms espacio a las imgenes y videos de los secuestrados o "ejecutados" que a las coberturas fotogrficas de los ataques y atentados de la guerrilla iraqu

Segn la cadena BBC "las imgenes de rehenes aterrorizados, atados a los pies de hombres armados y enmascarados, en un anrquico pas extranjero, tienen la cobertura garantizada en todos los noticieros y en las primeras planas de todos los peridicos y sitios web".

En Irak hay miles de civiles extranjeros, empleados o ejecutivos de transnacionales que participan del negocio de la "reconstruccin", en organizaciones humanitarias, o como agentes o contratistas privados de seguridad, agregado el gran contingente de la prensa internacional instalado desde el principio de la invasin.

Sin embargo -otro dato a tener en cuenta- las vctimas de los secuestros fueron, en su gran mayora, empleados, obreros y soldados, sin que figure ningn alto ejecutivo, periodista, u oficial de alta graduacin del ejrcito ocupante. En otras palabras, en la nmina de secuestrados solo aparecen "peces menores", sin ninguna relevancia en el esquema de la ocupacin.

El diario ABC de Espaa atribuye esta irrupcin del secuestro a "las mafias econmicas, unidas a grupos de insurgentes con intereses polticos, que han extendido en los ltimos meses esta lacra, que no slo afecta a extranjeros sino a iraques con cargos polticos o dinero".

Para la agencia cubana Prensa Latina "el continuado secuestro de extranjeros e incluso de nacionales puso en evidencia hoy el caos y la ingobernabilidad presente en Iraq, ocupado por millares de soldados occidentales, encabezados por Estados Unidos, que aporta 130 mil efectivos".

Algunos sealan que a los grandes ejecutivos los custodian grupos armados de seguridad privada, pero hay que recordar que las operaciones de la resistencia iraqu vulneraron muchas veces la zona ms fortificada de Irak, la Zona Verde, en cuyo permetro se encuentran los cuarteles centrales de la administracin civil, los grandes hoteles y las residencias de los altos ejecutivos y empresarios extranjeros.

Segn la BBC los secuestros de extranjeros "podran convertirse en el nuevo azote del Irak post-blico, como en las ltimas etapas de la guerra civil en El Lbano a finales de los 80 y principios de los 90, disuadiendo a todos los extranjeros, amigos y enemigos, a poner un pie en un pas que se considera demasiado peligroso.

Sin embargo, hay otras hiptesis que sitan a los secuestros de extranjeros en Irak en el marco de una operacin de inteligencia orientada a instalar la "guerra contraterrorista" de Bush en el teatro iraqu desplazando no solamente a las fuerzas militares de ocupacin militar sino tambin a todo su emergente: el caos social, la desocupacin, la emergencia sanitaria, y el hambre, la corrupcin, la droga, y la prostitucin extendidas como una lacra por todo el territorio.

Informaciones que circulan por Bagdad desde hace meses, dan cuenta que los servicios de inteligencia anglo estadounidenses e israeles, o empresas privadas de seguridad, se infiltran y reclutan jvenes en el submundo del hampa y de las drogas que han generado las mafias que se instalaron tras la ocupacin del pas por los marines estadounidenses.

La figura del "marginal" o lmpen surgi como consecuencia de la desocupacin que afecta masivamente a la poblacin iraqu, y est alimentada por el precepto individualista del "slvese quien pueda" que torna vulnerables y pasibles de ser corrompidos por los dlares estadounidenses a amplias franjas de la poblacin, sobre todo a los ms jvenes.

Drogas, armas, prostitucin, dinero negro, los clsicos condimentos de infiltracin de la CIA en el mundo islmico, estaran jugando un papel fundamental para la constitucin de nuevos grupos operativos que, disfrazados de organizaciones fundamentalistas dedicadas al "secuestro terrorista", sirven a los objetivos norteamericanos en Irak.

Una extensin del caos y de la violencia con los secuestros como protagonistas principales, permiten a la administracin Bush salirse de la mira meditica y colocar en su lugar al terrorismo musulmn dirigido contra los ciudadanos extranjeros no estadounidenses.

Los ataques y atentados polticos, con su larga lista de muertos y heridos estadounidenses, repercuten negativamente para Bush en las encuestas y pone su figura en el centro de las crticas tanto en EEUU como en el resto del mundo.

En cambio los secuestros de civiles y soldados extranjeros traslada ese problema a los gobiernos aliados y a las empresas (no norteamericanas) afectadas por los secuestros de sus efectivos o empleados.

Este dato, presente en todos los sondeos de opinin elaborados hasta ahora, es un detalle que hay que tener en cuenta, y mucho, para preveer lo que pueda pasar de aqu a la fecha de las elecciones en noviembre.

Segn lo expres la semana pasada el lder supremo de Irn, Ayatola Ali Jamenei, agentes estadounidenses e israeles estn detrs de los secuestros y ejecuciones de extranjeros en Irak.

"Seriamente sospechamos que agentes de Estados Unidos e Israel llevan a cabo estos actos terroristas, y no podemos creer que la gente que secuestr al filipino, por ejemplo, o quienes decapitaron a estadounidenses, sean musulmanes", dijo el lder supremo iran.

Las sospechas de Jamenei respecto a la ola de secuestros en el vecino Irak fueron manifestadas durante su reunin con el primer ministro de Singapur, Goh Chok Tong, en Tehern, y fue informado por la Agencia de Noticias de la Repblica Islmica (IRNA).

La presencia de agentes de inteligencia israeles en Irak est largamente documentada en las investigaciones llevadas a cabo por los casos de torturas a presos iraques, particularmente en la prisin de Ab Ghraib en Bagdad.

La general de brigada Janis Karpinski, que estaba al mando de la citada prisin hasta que fue suspendida de su cargo en el mes de mayo, cuando estall el escndalo de las torturas y abusos, declar a principios de julio a la BBC que haba un cierto nmero de agentes israeles que participaban en el interrogatorio de los presos y que ella misma fue testigo de ello.

Por otra parte, el gobierno sionista de Ariel Sharon, y el lobby que lo representa en Washington, comparten los mismos objetivos que EEUU en Medio Oriente y estn atados a los mismos intereses polticos y econmicos que impulsan la reeleccin de Bush en noviembre.

Israel y Washington estn fusionados en una agenda comn para el Medio Oriente, cuyos pasos siguientes (invasin de Irn y acordonamiento militar de Siria) dependen de que George W. Bush contine al frente de la Casa Blanca despus de noviembre.

El viernes pasado el clrigo chita integrista Muqtada al-Sadr, que lider un alzamiento contra las fuerzas de la ocupacin iniciado el 2 de abril, conden a los insurgentes que han decapitado a extranjeros en Irak las ltimas semanas.

"Condenamos lo que algunas personas estn haciendo con la decapitacin de prisioneros y es ilegal de acuerdo con la ley islmica", manifest al-Sadr en la mezquita de Kufa, ubicada en el sur de Bagdad, donde encabez las plegarias del viernes por primera vez en dos meses.

En general todos las organizaciones islmicas niegan que los secuestros y las decapitaciones a rehenes extranjeros tengan que ver con sus creencias o su metodologa operativa, y sealan que los mismos son ejecutados por mercenarios al margen de los grupos que integran la resistencia iraqu contra las fuerzas invasoras de EEUU.

En el mundo rabe se habla de una combinacin de secuestros polticos con secuestros extorsivos con reclamo de dinero, que se complementan en una misma red clandestina y operativa.

En algunos medios se seala que, adems de las decenas de secuestros polticos conocidos, ms de un centenar de capturas de rehenes con pedidos de dinero a cambio de su liberacin se han realizado en la misma fecha, y sin que trascendiera a la prensa.

De acuerdo a estas versiones esos secuestros (generalmente de familiares de empresarios o ejecutivos residentes en Bagdad) se realizan en "zonas liberadas" por las fuerzas norteamericanas e iraques.

Lo que se interpreta como un "pago de servicios" a los grupos que operan los secuestros polticos.




Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter