Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 07-05-2019

En respuesta a Ricardo Jorge Machado
Cuando el liberalismo se viste de crtica marxiana

Agustn Casanova
Rebelin


Gus Hall [] destac que el oportunismo usualmente se presenta, disfrazado como profunda apreciacin de lo 'nuevo' [1]

 

El pasado 27 de abril se reprodujo en Rebelin un artculo de Ricardo Jorge Machado, [2] [3] donde el autor reniega de los principios elementales del socialismo desde una posicin que dice basarse en el estudio riguroso de Marx. Aunque la naturaleza revisionista del texto de Machado es muy ntida, no est de ms mostrarla con ms claridad comentando algunos de sus pobres pasajes.

1) Sobre la capacidad dirigente de la burguesa

La experimentada clase capitalista mantiene el culto a sus pensadores clsicos. Los estudian con rigor y en sus ideas forman a su sector dirigente. Como ya vimos, disponen una cultura de direccin de varias centurias. Esa misma cultura le permite asimilar tambin a Marx. En la universidad de Harvard hace dcadas que se mantiene un seminario de 6 meses sobre El Capital. Leen nuestros dirigentes a Marx? [] El materialismo dialctico es objeto de estudio por la lite capitalista [].

El rigor que tiene la burguesa respecto a sus pensadores clsicos no es tan claro como dice Machado. La intelectualidad burguesa recurre a sus clsicos liberales cuando sirven a su inters de clase, mientras los pasa por alto cuando no. Tal uso interesado no es precisamente riguroso. Lgicamente, la intelectualidad orgnica de la burguesa no est comprometida con la ciencia, sino con el lucro capitalista. La obra del renombrado economista liberal Adam Smith es un buen ejemplo; por un lado, la burguesa la acepta unnimemente como referencia clsica, por el otro, salta los pasajes de la crtica smithiana a los elevados beneficios:

[] Nuestros comerciantes e industriales se quejan mucho de los efectos perjudcales de los altos salarios, porque suben los precios y por ello restringen la venta de sus bienes en el pas y en el exterior. Nada dicen de los efectos dainos de los beneficios elevados. Guardan silencia sobre las consecuencias perniciosas de sus propias ganancias. Slo protestan ante las consecuencias de las ganancias de los otros. [4]

Es cierto que en los pases imperialistas existen algunos ncleos donde se estudia rigurosamente a Karl Marx como el dirigido por David Harley en la CUNY, [5] sin embargo, obviamente eso no significa que haya que apologizar la academia primermundista. Sorprendemente, Machado pareciera desconocer: 1) que por cada ncleo de estudio de Marx existen miles de ncleos acadmicos donde se estudian pensadores antagnicos al marxismo y 2) que los dirigentes capitalistas no son justamente los envueltos en los excepcionales ncleos marxistas. Honestamente es triste tener que decirle a una autoridad acadmica cubana que la burguesa internacional no marxista, no es materialista dialctica, no es comunista.

2) Sobre la dialctica marxista

[] Entre ambos componentes le han dado prioridad a la dialctica ms que al materialismo y se han quedado con ella como instrumento para interpretar y gestionar la realidad. [] Por eso la utiliza con xito en el campo de la poltica porque su esencia es el cambio y la contradiccin, dos palabras que producen alergia a la mayora de los funcionarios de los sistemas socialistas que han alcanzado el poder. [] Ellos prefieren quedarse con el materialismo rgido y esquemtico, ms fcil de digerir que la sutil y veleidosa dialctica, pero poco til para resolver problemas.

En primer lugar, separar el materialismo de la dialctica implica justamente desconocer la dialctica marxista, por lo tanto, todo el anlisis de Machado cae por el suelo. El materialismo histrico, como mtodo de la filosofa materialista dialctica, identifica la unidad de la parte con la totalidad, por ende este es incompatible con la metafsica de Machado, la cual fragmenta la dialctica del materialismo. Es decir, no se puede decirse marxista y hablar de una dialctica separada del materialismo. Machado tiene dos alternativas: asume que defiende la dialctica idealista criticada por Marx y Engels [6] o evita separar el materialismo de la dialctica.

En segundo lugar, al margen de la inconsistencia conceptual, deberamos pedirle a Machado un poco de precisin en la denuncia, que nos diga los nombres concretos de quienes se quedan en un materialismo rgido y esquemtico. Esto podra ser muy bueno para la construccin del socialismo en Cuba, porque siguiendo su lgica, tales funcionarios podran ser instruidos en el exterior por los dirigentes del imperialismo, quienes, segn Machado, son los verdaderos marxistas.

3) Sobre lo esencial del socialismo

[] Menciono la falta de estudio del marxismo para explicarme la confusin elemental que padece parte de la clase dirigente cubana que no distingue entre propiedad privada y capitalismo. [] Marx no dice que lo que distingue uno de otro [tipo econmico de sociedad] es la propiedad privada, sino la manera en que la clase dominante obtiene la plusvala. [] La propiedad privada existe casi 2,000 aos antes que el sistema capitalista [] lo ms sensato es saberla utilizar con inteligencia para ponerla en funcin del desarrollo de una sociedad ms justa e igualitaria.

Pueden existir importantes confusiones en parte de la dirigencia cubana, sin embargo, difcilmente sean tan grandes como la confusin que demuestra tener Machado. Es muy raro encontrar desrdenes conceptuales tan elementales entre la intelectualidad de izquierda! Naturalmente, la propiedad privada no es sinnimo de capitalismo; naturalmente, la propiedad privada no es un modo de produccin; naturalmente, la propiedad privada no es una formacin social. Sera bueno que Machado diga quin desde el marxismo puede decir que la propiedad privada es sinnimo de capitalismo. Sospechamos que la confusin parte de l. Para Marx, la propiedad privada es la base de la sociedad de clase, que actualmente se presenta en la forma capitalista, pero que histricamente ha tenido otras formas como la esclavista y la feudal. La existencia o inexistencia de la propiedad privada determina el carcter clasista o no clasista de la sociedad, no particularmente el carcter capitalista o no capitalista.

En teora podra existir un margen para el advenimiento de un sistema no capitalista que permita la propiedad privada, pero, claro est, ste nunca podr ser el socialismo marxista, como pretende Machado, porque la esencia del marxismo no es simplemente la superacin del capitalismo, sino la de la explotacin del hombre por el hombre, es decir, la superacin de todas las sociedades de clase. La propiedad privada existe en el socialismo como residuo de la sociedad de clase. Como tal, sta no es el camino de la nueva sociedad, sino simplemente un lastre de la historia clasista de la humanidad. Quienes autoproclamndose socialistas militan por un sistema donde la propiedad privada de los medios de produccin tenga lugar, no pueden ser definidos de ninguna manera como marxistas. Sern socialistas de la misma forma nominal que lo es el PSOE o el Partido Socialista Francs. El socialismo cientfico, el marxismo-leninismo, necesariamente pasa por la superacin de la propiedad privada de los medios de produccin como socavamiento de la divisin clasista de la sociedad. Por todo esto, la pretensin de Machado de conjugar socialismo con propiedad privada es un gigantesco oxmoron.

4) Sobre el ejemplo de China y Vietnam

[] los chinos y los vietnamitas. [] crearon amplios islotes de propiedad privada y los pusieron a trabajar para acabar con la pobreza y alcanzar la prosperidad. Extraen la plusvala con un adecuado sistema de impuestos y control de la polica econmica. Despus la emplean con amplitud en el mejoramiento del nivel de vida de la poblacin [].

En primer lugar, se debe aclarar que China y Vietnam estn muy lejos de ser socialistas desde una interpretacin marxista. En China y Vietnam existe propiedad privada de los medios de produccin (incluidos los fundamentales), consecuentemente se produce para la ganancia capitalista, existe explotacin del hombre por hombre, etc., etc... En resumen, se trata de formaciones sociales predominantemente capitalistas (como caracterizacin ms cercana al socialismo podramos hablar de capitalismos de Estado, ms nada). Claro que para Machado, que parte de una nocin clasista de socialismo, no hay ninguna contradiccin en eso. Pero lo cierto es que al tomar esos ejemplos como norte, le propone a Cuba pasarse al capitalismo.

En segundo lugar, hay que aclarar la cuestin de la pobreza en China y Vietnam. Se dice que China ha sacado a 800 millones de personas de la pobreza, [7] que Vietnam ha sacado a 25 millones de personas de la pobreza, [8] etc. La pregunta es: a qu se refiere con sacar de la pobreza? Se refiere a que los 800 millones de chinos y 25 millones de vietnamitas pasaron a recibir ms de dos dlares diarios. Es decir, un chino o vietnamita que recibe un salario de 60 dlares al mes ya no es pobre. El gran problema de este indicador es que no contempla el costo de vida, por lo tanto dice muy poco si no lo comparamos con nada. Graficando, con el mismo dlar que en Santiago de Cuba podremos trasladarnos en mnibus 125 veces, en Madrid no lo podemos hacer ni una sola vez.

Cul es la pobreza en China o Vietnam? No estamos en condiciones de establecer con precisin cul es la verdadera pobreza, pero podemos ensayar un nmero ms aproximado comparando los ingresos con el costo de vida. Yendo nicamente al caso chino, vemos que el costo de vida equivale a 5.000 yuanes, [9] que corresponden a 742 dlares. Cuntos chinos llegan a 742 dlares al mes? Menos del 10% de la poblacin, el 89,57 % de los chinos recibe menos de 600 dlares al mes. [10] Es decir, con mejores nmeros que aquellos que hablan de 800 millones de pobre menos, podramos titular China mantiene en la pobreza a casi 1.250 millones de personas. Dicho as, seguimos idealizando la vida del pueblo chino en el capitalismo? La cuestin no es criticar a China, sino criticar a quienes la colocan como norte de Cuba; que por cierto, a pesar de las enormes dificultades que se viven desde hace dcadas, tiene un desarrollo humano superior a China y Vietnam. [11]

En tercer lugar, hay que notar el lmite histrico del modelo. Es verdad que las formaciones capitalistas socialistas de mercado han crecido a altos ritmos. Lo cual es a priori positivo. Pero hay que observar el lmite de ese crecimiento. Lo que sucede es un fenmeno histrico concreto, donde el capital se sirvi de la fuerza de trabajo abundante, excesivamente barata y muy disciplinada. Una vez que el crecimiento encarece el costo de produccin por su propio xito, las inversiones se reducen, desacelerndose consecuentemente el crecimiento del producto bruto. Lo estamos viendo en la actualidad, China est creciendo al 6% anual, algo muy inferior al crecimiento de dos cifras de las dcadas anteriores. En suma, lo que hicieron en China y Vietnam no puede tomarse como modelo para Cuba (incluso para una eventual Cuba capitalista (algo que esperemos que no suceda nunca)), porque no se trata de tal, sino de un fenmeno histrico concreto caracterizado por un alto dinamismo capitalista gracias a la fuerza de trabajo barata, masiva y disciplinada.

En cuarto lugar, hay que denunciar la enorme desigualdad que trajo el capitalista socialismo de mercado. Mientras decamos que 1250 millones de personas reciben menos de 600 dlares al mes en China, hay unos 324 chinos que de forma individual tienen ms de mil millones de dlares. [12] Para cualquier marxista, esta desigualdad es inaceptable. Cmo vamos a luchar por un socialismo que permite que un grupo de personas con ms dinero del que es posible gastar en decenas de vidas coexista armnicamente con el 90% del pueblo que no llega a un ingreso adecuado a las necesidades? Naturalmente, el socialismo clasista de Machado es antagnico al socialismo. Como bien dijo Lenin: [] Quien, despus de la experiencia de Europa y de Asia, hable de una poltica que no sea de clase y de un socialismo que no sea de clase, merece, simplemente, que se le meta en una jaula y se le exhiba al lado de algn canguro australiano. [13]

En quinto lugar, hay que observar el carcter total del capitalismo. Las posibilidades de desarrollo nacional en el mundo capitalista son esencialmente ilusorias, no son los gobiernos los que eligen el rol que ocuparn sus pases, sino el capital. En nuestro caso concreto, en el plano mundial, el capitalista socialismo de mercado se explica mucho menos por el cambio de rumbo en el Partido Comunista de China que por representar la formacin social china la gran vlvula de escape que encontr la burguesa ante la crisis de los aos setenta. [14] Entender el carcter global del capitalismo implica cambiar la pregunta inicial de qu capitalismo desarrollar en determinado pas? a cmo se presenta el capitalismo en determinado pas?; esto nos lleva a reconocer que no hay alternativas dentro del capitalismo, que, por lo tanto, el socialismo es la nica opcin para el bienestar de los pueblos. Machado no parece entenderlo, supone que Cuba al adoptar el capitalista socialismo de mercado le puede decir al capital cmo se tiene que mover.

5) Sobre el derrumbe del socialismo y la cuestin de la propiedad social

Si revisara la historia reciente del desplome del socialismo europeo comprobar que en la mayora de esos pases el lobo que devor el sistema estaba escondido dentro de las cuevas de la burocracia estatal y partidaria, y la mordi desde sus propias entraas [].

[] la gestin de las formas de propiedad tanto la pblica como las restantes es un asunto de vida o muerte para cualquier sistema, pero sobre todo para el socialismo que ha mostrado una enorme ineptitud para gestionarla exitosamente como demuestra su historia. [].

Sin lugar a duda, Machado sera uno de esos lobos a los cuales el socialismo debera temer. Cul es la diferencia ideolgica entre l y algunos lobos como Gorbachov? Ambos se declaran partidarios del socialismo, pero crticos de la historia revolucionaria, abiertos a la libre empresa, partidarios de la privatizacin, enemigos de la planificacin centralizada, etc. Puede decirse que no hay ninguna diferencia sustancial entre los discursos, ambos son partidarios de un capitalismo llamado socialismo. Quizs haya una diferencia mayor de Machado respecto a lobos de la raza Yeltsin, ya que stos directamente hablaban de capitalismo, cosa que Machado no hace. Aunque tampoco hablaramos de una diferencia sustancial, las denominaciones no hacen a la cosa.

Si Machado se pusiera a estudiar con rigurosidad lo qu pas en el socialismo europeo en vez de tomar a los credos liberales como axiomas, llegara a sntesis radicalmente opuestas. Lo que realmente ensea la historia es que el socialismo fue econmicamente muy superior al capitalismo. La estatizacin de los medios de produccin fue base de un crecimiento inigualable en la historia del hombre. La ineficiencia de la propiedad estatal apareci como problema a mediados de los cincuenta en la URSS, cuando se promovi la produccin mercantil, [15] [16] que, como bien sabemos (salvo Machado), se define por ser ontolgicamente ajena al socialismo. [17] Por lo tanto, se constata claramente que el problema no pasa por la propiedad social, sino por su forma de direccin. En palabras de los sovietlogos estadounidenses Roger Keenan y Thomas: [] El ms rpido crecimiento promedio de la Unin Sovitica ocurri entre 1929 y 1953, cuando la direccin se aferr firmemente a la planificacin centralizada y elimin los mecanismos de mercado []. [18]

Incluso ms, la superioridad de la planificacin sobre la anarqua del mercado no hay que buscarla slo en la historia del socialismo real, esta tambin puede verse actualmente en el mundo capitalista. Qu es lo ms eficiente del capitalismo? Lo cierto es que lo ms eficiente del capitalismo son los monopolios, [19] quienes no se rigen internamente por la competencia, sino por la ms compleja planificacin imperativa.

En sntesis, Machado, defendiendo su tesis liberal (declarada equivocadamente por l como marxiana [20] ), sin contextualizar en ningn momento, toma arbitrariamente aspectos parciales del socialismo real, para luego, a partir de ellos, establecer una mxima, que esencialmente supone lo mismo que todo el espectro ideolgico liberal: la propiedad privada, producir para la ganancia privada y dems guarangadas son la condicin de la eficiencia, por lo tanto, la economa mercantil es la mejor forma de organizar la vida social. Es decir, nada que no est escrito en los manuales liberales.

6) Sobre el arte y el deporte

[] se ha priorizado desmesuradamente la formacin de bailarines, msicos y deportistas muy por encima de los empresarios y administradores en general. Esa miopa tendremos que pagarla, la pagaremos caro.

La devaluacin del arte y el deporte que realiza Machado no debera pasarse por alto. Defender la importancia del deporte y el arte es tan elemental que termina siendo muy poco necesario, casi desde cualquier ideologa podra hacerse, obviamente desde el marxismo, pero tambin desde el propio liberalismo, inclusive desde el fascismo. Lo importante de todo este desprecio es revelar cmo Machado entiende muy poco sobre la razn del ser del socialismo (y, an peor, sobre la condicin humana). El socialismo pasa por el desarrollo ntegro del ser humano, eso requiere del arte y el deporte.

Esto quiere decir que desconozcamos la importancia del trabajo administrativo? Por supuesto que no, los directores de empresa cumplen un rol especialmente determinante en el socialismo. Coincidimos con Machado en que es necesario formar ms cuadros administrativos, pero claro, no para administrar los medios de produccin en el marco de una economa mercantil, como l quiere, sino para dirigir correctamente las empresas en el marco de la planificacin centralizada. Esto no implica ir contra el arte y el deporte, como Machado presenta, sino lo contrario. El correcto funcionamiento del plan socialista justamente impulsa el desarrollo artstico y deportivo (y viceversa), no hay contradiccin.

7) Sobre el internacionalismo

Se despertaron del coma inducido durante tres dcadas a causa de la generosidad sovitica y reforzada por los 15 aos del apoyo petrolero de Venezuela. Todo ese acomodamiento ha dejado una lesin mental, que induce a la pasividad y a esperar que los problemas se resuelvan por s solos [].

Es cierto, Cuba le debe mucho a lo que fue la experiencia sovitica, como bien dijo Fidel: [] la Revolucin Cubana fue posible porque mucho antes hubo Revolucin Rusa en 1917 []. Sin la existencia de la Unin Sovitica no habra sido posible la Revolucin socialista de Cuba!. [21] Igualmente es correcto, Cuba le debe mucho a la solidaridad de Venezuela, no en vano el lder histrico de la Revolucin defini a Chvez como [] el mejor amigo que tuvo el pueblo cubano a lo largo de su historia []. [22] No obstante, esto no significa de ninguna manera que los cubanos se hayan acostumbrado a que los problemas se resuelvan por s solos. Primero, la solidaridad de la Unin Sovitica y Venezuela con Cuba no fue slo en una direccin, Cuba tambin fue solidaria con estos pases. Segundo, si analizamos la cuestin de la solidaridad, no hay nadie en el mundo contemporneo ms solidario que Cuba. Con los pocos recursos existentes, Cuba, basada en sus principios revolucionarios, se entrega a titnicas tareas sin esperar nada a cambio. Algo que es motivo de orgullo para los cubanos y fuente del prestigio de la Revolucin Cubana entre los pueblos del planeta. Tercero, los cubanos no esperan que los problemas se resuelvan solos. Es todo lo contrario, el pueblo cubano es muy trabajador, en condiciones muy difciles, los cubanos han logrado hazaas que son motivo de admiracin de otros pueblos del planeta.

***

El texto de Machado est muy lejos de ser una autocrtica honesta del socialismo, se parece mucho ms a una vulgar crtica desde el liberalismo burgus, al que, en el comienzo del texto, se lo disfraza de verdadero marxismo. Lo positivo de esto es que el disfraz no engaa a nadie, se torna imposible no darse cuenta del carcter reaccionario de las ideas de Machado.

Notas:

[1] KEERAN, Roger. KENNY, Thomas. Socialismo Traicionado: Tras el colapso de la Unin Sovitica (1917-1991). La Habana: Ciencias Sociales, 2015. p. 293

[2] Vase: MACHADO, Ricardo Jorge. Cuatro notas sobre la situacin cubana. Una inicial sobre la interpretacin de la naturaleza del socialismo qu tipo de periodo especial se nos viene encima? Rebelin. 27 abr. 2019. Disponible en: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=255241 Acceso: 27 abr. 2019.

[3] Rebelin lo toma de blog Cuba y la Economa. Vase: MACHADO, Ricardo Jorge. Cuatro notas sobre la situacin cubana. Una inicial sobre la interpretacin de la naturaleza del socialismo. Cuba y la Economa. 21 abr. 2019. Disponible en: https://cubayeconomia.blogspot.com/2019/04/cuatro-notas-sobre-la-situacion-cubana.html Acceso: 27 abr. 2019.

[4] SMITH, Adam. La riqueza de las naciones. Madrid: Alianza, 1996. p. 151.

[5] Universidad de la Ciudad de Nueva York. CUNY por su sigla en lengua inglesa ( City University of New York ).

[6] Un elemento que recorre la trayectoria de Marx y Engels es la crtica a la dialctica idealista. Dos de las principales obras tempranas de Marx y Engels, La Sagrada Familia (publicada en vida) y La Ideologa Alemana (publicada post mortem), estn dedicadas a la crtica despiadada de la dialctica idealista que dominaba a la intelectualidad alemana de los aos cuarenta del SXIX.

[7] TELESCOPIO. En 40 aos, China ha sacado a 800 millones de personas de la pobreza. Spuntnik. Mosc, 15 mar. 2019. Disponible en: https://mundo.sputniknews.com/radio_telescopio/201903151086084350-sesion-anual-asamblea-popular-china/ Acceso: 3 may. 2019.

[8] PERAZA FORTE, Iramsy. El milagro de la economa vietnamita. Granma, 10 nov. 2016. Disponible en: http://www.granma.cu/mundo/2016-11-10/el-milagro-de-la-economia-vietnamita-10-11-2016-21-11-30 Acceso: 3 may. 2019.

[9] SAPORE DI CINA. El coste de la vida en China. Sapore di Cina. 9 oct. 2018. Disponible en: https://www.saporedicina.com/es/coste-de-vida-en-china/ Acceso: 4 may. 2019.

[10] CHINA POWER. How well-off is Chinas middle class? China Power, Washington, 3 dic. 2018. Disponible en: https://chinapower.csis.org/china-middle-class/ Acceso: 2 may. 2019.

[11] PNUD. Informe sobre Desarrollo Humano 2016. Nueva York: PNUD, 2016.

[12] FORBES. The Worlds Billionaires . Forbes, n. 62, abr. 2019. p. 134.

[13] LENIN, Vladimir Ilich. Marx-Engels-Marxismo. Mosc: Progreso, s.d. p. 76

[14] En el plano exclusivamente chino, las decisiones del PCCh fueron decisivas, China eventualmente pudo continuar su camino socialista al margen de la presin del capital. Ahora, en el plano mundial lo decisivo fue la necesidad del capital. Si el capital no tena la necesidad de contar con los cientos de millones de trabajadores disciplinados de China, el proceso de acumulacin que se desarroll no hubiera tenido xito.

[15] Las reformas mercantiles de Nikita Jrushchov, Brzhnev-Kosiguin y Gorbachov enlentecieron el ritmo de crecimiento sovitico. En algunos nmeros, el producto per cpita sovitico pas de crecer 33% en el quinquenio 1966-70, a 24% en el quinquenio 1971-75, a 18% en el quinquenio 1976-80, a 11% en el quinquenio 1981-85 y, finalmente, a la recesin del quinquenio de la Perestroika. Apud SOUZA, Nilson Arajo de. Ascenso e queda do Imprio Americano. So Paulo: Mandacaru, 2001. p. 46.

[16] Como bien dice Cludio Campos: [] la desorganizacin de la economa socialista no puede ser corregida con la introduccin de las categoras capitalistas, sino nicamente por la implementacin de los correctos principios socialistas. Por eso, [] Mientras que ella [la planificacin socialista] fue aplicada hasta el inicio de la dcada del 50, ella demostr de forma espectacular esa superioridad. Despus de eso, mismo tergiversado, falseado, entreverado, el socialismo continu siendo superior al capitalismo. Pero l no se puede sustentar, si sus principios no son respetados. Traduccin propia del portugus. CAMPOS, Cludio. A Histria Continua. So Paulo: Grficas brasileiras, 1992.

[17] Como dice el Che, la planificacin centralizada [] es el modo de ser de la sociedad socialista, su categora definitoria y el punto en que la conciencia del hombre alcanza, por fin, a sintetizar y dirigir la economa hacia su meta, la plena liberacin del ser humano en el marco de la sociedad comunista. GUEVARA, Ernesto Che. Sobre el sistema presupuestario de financiamiento. Bogot: Ocean Sur, 2007. p. 29.

[18] KEERAN, Roger. KENNY, Thomas. Socialismo Traicionado: Tras el colapso de la Unin Sovitica (1917-1991). La Habana: Ciencias Sociales, 2015.

[19] Lase las empresas que funcionan como monopolios, eso incluye a los oligopolios, que tcnicamente no son monopolios.

[20] " Marxianismo" refiere exclusivamente al legado de Marx y Engels.

[21] CASTRO RUZ, Fidel. Discurso pronunciado por el Comandante Fidel Castor Ruz, Primer Secretario del Partido Unido de la Revolucin Socialista y Primer Ministro del Gobierno Revolucionario, en la Plaza Roja de Mosc, en el Gran Acto de Bienvenida que se le brinda a su llegada a Mosc, el 28 de abril de 1963. Disponible en: http://www.cuba.cu/gobierno/discursos/1963/esp/f280463e.html Acceso el: 02 may. 2019.

[22] CASTRO RUZ, Fidel. Perdimos nuestro mejor amigo. CubaDebate, La Habana, 11 mar. 2013. Disponible en: http://www.fidelcastro.cu/es/articulos/perdimos-nuestro-mejor-amigo Acceso el: 03 may. 2019.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter