Portada :: Chile
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 11-05-2019

La situacin de las y los trabajadores y los desafos para la izquierda

Nicols Campos R.
Rebelin


Referirse a la situacin que viven las y los trabajadores corresponde, sin lugar a dudas, a una cuestin primordial para cualquier persona y/o organizacin que se declare de izquierda. Ms an si sus definiciones se encuentran trazadas por el marxismo y sus pretensiones guardan relacin con la construccin del proyecto histrico de las y los mismos: el socialismo.

En la actualidad, pareciera que el problema de las y los trabajadores y en definitiva, el de la clase trabajadora, se extravi de los diagnsticos y posiciones de la izquierda. En efecto, muchos - influenciados quien sabe por qu - comenzaron a creer que el problema de las clases sociales se agot y los nuevos tiempos requieren de nuevas perspectivas que guen a la accin transformadora, relegando a la clase trabajadora a los libros de historia, a los anecdotarios de viejos militantes, o bien, a un elemento meramente descriptivo e incluso folclrico y cultural del panorama nacional y mundial.

Sin embargo hay malas noticias para quienes asumen de forma explcita o implcita dichas posiciones. La clase trabajadora existe! Y no solo eso, sino que es enorme, para mirarla, solo hay que tener los ojos bien abiertos. De lunes a lunes se le puede ver tras el mesn de comida rpida al que cualquiera acude cuando el hambre asecha; realizando labores de aseo en empresas o en plazas y veredas; a punta de plumn y borrador dicta clases en escuelas, as como tambin se le puede ver rpidamente manejando por las calles transportando comida en una enorme mochila verde, naranja o roja.

As, es que en definitiva, junto con las transformaciones que existieron en la forma de acumular capital en Chile, se transformaron tambin a las y los trabajadores del pas en tanto clase. Siendo la heterogeneidad de sus labores, el desarraigo de los lugares fsicos en los que hasta hace aos atrs resida algunas de sus principales caractersticas. Todo esto, claro est, sin acabar con la precarizacin y mucho menos con la explotacin sino que, precisamente, todo lo contrario.

Aparecen entonces una serie de elementos a tomar en cuenta en pos de desarrollar una intervencin poltica pertinente, como lo son por ejemplo: la segmentacin de las y los trabajadores en tanto forma y lugar de ocupacin, el alto componente de migrantes que compone a la clase trabajadora, las labores que estos realizan y los conflictos que las y los atraviesan. Junto con esto, se encuentra tambin el hecho, problemtico sin duda, de que eventualmente ms de algn trabajador o trabajadora defienda y/o se abandere por algn proyecto que en realidad no se encuentre, en lo absoluto, vinculado a sus intereses de clase. Todo es posible en el estado actual de la clase trabajadora existente en Chile.

Por lo que una debida atencin de lo anterior podra permitir avanzar, cualitativamente en la construccin de un movimiento amplio e independiente de trabajadores y trabajadoras. Los eventuales avances que se puedan tener en este mbito son esenciales para la construccin de un proyecto poltico que site en el centro a las clases trabajadoras. El cual, cabe destacar, no existe en el pas.

Preguntarse qu est en juego para la clase trabajadora en las diferentes coyunturas que vive el pas es una buena pregunta para empezar. En la capacidad que se tenga para responder a esta misma se juega, bsicamente, la posibilidad de apuntar los dardos en los lugares correctos. De lo contrario, se corre el riesgo de que los esfuerzos caigan en un saco roto, e incluso, de que la accin desplegada resulte ser la punta de lanza de proyectos que poco y nada vendran a representar los intereses de las y los trabajadores del pas y del mundo.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter