Portada :: Cultura :: Leer
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-06-2019

El ser neoliberal, Christian Laval y Pierre Dardot. Edicin a cargo de Enric Berenguer. Gedisa: Barcelona, 2018
Sobre el neoliberalismo y la alternativa de lo comn

Luis Roca Jusmet
Rebelin


Christian Laval y Pierre Dardot son dos potentes pensadores franceses que han profundizado en el neoliberalismo, por un lado, y han intentado abrir nuevos horizontes en la izquierda a partir de la nocin de lo comn. La editorial Gedisa ha publicado varias traducciones de sus libros ms representativos: La nueva razn del mundo( 2013), Comn ( 2015), La pesadilla que no acaba nunca (2017) y La sombra de octubre (2017). En esta ocasin el psicoanalista Enric Berenguer conversa con ellos, que tambin tienen una cierta influencia de Jacques Lacan, en un dilogo tan inteligente como denso. Despus de una sugerente introduccin, el psicoanalista lacaniano, les plantea una serie de preguntas. La primera es sobre la nocin de post-humano, que supera justamente el presupuesto del discurso cientfico y del sistema capitalista, que era el del homus economicus. Esta ficcin, liberal y utilitarista, se desplaza en el neoliberalismo hacia el hombre empresa. Pero va ms all con la figura del transhumanismo, propio de la neuropoltica. La muerte se plantea como algo superable. Pero en un contexto en que la salud es un capital, una inversin. Aqu se ve la influencia que tuvo Michel Foucault, con su conceptualizacin de la biopoltica, sobre los autores. Pero lo que hace el neoliberalismo es abrir nuevas formas de subjetividad, de la que muchos se consideran excluidos o simplemente no se identifican con ellas. Es mucho ms que una alternativa econmica y poltica. Es una manera de estar en el mundo. El neoliberalismo es una ideologa en el sentido ms profundo del trmino: una manera de pensar, de desear, de sentir, de verse a s mismo y a los otros. Pero una forma de estar en el mundo de la que muchos son excluidos. Por esto aparece como sntoma y reaccin el fundamentalismo, tanto el religioso como el nacionalista. Es la manera ms simple y negativa de reaccionar contra la globalizacin neoliberal. Es una opcin identitaria que se apoya en valores conservadores, que divide a los afectados por los efectos de este capitalismo depredador y que privatiza los problemas.

La otra cuestin que plantean Laval y Dardot es la de una renovacin del discurso de la izquierda. Lo hacen a partir de la introduccin de la nocin de lo comn como algo diferente de lo privado pero tambin de lo estatal. La izquierda ha sido demasiado estatista y no ha sido capaz de recoger y potenciar una tradicin jurdica de lo comn diferente de lo estatal. Hay experiencias concretas de gestin de lo comn a nivel municipal y en esta lnea hay que avanzar. O incluso los Creative commons de propiedad intelectual son un ejemplo de ello.

Lo cual necesita una revolucin cultural muy profunda. Esto lo hizo en los aos 70 la derecha con el neoliberalismo. Pasa por la superacin del marxismo y de su ideal de una sociedad sin conflictos. La idea de lo comn y del derecho vinculado a l puede ser un camino.

Enric Berenguer sabe ir a las preguntas fundamentales y tanto Laval como Dardot sintetizan mucho sus anlisis y sus propuestas. El trabajo para entender la ontologa del neoliberalismo, que nos proponen, tiene una inspiracin clara en Michel Foucault, aunque tambin tiene una cierta inspiracin lacaniana. Y por supuesto un dilogo permanente con Marx. Su propuesta es interesante, aunque hay que ver como se articula con el trabajo institucional. Porque no creo que lo comn pueda sustituir al Estado, que me parece un garante necesario de derechos. Aunque ciertamente tiene sus peligros y no debe ser apoyado sin ms. Hay una hibridacin entre el imperium (poder del Estado) y del dominium (poder del amo). Pensadores de izquierda anteriores, como Cornelius Castoriadis, ya nos avisaron de los peligros del poder burocrtico.

Bajando a un terreno ms concreto me parece muy oportuna la crtica que Enric Berenguer hace al nacionalismo cataln. Ms escptico soy respecto a su comentario elogioso de los comunes catalanes, cuya deriva interna es cada vez ms clara y cuya posicin respecto al nacionalismo es ms que cmplice.


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter