Portada :: Amrica Latina y Caribe
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 27-06-2019

Nepotismo y corrupcin en El Salvador
Por un puado de dlares?

Roberto Herrera
Rebelin


El poder no cambia a las personas, slo revela quines verdaderamente son

Jos (Pepe) Mujica

 

En honor a la verdad, el nepotismo efeemelenista hecho pblico por Bukele ni me duele ni me obliga a que me desvele, pues no sera la primera vez en la historia que un pariente cercano o lejano de un poltico de pacotilla, que una vez sentado en la silla presidencial , se propone resolver el problema existencial de su familia, repartiendo puestos a destajo, sin importarle la anomala y el relajo que dicha conducta causara en la membresa y en el pueblo en general, puesto que el tasajo de ternera lo recibi a lo mejor una nuera, quien ahora luce una pulsera de Cartier y un chacalele Rolex no por sus propios mritos, si no por los lazos familiares. Por eso aplaudo que Bukele revele y desmantele el cahun [1] salvatrucho que dej la joyita de Cern twitteando y tocando el ukulele.

Espero tambin que Bukele desmantele la trama de la ley de reconciliacin y que apele a la razn de los diputados, para que no tiren los dados sin medir las consecuencias, es decir, que sean precisos artilleros, para que los crmenes de soldados y guerrilleros no queden impunes.

Aunque este enredo huele a pedo, ojal Bukele encarcele despus de un legal juicio a Mauricio y que a Joaqun le ponga un cachinfln jurdico en el maletn; que a Jons se le quiten las ganas de andar con jaranas y que por fin abra la boca como ballena y que no se enroque ms con lo de Roque y que revele cul fue su postura en la conjura.

Todava est por verse s a Bukele no le pasar lo mismo que a Chacumbele, el famoso equilibrista cubano de los aos treinta del siglo pasado que logr por primera vez el triple salto sin red. Nayib est en la cuerda floja, pero tiene, por si acaso perdiera el equilibrio, una red que lo proteger del porrazo. Mientras tanto, el director del circo Don Capital Oligrquico observa atento, tanto a los espectadores como a sus artistas.

Siempre he sostenido que la poltica no es negocio ni oficio, sin embargo, la experiencia ha demostrado que muchas veces, para alguno de los mandos guerrilleros de alto y mediano nivel fue ms fcil vencer el miedo en la guerra, que el traqueteo de las rfagas de dlares en la paz. Los revolucionarios de profesin de antao, hoy los vemos convertidos en empresarios de profesin.

Parafraseando al expresidente mexicano de los aos veinte del siglo pasado, general lvaro Obregn, est claro que solo una parte de los comandantes guerrilleros salvadoreos no resistieron los caonazos de dlares. Aunque hubieran sido miles o millones, vendieron su tica y moral revolucionaria por un puado de monedas.

Nota:

[1] Cahun: intriga, chilenismo

Fuente: Por un mundo nuevo, mejor y ms justo

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter