Portada :: EE.UU.
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 10-07-2019

La Doctrina Monroe y las guerras regionales de Bolton

Marco A. Gandsegui, hijo
Prensa Latina

La Doctrina Monroe fue preparada en 1823 por el entonces secretario de Estado norteamericano, John Quincy Adams, dirigida a las potencias imperiales europeas. Expresaba, en forma explcita, que cualquier intervencin de stas en el hemisferio occidental sera considerada una ofensa a la integridad y soberana de EE.UU.


En otras palabras, y para ser ms claro, EE.UU. se reservaba lo que despus se llamara Amrica Latina como territorio propio. En el siglo XX, todos los gobiernos norteamericanos aclaraban que el contenido de la llamada Doctrina carece de vigencia y es cosa del pasado. Hasta ahora.

Los gobiernos panameos quizs han sido los ms afectados por las pretensiones territoriales norteamericanas. El siglo XX fue de una lucha permanente por ejercer la soberana sobre la totalidad de su territorio, pese al podero norteamericano que ocupaba una franja de mil kilmetros cuadrados que atravesaba el istmo de Panam. La Doctrina Monroe fue complementada por el corolario de Teodoro Roosevelt sintetizado en su famoso grito: Me tom Panam, mientras el Congreso de EE.UU. dorma.

El presidente electo, Laurentino Cortizo, tiene que tener muy presente estos antecedentes histricos cuando asuma el 1 de julio el poder. John Bolton, el asesor del presidente Donald Trump, en asuntos de seguridad nacional, acaba de decir: hoy proclamamos con orgullo para que todos lo oigan: la doctrina Monroe est viva y bien. Es otro momento, distinto a 1823, cuando Washington miraba hacia Europa.

Bolton tiene su mirada sobre China, nueva potencia asitica emergente, con una creciente presencia econmica en Amrica latina y, en particular, en Panam. Los polticos norteamericanos siempre han considerado, y as lo afirman, que el continente es su patio trasero. Hace poco el vicepresidente norteamericano, Mike Pence, dijo que su pas no puede intervenir en cualquier pas del mundo, con la excepcin de Amrica Latina.

EE.UU. est interesado en conservar el dominio de la ruta que une los ocanos Pacfico y Atlntico. El presidente panameo recin electo debe tener muy presente estos antecedentes histricos cuando asuma el poder.

A principios del siglo XIX, la poltica oficial de EE.UU. consista en conservar el status quo respecto a sus relaciones con la Amrica espaola. Cuando los generales venezolanos Francisco Miranda y Simn Bolvar, en diferentes momentos, solicitaron a Washington apoyo para las luchas revolucionarias por la independencia de la regin, EE.UU. se declar neutral. Pese a ello, le venda armas a la corona espaola para suprimir los levantamientos desde Mxico hasta Argentina, pasando por la gran Colombia.

La Doctrina Monroe se dio a conocer en 1823, cuatro aos despus del Congreso de Angostura, dos aos despus de la independencia de Panam, un ao antes de que la batalla de Ayacucho sellara el triunfo de las armas independentistas y tres aos antes del Congreso Anfictinico convocado por Bolvar en la ciudad de Panam.

El plan de EE.UU. -anunciado por el presidente Thomas Jefferson a principios del siglo XIX- consista en esperar que cada colonia espaola cayera como fruta madura para que Washington la cosechara sin disparar un tiro y sin derramamiento de sangre. Fue su estrategia, al comprarle a Francia el territorio de Luisiana, en 1803, que conforma la enorme cuenca del ro Misisipi.

As se esperaba que el resto de la regin quedara bajo control de EE.UU. El plan no se desarroll como se esperaba. A partir de fines del siglo XIX, EE.UU. encontr la frmula para apropiarse de las riquezas naturales de la regin, sin necesidad de anexar los territorios latinoamericanos (con la excepcin de Puerto Rico).

Pero est obligada a intervenir militarmente en forma permanente para someter a los pueblos y dar apoyo a los grupos que estn a su servicio. En la actualidad, el presidente Trump no descarta una invasin a Venezuela, pas que no se somete a sus dictados. Igualmente, desde hace 60 aos mantiene un bloqueo asfixiante contra Cuba, amenaza a Nicaragua, as como a Bolivia, y arremete contra Mxico. En el pasado ha tenido problemas similares con los dems pases latinoamericanos que ha logrado disciplinar de una u otra manera.

En el caso de Panam est interesado en conservar el dominio sobre la ruta de trnsito entre los ocanos Pacfico y Atlntico. Todo el comercio martimo estadounidense, de un extremo a otro, pasa por el Canal -una plaza geopoltica de mucha importancia- y no quiere que Panam ni movimientos regionales, y mucho menos factores extra-regionales, desestabilicen esa correlacin de fuerzas. No es casual que Bolton busque refugio en la Doctrina Monroe para hacer la guerra en lo que EE.UU. considera su patio trasero.

El autor es profesor de Sociologa de la Universidad de Panam e investigador asociado del CELA.

Fuente: 
http://firmas.prensa-latina.cu/index.php?opcion=ver-article&cat=G&authorID=169&articleID=2708&SEO=gandasegui-marco-a-la-doctrina-monroe-y-las-guerras-regionales-de-bolton



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter