Portada :: Argentina
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 17-07-2019

Un mantra repetido por Cambiemos: En nuestro segundo mandato vamos a hacer la Reforma Laboral

Mario Hernandez
Rebelin


As lo expres el ministro Dujovne ante un grupo de especuladores de Wall Street. Tambin el ministro de Produccin y Trabajo, Dante Sica, confirm el plan reformista y explic la necesidad de hacerlo cuanto antes.

La propuesta fue acompaada por los empresarios al momento de conocerse la firma del Acuerdo Unin Europea-Mercosur. El titular de COPAL (Alimentacin), Daniel Funes de Rioja, se mostr favorable a encarar una reforma laboral y pidi mirar las cosas de acuerdo con el siglo XXI.

El vicepresidente de la UIA consider que no se puede tener un sistema laboral respondiendo a las necesidades de la primera y segunda revolucin industrial y critic las resistencias al cambio  por parte de diversos sectores.

El presidente de la Cmara de la Pequea y Mediana Industria Metalrgica Argentina (CAMIMA), Jos Luis Ammaturo, consider que para enfrentar el desafo que, a su criterio, representa el acuerdo entre el Mercosur y la Unin Europea har falta una modificacin profunda del sistema laboral argentino, reduciendo los enormes costos laborales; transformando el incoherente sistema judicial laboral, que dio lugar a la industria del juicio; eliminando el complejo entramado gremial; actualizando los convenios colectivos; aggiornando totalmente las relaciones laborales en la Argentina y eliminando las trabas y sobrecostos en los servicios.  

El empresario Martn Cabrales  asegur que hay que impulsar una reforma laboral y otras tantas que permitan bajar los costos. En ese sentido asegur: Queremos que haya mayor flexibilizacin. Que sea ms fcil despedir y contratar gente.

Por su parte, el Frente Sindical para el Modelo Nacional que agrupa a Camioneros, Bancarios, SMATA, los gremios de la Corriente Sindical Federal y ambas CTA, rechaz el acuerdo de libre comercio del Mercosur con la Unin Europea adelantado por el macrismo a la opinin pblica. Se dirigi adems a la propia CGT para sealar la necesidad de constituir una nica central obrera que contenga a todos los gremios y sectores del trabajo para fortalecer los reclamos del gremialismo opositor y exigir la declaracin de la emergencia ocupacional, que implica el cese de los despidos, la reincorporacin de los cesantes y la instalacin de la doble indemnizacin. Reclam adems que haya emergencia alimentaria y de salud para atender en lo inmediato a situaciones como las que han llevado a la muerte de cinco personas por la ola de fro. Se reclama la actualizacin del salario mnimo vital y mvil, aumento de jubilaciones y pensiones y el cese retroactivo del impuesto a las ganancias al medio aguinaldo. Y anunci que habr protestas contra el gobierno en julio como parte de un plan de manifestaciones y acciones coordinadas con la oposicin parlamentaria en rechazo a las iniciativas de reforma laboral.

No s para qu quieren reforma laboral si con la devaluacin que hubo hoy un trabajador est cobrando un 50% de lo que cobraba el ao pasado, advirti el titular del gremio SMATA, Ricardo Pignanelli, y agreg: Cuando los servicios estn en dlares, cuando los combustibles estn en dlares y la canasta familiar est en dlares, de qu reforma laboral me quieren hablar? No s, por ah quieren que un laburante trabaje 18 horas por da. Parece que la evolucin es volver a la Prehistoria. 

Los costos del trabajo en Argentina son muy altos por fuera del salario, no es que los salarios son demasiado altos porque evidentemente no lo son pero alrededor del salario estn adosadas muchas cosas que se fueron sumando en las ltimas dcadas que nos han quitado competitividad sobre todo a las empresas chicas, a los restoranes, a los comercios, a las pequeas pymes que les cuesta contratar gente por estos altos costos que hay asociados al salario, argument Hernn Iglesias Illa, responsable de la Comunicacin Estratgica de Jefatura de Gabinete de Ministros de la Nacin.

Para el Gobierno no es necesario tocar las paritarias, sino afectar quizs ciertos aportes por encima de los obligatorios que tienen algunos convenios colectivos, de cmo calcular algunos beneficios, de cmo calcular unos aportes a la caja jubilatoria.

Pichetto dixit: De eso no se debe hablar

El precandidato a vicepresidente por Juntos Somos el Cambio, Miguel ngel Pichetto, subray que la reforma laboral es una palabra que no se debe usar porque los trabajadores la identifican con procesos de ajuste y despido, ante lo cual consider que se debe avanzar en un acuerdo econmico-social entre sindicatos y empresarios.

Semanas atrs, el periodista Marcelo Bonelli inform en el Canal Todo Noticias: informes de Wall Street dicen que Pichetto es garanta de futuras reformas estructurales, aclarando que dichas reformas eran la previsional y la laboral, dos iniciativas centrales del programa poltico-econmico de Cambiemos que se vieron truncadas por la movilizacin popular. Esto que saban JP Morgan, CITI BANK, Unin de Bancos Suizos, ahora tambin lo sabs vos, agreg el conductor.

Pichetto ya haba dejado en claro su postura respecto a la necesidad de una reforma laboral: Es imprescindible. En el MALBA, durante la tercera edicin del ciclo Democracia & Desarrollo, que se desarroll bajo el ttulo Argentina en un ao clave: desafos internos y externos, en relacin a cules deberan ser los consensos de cara a la generacin de puestos de trabajo, el precandidato oficialista ejemplific: Hay modelos expansivos dignos de ver, como en Vaca Muerta, donde el sindicato acept reformas positivas.

A comienzos de 2017, Guillermo Pereyra, Secretario General de Petrleo y Gas Privado, haba acordado con el Gobierno la modificacin del Convenio colectivo para el yacimiento neuquino, quitando beneficios y flexibilizando a los trabajadores.

Acuerdos de este tipo necesitamos en todo el pas, dijo el presidente el 10 de enero de 2017, en el acto de presentacin del pacto entre petroleras, gremios y gobierno en Vaca Muerta. El anexo de 25 artculos al Convenio colectivo habilit cambios en los esquemas de trabajo, extendi las jornadas laborales, generaliz los contratos a trmino, elimin el pago por horas taxi tiempo de traslado y modific las condiciones de operacin nocturna y bajo rigores climticos.

Al momento de la presentacin, las petroleras estimaron que la flexibilizacin les permitira reducir entre un 30 y 40% los costos laborales. Este ahorro derramara, dijeron, en un incremento de las plantillas de los empleados.

En Vaca Muerta este ao trabajan 30.000 personas [] el ao que viene van a ser 80.000 y en un par de aos va a ser medio milln de personas trabajando en generar energa para los argentinos y para el mundo, afirm Macri el 18 de julio de 2018, durante una visita a los yacimientos neuquinos. La realidad, como es habitual, desmiente el pronstico presidencial. En la actualidad el ministerio del Trabajo contabiliza unos 84.000 trabajadores registrados en Explotacin de minas y canteras, la rama de actividad que incluye a los trabajadores petroleros de todo el pas. Apenas un 5% ms que los 80.000 empleos que se registraban en enero de 2017, cuando se firm la flexibilizacin.

El mdico incremento en la tasa de empleo contrasta con las supertasas de produccin y ganancia empresaria. En febrero de este ao el yacimiento registr un incremento del 193% en la produccin de gas y petrleo. Para la misma poca, Tecpetrol (del Grupo Techint, la principal operadora privada en Vaca Muerta) declar un aumento del 338% en sus ganancias anuales.

Por el contrario, la desigualdad salarial derrama en pobreza. El ndice del Precio al Consumidor marca una fuerte distorsin en los precios de los productos de consumo masivo y la vivienda, que se incrementan al ritmo de los salarios petroleros y se alejan del poder adquisitivo del resto de la poblacin.

Mientras el salario promedio de la industria petrolera se ubica en $ 144.000, en la construccin es de $ 42.000, en gastronoma de $ 23.000, en docencia $ 21.000 y $ 28.000 en turismo.

El derrame flexibilizador tambin trajo muerte. En el ltimo ao se registraron ocho incidentes fatales en Vaca Muerta. Los trabajadores y especialistas relacionan el aumento de accidentes laborales a la reforma que permite contratar personas de escasa o nula formacin, propicia las multitareas, modifica los cronogramas de descansos y provoca excedentes de horas trabajadas. O sea: los operarios murieron por falta de capacitacin y cansancio, mientras las petroleras y sus contratistas embolsan ganancias rcord apalancadas con subsidios estatales.

La Bancaria vs Mercado Libre

Como ya se haba esbozado el 20 de junio cuando aprovech un acto oficial del Da de la Bandera para criticar al camionero Hugo Moyano, Mauricio Macri volvi a subir a su ring a los sindicalistas para hacerlos parte de la campaa electoral.

Macri se refiri al conflicto que enfrenta al gremio bancario, que conduce Sergio Palazzo, con la compaa Mercado Pago, de Marcos Galpern, fundador de Mercado Libre.

Ese seor es otro prepotente, Palazzo, y quiere avanzar sobre un sistema que desde la tecnologa le mejora el servicio a la gente, porque ahora hay gente que en estas plataformas digitales nuevas puede colocar su dinero a inters por da, y vamos todos a pagar en forma electrnica, dispar Macri.

La Argentina va rumbo a que en los prximos meses todos paguemos con el telfono; la verdad es que el Gobierno va a estar apoyando estos desarrollos contra este tipo de actitudes prepotentes, patoteras, que tiene esta persona Palazzo, expres.

La ira del Presidente se dispar cuando el secretario general de la Asociacin Bancaria, Sergio Palazzo, enfatiz: Lo que sostengo es que los trabajadores de las empresas fintech tienen que estar encuadrados dentro de las relaciones de trabajadores bancarios. Lo cual les representara un sueldo mayor, condiciones mejores de las que tienen, y obviamente el sector empresario est negando esa posibilidad (por lo que veo en sus declaraciones), porque tiene un costo mayor para ellos. En realidad son trabajadores bancarios porque venden productos financieros, los ofrecen y los operan, y estn desarrollando una actividad que es estrictamente bancaria.

Claramente ac no hay una discusin respecto a la forma, los modos o a una declaracin respecto a encuadramiento: ac hay una discusin de fondo que est sosteniendo un empresario emblemtico como es el denominado unicornio azul que es Mercado Libre y su dueo, porque es el abanderado del proyecto de flexibilizacin laboral que tratan de imponer en la Argentina, agreg Palazzo.

Recordemos que hay un video muy claro de 2018 donde este empresario les habla a sus trabajadores y les dice (sabiendo que la inflacin termin siendo 47,5%), que si no aceptan un 5% de aumento salarial ustedes no tienen que estar trabajando en esta empresa porque el salario no es importante. Esta es la poltica que buscan, finaliz.

Galpern, a quien le sobra prensa desde los grandes medios, no tard en responder: Repudiamos el camino de la violencia verbal y las amenazas que dificultan el desarrollo de la industria en el pas.

No es la primera reaccin antisindical de Galpern. En el invierno de 2011 se desat un conflicto en la sede de Costa Salguero. La empresa despidi a Elina Escudero y otros trabajadores que se haban presentado para conformar la primera Comisin interna en la historia de Mercado Libre. La empresa tena a la mitad de sus trabajadores en el convenio de Empleados de Comercio, pero no quera aceptar ni la eleccin gremial ni tampoco el aumento pactado por el gremio. La justicia laboral lleg a ordenar la reincorporacin de las y los despedidos. Ocho aos despus, Mercado sigue Libre de delegados.

En marzo de este ao el conflicto fue con Camioneros. Los Moyano reclamaron el encuadre de quienes realizaran las tareas en el nuevo centro logstico de la empresa en el Mercado Central. Pero Galpern se neg y lleg a un acuerdo con el Sindicato de Carga y Descarga para encuadrar a 80 jvenes de entre 20 y 23 aos, la mitad varones y la mitad mujeres. Queremos bajar el tiempo de entrega a 48 horas, como Brasil y Mxico dijo ML para promocionar su lanzamiento.

Escribe Lucho Aguilar en La Izquierda Diario: Mercado Libre es parte de lo que algunos llaman capitalismo de plataformas, igual que las famosas Rappi y Glovo. Como dice la periodista Natalia Zuazo, las plataformas online son las fbricas de la era de las redes y las empresas con mayor valor del mundo. Apple, Facebook, Google, Amazon, Mercado Libre conectan a consumidores y productores para intercambiar bienes, servicios y trabajo, a cambio de una ganancia. Al hacerlo, crean mercados con sistemas de pagos, tecnologas y hasta sistemas de reparto que trabajan para ellas. El valor de las compaas no reside en el software, sino en las redes de usuarios y los datos.

Galpern ha logrado montar un modelo de negocios que imita en parte al Amazon de Jeff Bezos. Aprovechan las nuevas tecnologas para crear un sistema de comercio y distribucin continental, que se valoriza por la cantidad de datos que manejan de millones de usuarios. Pero adems, de una precarizacin brutal de sus trabajadores y trabajadoras. Las huelgas en Amazon en los ltimos aos han desnudado las condiciones en que trabajan cientos de miles, sobre todo de mujeres y jvenes.

Lejos del verso del emprendedurismo y el liberalismo, Mercado Libre y las empresas Fintech reciben de parte del Estado exenciones impositivas, evitan contribuciones a la seguridad social, hay leyes que los favorecen y siempre consiguen otros beneficios.

Desde la Asociacin Bancaria denuncian que:

La respuesta de Marcos Galpern, CEO de Mercado Libre fue atacar al gremio, frente a las declaraciones del secretario general de la Asociacin Bancaria, Mercado Pago repudia el camino de la violencia verbal y las amenazas que dificultan el desarrollo de la industria en el pas. Y aclara: Mercado Libre nace con el propsito de democratizar el comercio en la regin a travs de la tecnologa. Gran parte de los servicios financieros que brinda Mercado Pago son de apoyo al ecosistema de comercio electrnico; por ejemplo, procesamos pagos que facilitan el comercio online y en el mundo fsico, otorgamos crditos de capital de trabajo y de consumo, etc. La Asociacin Bancaria es un sindicato de actividad y no de oficio/profesin, y como la actividad principal de Mercado Libre es el comercio, cualquier reclamo de encuadre queda sin base legal.

En la Argentina ya hay operando ms de veinte empresas que ofrecen servicios financieros -como prstamos o diversas inversiones- sin ser consideradas bancos o sin estar reguladas como tales.

Para finalizar, desde el gremio bancario expresan que van a continuar con las acciones para garantizar los intereses de todos los trabajadores que se encuentran representados por nuestra organizacin sindical, incluso los que laboran en las citadas empresas.

Por otro lado, tambin anunciaron que seguirn reclamando que el Congreso de la Nacin revise las situaciones que aludimos, pues hasta el momento no nos ha escuchado.

La meditica pelea entre el lder de los bancarios, Sergio Palazzo, y Marcos Galpern, CEO de Mercado Libre, en torno al encuadre de los empleados de Mercado Pago volvi a poner en el centro del debate a la legislacin laboral y en particular a los Convenios colectivos de trabajo.

El secretario de Trabajo, Lucas Fernndez Aparicio, sali a dar la versin oficial: Palazzo quiere que los trabajadores de las fintech se rijan por un Convenio firmado cuando no haba computadoras, no haba telfonos mviles, ni cajeros automticos, dispar el reemplazante de Jorge Triaca.

En medio de una nueva embestida del gobierno por concretar la Reforma Laboral, el secretario general de la Federacin de Empleados de la Industria del Papel, Ramn Luque, cuestion duramente a las empresas que al sumar nuevas tecnologas en sus establecimientos slo piensan en obtener mayores ganancias y no reparan en precarizar la relacin laboral y expulsar mano de obra, teniendo como resultado cientos de trabajadores que quedan en la calle sin el beneficio de una obra social o una jubilacin.

As, el lder papelero expres un profundo rechazo a toda imposicin de parte de las empresas que signifique la alteracin de las condiciones de trabajo, violando Convenios de trabajo y leyes laborales que resguardan a los trabajadores.

Al mismo tiempo calific de desafortunados los intentos del sector empresario de imponer sistemas de trabajo de los aos 40 en pleno siglo XXI, que lejos de ser avances e invenciones son viejas metodologas para oprimir al trabajador porque si una mquina est diseada para producir 1.000 toneladas, por ms esfuerzo que un trabajador realice no lograr producir 2.000.

En ese sentido Luque afirm que no debemos permitir que se asocie innovacin tecnolgica a propuestas retrgradas innecesarias. Todo desarrollo debe servir para beneficiar a la comunidad toda, ponindose nfasis en los ms dbiles y de menores recursos. Frente a esta revolucin industrial debemos encontrar la frmula para controlar sus efectos negativos.

Actualizacin de los Convenios de Trabajo

Segn las estadsticas que publicaba anualmente el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social, desde 2005 hasta 2017 se negociaron por ao entre 1.500 y 2.000 acuerdos colectivos. Un nmero muy importante que se compone de pactos por actividad o sector, de acuerdos en el mbito pblico y tambin entendimientos por empresa o establecimiento productivo. Este universo genera que una porcin mayoritaria de quienes trabajan (concretamente 9 de cada 10 asalariados) lo haga tutelado por un Convenio colectivo.  

Un estudio realizado por el Centro de Estudios del Trabajo y el Desarrollo (CETyD) de la Universidad Nacional de San Martn (UNSaM) seala que hasta 2014 se haban contabilizado 506 convenios activos sectoriales o de actividad. Esos pactos que regulan las condiciones laborales generalmente actualizan anualmente sus salarios a travs de acuerdos colectivos, adems de introducir otros temas no salariales aprovechando la constitucin de las comisiones paritarias.

Al analizar la composicin de esos 506 convenios, se percibe que el 54 % (273) fueron pactados entre 2003 y 2014, el 22 % (111) fue firmado en la ronda de negociacin de 1975, el 14 % (73) proviene de paritarias concertadas en la dcada de los noventa y un 10 % (49) corresponde al perodo 1988-1990, cuando se reinstal la negociacin colectiva en la Argentina, despus de la prohibicin que impuso la dictadura y que se extendi durante los primeros cuatro aos del gobierno democrtico.

Entonces, ms de la mitad de los convenios sectoriales activos resultan relativamente nuevos, ya que son fruto de la etapa que se inaugur en 2003 cuando se reactiv la negociacin colectiva. Estos convenios del Siglo XXI son, en algunos casos, renovaciones para un mismo mbito de aplicacin que emergieron como consecuencia de actividades econmicas dinmicas relacionadas con las nuevas tecnologas de la informacin como, por ejemplo, las telecomunicaciones. Mientras que otros son resultado de la constitucin de nuevas unidades de negociacin de sectores dbilmente regulados o directamente sin regulacin. Eso se dio en los casos de los remiseros y los motoqueros, por ejemplo.

A pesar de representar un porcentual menor sobre el total, todava sostiene un considerable peso especfico en el mercado laboral la ronda de negociacin de 1975. Eso tiene que ver con que se conservan vigentes Convenios colectivos de muy amplia cobertura como los de Comercio, Sanidad, Bancarios, Metalrgicos y Construccin que alcanzan a algo ms de 2 millones de trabajadores. Estos CCT tuvieron una intensa actividad de retoques en los cuales se introdujeron nuevos contenidos laborales y se adaptaron sus regulaciones a las nuevas realidades productivas y necesidades de los trabajadores.

El mismo estudio del CETyD tambin explica que todos los convenios sectoriales, incluso los vigentes desde hace cuatro dcadas, sufrieron adaptaciones desde el inicio de la ronda paritaria de 2003 abordando alguna o varias de estas categoras: Condiciones de trabajo; Capacitacin y formacin de los trabajadores; Seguridad de los trabajadores en el proceso productivo; Regulacin de las relaciones con los sindicatos; Ampliacin de derechos para colectivos discriminados (mujeres, discapacitados, etc.); Nuevas categoras laborales.

Aunque todava sobreviven situaciones absurdas como la presencia de un plus por computacin en actividades que ya son casi totalmente digitales. Sin embargo esas excepciones estn lejos de ser regla y son una causa ms para pedir la profundizacin de una negociacin colectiva que gener el piso de derechos ms alto de Amrica Latina y que es sistemticamente atacada.

Fuentes: Tiempo Argentino, Resumen Latinoamericano, El Destape, Ambito Financiero, Redaccin Canal Abierto, InfoGremiales y La Izquierda Diario.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter