Portada :: Amrica Latina y Caribe
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 29-07-2019

Acuerdo Mercosur-UE
Desacuerdo con el medioambiente

Vanessa Dourado
Virginia Bolten


El momento histrico por lo cual pasa Argentina est marcado por una profunda voluntad de poner el pas a la orden del las transnacionales a travs de una mayor liberalizacin econmica, frente al escenario agnico y desastroso en que se enfrenta el sistema capitalista vigente en su fase neoliberal.

Durante su mandato, Mauricio Macri hizo esfuerzos para auspiciar dos de los ms importantes eventos a nivel geopoltico, comercial, econmico y diplomtico del mundo: la Conferencia Ministerial de la OMC (Organizacin Mundial del Comercio) en 2017 y la Cumbre del G-20, en 2018. Sobre el resultado de la conferencia, el Director General de la organizacin la describi como decepcionante. La conferencia no lleg a un consenso entre los Estados miembros. El resultado de la Cumbre del G-20 que tena como consigna construyendo consenso para un desarrollo equitativo y sostenible; tampoco logr consenso, sobre todo en la temtica ambiental, adems de apartarse vergonzosamente del uno de los temas ms importantes y dramticos que el mundo se enfrenta que son las personas refugiadas muchas de ellas refugiadas climticas. En 2018, el mismo ao de la Cumbre del G-20, el gobierno argentino volvi al FMI (Fondo Monetario Internacional) y hoy es el pas ms endeudado de Amrica Latina, seguido de Brasil.

Tras ms de 20 aos de negociacin entre la Unin Europea y el Mercosur que tiene como miembros Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay, los dos bloques avanzan con el acuerdo comercial que tiene por objetivo aumentar el flujo de negocios entre ellos. El acuerdo prev que la UE liberalizar 99% de su comercio agrcola con el Mercosur y promete la eliminacin de aranceles de importacin de productos agrcolas hasta llegar a 0% siendo que 81,7% es solamente de exportaciones, y aunque podra ser motivo para celebrar, preocupa a las redes ambientalistas a nivel mundial.

Tomando la profunda crisis climtica, que es un hecho concreto y reconocido como uno de los grandes desafos de este siglo por la comunidad internacional en su conjunto teniendo como expresin mxima de un compromiso colectivo el Acuerdo de Pars, la expansin de las exportaciones de commodities es un agravante del problema.

El acuerdo prev un conjunto de requisitos tcnicos-ambientales que deben ser cumplidos, como la produccin en reas deforestadas anteriormente y el respeto por las reas de conservacin. No obstante, una mayor demanda de produccin agrcola impulsar la deforestacin para responder a otros importadores que no imponen las mismas reglas. O sea, el hecho que la UE no importa productos que advengan de reas deforestadas directamente, no impide que haya un aumento de la deforestacin, sino que contribuye para que otras zonas que no estaban disponibles para la produccin pasen a ser utilizadas.

Adems de esto, la UE tiene mayor peso en la decisin de cules son los requisitos y las reglas en cierta medida asimtricas entre los dos bloques y ms beneficiosa a la UE. Esto influye directamente en la formulacin de Leyes para el desarrollo de polticas pblicas locales, compras gubernamentales, regulacin de servicios.

En una perspectiva socio-ambiental internacional, la expansin del agronegocio a travs de una mayor exportacin por la agricultura industrial y la industria crnica destruye la agricultura y la produccin familiar local de los pases europeos. El tener a los pases del Mercosur como supermercado del mundo beneficia a unas pocas empresas gigantes en detrimento del quiebre de pequeas, incluso en los pases miembros del bloque del Sur Global, ya que las reglas prevn el principio no discriminatorio en la participacin de licitaciones pblicas. Es decir, las Leyes de fomento a la agricultura o produccin de pequea escala a nivel local pueden ser cuestionadas o consideradas desleales, posibilitando demandas que pueden resultar en enormes prdidas para los pases demandados. De hecho, Argentina ya acumula 61 demandas en el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (conocido por sus siglas en espaol CIADI, o ICSID en ingls), por incumplimiento de normas previstas en sus acuerdos de libre comercio con otros pases.

En trminos polticos, la impronta brasilera, bajo el gobierno de Jair Bolsonaro, se hace sobre los derechos de los pueblos indgenas por encima de la demarcacin de sus tierras ancestrales incluso en reas protegidas y consideradas estratgicas para garantizar el equilibrio de las temperaturas en un contexto de calentamiento global, como la selva amaznica. Esto con el fin de beneficiar a los sectores agroindustriales (como la ganadera y la agricultura industrial) y extractivistas no puede entenderse como un hecho menor: Brasil es el mayor exportador de carne del mundo y, en 200 das, el gobierno autoriz el comercio de 290 nuevos agrotxicos, 32 de ellos prohibidos en la UE. Frente a esta expansin del uso de agroqumicos, el acuerdo evidencia un apoyo de los bloques al mercado de qumicos y a la agricultura intensiva.

Las actividades agropecuarias tienen fuerte influencia en el calentamiento global, no solo porque son responsables por las emisiones de gases de efecto invernadero, sino que tambin por la cantidad de agua necesaria para sostener la actividad, entre de 20 y 30% de toda el agua potable del mundo, ms all de ser responsable por 70% de la desertificacin a nivel mundial. Por todas estas razones, el aumento de la exportacin de carne tambin debera ser una preocupacin desde los pases miembros de la UE y del Mercosur. Sin embargo, el acuerdo posibilitar un mayor consumo de este producto, yendo a contramano de las recomendaciones de la ONU.

El texto del acuerdo habla de desarrollar el comercio internacional de forma a contribuir con el objetivo del desarrollo sostenible, para el bienestar de las presentes y futuras generaciones, sin embargo, no establece ninguna propuesta concreta sobre cmo este objetivo ser alcanzado. El bienestar de las futuras generaciones est en constante debate en las instancias de discusin sobre el cambio climtico, millones de jvenes alrededor del mundo en sus movilizaciones Viernes por el futuro interpelan a las autoridades para que tomen medidas concretas sobre la problemtica que les afecta directamente.

Tratar el acuerdo apenas desde el punto de vista econmico es ignorar las voces de cientficos, organizaciones ambientales, la sociedad civil y las propias agencias internacionales en sus recomendaciones frente a la profunda crisis ambiental que est llevando el Planeta al borde del colapso. El mencionar, diplomticamente, a las recomendaciones presentes en varios momentos el texto no hace del acuerdo un instrumento que respete los lmites previstos por los informes oficiales en materia de sustentabilidad, adaptacin y mitigacin. Mientras se impulsa el desarrollo, las medidas para combatir las causas de la crisis socioambiental siguen en el papel.

enlace: http://virginiabolten.com.ar/medio-ambiente/acuerdo-mercosur-ue-desacuerdo-con-el-medioambiente/

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de la autora mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter