Portada :: frica
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 29-07-2019

El bloque de 55 naciones trata de impulsar la economa en todo el continente
Se crea en Nger una zona de libre comercio africana

Abayomi Azikiwe
Pambazuka News

Traducido del ingls para Rebelin por Beatriz Morales Bastos


El 4 de julio [de 2019] se celebr en Niamey (Nger) la duodcima cumbre extraordinario de la Unin Africana (UA) para proclamar oficialmente un proyecto estrechamente unido a las nociones de soberana y unidad del continente.

Esta reunin de la Zona de Libre Comercio Continental Africana (AfCFTA, por sus siglas en ingls) tuvo lugar en una nacin de la regin occidental [de frica] rica en uranio, uno de los minerales ms estratgicos del mundo utilizado para fines industriales, cientficos y militares.

Estas contradicciones de Nger referentes a su riqueza mineral y el abyecto empobrecimiento de las masas de clase obrera y de poblacin rural son una buena ilustracin de los enormes obstculos que debe superar frica para utiliza el potencial econmico y social de los Estados miembros de la UA. La AfCFTA se anunci en una cumbre anterior de la UA celebrada en Kigali, Ruanda, el 21 de marzo de 2018.

A lo largo de los ltimos 16 meses unos 27 gobiernos han ratificado el acuerdo, mientras que un total de 54 han firmado el documento que estipula su establecimiento. El secretariado de la AfCFTA se encomend al Estado de Ghana, situado en frica Occidental y que en su da fue el origen del panafricanismo en la dcada de 1959 y principios y mediados de la de 1960 bajo el liderazgo del presidente Kwame Nkrumah, el principal defensor de la unificacin continental y del socialismo.

En una declaracin de la UA publicada el 7 de julio se afirma respecto a la estructura del nuevo organismo continental: "La AfCFTA se regir por cinco instrumentos operativos, esto es, las Normas de Origen, el foro de negociacin on line, el control y eliminacin de las barreras no arancelarias, un sistema de pagos digitales y el Observatorio Africano del Comercio. Cada uno de estos instrumentos fue lanzado por diferentes Jefes de Estado y de Gobierno, incluidos el presidente de Sudfrica, Cyril Ramaphosa, el presidente de Egipto, Abdel Fattah El Sisi, que es el actual presidente de la Unin Africana, Moussa Faki Makamat, presidente de la Comisin de la Unin Africana, y el presidente de Nger, Mahamadou Issoufou, paladn del Acuerdo de Libre Comercio de frica" [1].

No obstante, los analistas han sealado las posibles trabas a la implementacin de la AfCFTA provenientes del legado de esclavitud y colonialismo. frica sigue estando dividida en 55 Estados diferentes en los que las desigualdades entre regiones y de clase son una fuente de conflicto dentro de muchos pases.

Estos impedimentos tambin estn relacionados con la falta de unas infraestructuras adecuadas de transporte y telecomunicaciones. Adems, la dependencia de divisas extranjeras en el mbito del comercio es un incentivo para mantener el status quo.

La declaracin de la UA del 7 de julio consideraba a los 1.200 millones de personas que actualmente viven en frica y los 2.500 millones que se prevn para el ao 2050 una fuente de fortaleza vinculada a la realizacin de un crecimiento econmico sostenible. Hace seis aos se ratific en la UA la Agenda 2063 destinada a la integracin econmica y a la adopcin de una moneda nica en el continente.

Se calcula que con la puesta en marcha del programa AfCFTA la regin se podra convertir en una zona econmica de 3,4 billones de dlares. La supresin de fronteras y la eliminacin de aranceles facilitaran de hecho el comercio interno africano.

Actualmente solo el 17 % del comercio en frica se lleva a cabo con Estados de la UA. Este dato se puede comparar con Asia, donde el comercio intracontinental llega al 59 %, y con Europa, donde alcanza el 69 %.

Adems, se debe superar el desarrollo desigual entre los diferentes Estados teniendo en cuenta que una parte considerable del producto interior bruto continental proviene de pases como la Repblica de Sudfrica, la Repblica Federal de Nigeria y Egipto. Sudfrica es, con mucho, el Estado ms industrializado del continente, mientras que pases como Nigeria, Angola, Libia y Sudn son lderes en la extraccin y exportacin de petrleo.

Superar la dependencia, condicin sine qua non para el desarrollo

Un hecho histrico indiscutible es que frica ha estado sometida a la esclavitud, la colonizacin y el neocolonialismo por medio del auge y dominio del imperialismo desde mediados del siglo XV. Este dato no se puede omitir en ninguna valoracin honesta de la capacidad de crecimiento y desarrollo verdaderos.

Desde principios del siglo XXI las economas africanas han experimentado un importante crecimiento. Sin embargo, la dependencia de una planificacin econmica basada en las exportaciones est objetivamente relacionada con el mandato declarado de la AfCFTA. El muy deseado despegue econmico no se producir hasta que se materialice el reto de la integracin continental.

Sin lugar a dudas la actual existencia neocolonial es consecuencia de las crisis de constante subdesarrollo de la era posterior a la independencia, de la explotacin imperialista y de las actuales interferencias militares y de inteligencia en los asuntos internos de todos los Estados miembros de la UA. La nacin de Nger ha sido un objeto primordial del compromiso militar del Pentgono y francs.

Gracias al Comando frica de Estados Unidos y a la Operacin Barkhane elaborada por Para los pases imperialistas no solo tienen tropas estacionadas en territorio nigeriano, sino que tambin hay mecanismos elaborados de recoleccin de informacin entre los que se incluye el posicionar en Nger drones reaper y predator extremadamente sofisticados. El Pentgono est muy presente en toda frica bajo el disfraz de la lucha contra el terrorismo y de la seguridad nacional. En ltima instancia, frica es responsable de su propia seguridad frente a elementos reaccionarios, cuyos orgenes estn en los centros imperialistas.

La antes mencionada declaracin de la UA sobre el inicio de la fase operativa de la AfCFTA pone de relieve la relacin entre seguridad y desarrollo al afirmar: "El Presidente tambin destac la importancia de crear paz y seguridad en el continente, y aadi que sera un engao hablar de comercio y desarrollo sin paz y seguridad. Tambin insisti en que para que la AfCFTA sea eficaz hay que abrir las fronteras a otros africanos. En este sentido el presidente Mahamadou Issoufou afirm que la zona de libre comercio derribar las fronteras heredadas del pasado colonial de frica y garantizar la plena integracin continental".

No obstante, la presencia de fuerzas militares occidentales en los Estados miembros de la UA es la anttesis de las corrientes progresistas y revolucionarias del panafricanismo que emanan de la Primera Conferencia de los Pueblos Africanos de diciembre de 1958 celebrada en Ghana, pasando por la fase de resistencia armada al colonialismo, la fundacin de la Organizacin para la Unidad Africana (predecesora de la UA) y la floreciente lucha de clases contra una lite compradora apuntalada por el capital financiero internacional. En las actuales circunstancias los imperialistas estn firmemente situados para acabar con cualquier planificacin de desarrollo econmico, que considera el dominio del sistema capitalista mundial el mayor obstculo para que frica d un giro decisivo hacia su trayectoria legtima encaminada a la unificacin continental basada en los intereses de la mayora de su pueblo.

Los imperativos polticos de la integracin continental

Por consiguiente, se debe emprender una lucha contra el papel que desempean Washington y Bruselas, origen del subdesarrollo africano. Como han afirmado durante dcadas muchos tericos del materialismo histrico, el desarrollo de Amrica del Norte y de Europa Occidental se llev a cabo gracias del subdesarrollo de frica.

La naturaleza de la poltica exterior estadounidense, britnica y europea no ha cambiado en lo esencia desde la Guerra Fra. Wall Street, Londres y los Estados de la Eurozona no tienen intencin de renunciar a su capacidad de generar beneficios, que es la base del sistema de explotacin. El Pentgono, la OTAN y sus unidades auxiliares estn en frica y otras regiones del mundo para asegurar el mantenimiento de las actuales estructuras en la divisin internacional del trabajo y del poder econmico.

Por supuesto, en la actual situacin mundial hay otros Estados y bloques regionales que se disputan la atencin de frica, como la Repblica Popular China, la Federacin Rusa y los Estados de orientacin socialista de Amrica Latina. La clase dirigente estadounidense ha intensificado sus guerras militares y econmicas contra estos pases, que ofrecen a frica y su pueblo una forma alternativa de estrategias de desarrollo.

Ejemplo de ello son los ataques de Washington y sus aliados contra la Repblica Bolivariana de Venezuela y la Repblica de Cuba. Estos dos Estados, junto con Bolivia, tratan de construir sus propias sociedades en las que sigue siendo primordial el bienestar de la mayora de su poblacin. Por consiguiente, el actual gobierno del presidente Donal Trump trata constantemente de subvertir el orden, de aislarlos diplomticamente y de desaestabilizarlos desde el punto de vista econmico.

Por lo que se refiere a China y Rusia, los dos partidos polticos capitalistas gemelos de Estados Unidos consideran la cada vez mayor influencia de Pekn y Mosc una amenaza para la hegemona imperialista. Sin lugar a dudas la imposicin de aranceles comerciales y de sanciones, y las campaas de desinformacin van a llevar a otra guerra mundial. Cul ser el papel de los Estados miembros de la UA en esta situacin geopoltica cada vez ms hostil que amenaza con una prolongada conflagracin internacional?

El capitalismo y su producto global que es el imperialismo no pueden proporcionar ninguna solucin viable para el desarrollo de frica. La nica salida de este previsible atolladero es abolir la sociedad de clases, expulsar del continente los intereses militares occidentales y ampliar la poltica comercial dentro y fuera de frica.

El socialismo como sistema econmico indispensable para contrarrestar a los Estados imperialistas exige la organizacin y movilizacin del proletariado, del campesinado, de la juventud y de la intelectualidad revolucionaria centrada en un programa de integracin y unificacin inmediatas. Los cada vez mayores problemas vinculados al militarismo imperialista, los efectos potencialmente desastrosos del cambio climtico y sus exigencias concomitantes referentes a conseguir unas fuentes de energa sostenibles, un suministro de agua limpia, una produccin agrcola centrada en el ser humano, la garanta de una atencin sanitaria y una educacin de calidad exigen la atencin de todas las organizaciones africanas serias.

La AfCFTA solo se har realidad cuando todo el peso de las masas se encamine a su realizacin. El genio creativo del pueblo en su bsqueda de la libertad total y la justicia social es insustituible.

Nota:

[1] https://au.int/en/pressreleases/20190707/operational-phase-african-continental-free-trade-area-launched-niger-summit consultado el 18 de julio de 2019.

Abayomi Azikiwe es director de Pan-African News Wire.

Fuente: https://www.pambazuka.org/pan-africanism/african-free-trade-area-launched-niger

Esta traduccin se puede reproducir libremente a condicion de respetar su integridad y mencionar al autor, a la traductora y Rebelin como fuente de la traduccin.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter