Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 01-08-2019

Produccin, distribucin, cambio y consumo
Unas primeras lneas sobre los Grundrisse

Miguel Alejandro Hayes
desdetutrinchera.com


La dialctica como mtodo toma totalidades. Con ello, pretende escapar de los aislamientos y separaciones que terminan en el esquema de la mecnica y por qu no-, en el planteamiento de un Dios metafsico causante del primer impulso que origin el resto del los impulsos.

El automovimiento, respuesta hegeliana, conduce a pensar dichas totalidades diferente de un conjunto de partes, de una sumatoria algebraica, de un conjunto total-. Los nexos dentro una totalidad -determinacin inevitable para que sea tal-, llevan a explorar su interior.
En el uso de las herramientas heredadas de Hegel, el pensador que se dijera a s mismo ser un buen hegeliano, habla del vnculo entre produccin, distribucin cambio y consumo como orgnicos. Semejante conclusin, ms de ciento cincuenta aos despus sigue necesitando ser explicada para hacer la apropiacin correcta de lo que se afirma como el objeto de estudio de la Economa Poltica marxista. Para ello, es necesario repasar los cuatro momentos en la manera que Marx los expone.

La produccin es en todo momento consumo, consumo de las capacidades productivas; y produccin que objetiva al consumo pensado, ideado. Pero el consumo, es consumo que cierra el ciclo de lo producido, y a la vez es parte de la produccin del sujeto que consume subjetivacin-. Ambos momentos, presuponen al otro, y lo median.

Tambin en la produccin hay una distribucin. Lo es, de los factores de produccin. Es decir, la produccin presupone una distribucin que no es ms que una cualidad de la propia produccin. Y luego de la produccin en el sentido estrecho-, se da la distribucin otra-, en concordancia con aquella distribucin de los factores de la produccin, donde tambin se establecen las proporciones del producto del trabajo aunque aun no con su forma especfica-. Lo que permite afirmar a la distribucin como resultado de la produccin. Invirtiendo el sentido, puede verse como la distribucin, entonces condiciona la produccin, y como la misma distribucin de los resultados de la produccin es la antesala de un nuevo ciclo productivo -al que le corresponde salario, vender su fuerza de trabajo, al que le corresponde ganancia de capitalista, se apropiar del plusvalor y deducir de ah un nuevo capital inicial. Se ve por tanto, la distribucin como un mediador entre produccin y consumo, es decir, no es ni uno ni otro, pero los contiene a ambos, siendo un poco de cada uno. Es distribucin de la produccin y del consumo, entendidos en su relacin, donde uno media al otro. As, la distribucin, lo es del consumo de la capacidad productiva en la produccin, y es la distribucin del consumo de lo producido.

Por ltimo, queda el cambio. El cambio, visto como totalidad es la circulacin. Este cambio -tambin mediador- es por tanto, parte de la produccin. En la produccin hay cambio entre los diferentes factores de la produccin los mismos que estaban distribuidos de una manera determinada-, y del consumo, el momento previo est determinado por un cambio. Y el consumo propiamente, es cambio de la objetivacin a la subjetivacin. El cambio, ni produccin ni consumo, pero s los contiene a ambos.

Hasta aqu, se pueden tomar algunas conclusiones implcitas en este movimiento de la produccin, distribucin, cambio y consumo. Lo primero, es que ellas no son lo mismo, pero tampoco constituyen identidades formal abstracta o puntos por los cuales van transitando los resultados de la actividad humana, sino procesos como polos, y que en cada uno de ellos estn ocurriendo los otros y sus mediadores.
Cada uno de los momentos presupone el otro. Por lo que en cada uno de ellos, est presente el otro; cada uno es parte del ciclo de realizacin de los otros; cada uno solo puede realizarse si se realizan los otros. La interdependencia se hace inevitable, puesto que cada momento diferenciado solo puede concretarse si lo hacen los dems. Su automovimiento, es ya un movimiento no condicionado por factores naturales, sino por s mismo, es decir, por el entrelazamiento interno de sus momentos. Donde eso se logre, estamos ante una totalidad orgnica.


Fuente original: http://www.desdetutrinchera.com/economia-politica/produccion-distribucion-cambio-consumo-marx/

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter