Portada :: Economa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 03-08-2019

Datos desconocidos
El complejo militar-industrial de Estados Unidos est en plena crisis

Dmitry Orlov
Observatorio de la crisis


Dentro de la extendida burocracia del Pentgono hay un par de agencias consultoras encargadas de monitorear el estado general del complejo militar-industrial y su capacidad para cumplir con los requisitos de la estrategia de defensa nacional. Se trata de INDPOL, dos oficinas federales acreditadas para elaborar un Informe Anual al Congreso de los Estados Unidos.

Despus de un cierto tiempo el documento de INDPOL se hace pblico y cualquier interesado puede analizarlo. El ltimo informe sorprendi a especialistas militares de otros pases incluyendo a los expertos rusos, que habitualmente lo examinan con detencin.

Digan lo que digan, hoy los gobernantes de Rusia quieren la paz (El pas sufri en su territorio los devastadores efectos de las dos ltimas guerra mundiales). Pero los Estados Unidos, al parecer, quieren la guerra (Sus dirigentes siguen haciendo gestos amenazadores a una larga lista de naciones que se niegan a cumplir sus rdenes o simplemente no comparten sus valores universales).

Sin embargo ahora resulta que las amenazas (y las sanciones econmicas) son casi lo nico que Estados Unidos es capaz de hacer, y esto a pesar de los niveles astronmicos de sus gastos en defensa.

Antes de comentar el informe es importante tener en cuenta que el documento es una auditora, es decir no tiene como propsito convencer a los legisladores de ningn proyecto determinado. Esta peculiaridad lo hace ms valioso que los informes habituales del Pentgono, pues estos documentos siempre han tenido como objetivo obtener dinero, y por lo tanto, estn repletos datos exagerados y poco transparentes.

Sin lugar a dudas el secretismo y el engao juegan un papel importante en los informes de defensa en todo los pases, sin embargo en este caso pareciera que las consultoras, al analizar la situacin y formular las recomendaciones, no han querido o no han podido esconder la magnitud de los problemas existentes en el complejo militar-industrial.

Los expertos de INDPOL evalan el complejo militar-industrial de los EEUU, desde una perspectiva basada en el mercado!

El primer aspecto que llam la atencin a los analistas rusos es que los resultados de la eficacia del complejo militar-industrial de los EEUU, se evalan en funcin de su rentabilidad. La sorpresa se debe a que en Rusia el complejo militar-industrial es del Estado y trabaja exclusivamente para defender los intereses de la nacin, cualquier otra cosa es considerada traicin.

Al contrario, en Estados Unidos (segn INDPOL) las industrias militares no solo se debe producir armas para el Pentgono, sino tambin deben maximizar su ganancias para ofrecer rentabilidad a los inversores privados.

De acuerdo a este criterio, el sistema est funcionando correctamente: en 2017 el margen bruto de ganancia (EBITDA) para los contratistas oscil entre el 15 y el 17 por ciento, y en algunos casos (Transdigm, por ejemplo) obtuvo ms de un 42 por ciento de beneficios.

Los especialistas en defensa creen que esta es la clave del problema del complejo militar- industrial: los contratistas de defensa estn facultados legalmente y forzados por el mercado a obtener beneficios para sus accionistas. De hecho el Pentgono se abastece totalmente a travs de una extensa cadena suministros de contratistas privados, todos los cuales tratar de maximizar ingresos. Es decir, todos trabajan por lucro.

Esto, por cierto, explica el concepto de guerras lucrativas, algo que tambin debera llamarse corrupcin sistmica.

El problema se multiplica para las arcas del estado.

Ms de 28.000 compaas estn involucradas en el negocio de las armas, pero los contratistas de primer nivel son solo seis: Lockheed Martin, Northrop Grumman, Raytheon, General Dynmics, BAE Systems y Boeing. El resto estn organizados en una pirmide de subcontratistas con varios niveles de jerarqua y cada nivel hace todo lo posible por alcanzar al nivel superior.

El problema es que el mercado cuyo requisito bsico es la rentabilidad resulta incompatible con el gasto y las inversiones en defensa, porque? Porque el gasto en defensa es cclico, con largos y costosos intervalos de investigacin y de desarrollo tecnolgico.

Para sortear esta dificultad estructural del gasto" los big six han hecho importantes recortes en las investigaciones militares a favor de una expansin de su produccin con fines civiles. Y como en una economa de mercado las compaas crecen o son compradas, el sistema ha precipitado decenas de fusiones y adquisiciones. El resultado ha sido un fuerte debilitamiento de la innovacin en un sector con otras potencias altamente especializados.

El informe analiza 17 grandes reas militares, su conclusin es preocupante. El Pentgono tiene solo una opcin de compra en un tercio de estas reas. Esta limitacin est provocando un deterioro de la calidad de los productos y una elevacin artificial de los precios, afectando especialmente a la Armada, las fuerzas terrestres, la fuerza area, la electrnica, las armas nucleares y la tecnologa espacial.

A pesar de su extraordinario poder industrial y financiero, el Pentgono ha encontrado ms de un problema insoluble. Concretamente hoy los Estados Unidos tienen slo un astillero que sea capaz de construir portaaviones nucleares. (est ubicado Virginia y es de propiedad de Northrop Grumman Newport y de News Shipbuilding Newport).

En teora podran funcionar tres astilleros en paralelo, pero dos estn ocupados por los portaaviones que requieren mantenimiento. Pero esta no es el la nica dificultad: el nmero de astilleros capaces de construir submarinos nucleares, destructores y otros tipos de embarcaciones militares tambin es exactamente uno.

La situacin es algo mejor con respecto a la fabricacin de aviones. Las plantas que existen pueden producir 40 aviones al mes y podran producir 130 mensualmente en caso de conflicto.

Estados Unidos no ha construido un tanque nuevo desde hace 15 aos

Por otro lado, la situacin con los tanques y la artillera es absolutamente sombra. Segn el informe, la industria militar ha perdido por completo la competencia para construir una nueva generacin de tanques. En los ltimos 15 aos los estadounidenses no han producido ni un solo tanque de nueva generacin, aunque siguen modernizando los antiguos, pero a una tasa que no supera los 100 al ao.

En ese caso no se trata de plantas. Los actuales ingenieros del complejo militar-industrial nunca han diseado un tanque. No tienen de quien aprender. Slo conocen los tanques modernos en pelculas y en videojuegos. En cuanto a la artillera, solo queda una instalacin para producir barriles de ms de 40 mm.

Para los auditores la situacin es similar en todas las reas de defensa, aunque es mejor en las tecnologas de origen civil y significativamente peor en las especializadas del rea militar.

El costo unitario para el equipamiento militar aumenta ao tras ao, mientras tanto se adquieren cada vez menos equipos por razones presupuestarias. Debido a esta tendencia la industria de la defensa esta perdiendo no slo a su personal cualificado, sino tambin la capacidad de realizar el trabajo.

Los expertos de INDPOL estiman que el dficit en mquinas-herramientas ha alcanzado el 27 por ciento durante el ltimo cuarto de siglo. En este periodo los Estados Unidos han dejado de fabricar una amplia variedad de equipos. Solo la mitad de estas herramientas pueden importarse de aliados o naciones amigas, para el resto del armamento solo hay una fuente: China.

Analizando las cadenas de suministro de las 600 tipos de armas importantes, el informe seala que un tercio son relativamente intiles mientras que otro tercio se ha comprobado que son inservibles. La clave de este desastre es que en la pirmide de subcontratistas los fabricantes de componentes casi siempre estn relegados al nivel ms bajo.

A pesar de todo Estados Unidos todava es capaz de hacer armas (y compensar las prdidas) en conflictos localizados y de baja intensidad pero en caso de un conflicto serio (con cualquier nacin bien armada) el Pentgono debera recurrir a sus reservas de artillera y piezas de repuesto.

Jaqueados tambin en armamento estratgico

Una situacin similar impera en el rea de elementos militares producidos con tierras raras y con otros materiales para productos electrnicos. A la tasa actual de consumo estadounidense la reserva acumulada de estos suministros (obligatorios para producir misiles y tecnologa espacial, incluyendo los satlites) es suficiente slo para los prximos cinco aos.

El informe seala especficamente la grave situacin en el rea de las armas nucleares estratgicas. Casi toda la tecnologa para comunicaciones, objetivos, clculos de trayectoria y armado de ojivas ICBM se desarroll en los aos sesenta y setenta.

Hasta el da de hoy los datos se cargan desde disqueteras de 5 pulgadas, que se produjeron por ltima vez hace 15 aos. No hay reemplazos para estos dispositivos y las personas que los disearon estn jubiladas, cuidando margaritas. La eleccin es entre comprar pequeas tiradas de produccin a un costo extravagante o desarrollar desde cero todo los componentes de la trada estratgica a un costo que se acerca a tres presupuestos anuales del Pentgono.

Hay muchos problemas especficos en cada rea descrita en el informe, pero el principal es la prdida de competencia de personal tcnico y de ingeniera debido al bajo nivel de pedidos y a la falta de nuevos productos.

La situacin es tal que el Pentgono no ha podido realizar los nuevos productos provenientes de centros de investigacin como DARPA. Para una serie de especializaciones primordiales hay menos de tres docenas de especialistas capacitados y con experiencia.

Se espera que esta situacin contine deteriorndose, ya que la cantidad de personal empleado en el sector disminuir entre un 11 y 16 por ciento en la prxima dcada, principalmente debido a la escasez de jvenes cualificados capaces de reemplazar a los que se han jubilado.

Para entender el carcter especfico de la industria militar este ejemplo puede servir: el F-35 est casi terminado y tericamente no habra necesidad de desarrollar un nuevo caza a reaccin hasta el 2035-2040. Que pasar con el personal cualificado de aqu al 2040? Bueno, si no se les destina a otra rea similar estar inactivo y lgicamente su nivel de competencia se deteriorar. Que empresa privada esta dispuesta a sobrellevar estas perdidas? Pues ninguna.

Aunque en este momento los Estados Unidos siguen liderando el gasto en defensa (aproximadamente el 36% del gasto militar de todo el mundo), su economa ya no es capaz de respaldar el crecimiento tecnolgico.

En un tiempo de paz relativa, los Estados Unidos aparecen como el lder en tecnologa militar, sin embargo ya no cabe ninguna duda que los cimientos de su supremaca se ha erosionado gravemente. Los resultados estn a la vista :

Los EEUU amenazaron a Corea del Norte con una accin militar. Luego se vieron forzados a retractarse porque el Pentgono advirti que, por el momento, no tiene capacidad de hacer una guerra contra Corea.

Los EEUU amenazaron a Irn con una accin militar. Ahora se han visto obligados a retractarse y estn apostando (silenciosamente) por la va diplomtica.

Los Estados Unidos han perdido la guerra en Afganistn contra los talibanes Pero cuando el conflicto militar ms largo en su historia haya terminado, la situacin poltica volver al statu quo anterior a la guerra. Los talibanes ya controlan ms de dos tercios del pas y seguramente volvern a estar en el poder.

Los pases subalternos en el Golfo Prsico (Arabia Saudita entre otros) agredieron brutalmente a Yemen produciendo un desastre humanitario. Pero no han podido ganar la guerra pese a las armas y a la asesora norteamericana.

Las acciones de EEUU en Siria han resultado infructuosas. Finalmente se ha consolidado en el poder el Gobierno sirio y la influencia Rusia, Irn y Turqua en la regin ha mejorado de manera considerable.

Turqua, el segundo pas con mayor poder militar de la OTAN, ha comprado a Rusia el sistema de defensa antiareo S-400. La alternativa ofrecida por Estados Unidos es el sistema Patriot, que es el doble de caro y realmente no funciona.

Todo esto apunta a un hecho: Los Estados Unidos ya no son la potencia militar dominante y sin competencia. Y esta es una buena noticia para el mundo, por lo menos por las siguientes razones.

Primero, los Estados Unidos son, con mucho, el pas ms beligerante de la Tierra. Han invadido a decenas de naciones y siguen ocupando muchas de ellas. Si sus capacidades militares se debilitan las oportunidades de consolidar la paz aumentaran.

En segundo lugar el Pentgono no es ms que un retrete repleto de fondos pblicos y de corrupcin, por tanto un gobierno razonable debera tarde o temprano restringir su financiamiento.

En ese circunstancia hipottica- la ciudadana estadounidense podra exigir que el dinero que actualmente engorda a los corruptos y especuladores de la guerra se debera destinar a la construccin de carreteras, puentes, escuelas y al gasto social (claro que lo ms probable es que ese dinero se dedique a pagar los intereses de la descomunal deuda estadounidense con China).

En tercer lugar, y no menos importante, si ocurre todo lo anterior los polticos estadounidenses perdern la capacidad de manipular a una poblacin que mantienen en un estado de ansiedad permanente por la seguridad nacional.

Me explico: los Estados Unidos gozan de una seguridad natural (estn cubiertos por dos ocanos) y no necesitan ninguna defensa excepcional. Por el norte los canadienses no los van a invadir. Quizs en el sur se requiera algo de vigilancia, pero esta puede ser cubierta a nivel federal o por algunos de los chicos buenos que siempre tienen el gatillo fcil para con los no blancos.

Una vez que el primate de la defensa nacional deje de despilfarrar la friolera de 1,7 trillones de dlares en gasto militar innecesario, los estadounidenses podrn trabajar menos, divertirse ms y sentirse menos agresivos, ansiosos, deprimidos y paranoicos.

Por ltimo, sera maravilloso ver a los especuladores de la guerra reducidos a raspar sus bolsillo para obtener unas cuantas monedas.

Todo lo que el Pentgono ha producido durante mucho tiempo es miseria, cuyo trmino tcnico es desastre humanitario.

Miremos con ojos desprovistos de intoxicacin meditica las consecuencias de las guerras de Estados Unidos en Serbia/Kosovo, Afganistn, Irak, Libia, Siria y Yemen.

Solo veremos miseria. Miseria para la poblacin local y miseria para los estadounidenses que perdieron a sus familiares o que los vieron regresar sin extremidades y con trastorno de estrs postraumtico.

Sera de justicia que la terrible y destructiva miseria provocada por los halcones de la guerra se volviera contra los que se han beneficiado de ella.

Dmitry Orlov esingeniero en informtica y escritor.Naci en Rusia, actualmente vive en Estados Unidos y tiene nacionalidad estadounidense.

Fuente: https://observatoriocrisis.com/2019/08/01/datos-desconocidos-el-complejo-militar-industrial-de-estados-unidos-esta-en-plena-decadencia/



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter