Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 30-08-2019

Economa mundial: un nuevo crack a la vista

Carlos Carcione
Rebelin


Los mercados financieros internacionales dieron una nueva muestra sensibilidad extrema el viernes 23 de agosto. En New York los principales indicadores burstiles cayeron alrededor del 3%, la segunda cada pronunciada en quince das. En la misma jornada se conoci la aplicacin de aranceles de China haca ms de 5.000 productos de procedencia norteamericana que significan una importacin por 75.000 millones de dlares. La respuesta de Trump fue aumentar los aranceles a los 550.000 millones de dlares ya gravados (la totalidad de las importaciones a China) y ordenando a las empresas de EE. UU., que rompan con ese pas y vuelvan a invertir y producir en casa. Al tiempo se conocan nuevos nmeros de la evolucin de la economa real. Todos ellos a la baja. Volcndose el capital al refugio ms seguro de los bonos de largo plazo de Tesoro de Estados Unidos, lo que lleva a que el rendimientos de estos sea el ms bajo de los ltimos 11 aos, el 1,56%. El Financial Times explic esta sensibilidad extrema de los mercados con una palabra: pnico.

Recesin en la manufactura

Dos indicadores construidos por el banco de inversiones JPMorgan, que cita el economista marxista ingls Michael Roberts, muestran una clara tendencia a la recesin, al menos en la manufactura podra afirmarse que la recesin ya lleg a las principales economas. El primero seala que al haber cruzado el umbral que ellos fijan con el nmero 50, la produccin manufacturera estadounidense se ha unido a la Alemana y a la japonesa y se encuentran en una situacin de recesin. En el caso de Estados Unidos sta cada es la ms pronunciada desde el ao 2009. El segundo, una encuesta de las previsiones de compras de las empresas, indica que tambin se desacelera esta opcin hacia el futuro, por lo que la perspectiva es a que esta recesin que ya est aqu, se mantenga o profundice, poniendo a la vista la posibilidad de un nuevo crack de la economa mundial.

Otro dato que alimenta esta perspectiva es que el crecimiento econmico mundial estara alrededor del 2,4% lo que significa que ya se encuentra al borde de una recesin global, una crisis no slo en la manufactura, sino en el sector de servicios.

Por otra parte los datos de la evolucin de los grandes bancos de inversin tambin traen ruido de crisis. Desde abril pasado parte de estos bancos anunciaron la eliminacin de 30.000 empleos. Y aunque la mayora de ellos se encuentran en Europa, slo en New York ya se perdieron 2.800 puestos de operadores burstiles. Y una de las principales razones para estas reestructuraciones se encuentra en la baja de las tasas de inters de referencia de los bancos centrales, lo que recorta significativamente sus ganancias.

Es decir la perspectiva del prximo crack, abraca tanto la economa real como la financiera.

A confesin de parte

Al mismo tiempo que se reuna el G7 en Biarritz, Francia, los principales bancos centrales de las principales economa realizaban su reunin de verano en Jackson Hole, Wyoming, Estados Unidos. All era esperada la palabra del jefe de la FED, J. Powell, que es permanente atacado por Trump como el principal enemigo del pas, al mismo nivel de Xi Jimping. En ella el presidente de la FED volva a sealar que hara todo lo necesario para mantener la expansin econmica, pero aclaro que la poltica monetaria que l dirige no tena herramientas para enfrentar la guerra comercial. Es decir frente a la profundizacin del enfrentamiento de su pas con China, Powell no tiene un manual para seguir.

El debate en la FED sobre continuar bajando las tasas de inters de referencia y llevarlas a niveles de los europeos, casi negativas, divide al banco central estadounidense. Un sector de su comit de poltica monetaria apuesta a plegarse a las presiones de Trump, mientras que otro sostiene que habra que mantenerlas en el nivel actual ya que en la perspectiva que tiene la marcha de la economa mundial, reducirlas podra resultar en una volatilidad extrema del crdito afectando todava ms al sistema bancario mundial.

Este ltimo sector exige de los gobierno que tomen medidas fiscales. Es decir que aumenten el gasto pblico y reduzcan todava ms impuestos. Sin embargo as como la reciente baja de las tasas en Estados Unidos fue tomada con escepticismo por el mercado financiero y no est repercutiendo en un mayor nivel de actividad en la economa real, tampoco tuvo ese efecto la colosal reduccin de impuestos aplicada por Trump en 2017. Aunque este ltimo ya anunci que est preparando una nueva reduccin impositiva.

Como seala Roberts lo ms probable es que presenciemos una combinacin de ambas medidas, tanto una nueva rebaja de las tasas de inters y un nuevo impulso al dficit fiscal de Estados Unidos, que segn l no tendr el efecto buscado. Esta poltica es la que viene aplicando Japn por ejemplo desde hace ms de una dcada sin obtener los resultados alentadores que esperaba.

Guerra comercial, Deuda soberana, corporativa y de los hogares.

Cuando todava no haba concluido la reunin del G7, ocupada entre otros temas del desastre ambiental provocado en el Amazonas por atroz mtodo extractivista del agronegocio, el gobierno chino dejo caer nuevamente la cotizacin del yuan a para enfrentar el aumento de los aranceles anunciado desde el gobierno norteamericano, estremeciendo a las bosas asiticas el lunes 26 de agosto. Otro sntoma ms de que la guerra comercial, tecnolgica y monetaria que se est desarrollando entre las dos principales economas mundiales lejos de aplacarse se profundiza. Convirtindose en una de las razones que empujan a un nuevo crack.

Por otra parte el trasfondo de toda esta situacin se asienta en la baja de inversin productiva, el crecimiento de deuda apalancado de las corporaciones, es decir por encima de sus posibilidades de repago, y el aumento de la deuda de los hogares, que tampoco ayuda a mejorar el crecimiento econmico. Adems de la brutal crisis de la deuda soberana argentina de futuro incierto. Todo esto hace que las perspectivas de un nuevo crack, igual o superior al del 2008, est cada da ms cerca.

Por eso, un artculo del Financial Times que transmite decepcin y resignacin, luego de advertir que es probable que se produzca una recesin global generalizada que podra durar muchos aos y que es incomprensible porque se esper tanto tiempo para reconocer la actual situacin de riesgo extremo, concluye afirmando: Todo lo que se requiere es un gran incumplimiento en deuda soberana o una cascada de bancarrotas corporativas y el mercado podra entrar en cada libre.

Un nuevo crack de la economa mundial est a la vista.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter