Portada :: Espaa :: Crisis poltica en Catalua
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 24-10-2019

Comunicado de la CNT ante la actual situacin en Catalunya
Somos pueblo, somos vecinos y vecinas, tenemos derecho a decidir nuestro futuro y nuestras vidas

Alasbarricadas


En Catalunya tenemos un problema y no hay que ser muy listo para llegar a esta conclusin. No vamos a entrar aqu a analizar las causas ni tomaremos posicin poltica por ninguna de las partes; en nuestra organizacin tenemos diferentes puntos de vista ante la reivindicacin de parte del pueblo cataln para ejercer su derecho a la autodeterminacin.

Pero si hay algo que define la trayectoria de la CNT, tanto a nivel estatal como cataln, es nuestro rechazo a la represin.

El Estado espaol ha demostrado una vez ms que por mucho que la palabra democracia salga de su boca es de todo menos una democracia. Despus de filtraciones inadmisibles de la sentencia a varios medios, evidenciando la falsedad de la separacin de poderes, finalmente hoy nos llega una sentencia que, ms all de las afinidades o adversidades que se puedan tener con la clase poltica catalana y particularmente con las personas condenadas, nos afecta como organizacin que apuesta por la accin directa y la movilizacin social en la calle.

Tal y como est redactada la sentencia, cualquier accin pblica, por muy no-violenta que sea, puede ser tipificada como delito de sedicin: un piquete, una sentada, una paralizacin de desahucio Esto es un ataque frontal a nuestros derechos fundamentales y no debemos ser ingenuos: tarde o temprano se usar contra nosotros. Es por eso que mostramos nuestra repulsa a esta sentencia y nos juntamos al clamor de gran parte de la sociedad catalana en contra de la misma.

Hemos visto ltimamente barbaridades judiciales como la condena a los jvenes de Altsasua y todas nos hemos solidarizado porque entendemos que es un ataque a los derechos fundamentales de las personas. Tambin hemos vivido las acusaciones de terrorismo en las operaciones Piata y Pandora contra compaeras que han sido enchironadas, incomunicadas Vivimos el caso Scala y estamos hartas de ver cmo el Estado utiliza todas las herramientas de las que dispone para aniquilar cualquier iniciativa antagonista a su poder.

Somos pueblo, somos vecinos y vecinas, tenemos derecho a decidir nuestro futuro y nuestras vidas. No es una cuestin de banderas ni de patrias; es una cuestin de derechos individuales y colectivos. No solidarizarse hoy con nuestros vecinos y vecinas que estn sufriendo la ley antiterrorista es mezquino y nada libertario, no condenar unas sentencias desproporcionadas es situarse junto a los represores. Sabemos que nuestra accin est en la calle exigiendo justicia y haciendo sentir nuestra voz, ofreciendo nuestra experiencia y aprender de la gente que nos acompaa, compartiendo y hacindonos pueblo. Favoreciendo la creacin de una semilla de resistencia y de dignidad. Las calles tienen que ser nuestras.

Por toda la gente que ha sufrido y sufrir la represin en nuestra casa y en todo el mundo, hemos de saber ser dignos como organizacin antiautoritaria y de clase trabajadora. Por eso estamos siempre a favor de las personas reprimidas por el estado. Porque el Estado, sea cual sea, es nuestro enemigo.

Nosotros sabemos cul es nuestro lugar: en las carreteras, en los puestos de trabajo, en las universidades. Por la defensa de nuestros derechos.

Secretariado Permanente del Comit Regional de CNT Catalunya-Balears

Fuente: http://alasbarricadas.org/noticias/node/42355



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter