Portada :: Mundo
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 12-11-2019

Tayikistn
La bienvenida al Califa

Guadi Calvo
Rebelin


El ataque del ltimo 6 de noviembre contra un puesto fronterizo en la localidad de Ishkobod, de la regin de Rudaki, Tayikistn a pocos kilmetros de la frontera con Uzbekistn y a 60 de Dushanbe, la capital tayika, habra dejado, segn fuentes oficiales, 17 muertos, tres militares y 14 atacantes. De los atacantes, que inclua al menos a una mujer, y habran llegado al puesto fronterizo en cuatro vehculos, se conoci que otros cinco habran sido detenidos en proximidades del lugar de los hechos. Tras conocerse el ataque, fueron cerrados todos os caminos y se tomaron importantes medidas de seguridad Dushanbe y otras ciudades cercanas.

Rpidamente Daesh se adjudic la operacin, que se convierte en la ms importante sufrida por ese pas, que a pesar de compartir una frontera de 1200 kilmetros, con Afganistn, las incursiones de los muyahidines que operan en ese pas son nulas.

La ltima accin similar en Tayikistn, se haba producido, a finales de julio de 2018, cuando cuatro turistas extranjeros, murieron (2 estadounidenses, 1 suizo y 1 holands) y otros 2 resultaron heridos, tras ser embestidos, cuando transitaban en bicicletas, por la ruta Danghara-Dushanbe. Las autoridades locales adjudicaron ese ataque a la organizacin terrorista Partido del Renacimiento Islmico de Tayikistn (PRIT). Cuyos lderes Saidumar Hussaini y Mahmadali Hayit, detenidos en septiembre 2015, fueron condenados en 2016 a cadena perpetua.

El 20 de mayo ltimo un motn en la prisin de alta seguridad de la ciudad de Vakhdat, a 17 kilmetros al este de la Dushanbe, que alberga unos 1500 prisioneros, muchos de ellos, sospechados de pertenecer a alguna organizacin terrorista, dej una treintena de presos muertos junto a tres guardiacarceles. Las investigaciones confirmaron que fueron milicianos de Daesh, quienes iniciaron las peleas, seguidas de incendios, tras lo que asesinaron a los guardias y a otros presos, algunos de ellos miembros del Partido de Renacimiento Islmico de Tayikistn (IRPT), antes de liberar a sus hermanos. Ese fue el segundo motn que se produjo en una prisin tayika, en menos de un ao, vinculado a reclusos del Daesh, el anterior se produjo en noviembre de 2018, en Khujand, una ciudad de 700 mil personas en el noreste del pas, en el que murieron otros 26 internos.

Respecto a la operacin del ltimo mircoles 6, las autoridades tayikas, todava no han debelado la identidad de los terroristas muertos, aunque segn el comunicado del Servicio de la Guardia de Fronteras, 20 personas habran cruzado el da tres, desde el rea de Qala-e Zal, en la provincia afgana de Khunduz, haca el distrito tayiko de Qubodiyon en la provincia de Khatlon. Dicho comunicado llama la atencin ya que en Khunduz, el Daesh Khorassan , no tiene presencia y podra considerarse un santuario Talibn , que en muy puntuales ocasiones ha operado fuera de las fronteras afganas. Si la excusa del ataque, como algunos medios argumentaron, fue robar el armamento del puesto fronterizo de Ishkobod, suena bastante absurdo ya que justamente en Afganistn, proveerse de armas resulta una cuestin muy sencilla. Aunque ms tarde las autoridades reconocieron que todos los atacantes abatidos son de nacionalidad tayika, residentes de Isfara, una poblacin de la provincia de la nortea provincia de Sughd, prxima a la frontera con Kirguistn.

Este ataque ms all desde donde all provenido pone en alerta no solo a Tayikistn, sino al resto de los pases vecinos como Uzbekistn y Turkmenistn y tambin a Rusia, que ha soportado infinidad de atentados, perpetrados por militantes provenientes de esa regin de Asia Central y siempre es un objetivo anhelado por las organizaciones fundamentalistas, que operan en el interior del pas como en el extranjero.

A travs de la Organizacin del Tratado de Seguridad Colectiva ( OTSC ), de la que entre otros pases europeos y asiticos son dignatarios como Kazajistn, Kirguistn, Tayikistn junto a Rusia, Mosc ha alertado en reiteradas oportunidades la creciente actividad del Daesh, en el norte de Afganistn, al tiempo que ha criticado a naciones como Turkmenistn, por no cooperar con la seguridad de regional.

Casualmente, el 6 de noviembre mientras en Tayikistn se conmemoran los 25 aos de la Constitucin tayika y la primera eleccin del presidente Emomali Rahmon, quien sigue gobernando hasta hoy; en Tashkent capital de Uzbekistn, se llevaba a cabo una reunin en la que participaron funcionarios de la Comunidad de Estados Independientes (CEI) liderada por Rusia y de la Organizacin de Cooperacin de Shanghi (OCS) en la que se discuta la problemtica del terrorismo y su combate. Por su parte China, como miembro de la OCS, colabora con Tayikistn en el refuerzo de la seguridad, particularmente en sus regiones montaosas orientales, escasamente habitadas, para impedir que desde Afganistn, muyahidines crucen a Tayikistn y puedan ingresar a China, donde opera con frecuencia el Movimiento Islmico del Turkestn Oriental (MITO), que ha cometido importantes ataques terroristas en la provincia de Xinjiang, donde se asienta la etnia uigur de mayora musulmana, que ya alcanzado a atacar en Beijn.

Los planes del Califato

Ms all de la muerte de Abu Bakr al-Bagdad y la asuncin del nuevo lder Abu Ibrahim al-Hashemi al-Qurashi , los planes del Daesh parecen no haberse detenido, desde el mismo inici de sus acciones en enero de 2014, el Califato, ha intentado desde entonces abrir una cabecera de playa en territorios de la antigua Unin Sovitica, particular en Asa Central, intentado establecer alianzas con Jamaat Ansarullah un grupo de caractersticas wahabitas que opera en Tayikistn y el Movimiento Islmico del Turkestn Oriental. Segn la inteligencia rusas cerca de 5 mil ciudadanos de centroasiticos viajaron a Irak y Siria, para unirse tanto al Daesh, como a la rama siria de al-Qaeda, los que ahora estn retornado a continuar con la yihad.

Esto lo confirm, el ex general Alexandre Bortnikov, y jefe de la inteligencia rusa (FSB), en la reunin de los jefes de los servicios de seguridad de la Comunidad de Estados Independientes (CEI) en Tashkent, el ltimo da seis: El objetivo del Daesh, es la creacin de una base slida para organizar una expansin a travs de la CEI, desde la base que ha logrado establecer en Afganistn.

El emir para dirigir las operaciones en Asia Central por parte del Daesh, es Sayvaly Shafiev, cuyo nom de guerre es Mauaviya o Jalolobodi, un tayiko de 31 aos, originario del pueblo de Mirzo Rizo en el distrito de Hisor, al oeste de Dushanbe, que manejara una dotacin de 300 milicianos, originarios de Tayikistn, Uzbekistn y otros pases centroasiticos, que se incorpor al Califato en Afganistn, donde conforma parte de la shura o consejo de la direccin.

Entre en 2011 o 2012, al igual que muchos jvenes viajaron a Pakistn para estudiar religin en una de las miles de madrassa financiadas por Arabia Saudita, donde se perdera sus pasos, aunque ms tarde sera detectado en Turqua, intentado llegar a Siria, donde ya combatan 1900 ciudadanos tayikos a las rdenes del legendario Gulmurod Halimov, un ex comandante de las fuerzas especiales del Ministerio del Interior de Tayikistn (OMON), que se uni al-Bagdad en Sira en 2014.

Apareci implicado en febrero de 2018, cuando el Comit de Seguridad Nacional detuvo a 14 personas, acusadas de planear el ataque a varios objetivos importantes en Dushanbe, incluidas embajadas extranjeras, una base militar rusa y edificios gubernamentales. Los ataques frustrados se iban a realizar en marzo de 2018durante las festividades de Norouz, el Ao Nuevo persa. Durante el juicio uno de los lderes de la frustrada operacin, Mahmudjon Azamov, de 26 aos, declar que haba estado en contacto Sayvaly Shafiev desde noviembre de 2015. Azamov reconoci que haba regresado a Tayikistn, por rdenes de Shafiev, para unirse a la clula durmiente del Daesh tayiko a espera de rdenes para organizar y ejecutar los ataques frustrados en 2018.

El nuevo califa Abu Ibrahim al-Qurashi , tiene en Asia Central una importante posibilidad de incrementar sus acciones, por lo que los hechos del pasado da seis puede tomarlos como una bienvenida que se volvern a repetir con ms frecuencia en la regin ms all de lo que suceda en Afganistn.

Guadi Calvo es escritor y periodista argentino. Analista Internacional especializado en frica, Medio Oriente y Asia Central. En Facebook: https://www.facebook.com/lineainternacionalGC.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter