Portada :: Colombia
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 29-11-2019

Uribe y Duque, cumplan o se van

COCE-ELN


Uribe en el Paro Nacional de meter miedo pas a tener miedo, intent dividir pero la gente se uni ms, sus mentiras cayeron ante la informacin veraz, y su uso de la fuerza contra el pueblo fue neutralizado con la multitudinaria presin social.

La movilizacin de la sociedad colombiana logr un hito histrico en el Paro Nacional del 21 de noviembre, convocado por las Centrales Obreras y agigantado con todos los sectores indignados por las medidas econmicas anti sociales y la poltica contra la paz del Gobierno.

La reaccin de Uribe y Duque fue minimizar, estigmatizar, amenazar y atacar la convocatoria y a los convocantes de la movilizacin nacional; pero el amedrentamiento no produjo miedo, odio ni la polarizacin que antes cosecharon, por el contrario fueron centenares de miles los que se solidarizaron, se sumaron y confluyeron en la protesta.

El jueves 21 la multitud tom las calles de ciudades y pueblos de manera pacfica, con exigencias de cambios al Gobierno, quien respondi contra la gente como siempre, con represin legal e ilegal; esta vez los policas disfrazados de vndalos encapuchados, quedaron filmados en miles de vdeos que circularon en tiempo real por las Redes Sociales de Colombia y el mundo, dejando al desnudo una de sus estrategias de guerra sucia anti subversiva.

El 3-0 lo anot la gente cuando respondi a la represin con un millonario Cacerolazo y con acciones de defensa comunitaria contra la agresin de los policas encapuchados.

Derrotadas sus estrategias de castigo y sin poder sofocar la protesta el Gobierno retrocedi tcticamente y llam a dialogar; vieja estratagema de desgaste, dilacin y dispersin que usa contra la protesta social y la oposicin; de la que quedan millares de acuerdos incumplidos por distintos Gobiernos.

El 4-0 lo anotarn las fuerzas populares y democrticas persistiendo en la determinacin de echar atrs las polticas belicistas y antidemocrticas de este tercer Gobierno de Uribe; que implica consensuar un Programa de transformaciones bsicas, propias de un Nuevo Gobierno que le sirva a las mayoras nacionales.

El dilema que enfrenta este Gobierno est en cumplir el mandato popular o retirarse para que otro liderazgo cumpla con l.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter