Portada :: Colombia :: Dilogos del gobierno con el ELN
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 08-06-2004

Entrevista a Fernando Montiel T. Editor, analista y consultor en relaciones internacionales y resolucin de conflictos
"El gobierno mexicano no puede ser mediador en el conflicto colombiano, a Uribe le da todo el apoyo que al ELN y las FARC las acusa de "terroristas" y de "lacras""

Octaviano Lozano Tinoco
Excelsior


Por qu el ELN confia en un gobierno de derecha (el de Vicente Fox) para mediar en el conflicto colombiano?

Yo no estoy muy seguro de que el ELN confie en el gobierno mexicano. Creo que para el ELN avanzar algunos pasos hacia un eventual proceso de paz en este momento es una decisin tctica coyuntural. En las filas del ELN se sabe muy bien que el momento en Amrica Latina es muy peligroso. Existe la posibilidad de una guerra entre Venezuela y Colombia y una invasin militar a Cuba y tal vez otra a la regin de la Triple Frontera entre Argentina, Brazil y Paraguay. El tiempo se agota y creo que iniciar un proceso de paz podra ganar unas cuantas semanas. El ELN est conciente de que el gobierno de Vicente Fox es un aliado del de Washington y del de lvaro Uribe, no son ilusos, pero tampoco son tontos. Una guerra entre Venezuela y Colombia, o una invasin a Venezuela abrira la posibilidad de una ofensiva final en su contra incluso con participacin estadounidense. Distensar el conflicto colombiano dificultara una escalada militar en la zona. El ELN sabe esto muy bien y por esto estn buscando sacar algn provecho de la eventual participacin de un gobierno pro-yanqui como el de Fox, aunque creo que no se hacen ilusiones de la participacin mexicana.

Puede ser el ingreso de Mxico al Plan Colombia, diseado por Estados Unidos?

Ms que el ingreso, sera una "reactivacin" del papel de Mxico en el Plan Colombia. Mxico, de un modo u otro, estuvo incluido desde el principio en lo que en el pasado se conoca como Plan Colombia y que ahora se rebautiz como "Iniciativa Andina". Bajo las condiciones actuales, la participacin de Mxico funcionara como cobertura diplomtica y respaldo a un "proceso de paz" viciado de origen y que solo pretende anular la crtica y con ello allanar el camino a la guerra de baja intensidad que Uribe ha venido desarrollando contra las FARC y el ELN desde que tom el cargo. Es importante recordar que esta no es la primera vez que Mxico se involucra en el caso colombiano, lo ha hecho en el pasado ya. Una de sus participaciones ms recientes fue la misin que realiz el Embajador Andrs Rozental como enviado "especial" en tiempos de Jorge G. Castaeda, misin dicho sea de paso, de la que nada sabemos en cuanto a resultados.

El apoyo de Mxico como mediador, sera un respaldo a la poltica contrainsurgente del Presidente Alvaro Uribe?

Sn duda as sera. Lo primero que hay que considerar es que -de acuerdo con las declaraciones del Presidente- todo pareciera indicar que el papel de Mxico no va a ser de mediador sino de negociador. Un principio bsico en la mediacin es que a las partes en conflicto se les tiene que dar el mismo respeto, el mismo trato. De acuerdo con sus declaraciones, Fox no cumple con este principio bsico: A Uribe le da todo el apoyo y el respaldo mientras que al ELN y las FARC las acusa de "terroristas" y de "lacras". Fox prometi a Uribe hacer ms expeditos los trmites de extradicin de presuntos guerrilleros y "terroristas" al tiempo que ratific su negativa a permitir que las FARC reinstalen su oficina en la Ciudad de Mxico. El trato a uno y otro no es equilibrado, es evidente que Fox tiene compromisos con una de las partes y eso lo descalifica como "aval" de un proceso de paz o como mediador. Su participacin en el proceso est viciada de origen, cargada a favor de Uribe y su poltica contrainsurgente.

Qu diferencia puede haber en este proceso, con la labor diplomtica encabezada por Mxico en Centroamerica en los ochenta, hablo en especfico del Grupo Contadora?

Una de las diferencias ms importantes es que el proceso de Contadora fue conducido por diplomticos de carrera. Gente muy bien capacitada en materia de mediacin y resolucin de conflictos internacionales. Quienes conduciran la participacin de Mxico en el proceso colombiano son burcratas que nada saben de relaciones internacionales o de procesos de mediacin empezando por el Canciller Derbez. Otra diferencia sustancial es el hecho de que en los ochenta la participacin de Mxico mediante Contadora en los conflictos centroamericanos funcion para marcar la distancia y la independencia de Mxico frente al gobierno de los Estados Unidos que era quien estaba detrs de la violencia de ARENA en El Salvador, de la Contra en Honduras y Nicaragua, de Rios Montt en Guatemala, etc. El gobierno actual no tiene ningn inters por falta de patriotismo, visin o inteligencia en marcar esa distancia con los Estados Unidos, de hecho la cancillera y la presidencia estn haciendo todo lo contrario. Un tercer elemento que distinguira al proceso de Contadora con una eventual participacin mexicana en el proceso de paz colombiano es la cuestin del prestigio. En diplomacia, mediacin y resolucin de conflictos el prestigio es muy importante. En tiempos de Contadora la diplomacia mexicana reluca por su apego al derecho internacional y a los principios, adems de por su cautela y pertinencia. Hoy la diplomacia se encuentra por los suelos por la torpeza, la mala fe y la imprudencia con la que la ha conducido Vicente Fox. Estas seran nuestras cartas de presentacin.

Cul puede ser la postura de las FARC?

Aunque las FARC comparten con el ELN motivos de lucha, son dos organizaciones independientes. Creo que las FARC hacen la misma lectura que el ELN de la situacin de Colombia y de Amrica Latina, sin embargo, debemos recordar que las FARC por estos das estn festejando sus 40 aos de lucha armada. Dar pasos en este momento hacia un acuerdo con el gobierno podra dar la impresin de que estn cansados o de que estn comenzando a rendirse ante el gobierno. Creo que las FARC sern muy prudentes. Hace algunos das, el 17 de Mayo, Ivan Mrquez un miembro del Secretariado de las FARC declam un discurso de tono muy combativo contra el gobierno. Las FARC creo que buscarn distensar discretamente la situacin para no hacerle el juego a Washington, Fox y Uribe. Pero como con el ELN, creo que esta es una decisin tctica por la coyuntura tan delicada que vive el continente.

Quisieras agregar algo ms?

Mxico est desempeando an contra su voluntad un papel muy importante en Amrica Latina. Los encargados de la poltica exterior o no se han dado cuenta, o han sido cmplices del enrarecimiento dramtico de las relaciones interamericanas y han hecho crecer la injerencia del Departamento de Estado. Si fuera por torpeza, la "nueva diplomacia" mexicana tendra alguna disculpa, pero creo que es mala fe. De la cancillera fueon expulsados algunos de los diplomticos ms experimentados y con mayor sentido de patriotismo e independencia, y esto ocurri porque su permanencia en el servicio diplomtico obstaculizara el nuevo mpetu pro-estadounidense que se ha impreso en la poltica exterior mexicana. La situacin crtica que viven Cuba, Venezuela y ahora Colombia podra no haberse presentado -o podra no haber sido tan grave- si Mxico hubiera cumplido su papel como potencia regional en un espritu latinoamericanista. En vez de esto, para nuestra vergenza, Mxico se ha mostrado ms como parte del problema que de la solucin de los problemas del continente.




Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter