Portada :: frica :: Sahara: 40 aos de exilio y lucha
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 29-06-2006

Carta de la activista saharaui Aminetu Haidar al presidente del Parlamento Europeo
"La Unin Europea no puede lavar su conciencia con simples llamamientos al respeto de los Derechos Humanos en el Sahara Occidental"

Aminetu Haidar
Poemario por un Sahara Libre


Seor Josep Borrell Fontelles

Presidente del Parlamento Europeo

Despus de mi reciente visita al Parlamento Europeo, donde tuve la oportunidad de ser recibida por Ud. y por los miembros de los distintos grupos polticos, el Reino de Marruecos, no slo no ha puesto trmino a las violaciones sistemticas de los Derechos Humanos en el Sahara Occidental, sino que ha intensificado su brutal represin contra la poblacin civil saharaui.

El uso de la fuerza que afecta a nuestra poblacin en su totalidad, desde nuestros hijos hasta nuestros ancianos, est alcanzando proporciones sin igual y est afectando, muy especialmente, a los defensores de los Derechos Humanos, que cada vez se encuentran ms represaliados. En este sentido, las autoridades de ocupacin acaban de dar un paso ms en su escalada de persecucin, procediendo a detener el pasado 17 de junio a un grupo de defensores saharauis de Derechos Humanos compuesto por Brahim Sabar, ex preso poltico y actual Secretario General de la Asociacin Saharaui de Vctimas de Violaciones Graves de los Derechos Humanos Cometidas por el Reino de Marruecos; Ahmed Sbai, ex preso poltico, miembro del Consejo de Coordinacin de esta asociacin; Heddi Kainane, ex preso poltico y su hermano Heddi Saleh.

Especial gravedad alcanza el caso de Lehmam Salama Brahim Mulud, que se encuentra en una situacin de extrema gravedad tras ser objeto de una tentativa de asesinato a manos de un delincuente comn, instigado por un responsible de la prisin de Inzegan cuando ambos se encontraban encarcelados en misma.

Adems de los anteriormente citados, otros ciudadanos saharauis han sido detenidos despus de haber sido torturados por las fuerzas policiales, como Taubali Hafed, Ahmaidat Ahmed Salem y Gasmi Lehbib.

Sr Presidente, la inexistencia de Democracia y el rgimen de terror que estamos padeciendo han convertido nuestras vidas en una situacin insostenible. Especialmente desolador resulta que el Reino de Marruecos, adems de amordazar nuestra voz, la de los activistas saharauis, mediante detenciones y jucios sin garantas procesales, sigue recurriendo a las desapariciones forzosas como medida de opresin. Ejemplo reciente de ello es el juicio de El Hafed Tubali, cuyo paradero sigue siendo desconocido desde que fue secuestrado la pasada semana.

La Unin Europea no puede cerrar los ojos ante lo que sucede bajo su frontera ni lavar su conciencia con simples llamamientos al respeto de los Derechos Humanos en el Sahara Occidental. Es por ello que, como activista saharaui, reclamo su urgente intervencin para que insten a las autoridades marroques a la liberacin inmediata y a la anulacin de los procedimientos judiciales de mis compaeros, y para que el Parlamento Europeo condene firmemente las violaciones de los Derechos Humanos.

Sr Presidente, la situacin que padecemos supone un genocidio silenciado de nuestro pueblo que la Comunidad Internacional tiene que impedir y que pueden comprobar in situ considerando la importancia y la urgencia de enviar una delegacin ad hoc del Parlamento Europeo al territorio. Esta delegacin no puede seguir siendo rehn de las artimaas del Reino de Marruecos, por ello, les ruego que sin ms demora emprendan su viaje en el marco de la misin que le fue encomendada por el Parlamento segn su resolucin del 27 de Octubre pasado.

Sr Presidente, cuanto ms pasa el tiempo, ms empeora la situacin. Llevamos tres dcadas padeciendo las maniobras y las tcticas dilatorias del Reino de Marruecos. El Parlamento Europeo no puede ni debe someterse a su chantaje ni permitir que se ponga en tela de juicio la credibilidad de la institucin, lo que supone seguir permitindole a Marruecos su estrategia de seguir ocultando a la Comunidad Internacional el terrible genocidio silenciado de la poblacin civil saharaui bajo la ocupacin militar.

Sr Presidente, confo en que atender este ruego que tambin realizo en nombre de mis compaeros. Ustedes son nuestros amigos y nuestra esperanza porque, tanto Ud. en calidad de Presidente del Parlamento Europeo, como la totalidad de los miembros de la institucin, y nosotros, el Pueblo Saharaui, estamos histricamente unidos en la bsqueda y en la defensa de los valores de la Democracia, de la Justicia y de la Libertad.

Muy afectuosamente,

Aminetu Haidar

Activista saharaui de Derechos Humanos



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter