Portada :: Mundo :: 14 Cumbre de No Alineados. Septiembre 2006. La Habana
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 18-09-2006

Unidos en el Sur

Magda Resik
La Jiribilla


Nos han colocado al Sur. Para delinear nuestro espacio en este planeta nos endilgaron una sureidad de tono desdeoso. Nos arrojaron en el sumidero del mundo, en los reductos olvidados, en los ms pobres escenarios. Nos lanzaron al olvido, la pobreza, las epidemias, la muerte

Y se quedaron en el Norte, con su boato inescrupuloso y sus atvicas injusticias; con sus guerras apocalpticas y su tecnologa de punta; con su caridad burguesa y sus ayudas condicionadas. Un status quo que puede parecerle a unos cuantos ingenuos irremisiblemente consolidado.

El Norte y el Sur han gravado en su polaridad los debates que por estos das se han sucedido en La Habana. La XIV Cumbre del Movimiento de Pases No Alineados, nos demostr que los males de este mundo no son un destino manifiesto sino ms bien un orden establecido por los poderosos y que puede variar con slo proponrnoslo.

Quiz, el trmino ms reiterado durante estos das de encuentro habanero ha sido unidad. Si Jos Mart sigue velando por nosotros, los pobres de esta Tierra con los que quiso su suerte echar, sus palabras obraron milagrosamente. Nunca antes se evidenci ms claramente que la conciliacin es la ventura de los pueblos.

Corren tiempos buenos para los optimistas, pues asistimos al derrumbe valeroso de lo injusto. Los del Norte nos contemplan aturdidos y la sola concurrencia de un millar de periodistas a esta Cumbre, el reforzamiento de las corresponsalas permanentes y los cientos de despachos periodsticos que recorren el mundo, evidencian que la verdad del Sur no quiere ya, ni puede ser silenciada.

El propio Secretario General de las Naciones Unidas, Kofi Annan declar en Cuba que el Movimiento No Alineado agrupa hoy a un numeroso grupo de pases en desarrollo, que son el smbolo de un Sur novedoso y poderoso, en cultura y creatividad, y confirm lo que es una verdad imposible de aplazar por ms tiempo: que el Consejo de Seguridad debe reformarse, por el bien de los pases en desarrollo y de las Naciones Unidas.

Evo Morales, el presidente aymara de Bolivia, nos ofreci un argumento imprescindible para entender por qu es inevitable el cambio: no representamos la cultura de la muerte, sino la cultura de la vida, y tenemos la obligacin de preservar a la especie humana del ms despiadado exterminio que programan y ejecutan a diario los del Norte.

La Cumbre ha demostrado muchas verdades pero la ms evidente es que el concierto de los desposedos es ya un megaconcierto imposible de acallar. Las urgencias de las naciones del llamado Sur son tan imperiosas, que los pueblos han decidido tomar la batuta y ejecutar la obra de la justicia.

Qu podrn hacer los del Norte si los del Sur se unen en su fabulosa diversidad y con el alto sentido creativo que se prohja en nuestras naciones, materializan la ms eficaz de las integraciones?

Qu podrn hacer si el Banco del Sur se convierte en una frmula financiera contrapuesta al FMI y el Banco Mundial, si en vez del ALCA florece en todo su esplendor el ALBA, si en vez de las guerras abusivas, se ven obligados a concertar polticas mediante un dilogo equitativo en el interior de los organismos internacionales?

Los del Sur cargamos con nuestras desgracias y la visceral pobreza a la que nos han sometido durante siglos. Pero les aventajamos sin dudas en que unidos sumamos ms, les superamos con creces.

Es ese un sueo posible, como lo defini Fidel, el tenaz defensor de la unidad de nuestros pueblos, cuyo pensamiento y espritu animaron cada idea noble y justa que se debati en La Habana. La unidad - nos dijo en ocasin del arribo de un barco venezolano que traa ayuda a Cuba tras el paso de un devastador cicln - no slo es un legtimo derecho, una aspiracin noble, sino el requisito indispensable para la supervivencia de la libertad de nuestros pases y de la vida de la especie humana.

Hugo Chvez, para quien el magisterio del lder cubano es imprescindible, conmin desde la pasin y la clarividencia a sus correligionarios del Movimiento No Alineado durante la Cumbre habanera: Unmonos de verdad compaeros. Unmonos de verdad en el Sur y tendremos futuro, tendremos vida y tendrn vida nuestros pueblos.




Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter