Portada :: Venezuela
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 14-04-2002

El da que la UE y sus medios de comunicacin fueron golpistas

Pascual Serrano
Rebelin


Tras el famoso 11 de septiembre, el autodenominado "mundo libre", es decir, Estados Unidos y Europa han bombardeado un pas asesinando a miles de civiles inocentes a la bsqueda de un supuesto terrorista que no aparece, han asistido impasibles ante el genocidio del pueblo palestino y, por ltimo, han organizado y apoyado un golpe de Estado en Amrica Latina.

El espectculo golpista ofrecido al mundo por Estados Unidos, Espaa y los medios de comunicacin espaoles ha superado todo lo imaginable. Llamaron represin policial a los francotiradores puestos por los golpistas ("Los tiroteos de grupos chavistas causaron hasta 24 muertos". Efe, El Pas 14-4-02) ("16 mrtires de la democracia, muertos a balazos el pasado jueves por manifestarse en la calle contra el ex presidente Hugo Chvez". Ludmila Vinofradoff. El Pas 14-4-02). El mismo da 13 de abril aparecen panegricos del presidente golpista Pedro Carmona: "Nacido para el dilogo" (El Mundo), "Un hombre tranquilo" (El Pas). Mientras, para el presidente constitucional votado por los venezolanos se reservan en los editoriales calificativos de "caudillo" (editorial de El Pas) o "estrafalario" (editorial de El Mundo). Ese mismo da, El Pas afirma que el golpista Pedro Carmona es presidente de la Federacin de Cmaras de Venezuela (Fedecmaras), "que agrupa a casi el 80 % de los 10 millones de trabajadores venezolanos". Pero Fedecmaras es una agrupacin de empresas no de trabajadores. El Pas, incluye a los trabajadores de las empresas como miembros de la organizacin empresarial, como si la CEOE en Espaa agrupase al 80 % de los trabajadores por el hecho de que en ella estn el 80 % de las empresas.

En televisin la estrategia ese da fue diferente. Una vez colocado el empresario y aparentemente consumado el golpe el objetivo era correr un tupido velo y no mover mucho el asunto. Apenas unos segundos en los informativos de la noche de Tele 5, Antena 3 y TVE y sin corresponsal!.

Todos los medios aceptaban sin margen de duda la versin golpista de la renuncia de Hugo Chvez sin prueba alguna ignorando las declaraciones pblicas de su hija, slo recogidas en Cuba por Granma. Ningn medio se molest en recoger las versiones de las embajadas venezolanas, presumiblemente leales al gobierno que las nombr.

A los manifestantes arengados por empresarios y sectores militares que piden la disolucin de las instituciones democrticas, destrozan la embajada cubana y agreden a los ministros de Chvez se les denomina "resistencia civil" (Editorial de El Pas 13-4-02) o "indignacin popular" (Editorial de El Mundo 13-4-02). A los que al da siguiente piden la restitucin del presidente constitucional y de las instituciones democrticas se les denomina "muchedumbre" o "manifestantes desquiciados" (El Pas 15-4-02).

En esta estrategia del mundo al revs, a los militares que se mantienen leales al presidente elegido democrticamente y a la Constitucin se les llama "focos aislados de insurreccin castrense" (El Pas 14-4-02).

Legitimar el golpe requiere buscar desesperadamente argumentos que desautoricen al presidente Hugo Chvez. Veamos cules eran. Ante todo recordar y recordar su intentona golpista de 1992. El editorial del sbado 13 de abril de El Pas habla de "deterioro de la situacin econmica que creci con la aprobacin en diciembre pasado de 49 decretos-leyes de inspiracin castrista. Chvez introdujo varios centenares de asesores cubanos en Venezuela, al tiempo que suministraba a La Habana petrleo gratuito". Ningn dato que precisara un deterioro mayor de la economa venezolana que el que tena hace tres aos, a pesar de haber sufrido el pas unas inundaciones devastadoras o de la cada del precio del petrleo, principal fuente de ingresos de Venezuela. Las legislaciones aprobadas pueden compartirse o no, pero no pueden justificar golpes militares por ser de "inspiracin castrista". Nuestros gobernantes y medios de comunicacin critican de Cuba que no haya elecciones o libertad de prensa, ambas condiciones se cumplen en Venezuela, por lo que su gobierno democrtico es libre de inspirarse en sus decretos econmicos en quin quiera. Los asesores cubanos son, fundamentalmente, mdicos y maestros cedidos gratuitamente por Cuba a cambio del petrleo. Se trata de un convenio lcito y razonable, un pas pone profesionales civiles cualificados de los que tiene suficientes, a cambio de un petrleo que necesita y al otro le sobra.

Contina el editorial de El Pas: "Chvez no pareca haberse percatado de cmo ha cambiado el mundo tras el 11-S: evit condenar los atentados de Nueva York y el Pentgono, viaj a Bagdad para expresar su apoyo de Sadam Hussein (sic), apoy la guerrilla colombiana de las FARC, estrech sus relaciones con Castro y acogi a Montesinos, la mano negro de Fujimori". Qu debe cambiar Venezuela despus del 11-S?, nos preguntamos. Es mentira que Venezuela no condenara los atentados de Nueva York, lo que hizo fue criticar la intervencin en Afganistn, discrepancia con EEUU imperdonable al parecer. Venezuela no apoy la guerrilla de las FARC, pidi una solucin dialogada al conflicto colombiano. El Mundo del 13 de abril tambin destaca las acusaciones de un ex coronel golpista que denuncia tener "un vdeo que muestra a oficiales chavistas reunidos con cabecillas de las FARC colombianas". Todo el mundo se ha reunido con las FARC durante los meses que han durado los dilogos, sobretodo el presidente colombiano, adems de representantes norteamericanos, europeos, lderes de todos los pases. Chvez viaj a Iraq y se reuni con Sadam Hussein en una gira por todos los pases de la OPEP con los que intentaba coordinar una poltica petrolera comn. Amistades ms peligrosas tiene nuestro jefe de Estado invitando a las bodas de sus hijas a las corruptas monarquas medievales del Golfo Prsico con el dinero de todos los espaoles.

Y respecto a acoger a la mano negra de Fujimori, quien ha acogido al cuerpo entero de Fujijmori es Japn, quien lo tiene protegido a pesar de la orden de captura internacional emitida por la justicia peruana.

Los medios no cesan de humillar a Chvez reproduciendo imgenes de su aficin a cantar, parece que ese es el principal argumento audiovisual para justificar un golpe de Estado. A algunos nos parece ms peligroso un presidente italiano haciendo el payaso poniendo cuernos a los ministros de la UE en la sesiones fotogrficas o alcohlicos presidentes rusos controlando todo un arsenal nuclear. Todos ellos bien aceptados por la UE y EEUU.

Adems de los medios, la complicidad espaola con el golpe de Estado en Venezuela ha llegado a ms sectores. "Acogemos su nombramiento con agrado", afirmaron a Europa Press fuentes de la patronal espaola, en referencia a la toma golpista del poder por Pedro Carmona.

La adhesin incondicional del gobierno espaol a los criterios de Estados Unidos lleg al paroxismo emitiendo una nota conjunta bajo el ttulo "Declaracin conjunta de los Estados Unidos de Amrica y de Espaa sobre la situacin en Venezuela" el 12 de abril. Intentan justificar el carcter conjunto de la nota por "el marco de su dilogo conjunto reforzado".

La nota, una vez que se da por consolidado el golpe y al expulsin del presidente constitucional, hace "un llamamiento para que cese la violencia y se recupere la tranquilidad ciudadana" como modo de aceptacin del nuevo rgimen golpista. Ante las reticencias de algunos pases de la OEA a reconocer al nuevo gobierno golpista "animan a la Organizacin de los Estados Americanos a que asista a Venezuela en la consolidacin de la institucionalidad democrtica".

El mensaje estaba claro aceptacin del golpe militar y todos los esfuerzos para consolidar el nuevo rgimen. "La situacin de Venezuela con Chvez era insostenible", afirma el ministro de Exteriores espaol y presidente de turno del Consejo Europeo, Josep Piqu, para justificar el golpe.

La complicidad del gobierno espaol con el empresario golpista Pedro Carmona es absoluta. El mismo sbado, el embajador espaol se rene con l y el da anterior el presidente espaol Jos Mara Aznar conversa telefnicamente con Carmona. Existe mayor reconocimiento?

Una vez repuesto el presidente Hugo Chvez, la reaccin del ministro Piqu es la de pedir que se "garantice la libertad de prensa". Despus de un golpe en el que se viola y destituye la Presidencia del pas, la Constitucin democrtica, la Asamblea Legislativa, los 20 jueces del Tribunal Supremo, el fiscal general, el Defensor del Pueblo, el Consejo Nacional Electoral sin crtica alguna por el gobierno espaol, al ministro de Asuntos Exteriores lo que le preocupa cuando se recupera el orden constitucional es... "el respeto a la libertad de prensa".

Lo ocurrido en Venezuela debe servir para liquidar definitivamente la poca credibilidad que les quedaban a los grandes medios de comunicacin y a los lderes de la UE y Estados Unidos. Todos ellos han urdido un plan golpista digno de los peores tiempos de la guerra fra para derribar un gobierno que ha cometido el delito de aprobar una reformar agraria para que los latifundios improductivos se cedan en usufructo a los campesinos, que ha condenado la agresin a Afganistn, que defiende su derecho a respetar a Cuba y a venderle petrleo (una de las primeras prohibiciones del gobierno golpista) y que reivindica la libertad de los pueblos de Amrica Latina y del mundo a decidir su propio futuro. Un futuro que los poderosos no han podido arrebatar a los venezolanos.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter