Portada :: Economa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 11-10-2006

La vulnerabilidad no emigra

Ral Pierri
IPS Noticias

Los pases de Amrica Latina y el Caribe deben adoptar polticas de proteccin especial para nias y nios afectados por los impactos negativos de las migraciones, que los hacen ms vulnerables, alert Unicef en la capital uruguaya.


"En una visin simplista, puramente econmica, se pierden de vista una serie de consecuencias en lo que es la niez y la adolescencia. En ese contexto, se deben instaurar polticas para reducir el impacto negativo (de las migraciones) en la infancia", dijo a IPS el director regional para Amrica Latina y el Caribe de Unicef (Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia), Nils Kastberg.

El funcionario hizo este llamado de atencin en la VIII Conferencia Iberoamericana de Ministras, Ministros y Altos Responsables de Infancia y Adolescencia, que se desarrolla este viernes y el sbado en Montevideo.

Los ministros de 18 pases latinoamericanos ms Andorra, Espaa y Portugal, al igual que hicieron parlamentarios la semana pasada, discuten propuestas sobre problemas relacionados con las migraciones para ser presentadas en la prxima XVI Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, a realizarse en noviembre tambin en la capital uruguaya.

Kastberg destac la importancia de las remesas para el desarrollo de la poblacin infantil en Amrica Latina y el Caribe.

Las remesas, la fuente ms importante de financiamiento externo en la regin, se duplicaron en el mundo en los ltimos cinco aos, con un gran impacto en el mbito de los pases, las comunidades, las familias y en la vida de nios y nias.

En 2005, estos envos sumaron en todo el mundo 167.000 millones de dlares, aunque el flujo no registrado podra representar un 50 por ciento adicional, segn datos del Banco Mundial.

Amrica Latina y el Caribe, una de las principales regiones receptoras, acogi envos por 45.000 millones de dlares en 2004.

"Las remesas lgicamente tienen efectos positivos, segn algunos estudios, que muestran que contribuyen a disminuir la desnutricin crnica y a mejorar la escolaridad", explic Kastberg a IPS.

No obstante, aclar que gran parte de stas son destinadas, sobre todo cuando son enviadas por emigrantes hombres, con fines de mejora de infraestructura, y no necesariamente benefician directamente a los nios.

"Aqu claramente hacen falta polticas que ayuden a generar conocimiento sobre la importancia de proteger una buena educacin para el nio o la nia, as como buenos servicios de salud", indic.

"Las remesas ayudan financieramente a las familias a alcanzar un nivel de vida adecuado para el desarrollo de sus nios de una forma tal que quizs no sera posible sin ellas", reconoci el funcionario de Unicef.

"Segn un estudio de hogares mexicanos, ayudan a mejorar las condiciones mdicas de los infantes, reduciendo la desnutricin posparto en 5,4 por ciento y la mortalidad infantil en tres por ciento, y aumentando la probabilidad de asistencia profesional al parto en 30 por ciento", aadi. Sin embargo, Unicef sostiene que las migraciones tienen grandes impactos negativos en la infancia latinoamericana, como la desintegracin familiar y la falta de proteccin.

"Si uno o los dos padres emigran, las responsabilidades del hogar y de la familia recaen en adultos mayores, parientes de segundo y tercer grado o inclusive hermanos. En cualquiera de los casos, existe el riesgo real o potencial de que los nios no reciban el mismo cuidado de salud, alimentacin y proteccin contra abusos y explotacin que recibiran en presencia de sus padres", apunt Kastberg.

Adems, la ausencia de los padres implica "la prdida de referentes principales, y por tanto tiene un efecto psicosocial significativo que puede traducirse en sentimientos de abandono, vulnerabilidad y prdida de autoestima, entre otros".

El artculo 10 de la Convencin sobre los Derechos del Nio compromete a los estados a garantizar la reunificacin familiar para hijos de emigrantes.

Otros impactos de las migraciones en la vida de nias y nios latinoamericanos son la indocumentacin y el trfico de personas.

Se calcula que hay 190 millones de emigrantes en el mundo, de los que unos 25 millones, o 13 por ciento, proceden de Amrica Latina y el Caribe.

El principal destino de los latinoamericanos es Estados Unidos, donde viven unos 18 millones de estos, ms sus descendientes nacidos en ese pas. Espaa ocupa el segundo lugar, con 1,2 millones de inmigrantes en 2004, segn datos de la Comisin Econmica para Amrica Latina y el Caribe.

Entre 1986 y 2002, el nmero de inmigrantes indocumentados en Estados Unidos se triplic de 3,2 millones a 9,3 millones. Algunas estimaciones hablan ahora de entre 10 y 12 millones de personas.

Casi la mitad de los inmigrantes en ese pas procedentes de Amrica Latina y el Caribe no tienen documentos.

"La indocumentacin viola los derechos de los nios y nias a una nacionalidad, un nombre y una identidad. Adems, inhibe su acceso a los servicios de salud y educacin, y los hace especialmente vulnerables a la trata, la adopcin ilegal, el matrimonio precoz y la explotacin sexual comercial", dijo Kastberg.

Cada ao hay entre 600.000 y 800.000 vctimas del trfico de personas en el mundo, de las cuales 80 por ciento son mujeres y 50 por ciento nios y nias, segn el Departamento de Estado (cancillera) de Estados Unidos.

"Nios y adolescentes en estas circunstancias son frecuentemente usados como mano de obra barata, explotados en trabajos domsticos o reclutados para el servicio militar. Ello supone graves consecuencias para la vida y la salud de los nios, sobre todo en conexin con actos de violencia y abusos de todo tipo", dijo Kastberg.

La infancia tambin se ve indirectamente afectada por la fuga de cerebros, apunt Kastberg. "Nios y nias se ven afectados por la falta de personal en los servicios mdicos en un pas como Jamaica, en donde aproximadamente 40 por ciento de los mdicos han emigrado", indic.(



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter