Portada :: Amrica Latina y Caribe :: Nicaragua. Elecciones noviembre 2006
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 05-11-2006

Elecciones Nicaragua 2006
Corazn y pensamiento a la izquierda

Aquiles Prez
Rebelin

Nota obligatoria: Ser hijo de la revolucin es inevitablemente tener el corazn y el pensamiento apuntando a la izquierda. El presente texto nace por una conversacin sobre una serie de artculos publicados en Rebelin, relacionados con las elecciones presidenciales de Nicaragua este 5 de noviembre. Con el respeto y la mesura debida, la divisin de la izquierda en Nicaragua y la posibilidad de que sta no exista, si Houtart tiene razn, son realidades sumamente preocupantes que merecen nuestra atencin urgente, sin importar quien gane las elecciones. La crtica, el respeto y la tolerancia deben ser los caminos que abonen una Nueva Nicaragua.


Un partido revolucionario convertido en partido confesional?

El jueves 2 de octubre, Jazmina Bojorge de 18 aos lleg a un hospital de Managua con complicaciones en su embarazo de 5 meses. Con su placenta rota urgida de ser extrada, los mdicos se rehusaron a atenderla por temor a una condena de 4 aos en crcel. La joven muri. Responsabilidad? Una semana atrs el ultraconservadurismo religioso logr que la Asamblea Nacional eliminara la figura del aborto teraputico de la legislacin nicaragense. Ilgicamente, a cualquier persona que se involucre directa o indirectamente en un aborto teraputico se le puede abrir proceso judicial, inclusive a mdicos que ante casos como el de Jazmina, estn maniatados. Jazmina se convirti as en la primera mrtir de este sinsentido preelectoral.

Con seguridad, ms muertes vienen en camino. Lo ms indignante? El Frente Sandinista de Liberacin Nacional, el partido que hace 27 aos llen las pginas de peridicos del mundo con una revolucin de esperanzas y sueos, entreg sus votos sinvergenzas a este juego organizado por el ala ms medieval de los sectores religiosos. Por qu? Para atraer simpata electoral en las elecciones nacionales de ayer domingo 5 de noviembre (5-N). (Ver tambin aqu). No es casualidad que en su propaganda oficial desde las elecciones pasadas, la dirigencia actual haya cambiado el rojinegro de Sandino, el General de Hombres Libres, por un rosado chicha combinado con los colores oficiales del Vaticano, blanco y amarillo. (Ver muestra de propaganda FSLN, aqu)

Un rumor doblemente desastroso

An sin confirmacin, circula el rumor que los dirigentes del FSLN reformarn el Cdigo Penal y reestablecern el aborto teraputico una vez que pasen las elecciones, especialmente si ganan. Este rumor, que no circula en ningn medio de comunicacin pero s de boca en boca de militantes sandinistas (especialmente mujeres), crea dos probabilidades en sentidos contrarios, pero ambas de consecuencias desastrosas para el partido.

Si el rumor es falso, el partido demostrar que las palabras de Rosario Murillo, esposa del Daniel Ortega y jefa de campaa FSLN para estas elecciones, son palabras que sepultan el espritu revolucionario del Frente Sandinista y lo confirman como un nuevo partido confesional en pleno siglo XXI:

Nosotros estamos profundamente comprometidos con la fe. Pensamos que los valores religiosos, son el consuelo, el amparo. La fe es la forma en que los seres humanos encontramos la paz. Los valores religiosos son la fortaleza que necesitamos para lidiar con la vida cotidiana, que ha sido en los ltimos tiempos suficientemente dura. La vida cotidiana que nos obliga a enfrentar desafos fortsimos y con el amparo y el consuelo de la fe, la gente se nutre, se levanta, el alma se fortalece. Nosotros, precisamente porque tenemos fe, tenemos religin, porque somos creyentes, porque amamos a Dios sobre todas las cosas, es que hemos sido capaces de sobrellevar tantas tormentas, sin inmutarnos! nicamente, aprendiendo de cada dificultad, lo que el Seor ha querido enviarnos como leccin, como aprendizaje. Por eso tambin defendemos, y coincidimos plenamente con la Iglesia y las Iglesias Entrevista a Rosario Murillo en la Nueva Radio Ya, leer noticia completa aqu. Al respecto, sugiero leer los artculos de Sofa Montenegro, La Camarada Vychinski y de Gioconda Belli, De la era de acuario a la inquisicin.

Si el rumor es verdadero, el escenario no mejora, mas se vuelve doblemente sombro, pues la tica y credibilidad de la dirigencia actual se confirmarn, una vez ms, como el pilar ms dbil dentro del partido, pudiendo afectar irremediablemente los pilares fuertes, a saber, las bases sandinistas que an creen en la actual dirigencia, el prestigio internacional que le identifica como el partido de izquierda en Nicaragua, a pesar de acciones reiteradas contrarias a la izquierda, e incluso, una estocada directa contra las propias promesas de campaa pues, si el partido confirma que sta fue una maniobra electoral, qu garanta tiene la poblacin nicaragense que el Frente cumplir lo prometido durante la campaa?

Elecciones 2006 y la izquierda en Nicaragua

Mientras conocemos los primeros resultados de los 2.8 millones de nicaragenses supuestos a votar (descontando un posible abstencionismo de 10% en el total de 3,66 millones de ciudadanos registrados en el padrn electoral) para elegir a las nuevas autoridades, toca abordar la realidad de la izquierda en Nicaragua.

El debate se muestra necesario en el siguiente contexto:

  1. El FSLN est supuesto a ganar en primera vuelta estas elecciones, segn herramientas de medicin infalibles como son las encuestas, segn las Ciencias Polticas. Para ganar en Nicaragua, se necesita una mayora relativa de al menos el cuarenta por ciento de los votos vlidos, salvo el caso de aquellos que habiendo obtenido un mnimo del treinta y cinco por ciento de los votos vlidos superen a los candidatos que obtuvieron el segundo lugar por una diferencia mnima de cinco puntos porcentuales, segn la Constitucin Poltica de la Repblica de Nicaragua.

  1. Pero estamos en Nicaragua. Las probabilidades que los resultados de las encuestas coincidan con el voto ciudadano son extremadamente voltiles. El Frente Sandinista ha sido en las elecciones de 1990, 1996 y 2001 el gran favorito para ganar, perdiendo siempre el da de las elecciones. Un escenario que gan fuerza mientras nos acercbamos al 5-N es que el FSLN, a pesar de ganar las elecciones, no conseguira el porcentaje requerido, habiendo necesidad de una segunda vuelta en el mes de diciembre. En este supuesto, los politlogos y analistas, junto a las encuestas y mediciones pertinentes, han coincidido que Daniel Ortega perdera frente a cualquier candidato. (Ms aqu y aqu).

Si despus de la primera o segunda vuelta el FSLN pierde, el partido se enfrenta a grandes desafos. El examen autocrtico despus de la derrota deber ser el ms grande de su historia institucional, an mayor que el de 1990. Los dirigentes actuales deben abrir el partido a un relevo de liderazgo, un llamado a las bases sandinistas (tanto FSLN como MRS) para reedificar con solidez el partido que se identifica como el partido del pueblo. Si el FSLN ganase las elecciones, deber sumarse a lo anterior la lucha contra la pobreza y la injusticia social reinante en el pas.

Gobernaremos desde abajo

Con 16 aos de gobiernos neoliberales Nicaragua no ha visto la luz. Un gran causante de esto es que, ms que ideologas polticas y tica partidaria, en Nicaragua rigen los intereses personales y grupusculares. Nicaragua es tan sincera que est llena de zonas francas, y si bien stas dan trabajos, los polticos creen que nicamente con ellas saldremos de la pobreza.

Y entonces, una y otra vez, me detengo, y recuerdo que en estos mismos 16 aos de gobiernos de derecha, Daniel Ortega, secretario general del FSLN e indiscutiblemente la persona con mayor influencia dentro del partido, ha cogobernado tambin, y ergo, es co-responsable de la situacin actual. Desde que se perdieron las elecciones al finalizar 1989, unas elecciones convertidas ms que todo en un plebiscito del conflicto blico con la contrarrevolucin, y Daniel dijo gobernaremos desde abajo, y muchos pensamos que el Frente no tena que ser gobierno para luchar por los ms desposedos, y que veramos una verdadera revolucin. Pero el mundo gir en direccin contraria. Daniel Ortega y la dirigencia actual han apoyado todo lo que la derecha ha querido y mucho ms, a cambio de prebendas. Dame y te dar. Al mismo tiempo, se ha bloqueado cualquier intento de liderazgo alternativo, propiciando a lo interior del partido una cultura de servilismo y autocensura impropio de un verdadero partido de izquierda.

Sin nuevos liderazgos a la vista

En 1999, a propsito de una posible candidatura interna de Joaqun Cuadra en las elecciones de 2001, Ortega se refera al tema de nuevos liderazgos diciendo que yo pienso que el Frente tiene su liderazgo, y no veo como pueda desde el Frente inventar otro liderazgo si ya hay liderazgo () Lo que yo tengo a la vista ahorita, es a un Frente Sandinista que est metido en la consulta popular, que tiene un liderazgo definido y que est trabajando seriamente, se est organizando y se est articulando para tomar el poder en las prximas elecciones.

El resultado de aquella consulta popular, en la que se declar una vez ms a Ortega como candidato presidencial, cre un sentimiento de confusin y decepcin, llegando a crear ttulos como FSLN va rumbo a otra catstrofe. La Revista Envo, reconocida por la calidad y seriedad de sus anlisis, describi sta candidatura como Contra viento y marea (enero de2001):

Es evidente que la candidatura de Daniel Ortega polariza a la sociedad nicaragense, a la vez que contribuye a unificar a las fuerzas de derecha y a dividir a las de izquierda. Slo para entender algo, y slo para entender ese algo relativamente, utilizamos los trminos izquierda y derecha. Estamos conscientes que en Nicaragua cada vez confunden ms cosas y a ms gente.

Daniel es nuestro candidato, se cans de repetir desafiante y burlesco Arnoldo Alemn. A pesar de esto, y contra el viento y la marea de la sociedad, del sandinismo y de sectores del danielismo y del orteguismo, Daniel Ortega impuso su candidatura. Para ello, su crculo de leales aceler la fecha de la consulta al 21 de enero con el fin de cortar el debate y as limitar las posibilidades de las candidaturas alternativas. A la hora de la inscripcin de candidatos a diputados, inhibi de participar a Mnica Baltodano, Jos Gonzlez y Angela Ros, tres de los cuatro diputados del FSLN que se opusieron, con votos y con declaraciones, a varios de los contenidos del pacto FSLN-PLC. La impugnacin de sus candidaturas fue la primera seal de unos resultados previsibles.

En su campaa en Managua, Daniel Ortega hizo notoria exhibicin de poder econmico, con mantas, afiches, y sobre todo, con abundante y costosa propaganda en los medios. El da de la consulta popular hubo muchas irregularidades y anomalas, especialmente en la capital. El nmero de votantes que acudi a la consulta no cubri las expectativas. A pesar del crecimiento poblacional, fue notablemente inferior al de quienes participaron en la consulta de 1996 y al de quienes se inscribieron como miembros del FSLN en 1994.

Las elecciones de 2001 se perdieron estrepitosamente. Si con respecto a la derrota en las elecciones de 1996 an persiste un olor a fraude por parte de la derecha, en las elecciones de 2001 existieron mltiples factores que derivaron en la derrota, desde la crtica interna de sectores sandinistas hasta el ataque del 11 de septiembre y la consecuente campaa del terror desplegada por la derecha nicaragense pocos das antes del la votacin. Con un 56.3% a favor de Enrique Bolaos (PLC), Jos Daniel Ortega Saavedra (FSLN) logr un 42.3% en los resultados finales, a pesar que lider siempre las encuestas.

Victoria de la izquierda en el 2006?

Con la Constitucin Poltica reformada para permitir un presidente ganador con apenas el 35% de los votos, el FSLN se presenta favorito en los estudios preliminares. Sin embargo, alarma que cerca del 70% no quiere que Daniel Ortega sea presidente. La gran diferencia en estas elecciones ser que, por primera vez en la historia de Nicaragua, se tendrn unas elecciones a ms de dos bandas, en donde con mayor o menor posibilidad, cuatro candidatos pueden alzarse con la victoria. ste fenmeno dividir el llamado voto antisandinista, abriendo el camino a la victoria soada desde 1990. Para m, el paisaje es sumamente preocupante. Cmo puede celebrar el FSLN la victoria con el porcentaje electoral ms bajo en toda su historia?

En mi mano sostengo un lapicero. Me pregunto: qu fue primero, el nombre o el objeto? Asimismo relaciono esto con la situacin actual del FSLN. Puede segursele llamando partido de izquierda al FSLN con su actual dirigencia? Busco para ello entre los mltiples conceptos aplicables a la izquierda, y ninguno encaja con la imagen proyectada por el FSLN actual. Aparto las obras gigantescas, la teora desactualizada, los declogos insensibles y miro a m alrededor: en pocas palabras, ser de izquierda, es decir, ser revolucionario, es simplemente, cambiar lo que necesita ser cambiado.

Desde el 90, en Nicaragua ha existido infinidad de cosas que necesitan ser cambiadas. Durante este tiempo, el FSLN ha tenido la capacidad real de hacerlo, pero no lo ha hecho. En los ltimos aos, el poder indiscutible del partido ha logrado que no se haga nada sin que el FLSN participe. Esto, lejos de ser positivo, es preocupante. Este Frente ya no es sandinista, ni busca la liberacin, ni es nacionalista. La actitud errante y pendular de la dirigencia actual tambin es alarmante. A finales del ao pasado, la dirigencia del FSLN organiz una marcha contra el CAFTA. En dicha marcha, Ortega dijo que este Tratado beneficia a los que Sandino llamaba oligarcas y vendepatria. Luego, contradictoriamente, el partido dej pasar los votos y el Tratado fue aprobado y ratificado, luego que a la orden del secretario general del Frente Sandinista (FSLN), Daniel Ortega, a sus legisladores miembros de la Junta Directiva del Parlamento, de no bloquear el procedimiento para ratificar el TLC, fue cumplida al pie de la letra por stos.

Lo que ms ha afectado al FSLN es el Pacto que mont con Arnoldo Alemn, y que ha minado la credibilidad tica y responsabilidad moral de la actual dirigencia, especialmente la de Daniel Ortega. El Pacto vino a institucionalizar cambios en la forma de hacer poltica, poniendo al descubierto que la doblez moral es ms importante que los principios ticos, pues se parti al Estado en dos y se le dio una mitad a Arnoldo Alemn, calificado entre los primeros diez gobernantes ms corruptos a nivel mundial en los ltimos 200 aos por Transparencia Internacional. Cmo es posible que un partido revolucionaria haga esto?

El liderazgo se hace y el respeto se gana. Toni Solo, estimado compaero en Tlaxcala, errneamente afirma en su ltimo artculo que Los dirigentes de MRS y Herty Lewites no lograron convencer dentro del FSLN. Fueron derrotados y se fueron. (Sandino: El Imperio al rescate. Toni Solo y traducido por Germn Leyens). No fue as de simple. Para lograr su candidatura presidencial para estas elecciones, Ortega pas encima de los propios Estatutos del partido que mandatan realizar elecciones primarias (Consulta Popular: Arto. 101 La seleccin de candidatos a cargos pblicos se har bajo los principios democrticos de la Consulta Popular para garantizar que los seleccionados cuenten con el respaldo de las bases del Partido y nos permitan sumar votos al FSLN) y, despus de expulsar a quienes defendan candidaturas alternativas (Herty Lewites y Vctor Hugo Tinoco), se proclam candidato por quinta vez en el Congreso de Matagalpa, mismo carente de legitimidad que, con irona, se le llam Por la unidad del sandinismo. Habr una verdadera unidad expulsando a los propios compaeros?

Alejandro Martnez Cuenca, otro sandinista y firme defensor de candidaturas alternativas, tambin sufri la intolerancia de la dirigencia actual a nuevos liderazgos. Despus del Congreso de Matagalpa, donde no pudo participar, hizo un llamado a que se respetaran los Estatutos y se hiciera la Consulta Popular. En el Tercer Congreso Ordinario del Frente Sandinista, que ratific las candidaturas de Daniel Ortega a la Presidencia y Jaime Morales Carazo a la Vicepresidencia de la Repblica, Martnez Cuenca sufri un portazo. Una figura confiable dentro del sandinismo, Martnez Cuenca ha luchado por aos por la democratizacin interna del partido. ste ao, para sorpresa de l y de muchos militantes, no recibi la invitacin para el Congreso. Al asistir, le dijeron que sin credencial no poda entrar. A continuacin, un militante le prest su credencial. Luego, un dirigente del partido sali y le dijo que el problema no era ni la invitacin ni la credencial, sino que l no poda entrar. Qu intenciones macabras tena Alejandro Martnez Cuenca? Ninguna. Simplemente leer una Carta Abierta a los Congresistas Del FSLN, que en sus puntos 4 y 5 dice lo siguiente:

4. El Congreso del FSLN, debe fortalecer el derecho de igualdad de todos los miembros de nuestro partido. Debe perfeccionar el ordenamiento jurdico interno para desterrar decisiones coyunturales que restan credibilidad ante el electorado, as como debe comprometerse con exigir a nuestros dirigentes un comportamiento apegado a la legalidad, a la tica y al desarrollo de nuestra democracia partidaria.

5. De manera inmediata exijamos que se convoque a un Congreso Extraordinario con el nico tema de agenda: de modificar los actuales Estatutos del partido, para facilitar que las decisiones que ha tomado la Asamblea Sandinista sobre las elecciones primarias se enmarquen en la legalidad.

Despus de hacer pblica esta carta, Martnez Cuenca no recibi ninguna respuesta.

Por su parte, una vez expulsados, Lewites y Tinoco hicieron resurgir al MRS y ahora, militantes y simpatizantes histricos que prefirieron no votar en las pasadas elecciones encuentran una posible alternativa en la Alianza Movimiento Renovador Sandinista (MRS), resurgido bajo la figura de Lewites (qepd) y definida como una nueva opcin desde el sandinismo. Tras la muerte de Herty, la Alianza ahora presenta la candidatura de Mundo Jarqun y Carlos Meja Godoy. Con el poco tiempo que tuvieron para proyectar su imagen, lo ms probable es que el MRS no logre la victoria presidencial, pero la esperanza se vuelca a una buena representacin en la Asamblea Nacional que venga a elevar el nivel de la poltica criolla. Si el MRS logra seguir despertando la esperanza de la Nicaragua linda, muchos no dudan que en las prximas elecciones puede ganarlas con amplios margen.

De momento y bajo las premisas actuales de la poltica del FSLN, una reunificacin de la izquierda se ve improbable, a pesar de ser lo ms idneo.

Para el debate sobre la izquierda en Nicaragua, recomiendo leer los siguientes textos surgidos a raz del comentario de Franois Houtart en Existe una izquierda en Nicaragua?:

Prisioneros

Julio Cortzar escribi una vez que muchos dirigentes de la izquierda latinoamericana quedan prisioneros de un lenguaje tristemente retrico que proviene directamente del adversario. Por eso hay revoluciones que fracasan, que se estancan, que se convierten en burocracias, porque el hombre no ha cambiado. Por el contrario, se ha vuelto ms mediocre. Y con un hombre mediocre puede hacerse un ejrcito, pero no una verdadera revolucin. El FSLN est prisionero de ese lenguaje y esas condiciones.

Estas elecciones presidenciales determinarn quin ser el verdadero ganador, si la cpula actual del FSLN o el pueblo necesitado de Nicaragua. Con 16 aos en el co-poder sin hacer los cambios necesarios y, siendo ms que una oposicin responsable y seria, un grupsculo en busca de ms poder econmico, podramos ver caer a la moneda en donde menos lo espera la dirigencia del FSLN: otra derrota electoral que hace meses luca tan ntida en otros candidatos y con una izquierda unificada. La crtica, el respeto y la tolerancia deben ser los caminos que abonen una Nueva Nicaragua y una fuerza de izquierda unificada.

[email protected]



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter