Portada :: Mundo :: Chechenia, la guerra ignorada
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 07-09-2004

Dos importantes testimonios aclaran cmo se produjo la masacre de Osetia
"En Beslan no hubo rescate: Militares masacraron a la mayora de civiles"

Tatiana Andersson y Jhon Valeri Stepanov
Resumen Latinoamericano


Cuando en Mosc pedimos ir a ah las fronteras de Chechenia, hace 20 das, para cubrir en lo posible la grave situacin de conflicto y guerra, se nos detuvo 5 das, acusndonos de estar "relacionados con el terrorismo internacional de Al qaheda" y solo nuestros documentos y la ayuda de diplomticos nos permiti liberar el camino para ir, no sin peder tiempo por los rgidos controles y la estigmatizacin de los Servicios especiales de Rusia y Estados Unidos, que plagan las fronteras.

Casi por equivocacin y metidos entre periodistas incrustados, pudimos arribar a Besan este fin semana, signado por el horror de lo que ya se llama el terrorismo ilegal y el terrorismo legal. Ariet Mohamed Chariat, un periodista sirio que fue encarcelado ayer junto con otros 7 extranjeros, alcanz a gritar antes de su voz ser apagada por los golpes: "..Cuando nosotros llegamos ya los medios haban ayudado a masacrar la verdad.."

Y era cierto. Lo que nosotros es estos tres das logramos ver, escuchar, palpar, con furtivas entrevistas a los padres, funcionarios, autoridades, a otros reporteros y una entrevista de 15 minutos con tres miembros del Comando chechenio que tom los rehenes y que nos llev a una casa en los extramuros de Besan, dan material quiz para un libro, pero entendemos preciso entregar este apretado resumen a los amigos de VISUR, para evitar que toda la verdad, que hoy se confunde con la vida, siga siendo masacrada. Lo primero: Por qu la CNN y sus medios asociados no publicaron los tres comunicados del Grupo secuestrador y la entrevista en la que una seorita dijo ser de la CNN?

Cmo fue la toma del Colegio ?

Las declaraciones de miembros del Comando fuera de la Escuela y de algunos miembros de la polica que apoyan la independencia, entregaron la siguiente versin: Las Fuerzas de la Operacin Comando que secuestraron nios y adultos, estaba conformado por 47 unidades, divididas en tres grupos. 23 penetraron dentro del plantel y se hicieron con la situacin de retencin de rehenes. Frente al Colegio, pasando una pequea loma a tres cuadras, en un Gimnasio de Deportes se haba apostado un comando de 12 guerrilleros, mientras en dos las ltimas casas de la ciudad de Besan se atrincheraron los 12 restantes. Desde all se expedan los comunicados, se mantena lnea de negociacin y se realizaron entrevistas con la Prensa.

El Colegio es en verdad un complejo educativo, muy comunes en Europa, con escuela primaria, Instituto de Secundaria y tres bloques de Gimnasio Preuniversitario. En el momento del secuestro se encontraban en la celebracin del inicio de clases (unas semanas retrazadas en el Cucaso) 1.217 personas, entre nios, padres, maestros, 4 sacerdotes, tres rectores, autoridades distritales y comunales, celadores, y algunos efectivos de la polica militar, que controla casi todos los centros educativos. A la entrada de varios efectivos del grupo, chocaron con efectivos de la polica, producindose la balacera que dej 7 muertos. tres policas, una seora, un secuestrador y dos jvenes. Tres padres y un miembro del Comando quedaron heridos. siendo enviados y recogidos luego por ambulancias.

Luego autoridades, un rector, los sacerdotes y algunos padres, negociaron con los terroristas, la salida de 600 personas, entre nios, mujeres, contusos o enfermos. Los guerrilleros secuestradores en su primer comunicado, pedan el traslado de los gobernantes de Osetia del Norte y delegados del gobierno Chechenio y de Mosc, hasta Besan para negociar sus demandas.

Luego de intensas de conversaciones telefnicas con el ex presidente de Ingushetia, Ruslan Aushev, a las 4 p.m.del jueves 2, un grupo de 26 mujeres y 32 nios liberados trajo un mensaje de los secuestradores en que se autorizaba a la Cruz Roja y a los proveedores del Colegio para entrar material de primeros auxilios, medicinas y comida, prohibiendo enterar a las Fuerzas Elites del ejrcito que ya rodeaban las instalaciones. Se vieron obligados a confesarles pues la tropa, anunci que no dejaba mover nada mientras los liberados no describieran la situacin adentro, divulgaran lo que pedan los secuestradores y varios fueron encerrados en casa vecinas para que elaboraran planos del Centro Educativo con la ubicacin de guerrilleros, secuestrados y lugar del minado.

Y aqu vino un hecho que perversamente nadie divulg y que dio motivo a que mucha gente fuera detenida como cmplice del grupo, pero as mismo que a partir de es momento se forme un grupo de presin de los familiares y amigos para mediar y evitar que escaramuzas aisladas que se daban, pudieran herir o matar a los nios. Los atacantes, al decir de los padres, haban aceptado que algunos de ellos, no mas de 30 que estuvieran afuera, entraran o se mantuvieran en las puertas, para cuidar a sus hijos y garantizar que el Comando de Asalto ALFA* se retirara de las paredes y los corredores, desde los cuales preparaba el asalto de rescate.

Durante la noche se mantiene la vigilia de padres, familiares y pobladores rodeando el claustro educativo. Las Fuerzas gubernamentales empezaron la infiltracin entre los civiles y se empezaron a producir enfrentamientos. Los infiltrados empiezan a penetrar y provocar forzando a los padres a entrar a sacar los nios y se producen varios tiroteos que dejan heridos al entrar y salir de la escuela.

Un nuevo contacto con el x presidente, Ruslan Aushev, el mdico pediatra Leonid Roshal,y el propio Ministro de Salud, con los secuestradores, divulg un acuerdo logrado a la madrugada, mediante el cual, una ambulancia entrara recoger muertos y heridos colocados en un portn de la escuela, mientras enviados del presidente Putin, el gobierno Chechenio, el de Georgia y el el Osetia Norte, llegaran al mismo tiempo para entrara a negociar con el Comando insurgente.

Al clarear el da dos ambulancia se dirigen con lentitud hacia el sitio convenido, pero a la vez tres tanquetas y dos camiones militares con tropas, rodean y se acercan a las instalaciones por tres costados y tres helicpteros sobrevuelan el Colegio regando panfletos que instan a los secuestradores a rendirse. Estos sueltan a tres padres y cuatro nios, quienes dicen que las ambulancias deben detenerse, que han capturado a 4 espas que han penetrado a los locales y que harn explotar las minas si la fuerza de lite sigue penetrando. A partir de se momento, empieza una batalla campal afuera y en los corredores de la Escuela. Los padres, amigos y pobladores en general se desbordan y forman un cordn humano en derredor del Centro Educativo. La tropa se mezcla y se producen forcejeos, golpes, detenciones. Un cuerpo lite de asalto ya ha ocupado dos oficinas, contiguas pero aisladas por una escalera-muro, al occidente y que estaban desocupadas por reparaciones.

El Comando pro chechenio que estaba apostado arriba, enfrente de la escuela, lanza algunas granadas a se grupo de la Fuerza Elite. Luego de una larga hora de forcejeos, contusos, heridos, los padres y pobladores que rodean la escuela se toman de las manos, se recuestan contra las paredes y la Fuerza de Asalto Alfa, se agarra con ellos tratando de apartarlos de del Colegio. En se momento varias puertas ceden, se mecen paredes y techos, producindose dos fuertes explosiones que abren grandes boquetes y derriban dos de los principales portones.

A partir de se momento Fuerzas combinadas de Alfa, Comando 13 del oeste y Pelotones de inteligencia y paramilitares de negro, entran secundados por los tanques. Nuevas explosiones y una angustiosa y larga hora de disparos y explosiones dejan un confuso e imposible saldo de vctimas. Segn los Informes del Coronel Yuri Asimonov, encargado del Comando ALFA, durante los enfrentamientos 15 integrantes del grupo de secuestradores logran huir y abren un nuevo frente de combate en las afueras de la ciudad. A la calma en el Centro-sur de Besan, lugar del episodio, siguen enfrentamientos y tiroteos en dos flancos en los extramuros de la ciudad, adnde se atrincheraban los dems comandos de secuestradores.

Media hora de calma blica. Todo es nube negra, sangre, gritos de muerte, pedazos de cuerpos recogidos y amontonados. ambulancias con su ruido infernal y soldados que disparan mientras arrastran a las vctimas. Nuevos tiroteos al costado occidental del Colegio, siguen al reporte de los mandos: En los dos stanos del Gimnasio, se encuentran an 5 terroristas con 27 rehenes. Varias bombas de gas e incendiarias son arrojadas por el Comando de ALFA dentro de los stanos. Cuando estos penetran entre el humo la mayora ya estn muertos. Las autoridades dicen que "..de all slo se rescataron con vida tres profesores, dos seoras y dos secuestradores. All no haban nios.

A la masacre le llaman rescate ?

Queda aqu un macabro final. Como siempre en toda la guerra la primera vctima es la verdad y los Grandes Medios con la CNN a la Cabeza, como siempre ayudan a ste dramtico desenlace y a prohijar el terrorismo internacional. El Gobierno de Puntin con l a la cabeza, mintieron y siguen mintiendo todo el tiempo. Que slo haban 300 personas en el Colegio y lo secuestrados eran 150. Se comprob luego que haban 1.217 personas y que los secuestrados eran 708. Y as con todas las cifras, pues en la idolatra de la muerte no importa cien muertos mas o mil heridos menos. Se nos dice ahora que no era un comando de guerrilleros, sino cuatro y no eran 27 sino 47, de los cuales slo fueron dados de baja 15 y los otros consiguieron huir.

En todos las 17 operaciones de asalto y secuestro que se han realizado en Rusia y Chechenia en los ltimos 20 meses, el gobierno Ruso y norteamericano, con sus medios de comunicacin han mentido. Por eso es imposible creer que Putin no haya hecho lo mismo aqu. en el Teatro Duvrovka de Mosc asegur hasta el ltimo minuto que no haba asalto de rescate, mientras sus escuadrones de muerte regaban en gas letal y acribillaban a rehenes y secuestradores. Aqu hasta ltimo momento, Putin deca que le incomodaban que hubiese nios y madres all y que no iba a ordenar el ataque, mientras tanto se infiltraban agentes y se proceda al operativo de muerte.

Que asco y qu macabro historia en pleno siglo XXI. la bestial tarea ahora de ir contando las vctimas a medida que encuentran pedazos y los heridos van espirando lentamente sin oportuna atencin en los destartalados y abandonados hospitales que el gasto blico neoliberal han herido tambin de muerte. En Rusia, en Iraq, en Colombia, En Estados Unidos !! Mientras Bush gastaba trillones para convencer a miles de norteamericanos inconformes, de que es necesario reelegir las invasiones y la muerte, aqu en Besan, al otro lado de la tierra, el Comando ALFA, de fuerzas conjuntas RUSO-OTAN, del terrorismo legal globalizado, masacran centenares de familias civiles, inocentes para responder a los otros terroristas, los ilegales, pero que por lo menos no mienten. Porque siguen cumpliendo.

Los ltimos datos cotejados (sbado 4- , 2 pm.) , en sta pequea ciudad que le llamaran heroica, dejan un humillante saldo 327 cadveres rescatados, mas 17 fallecidos en hospitales, entre ellos 174 nios. 783 heridos. Por los sucesos de Beslan, las autoridades han dado un reporte de 2.310 personas retenidas en Beslan y toda Osetia. Tambin incluyen ah 52 detenidos en el propio Mosc, acusados de guerrilleros. Entre las vctimas hay buen nmero de rabes pues la mayora de estos pueblos tienen gran cantidad de habitantes islamitas, que apoyan la independencia de Chechenia y regiones del Cucaso.

Y no mas, esperamos salir con vida y no ser detenidos. Dejamos ahora la bella, pero masacrada Beslan.

* La Fuerza de Asalto ALFA, O "Grupo Almilenium" 0 "Alfa Spetsgruppa" es un una Fuerza lite de Asalto terrorista, integrada por 1.200 unidades profesionales y especializadas. de ellos 500 son rusos, y el resto son fuerzas especiales de la OTAN, entre las cuales hay 60 Alemanes, 80 Britnicos y 50 austriacos. Asesorados y entrenados por compaias mercenarias norteamericanas, de ex marines. Posee una avanzada de 214 unidades de SS e Inteligencia, as como un cuerpo de infiltracon paramilitar de 345 mercenarios. Estan en las llamadas "Fronteras de la 2a. Guerra Mundial" La mayora se ubica en Mosc y alrededores. Valeri Andryev, jefe del FSB, Servicio Federal de Seguridad , la antigua KGB) en Osetia fu el encagardado de comandar la masacre de ayer o mejor de stos terribles dias.

ALFA ha comandado los anteriores asaltos, en Mosc y las demas capitales de la Antigua Unin Sovitica, para aplastar la resistencia independentista, pero tambin para controlar y diezmar a la izquierda revolucionaria de los comunistas. La Unin Sovitica habia logrado el milagro de unir a 15 repblicas con 17 lenguas y dialectos, en las que se consiguo el mejor bienestar social, con democracia.

FUENTE: Agencia Visur Original en Ruso. Traduccin al espaol. de Ana Karina Johansson.

OTRO TESTIMONIO
"Los guerrilleros chechenos queran negociar y las autoridades rusas se negaron en todo momento" 'La directora de la escuela intentaba hablar con Dzasjov, pero l no coga el telfono'

Poco despus del sangriento rescate en el colegio de Besln, un corresponsal de la web rusa Gazeta.ru ha hablado con Zalina, una mujer que haba acudido a la escuela el 1 de septiembre para acompaar a su hijo de 10 aos y se haba quedado, "dos minutos despus de su llegada", entre los rehenes.

De su testimonio se desprenden algunos matices muy importantes para la interpretacin de lo ocurrido en Osetia del Norte, como que los guerrilleros chechenos queran negociar y las autoridades no; la versin oficial de los hechos sigui, desde el principio, una trayectoria alternativa a la de la realidad; los guerrilleros no tenan la intencin de matar a tantas personas, pero descubrieron que los iban a atacar desde fuera y, as, comenz el trgico desenlace.

Segn Zalina, los insurgentes en el gimnasio eran 20, dos de ellos mujeres -y ninguna de ellas se ha inmolado con explosivo, como se dijo en varios medios de comunicacin-. Los secuestradores mataron, nada ms atrincherarse en el gimnasio, a entre 12 y 20 hombres de los ms de 1.000 rehenes .

"Los chechenos no saban bien dnde se encontraban... Nos lo preguntaron a nosotros: cul es esta ciudad, cmo se llama...", recuerda la mujer. "Nos dijeron que nuestros policas de trfico eran unos vendidos, que si hubieran tenido ms dinero para pagarlos, habran llevado a cabo el 'plan' en una ciudad ms grande. Nos avisaron desde el principio: rezad a Al, porque no os espera nada de bueno".

"Estabamos sentados en el suelo", cuenta Zalina, "y a cada mam le tocaban unos dos-tres pequeos. Por supuesto, ellos estaban nerviosos, nos gritaban cuando oan ruidos en la sala, amenazaban con fusilarnos y disparaban al aire, pero no mataron a nadie".

En las primeras horas, los secuestradores separaron a las madres con bebs del resto y las llevaron fuera del saln, a las aulas. Permitan a los rehenes tomar agua e ir al bao. La primera noche llevaron tambin a los ancianos a las aulas, donde no haca tanto calor y les dieron cubiertas.

"Los combatientes lo grababan todo con una cmara: se supona que (el mediador) Aushev iba a entregar la cinta a Putin. Aushev no nos dijo nada, slo les prometi a ellos que se iba a encargar de la cinta", explica Zalina.

'Habramos desgarrado a Dzasjov con los dientes'

Y sigue: "Slo Aushev se mostr humano. Los chechenos pidieron por telfono que vinieran cuatro personas como mediadores y slo se present Aushev. Nos decan que aunque fueramos 3.000, nos asaltaran como en Dubrovka".

Las cosas empeoraron cuando los secuestradores se dieron cuenta de que les estaban tomando el pelo. "Ellos intentaban llamar, delante de nosotros, pero nadie quera conversar con ellos", declara la mujer.

Confiaron a Zalina la cocina, que funcionaba slo para los secuestradores. As fue como ella pudo hablar con ellos. "Yo habl con ellos, con los ms importantes, los que se encargaban del agua y de la cocina. Me dijeron que queran que Putin dimitiera y que retirara el Ejrcito de Chechenia. Decan tambin que a nuestro Gobierno no le importbamos nada nosotros. Y sabis qu? Yo me lo creo y, ni yo, ni nadie de los que estuvieron all, volver a votar a esa gente... Si (el presidente) Dzasjov hubiera aparecido por all, le habramos desgarrado con los dientes"...

Segn Zalina, la directora del colegio estaba traumatizada: ella misma intent varias veces ponerse en contacto con Dzasjov, pero ste no coga el telfono. Lo mismo pasaba con otros representantes del Gobierno de Osetia y con las negociaciones en general: la comunicacin empezaba y se interrumpa cuando lo decidan las autoridades. Zalina no presenci el asalto. Cuando empez, ella se encontraba en la cocina, de donde la sac uno de los secuestradores y la llev a salvo a una pequea habitacin. "Me han encontrado los nuestros. Cuando me llevaban fuera, o a los otros gritar algo en su lengua, quizs rezaban", concluye Zalina.





Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter