Portada :: Cultura
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 13-12-2006

Descubriendo a un escritor: obra y exilios de Antonio Ortega

Jess Aller
Rebelin


 

 

 

Desde el punto de vista de la Historia, lo que ocurri en julio de 1936 resulta bien claro. Una oligarqua cerril, incapaz de asumir los cambios justos y necesarios que la poblacin demandaba desde la legitimidad de un poder democrtico, desencaden una violencia feroz que sumi nuestra piel de toro en una oscuridad de la que todava no nos hemos recobrado. La magnitud de la tragedia no es fcil de imaginar, aunque pongamos en ello todo nuestro empeo.

 

Los responsables de aquella carnicera tienen hoy calles y monumentos por las ciudades de Espaa. Muchos hroes annimos que defendieron la legalidad descansan todava en las cunetas. A veces podemos rescatar piadosamente sus restos. Otras ni eso es posible.

 

Hay sin embargo algunas vctimas por las que podemos hacer algo ms. Son los artistas y escritores cuya obra qued olvidada como resultado de todo aquello. Es un deber tratar de reunir y difundir sus obras. En este empeo podemos llevarnos tambin muchas sorpresas.

 

Lo que se suele llamar el canon literario queda fijado en un largo proceso en el que intervienen demasiados factores. El azar y las astucias del poder influyen al lado de la calidad literaria o la opinin de los lectores. Creo que todos debemos esforzarnos por que lo que es realmente valioso prevalezca, y por que nada que pueda ayudarnos y enriquecernos quede postergado. Podemos leer y seleccionar, opinar, recomendar a los amigos. Sera maravilloso que todos nos sintiramos involucrados en esta tarea.

 

Y es en este sentido en el que hablar de Antonio Ortega se convierte en una grata obligacin. Porque Antonio Ortega es un gran escritor al que slo una cadena de infortunios apart de su indiscutible posicin como tal.

 

Una vida en el ojo del huracn

 

Antonio Ortega naci en 1903 en Gijn en el seno de una familia acomodada. Su padre era mdico, y l despus de pasar por las aulas del Instituto Jovellanos de su ciudad natal estudi Ciencias Qumicas en la Universidad de Oviedo, doctorndose despus en la de Madrid. En 1930 consigui una ctedra de enseanza media y despus de un breve paso por el Instituto de Tortosa, fue nombrado para el de Oviedo, ciudad donde, especializado en qumica orgnica y patologa vegetal, imparti clases tambin en la universidad. La produccin literaria de esta primera poca de su vida son una serie de relatos cortos que publica en revistas. Algunos de ellos como "Apolinar Rodrguez" (1925), "Yemas de coco" (1931) o "Siete cartas a un hombre" (1936) resultaron premiados en diferentes certmenes. Con el advenimiento de la repblica se involucr tambin en la lucha poltica y durante algn tiempo fue director del peridico socialista Avance.

 

Tras la sublevacin facciosa, Antonio Ortega logra huir de Oviedo, y establecido en Gijn colabora activamente con el Consejo de Asturias y Len en el que ocupa diversos cargos. En octubre de 1937, con la cada de Asturias, consigue escapar desde el puerto de El Musel y tras una breve estancia en Francia vuelve al territorio republicano, donde establecido en Barcelona retoma sus labores docentes en el Instituto Maragall y su activa colaboracin con el gobierno. Al final de la guerra es Ayudante del Comisario General del Ejrcito de Tierra.

 

Exiliado en Francia, Antonio Ortega se pone en contacto con su amigo Luis Amado Blanco, establecido en Cuba desde 1936, y en la isla lo tenemos ya en marzo de 1939. Bien relacionado, en seguida se integra en la vida cultural cubana donde, aunque imparte cursos y conferencias, su ocupacin fundamental ser el periodismo, primero en la revista Bohemia, una de las ms populares de Hispanoamrica, en la que llega a ser Jefe de Informacin, y desde 1954 como director de la revista Carteles. Este puesto le servir para desarrollar una encomiable labor de difusin de la cuentstica cubana, pues en esta publicacin dieron a conocer sus obras Lino Novs Calvo, Guillermo Cabrera Infante o Severo Sarduy, entre muchos otros.

 

La produccin literaria de Antonio Ortega correspondiente a su poca cubana comprende narraciones breves, algunas de los cuales aparecieron reunidas con otras anteriores en el volumen Yemas de coco y otros cuentos (1959), y una novela, Ready (1946). El fin de la dictadura de Batista es saludado con alborozo por Ortega desde las pginas de Carteles, pero con el progresivo acercamiento a la Unin Sovitica del gobierno revolucionario comienzan las discrepancias, y cuando Miguel ngel Quevedo, director de Bohemia le propone instalarse en Venezuela, acepta el ofrecimiento.

 

En Caracas las cosas no les van bien a los dos amigos. La nueva revista que fundan, Bohemia Libre, fracasa comercialmente y Quevedo se suicida. Sin trabajo ni ahorros, Ortega sobrevive difcilmente hasta que encuentra un modesto empleo en una empresa de publicidad. Apenas escribe en esta poca, pero en 1969 su relato "Lauri" gana el premio Lena de cuentos en su Asturias natal. Antonio Ortega fallece en Caracas el 18 de marzo de 1970.

 

Aproximacin a un autor recuperado

 

Para los interesados en leer a Antonio Ortega, lo primero que hay que decir es que las ediciones originales de sus libros son curiosidades de biblifilo. Afortunadamente, sin embargo, y coincidiendo con el centenario de su nacimiento, un par de editoriales espaolas decidieron dar a conocer una parte importante de su obra. Llibros del Pexe (http://www.trea.es/colecciones.php?editorial=2) prepar en 2003 una edicin de Ready, la nica novela de Ortega. Este libro es difcil de encontrar en las libreras, pero se puede adquirir en la pgina web de esta editorial gijonesa. Asimismo el sello Renacimiento (http://www.editorialrenacimiento.com) de Sevilla ha incluido una seleccin de cuentos de Antonio Ortega en su benemrita "Biblioteca del exilio" con el ttulo Chino olvidado y otros cuentos (2003). La edicin e introduccin de estos libros se debe, respectivamente, a Jos Ramn Gonzlez, de la Universidad de Valladolid, y Jorge Domingo Cuadriello, del Instituto de Literatura y Lingstica de La Habana.

 

La primera sorpresa al empezar a leer a Antonio Ortega es sin duda la enorme calidad literaria que descubrimos, que resulta extraa en un escritor cuyo nombre casi nadie conoce. Ready tiene algo de novela picaresca y mucho de fina reflexin sobre la naturaleza humana, y acaba construyendo una desencantada visin de la sociedad, penetrada toda ella de un fino y lcido humor y de una inmensa ternura. El protagonista es "Ready", un perro sato que huye de la casa donde habita para regresar de nuevo a ella despus de recorrer todos los ambientes sociales de La Habana. La narracin nos muestra el claroscuro de la sociedad cubana con fidelidad, y est llena de personajes entraables, incluido un retrato autobiogrfico del propio Ortega.

 

Los relatos recogidos en Chino olvidado y otros cuentos dejan clara la maestra de Ortega en este gnero. Nos encontramos en ellos tambin con seres derrotados por la vida, gentes sencillas de las tierras americanas o asturianas que conoci, atrapadas en el infierno de la guerra o en el laberinto de la gran ciudad. Las situaciones son siempre reales y su tratamiento tiene una intensidad que nos engancha desde el primer momento. "La huida" se basa en las experiencias autobiogrficas de sus ltimos das en Asturias en 1937 cuando a travs de los campos, con sudor y sangre, "Espaa marchaba de Espaa".

 

Los exilios de Antonio Ortega, la dura historia que le toc vivir, hicieron que pasara mucho tiempo antes de que su nombre empezara a ser reivindicado tanto en Espaa como en Cuba. Con el centenario de su nacimiento, tenemos por fin al menos una parte de su obra a disposicin de los lectores. Leerle es un deber sin duda, pero un deber que rpidamente se convierte en un placer.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter