Portada :: EE.UU.
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 01-01-2007

El Oeste negro
Indios y africanos en la era de la exploracin

William Loren Katz

Traducido del ingls para Rebelin por Germn Leyens


Los africanos que navegaron con Coln, Balboa, y las dems expediciones europeas en la era de la exploracin ayudaron a cambiar las Amricas y el mundo. En 1513, treinta africanos con Balboa se abrieron paso por la exuberante vegetacin de Panam y llegaron al Pacfico. Sus hombres se detuvieron para construir los primeros barcos europeos de gran tamao en la costa del Pacifico. Hubo africanos con Ponce de Len cuando lleg a Florida, y cuando Corts conquist Mxico trescientos africanos arrastraron sus inmensos caones a la batalla. Uno se qued para plantar y cosechar el primer cultivo de trigo en el Nuevo Mundo.

Africanos marcharon a Per con Pizarro, y llevaron su cuerpo asesinado a la catedral. Estuvieron con Almagro y Valdivia en Chile, Alvarado en Ecuador, y Cabrillo cuando lleg a California. Los europeos destruyeron un mundo, pero muchos africanos salieron de la devastacin para buscar una nueva vida. Muchos la encontraron entre los americanos nativos en Mxico, el Sudoeste y en otros sitios en las Amricas.

Los primeros africanos que entraron en las crnicas del Nuevo Mundo, a los que el historiador Ira Berlin ha llamado criollos atlnticos, fueron hombres posedos de extraordinarias habilidades lingsticas, familiarizados con la vida en frica, Europa y las Amricas. Fluidos en los nuevos lenguajes [de las Amricas], y compenetrados de su comercio y sus culturas, eran cosmopolitas en el sentido ms amplio, escribi Berlin sobre estos pioneros intercontinentales. El historiador Peter Bakker describe sus contribuciones:

Especialmente en el perodo de los primeros contactos, los africanos fueron altamente apreciados por los europeos como intrpretes con los americanos nativos. Estos hombres de origen africano no eran esclavos, sino hombres negros libres empleados por varias empresas europeas de comercio y exploracin.

El uso de africanos como intrpretes en empresas de comercio y exploracin fue iniciado por los portugueses en el Siglo XV. El prncipe Enrique el Navegador orden en 1435 que se utilizaran intrpretes en todos esos viajes. Los barcos portugueses llevaron despus sistemticamente africanos a Lisboa, donde se les enseaba portugus para que pudieran ser utilizados como intrpretes en viajes subsiguientes a frica.

La estrategia portuguesa fue imitada por otros europeos.

Contratados inicialmente como intrpretes, negociadores, y embajadores, muchos de esos africanos se establecieron en las Amricas y se las arreglaron solos. En Latinoamrica la iglesia catlica celebr sus almas, consagr sus matrimonios, bautiz a sus hijos, y enterr sus restos en suelo consagrado. En el Siglo XVII, desde Angola a Lisboa a Rio de Janeiro, colonos africanos formaron hermandades religiosas y sociedades de ayuda mutua, y en 1650 La Habana, Ciudad de Mxico y San Salvador tenan comunidades criollas atlnticas.

En Norteamrica tanto blancos como indios se basaron considerablemente en intrpretes negros, escribe el historiador J. Leitch Wright, Jr., y estos eran considerados entre los ms verstiles del mundo. Los africanos mostraron que eran altamente efectivos en la creacin de relaciones pacficas con los americanos nativos. En las Carolinas en la dcada de 1710, Timboe, un africano, era un intrprete altamente apreciado cuyo papel, escribe el historiador Peter Woods: Es emblemtico de la desconcertante posicin intermediaria ocupada por todos los esclavos negros durante esos aos.

Funcionarios europeos comenzaron a tratar a algunos africanos de desfachatados y arrogantes. Se referan usualmente a los que promovan con xito sus propios intereses, lanzaban negocios mercantiles, o se independizaban como diplomticos de carrera. Matthieu da Costa, un africano, puede haber visitado el lugar de Nueva York como traductor para los franceses u holandeses antes de que el Half Moon de Henry Hudson llegara en 1609. Funcionarios holandeses y franceses se enfrentaron en el tribunal por el derecho exclusivo a los servicios de da Costa. En Nueva Amsterdam, dos aos antes de que los holandeses construyeran su primer fuerte, Jan Rodrguez, un africano, estableci una estacin de comercio entre los algonquinos.

Africanos e indios: esclavos y aliados

En su busca de riquezas, los conquistadores proyectaron la larga sombra de la esclavitud sobre las Amricas. El 12 de octubre de 1492, Cristbal Coln escribi en su diario: en la primera isla que hall tom por fuerza algunos de ellos... Seis aos despus el explorador John Cabot captur a seis americanos nativos. La conquista europea result en un mpetu por esclavizar peones.

En 1520 Lucas Vzquez de Ayllon despach dos emisarios a la costa de Carolina del Sur para crear amistad entre los nativos y ubicar un lugar para su colonia. En vez de hacerlo, los dos capturaron a setenta americanos nativos: el hecho signific que la esclavizacin de gente libre fuera el primer acto europeo sobre lo que sera suelo de USA.

En abril de 1526, Vzquez de Ayllon naveg a la costa de Carolina del Sur para construir su asentamiento soado, San Miguel de Gualdape. Lleg con quinientos espaoles y cien peones africanos. Pero el desgobierno, la enfermedad y la hostilidad de los indios acosaron a su colonia durante seis meses y le costaron la vida. Luego la resistencia india y la rebelda de los esclavos la destrozaron, y los europeos sobrevivientes se retiraron a Santo Domingo. Los africanos restantes se unieron a los americanos nativos vecinos, y juntos crearon el primer asentamiento permanente en USA que incluyera a gente de ultramar. Su colonia pacfica, marcada por la amistad y la cooperacin entre los extraos y los recin llegados, introdujeron un legado USamericano que no naci de la codicia y la conquista. Los conquistadores pronto invadieron San Miguel de Gualdape, pero hubo muchos lugares similares en las Amricas.

Los americanos nativos fueron los primeros en ser esclavizados por europeos en el Nuevo Mundo, y millones murieron como resultado de enfermedades extranjeras, demasiado trabajo, y la crueldad. Los mercaderes europeos luego se volvieron a frica y capturaron a sus hombres, mujeres y nios ms fuertes para que realizaran el trabajo duro en las nuevas tierras.

Esto significa que indios y africanos se juntaron primero en las chozas de los esclavos, las minas y las plantaciones de las Amricas. En 1502 Nicols de Ovando, el nuevo gobernador de Hispaniola, los cuarteles de Espaa en el Caribe, lleg en una flotilla que llevaba a los primeros africanos esclavizados. Dentro de un ao Ovando inform al rey Fernando que sus africanos haban escapado, hallado una nueva vida entre los americanos nativos, y que nunca pudieron ser capturados. Describa una tradicin USamericana ms antigua que la primera Accin de Gracias.

En las dcadas siguientes africanos e indios esclavizados escaparon juntos a la esclavitud y comenzaron a unirse contra el enemigo comn. El antroplogo Richard Price estudi las leyendas sagradas de los indgenas saramaca de Guayana Holandesa, ahora Surinam, que se originan en 1685. En una, Lanu, un esclavo africano que se convertira en lder de los saramaca, escap, y Wamba, el espritu de la selva de los indios, entr a su mente para conducirlo a una aldea nativa. Los indios primero escaparon y luego, ya que conocan el bosque, volvieron y liberaron a los africanos, concluy Price.

Una vez liberados de los conquistadores europeos, africanos y americanos nativos descubrieron que tenan ms en comn entre ellos que con un enemigo que usaba mosquetes y ltigos. Lo espiritual y el entorno se fusionaron en ambos pueblos. La religin no se limit a un solo da de oracin sino que fue asunto de reflexin y accin diarias. Africanos e indios crean que las necesidades de la comunidad, no el beneficio privado, deban determinar las decisiones judiciales, econmicas y vitales. Ambos aceptaron una economa basada en la cooperacin, y los desconcertaba la pasin del conquistador por acumular riquezas.

Durante la conquista los dos pueblos se hicieron contribuciones mutuas importantes. La penosa travesa y la esclavizacin dieron a los africanos una comprensin multidimensional de los objetivos, la democracia y el armamento europeos. A los americanos nativos les aportaron su conocimiento de los planes, las debilidades del enemigo, y a menudo armas y municin. Las sociedades americanas nativas ofrecieron a los africanos una mano cobriza de amistad, un refugio, una nueva vida y una base para la insurgencia.

En las primeras dcadas del Siglo XVI, revueltas de esclavos en Colombia, Cuba, Panam, y Puerto Rico vieron a menudo a africanos y americanos nativos actuando al unsono. En 1537 el virrey Antonio de Mendoza de Hispaniola habl de una gran rebelin que amenaz a la Ciudad de Mxico, diciendo que los africanos haba elegido un rey, y... los indios estaban con ellos. En 1570, funcionarios coloniales espaoles admitieron que uno de diez esclavos estaba viviendo en libertad. El virrey Martn Enrquez de Almanza advirti ms adelante: Estn llegando los das en los que estas gentes [los africanos] se habrn convertido en amos de los indios, puesto que nacieron entre ellos y sus doncellas, y son hombres que se atreven a morir tan bien como cualquier espaol.

En el Sudoeste, los africanos se unieron a la revuelta de los indios pueblo de 1680 como dirigentes y soldados, ayudando a expulsar a los ejrcitos y misioneros espaoles y liberando la regin durante doce aos. Dcadas antes de que cincuenta y cinco blancos se reunieran en Filadelfia en 1776 y escribieran la Declaracin de Independencia, gente de color se haba rebelado en el continente contra la dominacin extranjera, la injusticia y la esclavitud. Se convirtieron en los primeros combatientes por la libertad de las Amricas.

La divisin de las razas es un elemento indispensable, advirti un funcionario espaol. Los gobernadores europeos trataron constantemente de destruir las alianzas en sus comienzos con tcticas de dividir para vencer. En 1523 Hernando Corts impuso una orden real en Mxico que exclua a los africanos de las aldeas indias. En 1723, Jean-Baptiste LeMoyne de Bienville, gobernador fundador de Luisiana, inst a que se hiciera que estos brbaros se opongan los unos a los otros como la nica manera de establecer alguna seguridad en la colonia. En 1776, el coronel de USA Stephen Bull, dijo que su poltica era establecer el odio entre las dos razas, y despach a indios a perseguir a negros fugitivos en las Carolinas.

Ofrecieron recompensas impresionantes a los africanos para que combatieran a los indios y a los indios para combatieran a los africanos. En las Carolinas, sobornaron a americanos nativos con tres mantas y un mosquete, y en Virginia fueron treinta y cinco cueros de venado. El gobernador Perier de Luisiana ofreci a los indios dos mosquetes, dos mantas, veinte libras de pelotas, cuatro camisas, espejos, cuchillos, pedernales para mosquetes, y cuatro medidas de pao por la recaptura de un solo fugitivo. Guerreros locales a negaron a menudo a perseguir a fugitivos, por lo que los europeos tenan que reclutar a gente de regiones alejadas. No podemos crear un abismo suficientemente profundo entre las razas, declar un funcionario francs.

En 1708 los colonos britnicos usaron a esclavos como guardias montados para proteger a Charleston colonial de los indios. En la frontera de Virginia, George Washington contrat a pioneros o sicarios afro-americanos. En 1747, la legislatura de Carolina del Sur agradeci a sus milicianos de origen africano porque en tiempos de guerra, se comportaron con gran fidelidad y coraje, repeliendo los ataques de los enemigos de Su Majestad. Pero la legislatura limit la cantidad de negros a un tercio del total para asegurarse de que siempre seran una minora en comparacin con los blancos armados.

A pesar de las estrategias de dividir para gobernar, nunca se logr un control total. En 1721 el gobernador de Virginia hizo que las Cinco Naciones firmaran un tratado y prometieran devolver a todos los fugitivos; en 1726 el gobernador de Nueva York hizo que la Confederacin Iroquesa hiciera una promesa similar; en 1746 los hurones prometieron y al ao siguiente lo hicieron los delaware. Ninguno, dice el erudito Kenneth W. Porter, devolvi a un solo esclavo.

Lo que para los mercaderes y dueos de plantaciones europeos era asunto de beneficios haba tomado un significado diferente para los americanos nativos. No cercenaran los lazos entre marido y mujer, padre e hijos, parientes y seres amados. Al no tener prejuicios raciales, los americanos nativos haban acogido a los africanos en sus aldeas, luego en sus hogares y familias. Esto fue evidente para todo observador atento. Thomas Jefferson descubri entre los mattaponis de Virginia ms sangre negra que india. El artista George Catlin describi que los negros y los indios norteamericanos, mezclados, de sangre igual, eran los hombres de mejor fsico y ms poderosos que haya visto hasta ahora.

Provocando la furia crepitante de los dueos de plantaciones europeos, dos pueblos oscuros no slo se presentaban como familias sino que se unan como aliados. Durante la Guerra Pontiac en 1763, un colono blanco en Detroit se quej: Los indios salvan y acarician a todos los negros que capturan, y advirti que esto podra producir una insurreccin. Africanos e indios enfrentaban a regmenes ms implacablemente crueles que el denunciado en la Declaracin de Independencia. Los dos pueblos de color tuvieron que derrotar a fuerzas armadas de caza de esclavos despachados por los hombres que escribieron la gran carta de la libertad.

Carter G. Woodson, padre de la historia afro-americana moderna, llam a esta mezcla gentica de gente de color uno de los captulos no escritos ms largos en la historia de USA. Tambin produjo una serie de personas de talento. Una persona superdotada que emergi de esta relacin fue Wildfire, nacida en 1846 en la parte norte de Nueva York de una madre chippewa y de un padre afro americano. Hasta su adolescencia vivi con el pueblo de su madre, despus asisti al Oberlin College y comenz, como Edmonia Lewis, una carrera en el arte y la escultura.

Despus de la Guerra Civil, Lewis tuvo un estudio en Roma en el que produjo obras basadas en temas africanos y americanos nativos. En la dcada siguiente, su arte fue vendido en toda Europa y en USA, y en 1876 su Muerte de Cleopatra de 4 metros de alto, exhibida en la Exposicin Centenaria de Filadelfia, fue llamada la estatua ms grandiosa de la Exposicin.

---------

Extracto del primer captulo de su libro The Black West de William Katz Copyright 2005 by William Katz.

The Black West

A Documentary and Pictoral History of the African American Role in the Westward Expansion of the United States

Escrito por William Katz

http://www.williamlkatz.com/Books/BlackWest/





Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter