Portada :: Espaa :: Proceso en Euskal Herria
(el Pueblo quiere la paz)
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 23-01-2007

Recopilacin de textos en respuesta a El atentado de Barajas y la megafona del Prking de Javier Mestre
El atentado de Barajas y la (ir)responsabilidad del Estado

Sabino Cuadra Lasarte y otros
Rebelin



El artculo (http://www.rebelion.org/noticia.php?id=45233) de Javier Mestre publicado ayer en Rebelin, ha levantado cierta polmica entre algunos lectores del peridico por sus afirmaciones y sobre todo por su tono beligerante y despectivo hacia otros textos aparecidos en este mismo medio.

Para empezar Mestre parece desconocer las declaraciones del padre de Diego Armando Estacio -una de las vctimas del atentado de Barajas- a www.ecuadoruniversal.com, en las que asegur que la novia de su hijo avis a la Polica ms de veinte minutos antes de la explosin de que ste se encontraba en el interior del aparcamiento. Las fuerzas de seguridad ni dejaron pasar a la joven ni tomaron en consideracin su demanda. Por esa razn, el padre del fallecido lament que en el prking del aeropuerto no hubiera sistema de megafona para dar la alerta, y que la polica no recorriera los coches, puesto que tuvieron tiempo de hacerlo, lo que habra salvado a su hijo. [Existe una entrevista grabada en vdeo y que puede consultarse en http://www.youtube.com/watch?v=nFWLYTHE9Ds].

Pues como recuerdan las cartas de contestacin a su artculo, una vez que la terminal estaba cerrada y desalojada qu impeda el uso de la megafona para avisar a las dos personas que se hallaban en su interior?

Transcribimos a continuacin cuatro de las colaboraciones recibidas como respuesta a la opinin de Javier Mestre.

Barajas: la ausencia de megafona si fue un grave fallo de seguridad
Sabino Cuadra Lasarte

Algunos hemos escrito que la ausencia de megafona en la Terminal 4 denotaba importantes problemas de seguridad para sus usuarios. Ms en concreto, en una colaboracin enviada a Rebelin (Barajas: ocho flashes) afirmbamos entre otras cosas que, a la vista de la existencia en esa misma zona de cmaras de grabacin, sacbamos la conclusin de que las medidas de seguridad tenan ms que ver con el control de sus usuarios que con su propia seguridad. Hay cmaras decamos- para grabarlos, s, pero no megafona para avisarles de posibles peligros. Qu concepcin de la seguridad es sta?.

Por el contrario, Javier Mestre, en una colaboracin enviada tambin a Rebelin, titulada El atentado de Barajas y la megafona del Prking afirma que mencionar la negligencia en esto supone hablar sin ningn fundamento y con una asombrosa frivolidad. Aade finalmente que es aconsejable pensar las cosas cuando se opina a fin de no decir tonteras al respecto. En apoyo de ello, aduce sus consultas con fuentes sanitarias y de la polica.

Justifica su postura diciendo que haber anunciado por megafona la evacuacin de la T4 en Barajas, en un lugar donde hay todava atrapados 1.300 vehculos en el aparcamiento, hubiera supuesto, con un algo margen de probabilidades que la salida del aparcamiento se hubiera colapsado y vete t a saber, visto el crter que produjo la explosin, cuanta gente habra muerto defendiendo su exiguo patrimonio. Aade, junto a ello, que los protocolos de emergencia en caso de bomba establecen que la evacuacin debe ser tranquila, silenciosa y ordenada, y dirigida a viva voz, cara a cara, por los servicios de emergencia.

Pues bien, a pesar de sus especializados asesoramientos, pienso que los mismos, y su propia opinin, estn bastante escorados en un sentido favorable al siempre manido argumento policial de que las instalaciones estaban bien, aqu no ha pasado nada y todo se ha hecho segn las normas previstas. Pues no seor, lamento discrepar. Veamos.

1.- La inexistencia de megafona en la zona, al margen de la utilizacin que pueda hacerse de ella, denota, en mi opinin, un importante fallo de seguridad. O es que acaso la inexistencia de la misma es algo positivo de cara a aportar algo en un caso como el del atentado de la Terminal 4? Debe servir tan solo la megafona para decir que se han perdido nios de cinco aos o que se ha extraviado una maleta? En una concepcin sensata y racional de la seguridad de un aeropuerto carece la megafona de cualquier tipo de utilidad?

2.- Afirma Javier Mestre que los protocolos de emergencia en caso de bomba establecen que la evacuacin debe ser tranquila, silenciosa y ordenada y dirigida de viva voz. De acuerdo. El empezar a berrear que hay una bomba puede provocar una catstrofe. Pero supongamos ahora que despus de realizar esa evacuacin tranquila y ordenada y de haber desalojado la zona, anunciamos por megafona, por si el anterior trabajo no ha sido suficiente, que existe un peligro en la zona y que se ruega-ordena a todo el mundo que all pueda encontrarse que debe abandonar urgentemente el lugar. Sera til este servicio de megafona? Su utilizacin creara atascos peligrossimos, una vez que ya ha sido practicada la evacuacin general de la zona?

3.- Sigo afirmando pues que la existencia de una instalacin de megafona en estas zonas debera ser contemplada como un elemento imprescindible en todo planteamiento que tenga que ver con su seguridad. Sigo afirmando que, caso de haber existido en la Terminal 4, hubiera posibilitado que las muertes de los dos ecuatorianos quizs nunca se hubieran dado. Y sigo afirmando, y termino, que la concepcin de seguridad de estos aeropuertos, centros comerciales, grandes instalaciones y similares, en buena medida tienen ms que ver con el control de las personas (para eso existen ya cerca de dos millones de cmaras de seguridad en todo el Estado) que con su propia seguridad. No es casual que en todos estos centros funcionen mucho mejor estas instalaciones de grabacin que las escaleras de incendio y salidas de emergencia, los sistemas de extincin, el cumplimiento de normas obligatorias en materia de seguridad, etc Por eso pienso, que todos los consejos sanitarios y policiales que le han dado a Javier Mestre son un tanto interesados y tendenciosos. Espaa no va bien, compaero. Y las instalaciones de seguridad que carecen de servicios de megafona, tampoco.

Sobre atentados, megafonas y evacuaciones
Manuel Caminante ([email protected])

Quiero contestar a las lneas publicadas por Rebelin y firmadas por Javier Mestre el da 22 de enero, tituladas El atentado de Barajas y la megafona del Parking.

Aclaro que me incorporo al debate muy tarde y, por imposibilidades tcnicas, no he ledo los artculos a los que hace referencia Javier Mestre y que, supuestamente, pretende contestar.

Pero donde acumulo bastante conocimiento es sobre protocolos de evacuacin, situaciones de emergencia y catstrofe. Y aunque algunas de las afirmaciones de Javier son ciertas, estn incompletas. Igualmente habra que debatir sobre si estos protocolos nos tratan como a personas maduras o parten del supuesto de nuestra inmadurez, tratndonos como a ignorantes peligrosos. No olvidemos que, en su mayora, estos protocolos son importados de los USA y estn muy impregnados del mito del caos egosta de la masa. Acaso fue egostamente catico el comportamiento de la masa en Atocha, tras los atentados del 11-M? al contrario, la solidaridad aflor masivamente.

Pero, sobre todo, Javier debera plantearse esto desde una perspectiva crtica: cmo evitar la muerte de las personas que all quedaron? No me vale decir que los protocolos no lo contemplan pues nosotros si.

Faltan ideas en su texto y sobran insultos, testosterona y tergiversacin. Usar la megafona del prking de la T-4 (slo la del aparcamiento cuyos accesos peatonales y vehiculares estn cerrados por los encargados de seguridad), con un mensaje claro, y repetido, de que el aparcamiento de la terminal est cerrado y que hay que evacuarlo andando, jams tendra los efectos que Javier afirma. Somos personas con criterio. Tenemos que partir de esa base, si no slo nos queda el fascismo.

Aqu esta otra opinin, desde la experiencia de haber trabajado en equipos de emergencias y catstrofes en distintos continentes pero, a pesar de todo y al fin y al cabo, una opinin como la de Javier, aunque en sentido contrario.

El atentado de Barajas y la megafona del parking
Pedro Prez Sola

Acabo de leer el artculo de Javier Mestre y de las tonteras a destiempo se pueden decir muchas cosas. A nadie se le ocurre hacer una evacuacin a golpe de megafona ni siquiera a consejo de la polica. Y nadie en sus cabales ha pedido eso. La construccin de la T 4 no hubiese disparado su presupuesto con un sistema de megafona adecuado. Pero si lo hubiese tenido se hubiera podido usar. No hay que confundir los medios con su uso. Adecuado o inadecuado segn las situaciones. Si en el momento en que la terminal se ha desalojado a viva voz, cara a cara, de manera ordenada y silenciosa, y cuando se ve que no ha quedado nadie, se usan los medios apropiados para terminar la tarea, seguramente las dos vctimas que estaban durmiendo en sus coches, su realidad social no les permiti llegar con un da de antelacin o dormir en un hotel, se hubiesen salvado.

Por favor, se ruega se piensen las cosas cuando se opina, ms que nada para no decir tonteras a destiempo y no ser tan beligerante con los que piensan diferente.

En respuesta al artculo de Javier Mestre sobre la megafona del parking en Barajas
Antonio Garca Ruiz. Cooperante de los servicios de seguridad. Comisin Europea (Bruselas)

Brevemente (por razones de espacio):

- La megafona (y un servicio de luces de aviso para las personas que no puedan oir) debe estar presente en todas las estancias de un edificio (parkings includos).

- Cuando en un rea suenan las alarmas, nadie entra  (slo se puede evacuar, ordenada y rpidamente). Para conseguir sto, estn los servicios de emergencia y la polica (que ha sido avisada y puesta en alerta con anterioridad). En el caso del parking de la T-4, los conductores que en ese momento hubiesen entrado, estuviesen dentro o se dispusiesen a salir del parking, deben abandonar sus vehculos inmediatamente y salir del edificio. Durante una evacuacin, los servicios de emergencia deben comprobar  personalmente que no queda nadie en las reas a evacuar (includas escaleras, aseos, etc. ). Nadie debe volver atrs  para recoger ninguna de sus pertenencias.

-No se utilizan ascensores. Se comprueba que no hay personas con minusvalas. En caso de que las haya, los servicios de emergencia deben ocuparse de su evacuacin.

-Despus de la evacuacin del rea (que se ha dividido en sectores), cada responsable de seccin debe informar a los responsables generales sobre el xito (o incidencias) de la evacuacin parcial de la estaba encargado.

Por stas y otras razones que la falta de espacio me impide expresar, considero totalmente fundadas las crticas expuestas en los diferentes artculos y cartas de opinin que hemos podido leer stos das en Rebelin. Puedo afirmar que no son frivolidades, tonteras, ni falta de fundamento en las crticas, como el seor Javier Mestre manifiesta.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter