Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 26-02-2007

Alicia en el pas de la paranoia

Juan Ibarrondo
Eutsi.org


ltimamente me atenazan las dudas. No estoy hablando de dudas personales o sentimentales, no tengo la menor intencin de aburriros con ellas. Me refiero a la cada vez mayor dificultad para distinguir lo cierto de lo falso en la sopa meditica que algunos masoquistas seguimos tragando a diario. Cada vez es ms cierta la tesis de Debord, segn la cual, no vivimos en la sociedad de la informacin sino en la del secreto, o dicho de otra forma: no sabemos nada de lo que realmente importa. Se nos atraganta con miles de megabytes de informacin muchas veces contradictoria, casi siempre fuera de contexto, y a menudo irrelevante. Como, adems, interpretamos la realidad no a travs de la mirada directa sino por la representacin que de ella hacen los medios (unos medios interesados y partidistas, obvio decirlo a estas alturas) pues nos vamos convirtiendo en apticos o en paranoicos. El autismo y la paranoia son las salidas ms habituales ante el empacho informativo. 

ltimamente, la histeria meditica se centra sobre todo en lanzar un apocalptico mensaje sobre el cambio climtico. Esta amenaza global (tan parecida al terrorismo global en su dimensin meditica) que aparece de pronto en los medios y acongoja los corazones del televidente; le crea una angustia fingida y masoquista, algo parecido a la que se siente frente a una pelcula de terror, que no llega ni de lejos a ser una preocupacin real: como cuando pierdes el curro, suspendes un examen o rompes con tu pareja.

Es todo mentira? Se pregunta el paranoico. Y, ciertamente, tiene algo de razn el adepto a la teora conspirativa cuando seala como mucha casualidad que justo cuando se trata de relanzar la energa nuclear, o los combustibles vegetales, o los molinitos de GAMESA, los medios enarbolen el espantajo del cambio climtico. Una cosa tan horrible que todo puede justificarse para evitarlo. Nos estn engaando? Pues s, es que alguien lo duda a estas alturas? Ahora bien quiere esto decir que no existe el cambio climtico? O que no es producido por la humanidad? Pues seguramente no, pero la informacin que se nos ofrece es tan sesgada, tan incomprensible, tan irrelevante, tan fuera de contexto... que no nos sirve para poder dilucidar, para tomar partido. El cambio climtico como espantajo meditico no es verdad: No es verdad porque se le escinde de sus causas. No es verdad porque se le muestra como el nico problema, el gran problema, cuando, si es que existe un gran problema, ese es el capitalismo. No es verdad porque no se proponen soluciones de verdad, sino negocios pintados de verde. Y si a un problema lo privamos de sus causas, de su contexto, y de sus posibles soluciones lo convertimos en un fetiche, en una mercanca, una estrategia de marketing.

Entonces Es posible salir de la paranoia y el autismo? Es decir, citando el ttulo del conocido ensayo de Humberto Eco, no ser ni apocalpticos ni integrados. Yo creo que s, creo que tenemos la posibilidad de volver a pensar, volver a mirar el mundo con honestidad. Los medios pueden deslumbrarnos pero an no estamos del todo ciegos. Podemos ver lo que sucede a nuestro alrededor, descubrir que la destruccin de la tierra est, no slo en la atmsfera lejana, sino en el TAV, en la urbanizacin desbocada de nuestros pueblos y ciudades... Y todava podemos pensar ms all de la sopa de bytes y descubrir, ir descubriendo, las claves de un mundo tan desigual, tan derrochador de energa, tan destructor de las cosas, en la guerra destruyendo y en la paz consumiendo. Podemos esforzarnos en comprender las cosas, sabiendo que, aunque es imposible entenderlo todo, eso no debe conducirnos a la inaccin o la paranoia. Porque es un mal camino, un camino cerrado y autodestructivo.

Si nada es verdad cmo denunciar? En qu apoyarnos para proponer alternativas? Ser verdad que existe la tortura? Quiz la respuesta est en mirar a los ojos a un torturado y saber leer su dolor. Este sistema est destruyendo el planeta? Quiz la respuesta est tan cerca como el no sabor de un tomate hidropnico. Algo que nos conmueva, que sea capaz de romper nuestra inmovilidad, que nos afecte como persona y no como consumidor de noticias. Voyeurs de desgracias.

http://www.eutsi.org/kea/content/view/295/31/lang,es/



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter