Portada :: Economa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 06-03-2007

Temblores en el FMI y el Banco Mundial

Hedelberto Lpez Blanch
Rebelin


El Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM) estn nerviosos porque en Amrica Latina se est gestando una entidad financiera que puede incrementar los problemas que esas dos organizaciones mundiales estn padeciendo.

A finales de febrero, durante una visita que realiz el presidente argentino Nestor Kirchner a Caracas, su homlogo venezolano, Hugo Chvez anunci que esos dos gobiernos establecieron un plazo de 120 das para la construccin del Banco del Sur.

Chvez explic que al final de ese lapso deber existir ya un plan de accin, con miras a la creacin de los estatutos, as como el plan de ejecucin para un quinquenio, el programa de captacin de recursos y la estimacin del capital inicial.

El gobierno venezolano est listo para mover al menos un 10 % de sus reservas para ese fin y su Presidente ha exhortado a que otros pases hagan lo mismo para crear un banco, que comenzar modesto, pero que en pocos aos, no harn falta el FMI o el BM, ni andar mendigando por el mundo

Durante la reunin Kirchner-Chvez, se conoci que el documento base para la creacin del Banco del Sur posee todo un fundamento desde el punto de vista tico, econmico, poltico y social y que la sede principal estar en Caracas y otra en Buenos Aires. Las directivas del proyecto ofrecen facilidades para que los dems gobiernos puedan sumarse a este empeo en cualquier momento de sus fases, lo que permitir una mayor integracin latinoamericana. El ministro ecuatoriano de Economa, Ricardo Patio, asegur que el Banco del Sur ser una realidad en pocos meses y su pas, al igual que Bolivia, se adherir a ese organismo que funcionar con recursos de las naciones integrantes.

Resulta innegable que el Banco del Sur constituye una perspectiva financiera regional emancipadora, contrapuesta a las actividades del FMI y el BM.

Se ha hecho una prctica que los gobiernos coloquen sus ahorros en los bancos del Norte, que pagan una tasa de inters del 1 2 %, para luego prestar ese mismo dinero, con tasas del 6 al 12 %.

En la actualidad existe una coyuntura favorable para que los pases en desarrollo (PED) puedan alcanzar una poltica independiente respecto a naciones capitalistas ms industrializadas pues en los ltimos aos los PED han elevado considerablemente sus reservas internacionales.

Se calcula que solo las reservas de Venezuela, Argentina y Brasil, en conjunto, alcanzan la suma de 100 000 millones de dlares.

La decisin de fundar el Banco, como es lgico, es ya un motivo de preocupacin para los organismos financieros internacionales y para pases industrializados pues en la prctica, los ms pobres y numerosos les prestan dinero a los poderosos.

El Banco Mundial ha reconocido esa realidad al sealar en sus informes anuales, y en especfico los de 2003, 2005 y 2006, titulados Global Development Finance que Los pases en desarrollo, tomados en conjunto, son prestamistas netos respecto a los desarrollados y que los primeros exportan capitales al resto del mundo, en particular a Estados Unidos.

Eric Toussaint, presidente del Comit para la Anulacin de la Deuda del Tercer Mundo (CADTM) en un enjundioso estudio sobre el tema explica que la mayor parte de los PED compra bonos del Tesoro estadounidense bajo el argumento de que estos tienen mucha liquidez y pueden venderlos fcilmente. Los PED contribuyen as a sostener la potencia del imperio americano.

Los PED ponen en manos del amo el garrote que emplea para apalearlos y expoliarlos, pues Estados Unidos tiene una necesidad vital de financiacin externa para cubrir sus enormes dficit y mantener su podero militar, comercial y financiero. Si se viera privado de una parte significativa de de esos prstamos, su predominio se debilitara, seala Toussaint.

Hay que sealar que las cotizaciones del dlar desde hace varios aos evoluciona a la baja y los bonos son remunerados con moneda devaluada y por tanto sera ms beneficioso invertirlo en el desarrollo social de esos pueblos.

El FMI est enfrentando dificultades financieras a corto plazo con un dficit de 105 millones de dlares por encima de lo previsto en este ao fiscal, algo que no suceda desde 1985 cuando se declar una moratoria en el pago de las deudas por parte de varios pases.

La razn ahora es muy distinta y se debe a los pagos adelantados que han venido realizando algunos pases miembros con el objetivo de ir reduciendo sus deudas y para la cual han utilizado parte de sus reservas internacionales.

Esta situacin no es nueva pues comenz durante la crisis asitica de finales de la dcada del noventa, cuando los afectados decidieron cumplir con sus obligaciones crediticias a cambio de un menor control por parte del FMI.

Tanto el FMI, el BM y otras instituciones financieras mundiales dominadas por los pases desarrollados, otorgan prstamos bajo la condicin de que se cumpla estrictamente las recomendaciones de poltica econmica sugeridas por esas instituciones, las cuales siempre van en detrimento de las estrategias sociales a favor de las poblaciones endeudadas.

Brasil, Argentina y Uruguay han efectuado pagos adelantados por ms de 25 000 millones de dlares (para evitarse los enormes intereses). Tambin lo han hecho Serbia e Indonesia y otros como Colombia, Chile, Mxico, Per y Venezuela han obtenido lneas de crdito pero no los han utilizado. Desde la fundacin del FMI y del BM en 1944, estos organismos han sido instrumentos de dominacin de las naciones poderosas las que han impuesto en la regin desafortunadas polticas neocoloniales, neoliberales y de libre comercio en detrimento de las grandes mayoras.

Ante esa inobjetable realidad, surge el proyecto de creacin del Banco del Sur que con una vocacin multilateral, apunta hacia la necesaria integracin latinoamericana

Durante su visita a Caracas el presidente argentino Nstor Kirchner puntualiz que esta institucin deber ser una entidad financiera con caractersticas y filosofas diferentes a la de sedes bancarias internacionales que tambin han nacido con el objeto de promover inversin y que al paso de los aos se han convertido, en un verdadero castigo para los pueblos.

El Banco del Sur, junto a la Alternativa Bolivariana para las Amricas (ALBA) es otro despertar emancipador para las naciones de Amrica Latina.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter