Portada :: Conocimiento Libre
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 27-07-2007

Las razones del Software Libre

Jacinto Dvila
Rebelin


Vencer la inercia a fuerza de razones siempre ha sido difcil. Pero siempre ser ms dificil imponer razones en contra de los inters particulares que se veran afectados solamente con que se conocieran aquellas razones.

El Software Libre en Venezuela enfrenta ambos tipos de dificultades. Estan quienes no tienen ninguna intencin de afectar el realmente frgil equilibrio que han alcanzado con alguna solucin tecnolgica privativa, porque no estn interesados en ir ms all. Y estn quienes viven de esa dependencia y no quieren que se discuta alguna posibilidad de cambiarla. Los primeros son muchos. Los segundos son pocos, pero suficientes y en posiciones claves para la toma de decisiones.

El resultado es un pas que ha confundido migracin con cada y mesa lmpia y cree que todo estar bien mientras los programas "corran" sobre Linux (es decir, GNU/Linux). Se est convirtiendo en una dramtica reduccin del concepto que puede dar al traste con todas las iniciativas por el conocimiento libre, comenzando por el Decreto Presidencial 3390.

Suficiente protesta.

Cules son las razones de fondo para colocar a todo el Sector Pblico del Pas (los individuos deben decidir por su cuenta) a usar, producir y cultivar el Software Libre?

Las razones para cultivar, desde el Estado, el Software Libre estn fundadas en lo acadmico, lo econmico, lo social y lo poltico, y son abundantes. Sin nimos de agotarlas, nos permitimos exponerlas a continuacin:

1.- El Software Libre es mejor porque es libre y porque funciona. Los usuarios pueden usar, estudiar, copiar y mejorar los productos en esta modalidad tecnolgica, sin mayores restricciones. Pero, adems, el grado de desarrollo es tal que existen cientos de miles de soluciones libremente disponibles [1], muchas de ellas dotadas de formidables plataformas de soporte y desarrollo continuo [2]. Existen, de hecho, soluciones especficas a problemas tecnolgicos tradicionales como la Ofimtica, que compiten muy bien, en funcionalidad y usabilidad, con las soluciones privativas [3].

2.- El Software Libre no requiere (no permite) el pago por licencias de uso. De hecho, aborrece el concepto por la falta tica que implica. En la prctica esto se traduce en que es posible dotar, por ejemplo, a toda la infraestructura computacional de una Universidad, del software que necesita, sin tener que desembolsar ingentes cantidades de dinero por pagos peridicos y recurrentes de licencias de uso. Y es ciertamente posible.

3.- El Software Libre es adaptable a las necesidades y a los recursos disponibles en la institucin. Hay, de hecho, experiencias institucionales en la distribucin de software a la medida [4] que slo son posibles en la prctica gracias al carcter libre del software libre. Ms an, el costo de actualizacin del software en toda la plataforma institucional es mnimo pues, no slo obtenemos actualizaciones sin costo, sino que podemos organizar los mecanismos internos de distribucin de acuerdo a nuestros propios recursos y sin depender de costosas conexiones a proveedores externos. Es posible organizar repositorios de software internos que, entre otras ventajas, significaran un ahorro considerable en ancho de banda de conexin a Internet.

4.- La incidencia de los virus computacionales en las plataformas libres es prcticamente nula. An si existiera alguna amenaza por esa va, la comunidad organizada del software libre ha dado muestras de una clara disposicin y una sorprendente capacidad para responder a esas amenazas. Esto significa que la data los usuarios de una red institucional estara an ms segura, mientras los usuarios tendran que dedicar mucho menos tiempo a esa clase de preocupaciones (como actualizar el antivirus). Una red con menos incidencia de virus significara tambin una red con mejor capacidad para el despacho de correo electrnico, servicio que se ha visto degradado en los ltimos tiempos por la necesidad perentoria de buscar y eliminar virus y amenazas cada vez ms sofisticadas para las plataformas privativas.

5.- El Software Libre otorga la total libertad para agregar valor local a desarrollos de sistemas que ya funcionan para diversas aplicaciones, as como libertad para una mejor apropiacin tecnolgica, pues no hay restricciones para conocer. Por esta razn, el Software Libre es ideal para la enseanza y para promover el desarrollo tecnolgico de una nacin, como bien sostienen experiencias formalmente reportadas en otros pases [5].

6.- Varias instituciones tiene ya capacidad para establecer y mantener un sistema de soporte a usuarios de la misma institucin que bien podra confederarse para suplementar el apoyo a otras instituciones con necesidades similares. RedULA [11], por ejemplo, atesora una experiencia extraordinaria, de ms de una dcada, en el uso y aprovechamiento de Software Libre. Cerca del 90% de los servicios de RedULA funcionan sobre Software Libre [6] y todos sus usuarios, ms de 4000 activos, son usuarios regulares, aunque muchas veces sin saberlo, de Software Libre en servicios como Correo Electrnico, Enrutamiento, WebMail y los Servidores Web de los repositorios institucionales.

7.- El Software Libre mantiene una ntima relacin con los Estndares Tecnolgicos Abiertos, que garantizan que cualquiera puede conocer las normas y proceder a implementarlas. Los estndares abiertos son esenciales en la preservacin de la memoria institucional (todo el acervo documental, formal e informal, administrativo y acadmico) pues permiten recuperar datos, informacin y conocimiento sin depender de intermediarios forzosos.

8.- El Software Libre es poltica pblica nacional en Venezuela desde el 23 de Diciembre de 2004, fecha en la que fue promulgado el Decreto 3390 que establece el uso prioritario de Software Libre en la administracin pblica nacional. Es, adems, poltica pblica nacional en otros pases de la regin (como Brasil y Ecuador) y en otros pases del mundo en desarrollo (como Sudafrica).

9.- El Software Libre estimula la cooperacin y la solidaridad. Comunidades de Software Libre destacan por su increble productividad colectiva [2], [9]. Incluso, hay experiencias de difusin de conocimiento por vas tradicionales que se han visto repotenciadas por el cambio tecnolgico y la distribucin solidaria [7]. La Universidad de Los Andes ha demostrado su disposicin hacia el libre acceso al conocimiento en muchas oportunidades [7], incluyendo la subscripcin formal de la llamada Declaracin de Berlin [8]. El Software Libre es una extensin natural de esa lnea de pensamiento que, inclusive, estimular la innovacin y liberacin del Software desarrollado en esta misma casa de estudios, como otra forma, esencial en estos tiempos, de cumplir su misin fundamental: la generacin de conocimiento.

Pero Por qu estas razones no persuaden?

En el sector pblico no hay excusas. En las llamadas iniciativas pblico-privadas, uno puede continuar discutiendo (explicando detalles para justificar el cambio a los privados), pero igualmente, las razones son definitivas.

Pero cuando se trata de persuadir a los individuos o a organizaciones con fines de lucro, las razones fallan. El problema, tan breve como se puede plantear, parece ser que la idea de una economa exitosa y solidaria es contraintuitiva para la gente de negocios. Cmo si no pudieran creer en tal cosa.

Una economa en la que los agentes se auto-limitan, por razones no econmicas, y no extraen el mximo provecho (econmico claro) de sus (clientes a cambio de sus) productos, es una economa disfuncional segn entienden algunos economistas (y segn ensean algunas escuelas de economa).

En el Software Libre, el desarrollador o el dueo del software (porque pag por el desarrollo) renuncia al derecho (que le otorga la legislacin de derechos de autor de casi todo el mundo) de restringir la reproduccin y mejora de ese software. Se priva de privar, decimos nosotros, como una muestra definitiva de respeto por el usuario.

Pero privarse de privar no implica privarse de cobrar (por cada desarrollo). Nada en el Software Libre impide que el desarrollador venda su software al precio que quiera. Nada. El detalle est en que no puede cobrar por cada copia. Cuando vende, vende con el cdigo fuente y, si ese fuente es liberado, tendr poco sentido esperar que alguien le vuelva a pagar por l. A menos claro, que no venda slo el software con su cdigo fuente, sino, por ejemplo, el software con su cdigo fuente y alguna garanta de funcionamiento o convenio de mantenimiento y actualizacin. En ese caso, quien quiera la garanta del desarrollador, pagar de nuevo y cmo haga falta.

Acaso eso no es rentable?

Hemos hecho algunos experimentos de simulacin para ayudar a precisar las condiciones en la que "eso" es rentable [10]. Pero lo ms curioso del caso es que "eso" es lo que ha venido haciendo la gran mayora de los desarrolladores de software en todo el mundo. El llamado mercado de los paquetes de software privativo (el que no se priva de privar) es, segn algunos estudios [5], apenas el 20% de todo el mercado de software. El resto es software libre o software privado (para uso interno en alguna organizacin normalmente) que se mercantiliza justamente en esos trminos.

Debemos seguir discutiendo razones?

Desde luego que s. Pero valdra tener en cuenta que estas razones pblicas o colectivas (ms an, conceptos abstractos como la defensa de la libertad) no persuaden o motivan a todos. Quizs es tiempo de mirar a las razones individuales, confiando que existan claro est.

Referencias

[1] http://sourceforge.net
[2] http://debian.org
[3] http://openoffice.org
[4] http://nux.ula.ve
[5] http://ec.europa.eu/enterprise/ict/policy/doc/2006-11-20-flossimpact.pdf
[6] http://nux.ula.ve/documentos/Plan_de_Migracion_Mayo_2006_CCA.pdf
[7] http://www.saber.ula.ve/
[8] http://oa.mpg.de/openaccess-berlin/berlindeclaration.html
[9] http://wikipedia.org
[10] http://galatea.sourceforge.net/
[11] http://www.ula.ve/

Copyright 2007 Jacinto Dvila. El autor se reserva el derecho llamarse autor de este texto y asume la responsabilidad por esas opiniones. El texto puede ser usado y distribuido sin ninguna otra restriccin implcita o explcita.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter