Portada :: Palestina y Oriente Prximo
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 17-08-2007

Mientras el Presidente del parlamento palestino Asis Duek contina encarcelado
Israel dice que quiere negociar

Miguel Angel LLana
Rebelin


En la madrugada del 6 de agosto 2006 era detenido Asis Duek en Ramala, cuando se encontraba en compaa de su esposa en su domicilio, llevndose documentacin y dos ordenadores porttiles. Esta es, diramos, la noticia lacnica que podemos recordar de su detencin, como si todo fuera la cosa ms normal, aunque dadas las circunstancias seguramente lo es, pues 11.000palestinos corren la misma suerte, ms de cuarenta parlamentarios de Hams tambin estn en prisin y ms de la mitad de los ministros del Gobierno palestino de Haniye. Seguramente no existe familia palestina que no tenga un pariente en alguna prisin israel pendiente de ningn juicio.

De la suerte del Presidente Duek nadie dice nada, a nadie le preocupa; desde luego queda de manifiesto que no es relevante para las denominadas democracias ahora al uso, ni para NU que no se ha inmutado. Desde el punto de vista del derecho internacional un palestino nunca puede ser objeto de secuestro, sencillamente porque no tienen derechos, porque simplemente no se los reconocen.

EE.UU., la UE y NU aplaudieron la limpieza y la legitimidad de las elecciones palestinas de enero de 2006 que dieron la victoria aplastante a Hams, pero el aplauso slo dur una semana escasa, lo justo para darse cuenta de que Hams s quera negociar con Israel. Pero, una diferencia insalvable se interpona: las negociaciones -deca Asis Duek en la entrevista realizada el 4 de marzo- seran en serio, entre iguales no desde un estado a una faccin y -aada- que el primer paso sera que dijeran sobre qu quera negociar, definir las fronteras, etc. Ni siquiera hubo tiempo para ms planteamientos, los israeles y sus valedores y cmplices comenzaron con lo nico que entienden por negociacin: el asedio a la poblacin de Gaza, al Gobierno palestino, las detenciones masivas de los diputados y las sanciones econmicas internacionales principalmente contra la poblacin, incluyendo a Naciones Unidas, que ahogaron cualquier esperanza que pudieran tener los palestinos, seguramente la ltima esperanza que les quedaba en esta va despus de tantas promesas y fracasos.

Israel slo quera negociar cmo eliminar cualquier iniciativa palestina pero, mucho ms, cuando percibieron que la iniciativa vena de un Partido (Mayoritariamente islmico, claro, no poda ser budista) organizado que apostaba por un gobierno de Unidad Nacional, con una amplia base social y con todas las posibilidades de poner norte al "conflicto palestino israel", como as lo denominan los propios israeles, EE.UU. y la UE cuando el primer punto del conflicto pasa porque Israel -y la comunidad internacional- acepte que es el ejrcito forneo ocupante cuyas races e ilegalidad estn en los cimientos humeantes de las casas palestinas destruidas, arrasadas, sobre las que se asienta los israeles venidos -contratados- de otros pases para imponer este estado artificial mantenido con miles de millones de dlares. Pero, an ms, todava continan con el expolio de ms territorios forzando nuevos refugiados palestinos que muchos lo son por segunda vez o por ms veces. Qu es si no El Muro y las carreteras para uso exclusivo de sionistas? Qu son si no ms y ms colonias construidas encima de las casas palestinas destruidas?

Israel y todo su corifeo internacional ahora tienen muy fcil poder negociar, tienen encarcelados, nada menos, que a cerca de la mitad de los parlamentarios palestinos, de los ministros Gobierno y al propio Presidente del Parlamento a los que puede sentar, quieran o no, en una mesa. Pero la cuestin es que no hay nada que negociar, sino imponer y saquear: imponer ms asentamientos, ms controles para asfixia de la poblacin, ms Muro y por supuesto nada que decir y nada que hablar de los ms de cuatro millones de refugiados palestinos, de la ocupacin militar de Jerusalem Este, de los 11.000 prisioneros y de que los israeles reconozcan al pueblo palestino ocupado por ellos mismos para hacerlo desparecer como reiteradamente intentan.

En estas condiciones, EE.UU., Naciones Unidas, la Unin Europea y el gobierno espaol estn muy preocupados, siguen muy preocupados por la seguridad israel, por la paz para los israeles. Slo la paz y seguridad de los israeles, la poblacin restante ni cuenta ni importa, pero el problema es que existe, que all estn sin que haya modo de hacerlos desparecer ni matndolos de hambre y miseria. Pero, para que la responsabilidad no sea ajena y abstracta hemos de dar nombre a las autoridades responsables ms cercanas -nuestros representantes- sobre las que tericamente debiramos tener influencia: Solana, Moratinos y su gobierno que en pleno lideran esta situacin como se deduce de los contactos mantenidos, por las declaraciones efectuadas y sobre todo por los hechos de los que son responsables en primera persona cuando deciden y apoyan reiteradamente la ocupacin y el bloqueo de todos los territorios palestinos y cuando ni siquiera les conceden el estatuto de pueblo ocupado y, no slo no condenan al ocupante, sino que lo legalizan, encubren y financian.

Con la complicidad manifiesta de Solana, de Moratinos y del gobierno de Espaa en pleno, independientemente y adems de la responsabilidad de EE.UU, de la Unin Europea y de Naciones Unidas, el Presidente Asis Duek, los parlamentarios y los ministros del Gobierno palestino, junto con los 11.000prisioneros, seguirn encarcelados y Palestina continuar asediada y ocupada militarmente.

Cerca de diez millones de palestinos carecen de identidad, de moneda, de Gobierno con atribuciones, de pasaporte, de fronteras, de nacionalidad, de representacin en Naciones Unidas, de derechos civiles y pretenden obligarles a continuar en el limbo. La mitad vive en su territorio pero ocupado y la otra mitad, viven como refugiados, pero slo se trata y se habla de garantizar la seguridad y la paz del ocupante, del ejrcito ocupante, de Israel. Los palestinos perdieron la paz, la seguridad, sus casas, su pas y muchas vidas desde hace 59 aos a manos del nuevo modelo colonial impuesto en Oriente Medio del que los israeles no son ms -ni menos- que los gendarmes y verdugos de este modelo. Pero, sobre este modelo de Palestina ocupada y expoliada nunca podr haber paz ni seguridad y menos an cuando sus mejores dirigentes han sido asesinados o estn encarcelados.

Ni la compasin ni la justicia ni el derecho internacional parece que tengan respuesta para el pueblo palestino que lleva ms de medio siglo con tanto sufrimiento como con tanto pundonor viendo cmo cada vez estas respuestas se alejan y su situacin empeora.

Slo los candidatos propuestos por Israel tienen futuro pero slo para ellos, no para los palestinos. No parece razonable ni es probable que haya un prximo Asis Duek y que haya otros candidatos que se presenten a otras elecciones si nos atenemos a la situacin actual y a las consecuencias de bloqueo y crcel que se derivaron de las ltimas elecciones. Quizs la cuestin no sea tan sencilla, ni tan fcil, pero al Norte de Palestina tienen otro modelo ms eficaz: Hizbul.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter