Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-12-2007

Espaa, otro pas europeo cmplice con los "vuelos de la CIA"

Enrique Santiago
Tercera Informacin


Gracias a informaciones publicadas inicialmente en la prensa de Palma de Mallorca, desde el ao 2002 se ha sabido que Espaa se ha convertido en uno de los pases de trnsito habitual de estos secuestrados por los EE.UU.

Desde los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001 en Nueva York, los Estados Unidos de Amrica, -con la colaboracin del Reino Unido, de los pases de la Nueva Europa y otros regmenes autoritarios, especialmente rabes, y con la permisividad sino connivencia del resto de pases de la Unin Europea- han emprendido una activa campaa para degradar y reducir a su mnima expresin los Convenios Internacionales vigentes en el mundo en materia de derechos Humanos.

Los Estados Unidos llevan a cabo una poltica de puesta en marcha de un estado de excepcin global planetario, adems de una redefinicin a la baja de los derechos humanos, especialmente la proteccin contra la tortura, para garantizarse la absoluta impunidad del Gobierno y sus funcionarios en materia de crmenes contra la humanidad.

Fruto de esa poltica, desde finales de 2001 los EE.UU. han levantado una red, an desconocida en su totalidad, de centros de detencin clandestinos donde se tortura y recluye, en la absoluta clandestinidad y privados de los derechos fundamentales mas elementales , a todos aquellos que consideran terroristas o enemigos del orden imperial norteamericano

No es ningn secreto la existencia del ms conocido de estos centros en Guantnamo (Cuba), ni la existencia de otros en Irak, Afganistan, Polonia, Repblica Checa, Mecedonia, etc.

Dentro de esta poltica, se ha puesto en marcha un amplio operativo de secuestros y traslado de personas detenidas por EEUU ilegalmente, tanto a los centros de detencin clandestinos mencionados, como a terceros pases donde la prctica de la tortura es habitual. A esta prctica los Estados Unidos la denominan reenvios a efectos de interrogatorio.

Gracias a informaciones publicadas inicialmente en la prensa de Palma de Mallorca, desde el ao 2002 se ha sabido que Espaa se ha convertido en uno de los pases de trnsito habitual de estos secuestrados por los EE.UU., ya sea camino a alguno de los centros de detencin clandestinos de EE.UU., en especial Guantnamo, o ya sea con destino a terceros pases donde estos detenidos sern torturados sistemticamente.

Fruto de la investigacin periodstica realizada en Espaa, y de otras investigaciones e informes, especialmente los realizados por el Parlamento Europeo y por el Consejo de Europa, ha quedado acreditado la profusa utilizacin de los aeropuertos civiles de Palma de Mallorca, Ibiza, Mlaga, Barcelona, Tenerife Norte, entre otros en Espaa, para este ignominioso trasiego de secuestrados y torturados a cargo de los EE.UU.

Una vez conocidos los hechos, en el ao 2004 un grupo de ciudadanos de Palma de Mallorca a travs de la Comisin de derechos humanos del Colegio de Abogados de esa isla, presentaron una denuncia a la Fiscala, por los presuntos delitos de torturas, detenciones ilegales y otros, contra todos aquellos en que resultaran responsables de los hechos denunciados a la vista de los resultados de la investigacin.

Tras un arduo proceso judicial, los juzgados de instruccin de Palma de Mallorca se inhibieron de este procedimiento a favor de los Juzgados Centrales de Instruccin de la Audiencia Nacional, sede judicial en la que se investigan estos hechos desde el ao 2005.

Izquierda Unida se person como acusacin popular en estas actuaciones a principios del ao 2007. Desde entonces, Izquierda Unida ha venido impulsando el procedimiento y solicitando la prctica de numerosas pruebas que entre otros aspectos han puesto de manifiesto, que adems de los mencionados aeropuertos civiles, los aeropuertos militares espaoles en los que se ubican instalaciones militares norteamericanas o IDAs, segn los trminos del Convenio Bilateral de cooperacin militar Espaa-EEUU en vigor, han soportado un elevado trnsito de vuelos clandestinos de aviones militares norteamericanos trasladando a cientos de personas detenidas ilegalmente, hacia Guantnamo fundamentalmente.

Llama poderosamente la atencin el hecho de que en dichas bases areas espaolas se haya llegado a realizar cambios de decenas de detenidos de unos aviones a otros, cabiendo incluso la posibilidad de que estos detenidos hayan pernoctado en dichas instalaciones espaolas, sorprendentemente y al parecer sin que nadie los haya visto en ningn momento.

Tanto el gobierno espaol, el del PP en su momento y el actual del PSOE, a travs de comparecencias parlamentarias y de las declaraciones de los ministros Jose Antonio Alonso (defensa) y Moratinos (exteriores) han negado sistemticamente que estos hechos se hayan producido, alegando que en caso de haberse producido, habra sido con el desconocimiento absoluto del gobierno espaol y sin que se hubiera solicitado autorizacin alguna al respecto por parte de EE.UU.

Podemos sin embargo afirmar que el mismsimo Jose Maria Aznar, siendo Presidente del Gobierno, puso el territorio y los medios de defensa espaoles al servicio de estas operaciones. Tambin podemos afirmar, que a pesar de que el Gobierno socialista actual y su servicio de inteligencia, el CNI, afirman conocer de estos vuelos de la vergenza exclusivamente a travs de lo publicado en la prensa.

Lo cierto es que en las actuaciones judiciales obran diversos y ms que completos informes respecto al trasiego de aviones y agentes secretos norteamericanos por los aeropuertos espaoles trasladando detenidos ilegalmente, informes elaborados con absoluta rigurosidad, competencia y eficacia por las distintas comandancias de la Guardia Civil a cargo de los aeropuertos donde ha habido este tipo de trnsitos.

Estos ms que minuciosos informes, con cientos de folios y completas identificaciones de pasaportes de agentes de la CIA, ocupantes de vuelos, llamadas telefnicas realizadas por estos a Virginia (EE.UU.) etc etc, dejan en entredicho al Gobierno -actual y anterior- y a sus servicios de inteligencia, que o bien no son tan inteligentes, bien mienten descaradamente o bien son unos absolutos incompetentes.

Previsiblemente, la investigacin impulsada por Izquierda Unida dar aun ms luz sobre estos criminales actos y las complicidades polticas que los han posibilitado. Esperamos que el gobierno y sus portavoces asuman la responsabilidad correspondiente, las responsabilidades que les ataen, y sobre todo, dejen de ofendernos mintiendo u ocultando la verdad, lo que viene a ser lo mismo.

Y sobre todo, esperamos que algn gobierno de Espaa, tenga la suficiente valenta en adelante para defender la soberana nacional espaola, la legalidad internacional y poner coto a los desmanes realizados por las agencias de seguridad de los EEUU en nuestro territorio con absoluta impunidad y complicidad poltica.

* Enrique Santiago. Abogado de la Acusacin popular ejercida por Izquierda Unida en el caso vuelos de la CIA, ante la Audiencia Nacional.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter