Portada :: Europa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 13-01-2008

Rebelin en la universidad romana La Sapienza contra la presencia del papa
"Que no venga aqu el enemigo de Galileo"

Anna Maria Liguori
La Repubblica

Traducido por Juan Vivanco


Benedicto XVI no debe entrar en la Universidad La Sapienza. Tal es el vade retro de un nutrido grupo de profesores y estudiantes del alma mter ms antigua de Europa, que abre un nuevo frente en la guerra de laicos contra catlicos. El prximo jueves, cuando el papa tercer pontfice que visita la universidad pronuncie su anunciado discurso, puede haber una clamorosa protesta y una sentada antipapista a la sombra de Minerva. La consigna es: No queremos a Ratzinger en el templo del conocimiento porque es demasiado reaccionario.

La movilizacin laica se haba anunciado el jueves pasado en una carta a las autoridades universitarias que han invitado a Ratzinger a la apertura del curso 2007-2008, el 705 desde la fundacin, el prximo 17 de enero. Sesenta y siete profesores, incluyendo a los fsicos ms notables de la universidad, han firmado un llamamiento (publicado en La Repubblica) para que se anule esa invitacin desconcertante, segn sus palabras.

El mensaje contra Ratzinger fue remitido directamente al rector Renato Guarini: El 15 de marzo de 1990, cuando todava era cardenal, en un discurso pronunciado en Parma, Joseph Ratzinger se hizo eco de una afirmacin intolerable de Feyerabend: El proceso de la Iglesia contra Galileo fue razonable y justo. Esta frase soliviant al grupo de cientficos que hoy se rebela contra la visita de Benedicto XVI. Dicen que estn indignados como cientficos fieles a la razn y como docentes que dedican su vida al desarrollo y la difusin de los conocimientos. Esas palabras nos ofenden y nos humillan. En nombre de la laicidad de la ciencia esperamos que se anule este acto incongruente.

Cul ha sido la respuesta del rector Guarini? Invitar a la tolerancia y mantenerse en sus trece. Ms all de la diferencia de opiniones es preciso recibir a Benedicto XVI como un hombre de vasta cultura y profundo pensamiento filosfico, como mensajero de paz y de los valores ticos que todos compartimos. Por lo tanto se confirma la ceremonia, que constar de dos partes: la leccin magistral a cargo de Mario Caravale, profesor de Historia del Derecho, quien hablar de la pena de muerte, seguida de las intervenciones del ministro de la Universidad, Fabio Mussi, y el alcalde de Roma, Walter Veltroni. Despus pronunciar su discurso Benedicto XVI. Al final, todos a misa.

Pero la vspera podra resultar de rdago. Despus de los profesores, los estudiantes tambin prometen que no se quedarn de brazos cruzados. Anuncian una sentada contra el oscurantismo de Benedicto XVI, tercer papa que visita La Sapienza despus de Pablo VI en 1964 y Juan Pablo II en 1991. No entendemos qu pinta el papa en esa ceremonia, explica Michele Iannuzzi, de la Rete per lAutoformazione. Cientos de estudiantes de las universidades romanas ya han anunciado que en los prximos das se darn cita bajo la estatua de Minerva, smbolo del saber y el conocimiento. El mircoles empezarn las marchas y las campaas de informacin, y tienen preparadas acciones espectaculares para implicar al mayor nmero posible de estudiantes en la que pretende ser una verdadera batalla contra la injerencia del pontfice en las instituciones italianas.

Clima de movilizacin tambin en el profesorado. Andrea Frova, profesor de Fsica General, es uno de los firmantes de la carta. La invitacin es una decisin inoportuna y vergonzosa, ya no basta con que el papa no pronuncie la leccin magistral, como haban decidido al principio. Eso es slo un maquillaje, y bastante chapucero. Se trata de un jefe de estado extranjero que adems es jefe de la Iglesia catlica. Nosotros, que hemos dedicado toda la vida a la ciencia, no estamos dispuestos a escuchar, en nuestra casa, una voz autorizada que condena de nuevo a Galileo. Otro de los firmantes ms activos es Carlo Cosmelli, profesor de Fsica: El papa ha reafirmado en su ltima encclica las acusaciones contra la ciencia que profiri cuando era cardenal. Est convencido de que, cuando la verdad cientfica choca con la verdad revelada, la primera debe detenerse. Algo as no se puede aceptar en una comunidad cientfica.

Fuente: http://www.repubblica.it/2007/12/sezioni/esteri/benedettoxvi-18/sapienza-contesta/sapienza-contesta.html







Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter