Portada :: Colombia :: Crimen de guerra e invasin de Ecuador
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 08-03-2008

Chvez llam a sus homlogos latinoamericanos a buscar el camino hacia la paz y no hacia la guerra
Ecuador, Colombia y Venezuela sellaron compromiso de no agresin y sortearon crisis

Telesur


Los mandatarios de Ecuador, Rafael Correa, de Colombia, lvaro Uribe, y de Venezuela, Hugo Chvez, alcanzaron este viernes en Repblica Dominicana, a instancias del presidente venezolano, un compromiso para que no se repitan violaciones a la soberana de una nacin latinoamericana por parte de otra.

El entendimiento entre los pases en crisis lleg tras un agrio debate en el seno de la XX Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno del Grupo de Ro, que concluy con abrazos y apretones de manos, a los que se sum el mandatario de Nicaragua, Daniel Ortega.

Antes, durante la jornada de discusiones, el presidente colombiano recibi crticas generalizadas de sus homlogos regionales a su accin unilateral en la nacin vecina.

"Se logr con el dilogo superar un gravsimo conflicto. Dios bendiga a Repblica Dominicana, Dios bendiga a ese hermano entraable como es el pueblo colombiano, Dios bendiga a Ecuador, Dios bendiga a Amrica Latina", dijo Rafael Correa al finalizar el emotivo momento.

"Era las excusas sin atenuantes de Colombia, han sido dadas, no de manera explcita, pero hay un documento donde constan, el compromiso de nunca ms agredir a un pas hermano", aadi

El malestar se super con un reconocimiento por parte de Colombia de que, efectivamente, viol la soberana de Ecuador, con un pedido de disculpas al vecino por la incursin ilegal y con el compromiso formal entre los gobernantes de que no se repetirn acciones unilaterales similares, sino que se privilegiar el dilogo y la concertacin poltica.

No obstante, no se pudo zanjar el rechazo de Uribe a la creacin de un grupo de naciones amigas que sirvan de interlocutoras para buscar un acuerdo humanitario en su pas, ni la exigencia de Nicaragua de que Colombia respete la soberana nicaragense sobre el Archipilago de San Andrs.

A pesar de ello, el presidente Ortega afirm que "Nicaragua da para atrs en la ruptura de relaciones con Colombia".

Chvez jug papel clave

El papel del presidente venezolano fue clave para lograr la conciliacin de posiciones y el compromiso entre los mandatarios, plasmada despus en la declaracin final de la Cumbre.

Su exposicin, antes de la reconciliacin, se distanci de las acaloradas discusiones entre los dems protagonistas del diferendo durante la jornada, a la vez que hizo un llamado a la mesura y a la conciliacin, en nombre de la estabilidad regional.

"El conflicto se desborda, vean ustedes la amenaza que eso representa para la paz, para regin", advirti. "Busquemos el camino a la paz, alejmonos de la posibilidad de ms guerra".

Chvez fue quien dio el primer paso para poner fin a la crisis diplomtica, al plantear que lo que estaba en juego era algo muy serio para los pueblos de la regin.

"Es tiempo de reflexiones y acciones, estamos a tiempo de detener una vorgine de la cual pudiramos arrepentirnos y no slo nosotros, sino nuestros pueblos, hijos y comunidades, no sabemos durante cunto tiempo", alert.

"Detrs de esto est el Gobierno de Estados Unidos y el guerrerismo del Imperio, hay que decirlo", lament. "Hay un inters del ala ms guerrerista del Gobierno de EEUU de que no acabe esta guerra en Colombia".

Las paces con Uribe

Chvez se extendi largamente al hablar sobre la nueva crisis con Colombia, relat sus aos en el Ejrcito y crisis bilaterales anteriores, como la del secuestro del guerrillero Rodrigo Granda, que "fue en Caracas, y no como dijeron primero, que haba sido en la frontera".

Aunque termin haciendo declaraciones de amistad hacia el vecino pas, fue polmico en sus revelaciones.

Cuando l mismo era capitn, persegua a la guerrilla "dentro de Colombia", dijo, y record faenas y "operaciones conjuntas" en un pueblo llamado Caracol, en el departamento del Arauca.

"De capitn, yo patrull territorio colombiano", asever Chvez bajo la mirada disgustada de Uribe. Fue "con tropas venezolanas y tropas colombianas, porque aquellos gobiernos de Venezuela asuman que eso era un conflicto comn, un conflicto de los dos pases".

"Por eso era que la guerrilla atacaba unidades venezolanas, por supuesto, Venezuela estaba en guerra tambin".

Asegur que en febrero de 1995, el ejrcito colombiano mat a 14 soldados venezolanos en el departamento del Meta, en un confuso incidente con la guerrilla, "porque en ese tiempo Venezuela participaba en el conflicto colombiano".

El entonces presidente Ernesto Samper "me acus de que yo haba 'comandado' el ataque, no eran unos datos en una computadora, no. Yo, junto con un seor a quien apodan 'Gabino', uno de los jefes del ELN (Ejrcito de Liberacin Nacional)", dijo Chvez.

T sabes cundo vine yo a conocer a Gabino? Ahora en noviembre (de 2007), vino a Caracas Gabino", exclam, en referencia a la visita que el lder guerrillero hizo a la capital venezolana paralelamente a las negociaciones con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), de la cual resultaron liberados posteriormente seis rehenes civiles.

No hay relacin con las FARC

Tanto Chvez como Correa reiteraron en sus intervenciones que las acusaciones de Colombia sobre financiamiento o apoyo militar a las FARC eran falsas, y que su participacin en las iniciativas humanitarias ha sido a pedido de los mandatarios colombianos, como ocurri con Andrs Pastrana y ahora con Uribe.

Chvez dijo que, en casos mucho ms graves de falsas acusaciones, nunca nadie lo haba amenazado de manera "temeraria, sin ninguna prueba en la mano", de llevarlo a la Corte Internacional de Justicia, a referirse a la demanda que Uribe anunci que entablara contra l en la corte de Naciones Unidas.

A pesar de ello enfatiz que "yo no considero a la guerrilla terrorista", sino que son "movimientos insurgentes que deberan tener estatutos de beligerancia".

"Yo lo que he ayudado a financiar son actividades econmicas en Colombia, con toda la buena fe, un Gasoducto Transguajiro que cost mil 500 millones de dlares", dijo Chvez, al evocar la obra inaugurada por l, Correa y Uribe a fines del ao pasado.

Correa, por su parte, se mostr muy molesto y enfatiz que el conflicto es de Colombia, y que es el deber de ese pas cuidar sus fronteras, donde tiene miles de militares destacados, para evitar que la guerrilla entre en Ecuador.

"Nadie discute el sufrimiento del pueblo colombiano, pero Ecuador es vctima tambin de ese conflicto", dijo.

Sobre los supuestos documentos rescatados en las computadoras de las FARC, que segn Uribe implicaban a Ecuador y Venezuela con el asesinado Ral Reyes, Correa pidi que se las facilitaran "para entregarlos a la oposicin poltica (de Ecuador) para que sean investigadas".

Previamente, el secretario general de la Organizacin de Estados Americanos (OEA), Jos Miguel Insulza, haba comentado ante el foro que sera "muy difcil" certificar la autenticidad de las computadoras, presuntamente tomadas por el ejrcito colombiano del territorio ecuatoriano donde ocurri la matanza.

"Tendramos mucha dificultad para certificar su veracidad", dijo Insulza sobre la posibilidad que las mquinas puedan ser presentadas como prueba en una eventual investigacin.

Final inesperado

Tras la larga diatriba, la cumbre tuvo un final inesperado, pues el mandatario Leonel Fernndez, anfitrin de la Cumbre, aprovech el impacto del discurso de Chvez para llamar a los pases a poner en prctica el espritu de la concordia expresado en estas palabras.

"Aqu todos quieren la paz, aqu todos queremos contribuir con Colombia, con Ecuador, con Venezuela, con todos para que efectivamente podamos vivir en las mejores relaciones posibles, relaciones armoniosas, relaciones fraternas, relaciones de amistad", dijo.

Uribe se levant para estrecharle la mano a Correa y luego atraves la amplia sala de la Cancillera dominicana para estrechar tambin la mano de Chvez, mientras un sonoro aplauso de los presentes se escuchaba en el recinto.


Correa concluy saludando a la "dos mujeres extremadamente valiosas que para m son ejemplo de vida: la senadora Piedad Crdoba, colombiana, y a Yolanda Pulecio, madre de Ingrid Betancourt, bienvenidas compaeras", quienes estaban presentes en la reunin.

"En segundo lugar quera agradecer a ustedes, colegas hermanos, latinoamericanos por todo ese apoyo", expres.

La XX Cumbre del Grupo de Ro cumbre puso fin a una semana de tensiones desatada por el asesinato en Ecuador de 24 personas, entre ellas el comandante de las FARC Ral Reyes, por parte de fuerzas militares colombianas el pasado sbado 1 de marzo.

Si bien persiste el diferendo territorial con Nicaragua, tanto Venezuela como Ecuador dieron por superada la crisis con Colombia y aseguraron la total normalizacin de las relaciones.

Respecto al papel del Grupo de Ro, foro de concertacin poltica creado en 1986, demostr que no ha perdido su vigencia como mecanismo eficaz para la solucin de controversias en la regin.

Del mismo modo, prob ser autosuficiente respecto a instancias multilaterales mayores, que a lo largo de la historia reciente han emitido resoluciones apticas sobre conflictos que convulsionan a distintas regiones latinoamericanas y del mundo.

Tambin su declaracin super en contundencia al documento emitido el mircoles por la OEA, durante la reunin extraordinaria del Consejo Permanente.

Por su parte, durante un discurso que sirvi para calmar las tensiones, el presidente de Venezuela, Hugo Chvez, llam este viernes a sus homlogos latinoamericanos a buscar el camino hacia la paz y no hacia la guerra, antes de que ocurra una "vorgine de la cual pudiramos arrepentirnos".

"Es tiempo de reflexiones y acciones, estamos a tiempo de detener una vorgine de la cual pudiramos arrepentirnos y no slo nosotros sino nuestros pueblos, hijos y comunidades, no sabemos durante cunto tiempo", dijo el mandatario venezolano en la XX Cumbre de jefes de Estado del Grupo de Ro, que se celebr en Santo Domingo, Repblica Dominicana.

Chvez, quien particip luego que lo hicieran sus pares de Colombia y Ecuador, urgi a "buscar una salida entre gente racional", a la crisis desatada tras una incursin blica que el Gobierno de Bogot orden realizar a sus tropas en territorio ecuatoriano.

"Paremos esto", enfatiz Chvez, quien pidi a los presidentes reflexionar porque, si no, "seguira calentndose" el conflicto.

"De los conflictos del siglo XX queda la guerra de Colombia. Queremos, por eso, buscar un camino a la paz. Lo que ha ocurrido en Ecuador no tiene nombre. Alejmonos de la guerra", afirm.

El presidente Chvez ratific, adems, que a esa guerra en Colombia, hay que buscarle una salida de paz.

"Este problema nos puede conducir a una hecatombe en la regin suramericana y no queremos guerra", manifest el jefe de Estado venezolano durante su intervencin en la cumbre de Ro.

"Queremos paz, no queremos guerra", reiter Chvez.

Igualmente, advirti que Estados Unidos es el principal interesado en que se lleve a cabo un conflicto entre los pases suramericanos.

En ese sentido, Chvez subray: "No queremos un escenario nefasto como el de la guerra entre pases hermanos, por eso insisto en el canje humanitario y en la paz".

Chvez propuso a Uribe retomar la idea de conformar un grupo de "pases amigos" que contribuyan a lograr un intercambio de rehenes.

"Retommoslo, retomemos un grupo de pases amigos de la paz, el grupo de paz Santo Domingo", expuso.

Chvez dijo que el presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, est dispuesto a participar, y cit a otros pases interesados en ayudar, como Argentina, Ecuador, Suiza, Brasil, Bolivia, Italia, adems del secretario general de la Organizacin de Estados Americanos (OEA) y la ONU.

Ms pruebas de vida de retenidos por FARC

En medio de su intervencin, el mandatario venezolano anunci tener en su poder pruebas de vida de seis rehenes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), entre ellos el cabo Pablo Emilio Moncayo, que lleva ms de diez aos retenido.

Chvez mostr unos segundos el video en el que aparecen los seis militares colombianos.

"Debo anunciar algo que me parece positivo, nos han llegado ayer las pruebas de vida de seis nuevos ciudadanos colombianos que estn en manos de la guerrilla (de las FARC) estos son militares y policas", dijo el jefe de Estado venezolano, quien pidi a su par colombiano lvaro Uribe, autorizacin para recuperar a estos rehenes.

"Presidente Uribe permtanos ir a buscar a esta gente, as como nos permiti ir a buscar a los secuestrados anteriores, permtanos. Insistimos en el canje humanitario", declar.

"Acusacin temeraria"

El presidente de Venezuela, Hugo Chvez, calific este viernes de "temeraria" la acusacin hecha por su homlogo colombiano, lvaro Uribe, quien amanaz al mandatario venezolano con demandarlo ante la Corte Penal Internacional (CPI) por haber "patrocinado" a "genocidas".

"Es una acusacin temeraria", dijo Chvez, quien se mostr sorprendido que se le acuse en base a pruebas "salidas de una computadora" y sin "ninguna prueba en la mano".

"Creo que es la primera vez que un Jefe de Estado amenaza a otro de una manera temeraria sin ninguna prueba en la mano", expres.

Chvez desminti que haya financiado o entregado armas a las FARC, y dijo que nunca lo har porque su intencin es alcanzar la paz.

"El presidente Uribe no debe preocuparse. Nunca lo har y nunca lo he hecho, no lo voy a hacer nunca", enfatiz.

"Busquemos el camino hacia la paz, alejmonos del camino de la guerra", ratific Chvez.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter