Portada :: Mentiras y medios
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 25-03-2008

Por qu la UNESCO no puede asociarse con Reporteros sin Fronteras

Salim Lamrani
Rebelin

Revisado por Caty R.



El 11 de marzo de 2008, la Organizacin de las Naciones Unidas para la Educacin, la Ciencia y la Cultura, la UNESCO, decidi retirar su patrocinio al Da por la libertad en Internet organizado por Reporteros sin Fronteras (RSF), previsto el 12 de marzo. Marcio Barbosa, director general adjunto de la Divisin de la libertad de expresin, de la Democracia y de la Paz de la institucin, se neg a asociarse a las politizadas campaas de RSF (1).

RSF elabor una lista de quince pases enemigos de Internet de la que forman parte Arabia Saud, Birmania, China, Corea del Norte, Cuba, Egipto, Etiopa, Irn, Uzbekistn, Siria, Tnez, Turkmenistn, Vietnam y Zimbabwe, cuya principal caracterstica es que son naciones del Tercer Mundo. Ni un solo pas occidental figura en esta lista. Pero no es sorprendente ya que Robert Mnard, secretario general de la organizacin parisina desde 1985, afirm que slo le interesaban los pases subdesarrollados: Decidimos denunciar los atentados contra la libertad de la prensa en Bosnia y en Gabn, as como las ambigedades de los medios argelinos y tunecinos... pero no ocuparnos de las derivas francesas: Por qu razn? Porque si lo hicisemos corremos el riesgo de disgustar a ciertos periodistas, enemistarnos con los grandes patronos de la prensa y enfurecer al poder econmico. Ahora bien, para mediatizarnos, necesitamos la complicidad de los periodistas, el apoyo de los patronos de la prensa y el dinero del poder econmico (2).

El secretario general de RSF critic la decisin de la UNESCO en trminos muy duros, falsos, irrespetuosos y groseros:

No somos ingenuos. Varios de los Estados que forman parte de la lista de los quince enemigos de Internet que hemos publicado hoy, han intervenido directamente con la Direccin General de la UNESCO. Marcio Barbosa, el director general adjunto de la organizacin, ha claudicado. La UNESCO no sale engrandecida con este asunto. Demuestra una gran cobarda en el momento en que los Estados que han conseguido que acte as continan encarcelando a decenas de internautas. Desgraciadamente, parece que hemos retrocedido veinte aos, hasta la poca en la que los regmenes autoritarios decidan el buen o mal tiempo en la Plaza de Fontenoy de Pars. Que la UNESCO se haya bajado los pantalones as, pone de manifiesto la importancia de este da y de la movilizacin contra los Estados censores (3).

Pero la realidad es otra. La UNESCO explic que se vio obligada a retirar su patrocinio tras la publicacin, por parte de RSF, de informacin que no cumple con el acuerdo convenido entre ambas organizaciones con respecto a este evento. En efecto, RSF public material relativo a una serie de Estados miembros de la UNESCO, sobre el que la UNESCO no recibi ninguna informacin y, por lo tanto, no poda respaldar. Adems, en esas comunicaciones figuraba el emblema de la UNESCO de tal manera que pareca indicar el apoyo de la UNESCO a la informacin presentada. As, la entidad parisina utiliz abusiva y fraudulentamente el prestigioso nombre del organismo de las Naciones Unidas para promover su propia agenda poltica y otorgarse una credibilidad que no tiene (4).

Varias fuentes diplomticas de la UNESCO declararon que la organizacin haba tomado su decisin en virtud de la reiterada falta de tica de RSF en su voluntad de desprestigiar a determinados pases (5).

Los diplomticos consultados no estn equivocados. En efecto, la lucha de RSF a favor de la libertad de la prensa es muy selectiva. Oficialmente, Robert Mnard se muestra firme y categrico: A partir de ahora, todos los 12 de marzo llevaremos a cabo acciones para denunciar la cibercensura en el mundo. La creciente represin de los bloggers y los, cada vez ms numerosos, cierres de sitios de Internet, necesitan una movilizacin as, reclaman una respuesta (6).

Pero esta posicin inicial se desmorona completamente ante la realidad. El combate de RSF nunca toca a los poderosos. Una informacin que apareci en el prestigioso New York Times ilustr el doble discurso de la entidad francesa y demuestra que en realidad RSF no est interesada de ninguna manera en la cibercensura en el mundo.

Cuando Washington censura Internet

En su edicin del 4 de marzo de 2008, el clebre diario neoyorquino relat una historia surrealista de censura en Internet, que demuestra el alcance irracional y fantico de las sanciones econmicas que Estados Unidos impone a Cuba desde 1960 (7).

Steve Marshall, ciudadano britnico que reside en Espaa, trabaja en una agencia de viajes y propone vacaciones a los turistas, especialmente en Cuba. En octubre de 2007, el 80% de sus sitios Web dejaron de funcionar por culpa del gobierno de Washington. Fui al trabajo por la maana y descubr que no tenamos ninguna reserva. Pensamos que se trataba de un problema tcnico, indic Marshall (8).

En realidad, los sitios Internet de este ciudadano britnico haban sido ubicados en la lista negra del Departamento del Tesoro estadounidense. La empresa eNom, que le vendi el nombre del dominio, con sede en Bellevue, Washington, haba recibido por parte de la Oficina de Control de Bienes Extranjeros (Office of Foreign Assets Control, OFAC) la orden de desactivar los sitios, originando un serio perjuicio econmico a Marshall, que tuvo que dirigirse a un servidor europeo (9).

El empresario ingls declar su asombro. Cmo es posible que sitios Web que pertenecen a un ciudadano britnico y operan en una agencia de viajes espaola puedan ser afectados por la ley estadounidense?. John Rankin, portavoz del Departamento del Tesoro, justific la accin subrayando que la agencia poda vender estancias a ciudadanos estadounidenses quienes, en virtud de la legislacin de su pas, no pueden viajar a Cuba aunque sean perfectamente libres de ir a China, Vietnam e incluso Corea del Norte (10).

El New York Times tiene razn cuando seala que el bloqueo atenta contra la libertad de todos. Este ejemplo ilustra el carcter extraterritorial y por lo tanto ilegal de la legislacin estadounidense contra Cuba. RSF no se ha dignado denunciar esta cibercensura. En este caso, no hay ninguna movilizacin ni respuesta pues el responsable denunciado es la primera potencia mundial.

Por qu Reporteros sin Fronteras no es de fiar

La UNESCO se neg a asociarse a la campaa poltica de RSF con razn. En efecto, los antecedentes de la organizacin parisina son graves. He aqu algunos ejemplos:

- RSF hizo apologa de la invasin de Iraq afirmando que el derrocamiento de la dictadura de Sadam Husein puso trmino a treinta aos de propaganda oficial y ha abierto una nueva era de libertad, llena de esperanzas e incertidumbres, para los periodistas iraques. La organizacin aadi que para los medios iraques, decenios de privacin total de libertad de prensa llegaron a su fin con el bombardeo del ministerio de Informacin, el 9 de abril en Bagdad (11). Igual que Bush, Mnard piensa que la democracia puede exportarse legtimamente mediante bombardeos asesinos.

- RSF se ha acordado muy tarde cinco aos despus del caso del periodista de la cadena de televisin qatar Al Jazeera, Sami Al-Haj, y nicamente despus de que se publicaran varios artculos criticando este olvido. Ahora, la organizacin reconoce que el periodista fue arrestado con falaces pretextos de relaciones con Al Qaeda. Por no saber si Sami Al-Haj fue arrestado en calidad de periodista y por falta de informacin sobre l, RSF ha esperado antes de llevar a cabo otras acciones (12).

Por lo tanto, RSF ha necesitado cinco aos para descubrir que Sami Al-Haj haba sido arrestado, secuestrado y torturado slo por su condicin de periodista. Quizs sea la razn por la que el periodista sudans ha desaparecido de los informes de 2004 y 2005 en los que RSF enumera a todos los periodistas encarcelados en todos los rincones del planeta (13).

RSF reconoce que su silencio en cuanto a Sami Al-Haj era culpable y que su declaracin es una confesin de esta culpabilidad. Mediante este mea culpa, RSF quiere hacer creer que el caso de Al-Haj no era ms que un lamentable olvido que, incluso aunque lleve cinco aos preso, no tiene nada que ver con el hecho de que el periodista est detenido por el ejrcito estadounidense (14).

En este caso, por qu RSF permaneci silenciosa en cuanto a Bilal Hussein, un periodista y fotgrafo iraqu de la agencia de prensa Associated Press (AP), encarcelado por las tropas de ocupacin el 12 de abril de 2006 en Iraq, es decir, desde hace ms de cinco meses, y slo se preocup de su suerte despus del 27 de septiembre de 2006 (15), nicamente porque este olvido fue criticado? (16).

- El 15 de marzo de 2004, RSF public un informe, sobre los asesinatos premeditados del cmara espaol Jos Couso y su colega ucraniano Taras Protsyuk por los soldados estadounidenses, que exoneraba de toda responsabilidad a los militares responsables del crimen (17). La carta abierta que envi la familia de Jos Couso a RSF es muy clara:

La familia Couso, ante el informe publicado por Reporteros sin Fronteras Dos asesinatos por una mentira, quiere manifestar lo siguiente:

Las conclusiones de este informe exculpan a los autores materiales y reconocidos del disparo al Hotel Palestina, con base en la dudosa imparcialidad de los encamados y en el testimonio de los propios autores y responsables del disparo, trasladando la responsabilidad a personas no identificadas.

El informe ha sido firmado por un periodista, Jean Paul Mari, que tiene conocidas relaciones con el coronel Philiph de Camp, militar que reconoci su implicacin en el ataque y las muertes de los periodistas del hotel Palestina; y adems, dicho informe se apoya en los testimonios de tres periodistas encamados en el ejrcito de EEUU, todos ellos estadounidenses, y de los cuales algunos -Chris Tomlinson- haban formado parte de los servicios de inteligencia del ejrcito de Estados Unidos durante ms de siete aos. Ninguno de los periodistas espaoles que se encontraban en el hotel ha sido consultado para la elaboracin de este documento.

El informe contiene numerosos errores, contradicciones e irregularidades en lo referente a datos importantes como la situacin de las habitaciones del hotel, el lugar de impacto del disparo, la ubicacin de los testigos, etc.

Adems nos parece una absoluta falta de delicadeza la biografa tan humana que se hace de los asesinos de Jos Couso Permuy y Taras Protsyuk, culminando el agravio con el agradecimiento a los militares estadounidenses por su colaboracin en el informe.

Reporteros Sin Fronteras -seccin espaola- solicit su adhesin a la querella presentada por la familia, el da 27 de Mayo de 2003, contra los responsables de la muerte de Jos Couso. Ante la publicacin de este informe que, segn su versin, les excluye de responsabilidad en el asesinato de los periodistas del hotel Palestina, es absolutamente incoherente y contradictoria la continuidad de su organizacin en el ejercicio de la accin popular en las diligencias abiertas en la Audiencia Nacional.

Por este motivo expresamos el deseo de la familia de que retiren su solicitud para personarse en las diligencias abiertas en la Audiencia Nacional para ejercer la accin popular (18).

El 16 de enero de 2007, el juez madrileo Santiago Pedraz emiti una orden de arresto internacional contra el sargento Shawn Gibson, el capitn Philip Wolford y el teniente coronel Philip de Camp, responsables de los asesinatos de Couso y Protsyuk exonerados por RSF. El 24 de mayo de 2007, el juez Pedraz rechaz la apelacin del fiscal Jess Alonso interpuesta el 18 de mayo de 2007, quien aleg que los indicios eran insuficientes, y confirm el enjuiciamiento de los tres criminales escandalosamente absueltos por RSF (19).

- Hait, bajo la presidencia de Jean-Bertrand Aristide, tambin fue blanco de RSF. Cuando el presidente fue derrocado por un golpe de Estado que orquestaron Francia y Estados Unidos, RSF aplaudi calurosamente el golpe titulando ruidosamente: La libertad de prensa recuperada: una esperanza a mantener (20).

- Venezuela y el presidente Hugo Chvez, aborrecido por la administracin Bush, tambin han sido objetivos privilegiados de RSF. Durante el golpe de Estado de abril de 2002, Robert Mnard se guard de denunciar el papel principal que desempearon los medios privados opuestos al presidente elegido democrticamente. Peor an, el 12 de abril de 2002, RSF public un artculo que se haca eco sin ninguna reserva de la versin de los golpistas y trat de convencer a la opinin pblica internacional de que Chvez haba renunciado:

Recluido en el palacio presidencial, Hugo Chvez firm su renuncia durante la noche bajo la presin del ejrcito. Despus fue llevado a Fuerte Tiuna, la principal base militar de Caracas, donde est detenido. Inmediatamente despus, Pedro Carmona, presidente de Fedecmaras, anunci que dirigira un nuevo gobierno de transicin. Afirm que su nombre era el resultado de un consenso de la sociedad civil venezolana y la comandancia de las fuerzas armadas (21).

RSF todava persiste en su guerra de desinformacin contra el gobierno democrtico de Hugo Chvez.

- RSF reconoce que recibe dinero del Center for a Free Cuba (22), una organizacin de extrema derecha, financiada por Estados Unidos, cuyo objetivo es derrocar al gobierno cubano, como estipulan sus estatutos. Esto explica las violentas campaas anticubanas que ha orquestado la entidad parisina, particularmente la agresin contra la embajada cubana de Pars en abril de 2003. Incluso pretende que nunca ha ocultado estas subvenciones, de las que se beneficia desde 2002 (23). Eso es falso pues las subvenciones no aparecen en las cuentas de 2002 y 2003.

RSF omite tambin que el director de este organismo es un tal Franck Calzn, que en el pasado fue uno de los presidentes de la Fundacin Nacional Cubano Americana (FNCA), la cual, como declar Jos Antonio Llama, uno de sus antiguos directores, est gravemente implicada en el terrorismo contra Cuba (24). Llama haba confesado: Estbamos impacientes por la supervivencia del rgimen de Castro tras el derrumbe de la Unin Sovitica y el sistema socialista. Queramos acelerar la democratizacin de Cuba empleando cualquier medio para lograrlo (25).

As, RSF recibe financiacin de un organismo cuyo director es ex dirigente de una organizacin terrorista.

- RSF confiesa tambin que Washington la subvenciona mediante la National Endowment for Democracy (NED): Efectivamente, recibimos dinero de la Ned Y esto no nos plantea ningn problema (26). La NED se cre por el gobierno de Ronald Reagan en 1983, en una poca en que la violencia militar haba remplazado a la diplomacia tradicional en el enfoque de los asuntos internacionales. Gracias a su poderosa capacidad de penetracin econmica, la NED tiene como objetivo debilitar a los gobiernos que se oponen a la poltica exterior hegemnica de Washington (27).

Qu es la NED exactamente? Simplemente una oficina pantalla de la Central Intelligence Agency, segn el New York Times, que sealaba en marzo de 1997 que la NED se cre hace 15 aos para llevar a cabo pblicamente lo que ha hecho subrepticiamente la Central Intelligence Agency (CIA) durante decenios. Gasta 30 millones de dlares al ao para apoyar a partidos polticos, sindicatos, movimientos disidentes y medios informativos en docenas de pases (28).

En septiembre de 1991, Allen Weinstein, que contribuy a pasar la legislacin donde se estableca la NED, declaraba al Washington Post: Mucho de lo que hacemos hoy ya lo haca la CIA de manera encubierta hace 25 aos (29).

Carl Gershman, primer presidente de la NED, explic la razn de ser de la Fundacin en junio de 1986: Sera terrible para los grupos democrticos de todo el mundo presentarse como financiados por la CIA. Vimos esto en los aos 60 y por eso pusimos fin a ello. Es porque no podamos seguir hacindolo por lo que se cre [la NED] (30).

RSF, en realidad, est financiada por una oficina pantalla de la CIA segn Weinstein, el New York Times y Gershman, lo que explica sus posiciones contra Iraq, Hait, Cuba, Venezuela y otras naciones en el punto de mira de Washington. La labor de RSF es tan apreciada por la Casa Blanca que el primer informe de la Comisin de Asistencia a una Cuba Libre cuyo objetivo es enviar otra vez a Cuba a su estatus neocolonial publicado por Colin Powell en mayo de 2004, que aumenta drsticamente las sanciones contra Cuba, cita una sola organizacin no gubernamental como ejemplo a seguir: la que dirige Robert Mnard (31).

Orgulloso de esta distincin, Mnard lleg incluso a legitimar la tortura, siguiendo la decisin del Congreso estadounidense de legalizarla en octubre de 2006 (32). El 8 de marzo de 2008, el presidente George W. Bush puso su veto a un proyecto de ley cuyo objetivo era prohibir el uso del waterboarding, una cruel tcnica de tortura que inflige a la vctima una terrible sensacin de ahogo (33). Durante el programa de radio Contre-expertise, presentado por Xavier de la Porte en France Culture el 16 de agosto de 2007 de 12:45 a 13:30h., el secretario general de RSF afirm que era legtimo torturar a sospechosos para salvar la vida de inocentes, retomando el argumento de las ms espantosas dictaduras y desde luego de la administracin Bush. Si mi hija fuera secuestrada no habra ningn lmite, se lo digo, se lo digo, no habra ningn lmite para la tortura, afirm. No slo legitima la tortura, posicin moralmente insostenible incluso contra criminales, sino que adems pone en tela de juicio la presuncin de inocencia (34).

Una sabia decisin de la UNESCO

La UNESCO tom una sabia decisin al decidir no asociarse con una entidad tan tenebrosa como Reporteros sin Fronteras. La defensa de la libertad de prensa no es ms que una cortina de humo. Su agenda poltica oculta ya es demasiado evidente y su ensaamiento contra algunas naciones que se encuentran en la lista negra de Estados Unidos no es en absoluto fruto del azar. Reporteros sin Fronteras est, realmente, al servicio de gobiernos y poderosos intereses econmicos y financieros.

Notas

(1) Reporteros sin Fronteras, LUnesco retire son patronage la Journe pour la libert sur Internet organise par Reporters sans frontires, 12 de marzo de 2008. http://www.rsf.org/article.php3?id_article=26183 (sitio consultado el 12 de marzo de 2008).

(2) Reporteros sin Fronteras, Reporters sans frontires lance sur www.rsf.org la deuxime Journe pour la libert sur Internet, 12 de marzo de 2008. http://www.rsf.org/article.php3?id_article=26085 (sitio consultado el 12 de marzo de 2008). Para las citas de Robert Mnard ver Marianne, Reporters sans frontires, les aveux de Robert Mnard, 5 al 11 de marzo de 2001, p. 9.

(3) Reporteros sin Fronteras, LUnesco retire son patronage la Journe pour la libert sur Internet organise par Reporters sans frontires, op. cit.

(4) UNESCO, Comunicado de la UNESCO sobre la retirada del patrocinio al Da Internacional de la Libertad de Expresin en Internet, organizado por Reporteros sin Fronteras, 12 de marzo de 2008. http://portal.unesco.org/es/ev.php-URL_ID=42051&URL_DO=DO_TOPIC&URL_SECTION=201.html (sitio consultado el 12 de marzo de 2008).

(5) Prensa Latina, Retira UNESCO coauspicio a Reporteros sin Fronteras, 12 de marzo de 2008.

(6) Reporteros sin Fronteras, Reporters sans frontires lance sur www.rsf.org la deuxime Journe pour la libert sur Internet, op. cit.

(7) Adam Liptak, A Wave of the Watch List, and Speech Disappears, The New York Times, 4 de marzo de 2008.

(8) Ibid.

(9) Ibid.

(10) Ibid.

(11) Reporteros sin Fronteras, Irak rapport annuel 2004. http://www.rsf.org/article.php3?id_article=9884 (sitio consultado el 18 de julio de 2005).

(12) Reporteros sin Fronteras, Lettre ouverte ses dtracteurs, Rseau Voltaire, 12 de septiembre de 2006. http://www.voltairenet.org/article143413.html?var_recherche=Reporters+sans+fronti%C3%A8res?var_recherche=Reporters%20sans%20frontires (sitio consultado el 12 de septiembre de 2006).

(13) Reporteros sin Fronteras, Rapport annuel 2004, 2004. http://www.rsf.org/rubrique.php3?id_rubrique=408 (sitio consultado el 29 de septiembre de 2007); Reporters sans frontires, Rapport annuel 2005, 2005. http://www.rsf.org/rubrique.php3?id_rubrique=497 (sitio consultado el 29 de septiembre de 2007).

(14) Reporteros sin Fronteras, Lettre ouverte ses dtracteurs, op.cit.

(15) Reporteros sin Fronteras, Arrestations et assassinats de journalistes: le cauchemar irakien continue, 19 de septiembre de 2006. http://www.rsf.org/article.php3?id_article=18900 (sitio consultado el 21 de septiembre de 2007).

(16) Salim Lamrani, Reporters sans frontires et ses contradictions, Rseau Voltaire, 27 de septiembre de 2006. http://www.voltairenet.org/article127332.html (sitio consultado el 21 de septiembre de 2007).

(17) Reporteros sin Fronteras, Deux meurtres pour un mensonge, 15 de enero de 2004. http://www.rsf.org/article.php3?id_article=9043 (sitio consultado el 10 de enero de 2008).

(18) Familia Couso, La familia de Jos Couso pide a Reporteros Sin Fronteras que se retire de la querella, 17 de enero de 2004. www.joscouso.info (sitio consultado el 18 de julio de 2005).

(19) Reporteros sin Fronteras, Le juge Santiago Pedraz confirme linculpation de trois soldats amricains pour la mort de Jos Couso, 25 de mayo de 2007. http://www.rsf.org/article.php3?id_article=20438 (sitio consultado el 19 de febrero de 2008).

(20) Reporteros sin Fronteras, La libert de la presse retrouve: un espoir entretenir, julio de 2004. www.rsf.org/article.php3?id_article=10888 (sitio consultado el 23 de abril de 2005).

(21) Reporteros sin Fronteras, Un journaliste a t tu, trois autres ont t blesss et cinq chanes de tlvision brivement suspendues, 12 de abril de 2002. www.rsf.org/article.php3?id_article=1109 (sitio consultado el 13 de noviembre de 2006).

(22) Center for a Free Cuba, About us, 2005. http://www.cubacenter.org/about_us/index.html (sitio consultado el 18 de julio de 2005).

(23) Reporteros sin Fronteras, Lettre ouverte ses dtracteurs, op.cit.

(24) Salim Lamrani, La Fondation nationale cubano-amricaine est une organisation terroriste , Mondialisation, 27 de julio de 2006.

(25) Wilfredo Cancio Isla, Revelan un plan para atentar contra Castro, El Nuevo Herald, 22 de junio de 2006.

(26) Robert Mnard, Forum de discussion avec Robert Mnard, Le Nouvel Observateur, 18 de abril de 2005. www.nouvelobs.com/forum/archives/forum_284.html (sitio consultado el 22 de abril de 2005).

(27) National Endowment for Democracy, About Us. www.ned.org/about/about.html (sitio consultado el 27 de abril de 2005).

(28) John M. Broder, Political Meddling by Outsiders: Not New for U.S., The New York Times, 31 de marzo de 1997, p. 1.

(29) Allen Weinstein, Washington Post, 22 de septiembre de 1991.

(30) David K. Shipler, Missionaries for Democracy: U.S. Aid For Global Pluralism, The New York Times, 1 de junio de 1986, p. 1.

(31) Colin L. Powell, Commission for Assistance to a Free Cuba, (Washington: United States Department of State, mayo de 2004). www.state.gov/documents/organization/32334.pdf (sitio consultado el 7 mayo de 2004), p. 20.

(32) Michel Muller, Quand Washington lgalise la torture, LHumanit, 16 de octubre de 2006.

(33) Deb Riechmann, Fustigan a Bush por vetar ley contra submarino, El Nuevo Herald / Associated Press, 9 de marzo de 2008.

(34) Jean-Nol Darde, Quand Robert Mnard, de RSF, lgitime la torture, 26 de agosto de 2007, http://rue89.com/2007/08/26/quand-robert-menard-de-rsf-legitime-la-torture#transcript (sitio consultado el 28 de agosto de 2007).

Salim Lamrani es profesor, ensayista y periodista francs especialista de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos. Ha publicado los libros: Washington contre Cuba (Pantin: Le Temps des Cerises, 2005), Cuba face lEmpire (Genve: Timeli, 2006) y Fidel Castro, Cuba et les Etats-Unis (Pantin: Le Temps des Cerises, 2006). Acaba de publicar Double Morale. Cuba, lUnion europenne et les droits de lhomme (Paris: Editions Estrella, 2008).

Contacto: [email protected]

Caty R. pertenece a los colectivos de Rebelin, Tlaxcala y Cubadebate. Este artculo se puede reproducir libremente a condicin de respetar su integridad y mencionar al autor, a la revisora y la fuente.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter