Portada :: Europa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 19-05-2008

Las expulsiones europeas

Matteo Dean
La Jornada


En un documento aprobado por la Comisin Europea el pasado 28 de abril y presentado por representantes del Partido Popular Europeo, se establecen por primera vez normas comunes para todos los pases integrantes de la unin en materia de expulsin de migrantes ilegalmente residentes en ese territorio. Para que la llamada directiva de retorno comience a surtir efecto deber ser aprobada por el Parlamento Europeo en las prximas semanas. Se menciona la sesin del 21 de mayo como la del da de aprobacin, aunque hay quienes sostienen que se pospondr para junio.

La idea comn que sustenta la aprobacin de tal normativa reside en la voluntad de unificar por vez primera las normas que regulan este proceso intrnseco de la poltica migratoria de cada pas, ya que hasta la fecha cada nacin aplica modalidades y tiempos en algunos casos muy distintos entre s. Un ejemplo es la detencin en los llamados centros de permanencia temporneos (CPT), que vara segn el pas: 40 das mximo en Espaa, 60 en Italia y ao y medio en Alemania.

En la directiva se abordan tres aspectos fundamentales que vale la pena resumir. El primero se refiere a los tiempos y modalidades de expulsin: la Unin Europea (UE) pretende uniformar los tiempos de detencin en los CPT hasta en 12 meses, con posibilidad de una ampliacin de seis; asimismo, ofrece la expulsin en dos tiempos: primero un aviso, que si no es cumplido pasa a la deportacin forzada. El segundo comprende la introduccin a escala continental hasta ahora pocos pases la aplican de la prohibicin de regreso a la UE en los siguientes cinco aos de realizada la expulsin. Finalmente, se introduce la posibilidad de tratamiento igual para adultos y menores de edad no acompaados.

Las reacciones no se han hecho esperar y decenas de organizaciones de la sociedad civil europea y migrante, as como numerosos diputados del Parlamento continental, han realizado fundamentadas crticas a la intencin de aplicar polticas represivas contra el fenmeno migratorio que se presenta en el viejo continente. Si bien es cierto que proporcionalmente a su poblacin la UE es el territorio que ms recibe migrantes 2 millones al ao, de los cuales casi la mitad seran irregulares, tambin lo es que la nica respuesta que ofrece es la represin. Una primera impresin es que no se salva nada de esa propuesta. Cabe mencionar el oprobio que significan los tiempos de detencin en los CPT. Ya de por s tales detenciones, en la mayora de los casos, siguen siendo prctica ilegal pues aun en muchos pases la estancia indocumentada no es delito penal.

Con la directiva propuesta se determinan tiempos tan largos que harn todo, menos resolver el creciente problema de los suicidios, las revueltas, los hacinamientos que cada da llenan no las primeras planas de los peridicos, sino las conciencias de quienes los gestionan. Y luego la equiparacin de tratamiento como delincuente entre adultos y menores de edad, que revela absoluta insensibilidad sobre el tema de los migrantes jvenes. Finalmente, la introduccin de la punicin y el premio: no slo te expulso, sino que te condeno a no regresar durante los prximos cinco aos, pero si te portas bien al momento de la expulsin, quizs te reduzca este castigo suplementario.

Sin embargo, hay dos elementos de orden ms general que denuncian la criminal visin europea sobre el fenmeno migratorio. Ante todo hay que considerar el triste hecho de que la UE no ha podido ni puede ponerse de acuerdo o, mejor dicho, uniformar sus normas acerca de los aspectos represivos, cediendo otra vez a las presiones de los gobiernos conservadores del continente, el francs y el italiano, sobre todo.

La nica normativa comn es la que se ocupa de prevenir la llegada de migrantes irregulares a la UE, con la experiencia poco exitosa de la agencia Frontex. Con la nueva directiva, la UE quiere una normatividad comn tambin acerca de las expulsiones. Cada da est ms lejos la posibilidad de encontrar leyes y reglamentos comunes para la estancia en el territorio. En esto s, cada quien por su cuenta.

Y lo que debe sorprender an ms aunque por desgracia la UE est dejando de sorprendernos en ste y otros temas es el hecho de que la unificacin normativa, principio que est en la base de esta propuesta, en lugar de buscar un acuerdo elevando los estndares sobre los derechos y garantas de los ciudadanos migrantes, toma como punto comn los peores aspectos de cada legislacin incluidas las no europeas: los 18 meses mximos de detencin eran un lmite ya criticado que hoy se quiere imponer a todos; la detencin de menores de edad, existente en pases extraeuropeos, hoy se quiere practicar en el viejo continente, y la prohibicin del regreso por tiempo determinado era cosa que en Europa no se conoca.

De ser aprobada en forma definitiva la propuesta, denuncian que se correr el riesgo de asistir a la expulsin de 8 millones de personas de la UE en pocos aos. Una verdadera limpieza racial.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter