Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 16-06-2004

Sobre El Socialismo en un solo pas y la Revolucin Cubana - Aportacin desde Cuba de Celia Hart

Israel Shamir
Rebelin

Traducido para Rebelin por Germn Leyens


Estimada Celia: Aplaudo su hermoso ensayo y comparto su fe en la vitalidad de la Revolucin Cubana. Sin embargo, su fervor anti-stalinista parece estar fuera de lugar, un residuo de la destalinizacin de Jrushov. "Stalinista" es jerga trotskista para decir comunista, la palabra que utilizan para tratar de congraciarse con los anticomunistas. Aun si te gusta Len Trotsky no tienes que estar contra Jos Stalin. Aos y dcadas han pasado, y deberas poder aceptar a los adversarios de antao, como Marx y Proudhon, o Stalin y Trotsky. Gran parte de lo que dices se basa en malentendidos. Escribiste sobre internacionalismo, pero todos tus ejemplos provienen de la escena inter-latina. Hay ayuda mutua de cubanos, dominicanos, argentinos, incluso angoleos o espaoles - pero todos pertenecen a una misma civilizacin ibrica. Es una especie de internacionalismo, pero dudo que las naciones mencionadas sean realmente tan diferentes las unas de las otras en sus tradiciones. Todas son catlicas, ibricas (castellana, gallega, o espaola o portuguesa) por lenguaje y unidas por la sangre y la historia.

Jos Stalin gobern un pas que es por s mismo una civilizacin, un vasto continente con muchas naciones y lenguajes, cuyas interrelaciones con Europa Occidental, fueron, en el mejor de los casos, problemticas. Tambin fue un internacionalista, y los rusos bajo Stalin apoyaron a la Repblica Espaola y al Ejrcito Rojo de Mao. Pero fue un internacionalista ruso, y su primer deber fue hacia el pueblo de la URSS. Len Trotsky no comprendi la continuidad de la historia rusa. Estuvo implicado en una terrible persecucin de la Iglesia, en robos y la destruccin de iglesias. Estuvo implicado en ejecuciones masivas de campesinos y trabajadores, de oficiales e intelectuales. Perdi la guerra con Polonia y no pudo hacer la paz con Alemania. Alien a los intelectuales y a los trabajadores rusos. En su impulso hacia la revolucin permanente no prest suficiente atencin a Rusia; fue su perdicin.

Jos Stalin convirti a la Unin Sovitica en un poderoso estado moderno, asegur el pleno empleo, los derechos de los trabajadores, la educacin y la atencin sanitaria gratuitas. Cre la base industrial y una ciencia adelantada. Libr y gan la ms dura de las guerras jams vividas por Rusia. Bajo su rgimen, Rusia socialista sobrevivi interminables ataques del imperialismo de EE.UU. No dej levantar la cabeza a las fuerzas pro-occidentales y pro-capitalistas del pas.

Ahora la gente en Rusia se acuerda de los das de Stalin - no, no con nostalgia, sino con comprensin para lo que fue el perodo heroico de la vida de sus padres.

Todas las fuerzas comunistas en Rusia y en Europa son descritas como "stalinistas" si no aceptan la Pax Americana. Los trotskistas en Rusia constituyen una fuerza pro- occidental y pro-estadounidense, y son incluso ms anti-rusos de lo que era Len Trotsky. Lo mismo vale para muchos (aunque no todos) grupos trotskos en Europa.

Por supuesto, intersate por el legado de Trotsky, pero no desdees el autntico comunismo sovitico, el que ayud a Cuba y al que ahora calificas de "stalinismo".


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter