Portada :: Europa :: El rapto de Europa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 11-06-2008

El Tratado de Lisboa
Una constitucin menor: Europa no ser un superestado

Orsola Casagrande
Il Manifesto

Traducido por Gorka Larrabeiti


El Tratado de Lisboa sustituye al tratado constitucional rechazado en 2005 en Francia y Holanda. Seala el abandono definitivo de la idea de un superestado europeo: eliminado el trmino constitucin, no hay ni bandera ni himno de la Unin Europea. No tendremos, por tanto, una constitucin, sino que se reformarn los viejos tratados. En cuanto a los documentos de la UE, nada de leyes marco europeas: tan solo reglamentos y directivas. El ministro de Asuntos Exteriores europeo se volver a llamar alto representante para la poltica exterior y la seguridad comn.

En cuanto al mecanismo de voto, el Tratado de Lisboa introduce un sistema de voto de doble mayora para el Consejo de la UE, organismo compuesto por los ministros de los estados miembros, lo que significa que para aprobar una decisin, har falta al menos el 55% del nmero de los estados miembros representados por el 65% de la poblacin de la Unin Europea. Este mtodo entrar en vigor en 2014, y a todos los efectos en 2017. La Carta de derechos fundamentales no quedar integrada en el tratado, si bien se le hace referencia. Reino Unido ha obtenido una clusula de exclusin, de modo que podr no aplicarla en su territorio con el fin de preservar la Common Law. La misma clusula se le ha concedido a Polonia, aunque el primer ministro Donald Tusk, recin ganadas las elecciones, se comprometi a no hacer uso de esta salvedad.

Asimismo, Reino Unido y la Repblica de Irlanda han obtenido un mecanismo (opt-out) para quedar exentos de decisiones por mayora relativas a justicia y asuntos internos.


Han quedado mejor delimitadas las competencias de la Unin Europea y de los estados miembros, al hacerse explcito el hecho de que el trasvase de soberana puede acaecer tanto en un sentido (de los pases a la UE, tal y como hasta ahora ha sucedido) como en el otro (de la UE hacia los pases).

Se ha introducido la posibilidad de retirada de la UE (hasta hoy slo caba la adhesin) segn condiciones por negociar entre todos los estados miembros. En el Tratado se habla de mayores posibilidades de actuacin por parte de los parlamentos nacionales, los cuales dispondrn de ocho semanas (antes eran seis) para examinar las propuestas de ley europeas y expresar un juicio motivado acerca de los textos. Si al menos un tercio de los parlamentos nacionales recurriera un texto, ste volver a ser examinado por la Comisin Europea.

Los irlandeses han protestado mucho por el compromiso explcito en el tratado que establece la ayuda y el respaldo militar a los estados miembros en caso de necesidad: segn el frente del no, supone una renuncia a la neutralidad.

No se ha de olvidar la parte relativa a la reduccin del nmero de parlamentarios ni la reforma que ha de aligerar la pesada mquina de la institucin europea. El Consejo europeo, compuesto por veintisiete representantes de los estados miembros, tendr un nuevo presidente, que cambiar cada seis meses, elegido por los lderes europeos con un mandato renovable de dos aos y medio. El nmero de eurodiputados se reducir de 785 a 751; los diputados se repartirn segn la poblacin mientras que el escao extra (el borrador prevea 750) se le asignar a Italia, que se quejaba de haber perdido escaos.

Para muchos en Europa, el nuevo tratado reproduce en un 96% la vieja constitucin europea rechazada en 2005. Si los irlandeses votaran contra el tratado, el juego comenzara de nuevo.

Fuente: http://www.ilmanifesto.it/Quotidiano-archivio/08-Giugno-2008/art42.html

Gorka Larrabeiti
pertenece a los colectivos de Rebelin, Cubadebate y Tlaxcala. Esta traduccin se puede reproducir libremente a condicin de respetar su integridad y mencionar al autor, al traductor y la fuente.


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter