Portada :: Europa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 12-06-2008

Llama a hacer un frente comn para organizar una respuesta fuerte de rechazo
El PCE rechaza "con total rotundidad" la Directiva Europea sobre la ampliacin de la jornada laboral

La Repblica


El PCE rechaza frontalmente la Directiva europea aprobada por los Ministros de Trabajo de la Unin Europea que contempla la ampliacin del lmite de la jornada laboral hasta un mximo de 65 horas semanales, si as se acuerda entre trabajador y empresario.

Para el PCE, esta Directiva que llevaba varios aos bloqueada, cosechando fracaso tras fracaso debido a las mltiples resistencias que han mostrado algunos pases europeos, organizaciones sindicales y partidos polticos de izquierda, "supone un autntico ataque a los derechos laborales de la clase trabajadora europea".

"La reduccin de la jornada laboral ha sido una reivindicacin histrica del movimiento obrero y un triunfo de las fuerzas del trabajo sobre el capital, arrebatndole parte del excedente empresarial a travs de la reduccin del tiempo de trabajo. De plena vigencia hoy en nuestro pas con la exigencia de la implantacin de las 35 horas, sin reduccin salarial".

Para los comunistas, esta Directiva viene a ser la manifestacin ms clara de la aplicacin del Tratado para la Unin Europea cuya orientacin conservadora y neoliberal se pone al servicio del mercado y de los intereses de las grandes multinacionales, grupos econmicos y financieros, condenando a los trabajadores y trabajadoras europeas a incrementos de jornada, nuevas formas de precariedad y nuevas formas de flexibilidad laboral.

"La ampliacin de la jornada atenta, con claridad, contra el reparto del empleo en una Europa que dice, falsamente, caminar hacia el pleno empleo. Atenta contra el reparto de la riqueza cuando, falsamente, los poderosos nos hablan de la Europa del bienestar y de la justicia social. Atenta contra la conciliacin de la vida laboral y familiar en pleno discurso europeo por la igualdad. Atenta contra la salud y la calidad de vida de la clase trabajadora al pretender condenarla a largas y extenuantes jornadas de trabajo. Atenta contra la negociacin colectiva de las condiciones laborales, al abrir la posibilidad de negociar la jornada de forma individual entre el trabajador y el empresario", seala el PCE en un comunicado, quien llama" a su militancia, al conjunto de la clase trabajadora europea y espaola, a los partidos polticos de izquierda y a las organizaciones sindicales a hacer un frente comn para organizar una respuesta fuerte de rechazo que impida, finalmente, su aprobacin por el Parlamento Europeo".



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter