Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 06-07-2008

Las ONG son utilizadas al servicio de causas blicas y objetivos polticos
Instrumentalizacin y manipulacin de organizaciones humanitarias

Carlos Castellano
RedPorTiAmerica


El ejrcito de Colombia admite alegremente que los militares estudiaron teatro durante semanas para hacerse suplantar por miembros una organizacin humanitaria, la Cruz Roja Internacional, y que el rescate se llev a cabo en medio de la selva, los guerrilleros de las FARC entregaron a los secuestrados a una supuesta misin humanitaria internacional, suplantada por el ejrcito de Colombia, en una flagrante violacin del derecho humanitario internacional, que pone en riesgo la vida de cooperantes, y las propias misiones humanitarias de las organizaciones, como ocurri con Mdicos Sin Fronteras, en Afganistn. Ahora han impedido que la Cruz Roja Internacional realice ms mediaciones y futuras liberaciones de rehenes.

El periodista suizo, Frederich Blassel, representante de la emisora estatal Radio Suiza Romanda (RSR), revel este viernes que la operacin a travs de la cual se logr la libertad de Ingrid Betancourt y otros 14 rehenes en manos de las FARC, fue signada tras un pago de veinte millones de dlares.

El teatro es ficcin, pero la liberacin, previo pago es realidad. Al igual que es realidad la negociacin humanitaria previa, que el gobierno de Colombia no admite, pero que ha existido. Como iba a admitir alegremente un pago de 20 millones dlares? Ahora entendemos la cara de bufn del ministro de defensa colombiano y su sonrisa sangrienta. Tambin habr estudiado teatro?

Lo que confirma que el gobierno de lvaro Uribe se ha negado en todo momento a una salida dialogada al trgico conflicto interno que vive Colombia, ms preocupado es su sucesin pseudo-monrquica, y en convertir este asunto en propaganda meditica a su favor, la realidad, es que su gestin es psima, dado el largo cautiverio sufrido por los secuestrados, de 6 hasta 10 aos. Y lo que es ms grave, se ha negado a que los intercambios humanitarios se realicen, tal y como demandaban los presidentes de Francia, Suiza y Venezuela. Poniendo en peligro la vida de los mediadores enviados por Francia y por Suiza.

Si bien para la inmensa mayora de la opinin pblica mundial naturalmente noticias como esta son ms agradables que la masacre nocturna cometida en territorio de Ecuador contra guerrilleros de las FARC indefensos, pues estaban durmiendo en un campamento, y algunos desarmados ejecutados con un tiro en la nuca, y contra cinco estudiantes mexicanos que se hallaban en el lugar realizando una tesis para la universidad de la UNAM de Mxico. Masacre en la que tambin fue asesinado el representante y negociador de la paz Ral Reyes que mantuvo reuniones con enviados de los gobiernos de Suiza, Francia, y con representantes de organizaciones humanitarias. Y hasta con presidentes de Estado en su gira Europea.Masacre que buscaba no tan slo asesinar a personas, sino, asesinar el proceso de paz. De hecho ms de 450 sindicalistas han sido asesinados en Colombia en los ltimos aos, y esto no parece importar a los grandes medios de comunicacin de masas.

Incluso algunos medios tildaban de terroristas a los estudiantes mexicanos, casualmente, no tildan de terroristas a los jefes de estado, y sus enviados , a los periodistas, a los miembros de organizaciones humanitarias, que mantuvieron entrevistas con Ral Reyes.

La instrumentalizacin de organizaciones humanitarias no es novedad, ya ha sucedido en Afganistn, donde el ejrcito de EEUU suplant a un equipo de rescate de la organizacin Mdicos Sin Fronteras para llevar a cabo una operacin blica que supuso el asesinato de civiles. Estas acciones ponen el peligro la vida de los cooperantes, puesto que para las partes beligerantes en los conflictos, ponen en riesgo su credibilidad, dado que pueden ser atacados al pensar que son militares camuflados, o que son parte de la guerra. En Afganistn fueron asesinados cinco cooperantes de mdicos sin fronteras.

La organizacin espaola Mdicos Sin Fronteras se vio obligada a retirar su ayuda a la poblacin de Afganistn, su mximo responsable afirm: "La ayuda humanitaria es considerada como parte de la guerra contra el terrorismo", dando como ejemplo las octavillas que lanzaron los estadounidenses sobre zonas tribales y en las que amenazaban con retirar la ayuda si los civiles no delataban a los talibanes. Estos ltimos, dice Vila Sanjun, han hecho suyo el lema del presidente Bush -"En esta guerra, con nosotros o contra nosotros"- al reivindicar el asesinato de cinco cooperantes y acusar a MSF de colaborar con EE UU. "En esta guerra, nosotros no estamos de ningn lado". Lo que confirma que la guerra contra el terrorismo, no ha solucionado nada ni ha aportado paz, ha recrudecido ms el conflicto. Ha incrementados las desigualdades sociales. Ha incrementado la pobreza, la exclusin social, e incluso ha arruinado la economa norteamericana, como muestra la actual crisis del sistema financiero internacional. Y los costes econmicos de la guerra: de 3 a 5 Billones de dlares segn las fuentes (agencia Reuters). Y la guerra contina (Para paliar la tragedia del huracn Katrina no haba apenas fondos...) Y lo ms grave, ha supuesto cientos de miles de muertos, en su mayora poblacin civil ajena a las partes en conflicto. Lo que ha rearmado a las partes beligerantes.

Se puede entender que la guerra y la venta de armas es un negocio fabuloso. Basta con ver las denuncias de ONG internacionales, ver las cifras millonarias de ventas, los pases que ms venden. Algunas ventas superan incluso la parte de inversin de algunos pases en sanidad y educacin. Y lo que es peor, que se siga vendiendo impunemente a pases que no respetan los derechos humanos, incluido Colombia, segn denuncia de Naciones Unidas. Colombia sigue los pasos sangrientos de EEUU en Irak, y en Afganistn.

La paz slo es posible si existe dilogo y negociacin entre las partes como han demostrado varios conflictos en vas de solucin como el de Irlanda del Norte; y despejar la va poltica para que la sociedad colombiana pueda reclamar sus derechos sin ser represaliados, detenidos ni asesinados. Otro mundo es posible.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter