Portada :: Bolivia
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-07-2008

Bolivia: con Evo, pero...

Andrs Soliz Rada
Rebelin


Si Evo Morales anuncia la modificacin del proyecto de Constitucin del MAS, relativo al reconocimiento de 36 naciones indgenas, habr recuperado un importante porcentaje de las capas medias, con lo que ganar sin problemas el referndum revocatorio del 10 de agosto venidero. Lo anterior no disminuir la importancia de este gobierno en su lucha contra la intolerable exclusin social y el rescate de espacios de soberana nacional en materia de recursos naturales.

El escindido equipo gubernamental, entre defensores de lo indo-mestizo, que respaldan la unidad nacional, y los indigenistas que, financiados por ONG, han entregado a los separatistas de Santa Cruz las armas que necesitan para culminar la atomizacin del pas, se encuentra, en consecuencia, ante definiciones histricas. Nunca ser suficiente insistir en que separatistas e indigenistas a ultranza tienen el mismo amo: El Nuevo Orden Mundial, es decir el imperialismo.

Evo dice que ama a la Patria, lo cual es antagnico al indigenismo fundamentalista y al separatismo, que estn impidiendo la consolidacin del Estado nacional y que han resquebrajado el tejido social, han exacerbado los antagonismos tnicos y regionales, han liquidado las instituciones republicanas, en lugar de mejorarlas, han debilitado la soberana nacional y han socavado las bases del proceso democrtico, en lugar de profundizarlo.

La tarea esencial del gobernante, en un pas como el nuestro, es fortalecer lo que nos une y marginar lo que nos divide. Algo se ha logrado al respecto al otorgar, por ejemplo, un porcentaje de plazas en el Colegio Militar a bachilleres indgenas bien preparados. Falta ahora aplicar esta poltica en la Academia Diplomtica, Normales y Universidades pblicas y privadas y todo tipo de centros educativos.

Los textos de enseanza deben combinar el amor a Bolivia, con el respeto y cario a los pueblos originarios, as como a las autonomas regionales legtimas, identificadas con la bolivianidad. Se requiere que la nueva Constitucin tome en cuenta, de manera equilibrada, la diversidad de creencias religiosas, conocimientos medicinales y de justicia comunitaria que existen en nuestro territorio. De esta manera, pueblos originarios y regiones autonmicas, aunados en la alianza indo-mestiza, contribuirn al desarrollo de nuestro Estado nacional, en la perspectiva de la Unidad bolivariana.

Si bien el evitar el fraccionamiento de Bolivia es el problema crucial, no es el nico. El Presidente debera poner fin a la locura que significa el que nuestras reservas monetarias internacionales estn prestadas al 2 % a Bancos de EEUU y Europa, en tanto el pas se presta dinero al 8 %, lo cual retrasa la industrializacin nacional. El despilfarro ha tocado fondo al saberse que, debido a la depreciacin del dlar, el pas ha perdido, entre enero y mayo de 2008, alrededor de 300 millones de dlares por prestar dinero a Bancos en cuyas bvedas se devalan nuestras reservas.

La campaa de Evo se fortalecera si destituye a los responsables de notorios hechos de corrupcin, como ocurre, por ejemplo, en la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC). Finalmente, Evo no puede hablar de antiimperialismo, si contina enviando tropas a Hait, donde soldados brasileos, argentinos, chilenos, peruanos, uruguayos y bolivianos, entre otros, hacen el trabajo sucio del imperialismo contra el pueblo haitiano, sobre el que continan las represalias por haber sido, en 1804, la primera nacin de esclavos que conquist su libertad.


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter